/ domingo 21 de abril de 2019

En la Mira | Notre Dame, el Juicio Final

Notre Dame cumple 856 años entre nosotros, nueve siglos de historia que casi fatalmente se hicieron ceniza en las últimas horas de un infierno atroz

Twitter: @MxUlysses

Facebook: Ulises Castellanos

La memoria es el único paraíso del que no podemos ser expulsados

Jean Paul (1763-1825), escritor.

Mientras escribo estas líneas, París arde. Este desastre es sin duda la nota dura de la semana Santa de este año y la tragedia más grande de las últimas décadas en el mundo cultural y religioso de occidente.

Hoy escribo para mantener viva la memoria de este templo religioso, que se llevó casi 200 años en su construcción; colocaron su primera piedra en el año 1163 y abrieron al gran público en 1345; Notre Dame cumple 856 años entre nosotros, nueve siglos de historia que casi fatalmente se hicieron ceniza en las últimas horas de un infierno atroz.

Aún se ignora si las reliquias y los objetos preciosos conservados en el subsuelo han sufrido daños / Foto: AFP

Sobran razones por las que nos duele este incendio, pero enumero las primeras que me vienen a la mente; fue ahí donde Napoleón Bonaparte se coronó Emperador de Francia; Víctor Hugo se inspiró en un personaje de esa iglesia para crear al inolvidable Quasimodo; ahí fue beatificada en 1909 Juana de Arco y las gárgolas en sus torres nos lo recuerdan siempre que visitamos París.

Además, Notre Dame resguarda las tres reliquias más importantes de Cristo, y que se encuentran en el corazón de su tesoro: la corona de espinas, un fragmento de la cruz del Calvario y uno de los clavos que sirvió para fijar a Cristo en la cruz. Ningún templo en el mundo se le compara. Es una Catedral visitada por más de 20 millones de turistas al año.

No olvido cuando subí hace poco más de 25 años sus 420 escalones para llegar hasta la punta da una de las torres, cuando yo era apenas un estudiante universitario en París allá por 1992. La vista desde sus torres era privilegiada. Recuerdo haber tomado varias imágenes desde arriba -publicadas en aquellos años en la revista Mira- con una vista increíble de la ciudad.

Desde entonces cada vez que regreso a la Ciudad Luz paso siempre a recorrer sus vitrales y enormes puertas de entrada. Ahora, habrá que esperar su anunciada restauración que sin duda llevará años.

Foto: Reuters

La catedral de Nuestra Señora de París fue el escenario en el que se suicidó la mexicana Antonieta Rivas Mercado, en los años 30 del siglo pasado, quien se quitó la vida en el altar mayor de Notre Dame de un tiro en la cabeza por el desamor de José Vasconcelos. Cuentan que la Virgen de Guadalupe que se encuentra (o encontraba) en su interior fue donada por la familia Rivas Mercado tras el suicidio de Antonieta aquel 11 de febrero de 1931.

Lo que está semana ha pasado en París, equivale según Héctor de Mauleón,“a los días en que cayeron el coloso de Rodas, el faro de Alejandría y la estatua de Zeus, o al día en que ardió el templo de Artemisa”. En pocas palabras, con este incendio nos arrancaron un enorme trozo del patrimonio cultural del mundo.

Esto escribió César Vallejo, quién falleció en París curiosamente un 15 de abril, pero de 1938, día en el calendario que ahora quedará unido también a la tragedia de Notre Dame.

Hay golpes en la vida, tan fuertes... ¡Yo no sé!

Golpes como del odio de Dios; como si ante ellos,

la resaca de todo lo sufrido

se empozara en el alma... ¡Yo no sé!

Víctor Hugo afirmaba que la arquitectura era un “pensamiento escrito en piedra”, y hoy podemos decir que tras el incendio buena parte de esa historia casi milenaria, quedará en el recuerdo básicamente sólo gracias al poder de la imagen.

Foto: EFE

Nada me cautivó más cuando visitaba la Catedral que sus increíbles pórticos con arcos dedicados a la Virgen María, al Juicio Final y a Santa Ana, además de un friso escultórico conocido como Galería de los Reyes. Podía verlos por largo rato y escuchar sus mil historias. La última ves que los vi en persona, fue en 2015 junto con mi esposa, a meses de nuestra boda en México.

La imagen de la caída de la aguja con sus 96 metros de altura, que se alzaba sobre la nave central, tenía un aspecto liviano, pero su estructura de roble pesaba 500 toneladas y su piel de plomo, 220 más. La portada de Liberation del martes 16 de abril, titulada “Nuestro Drama” con foto de Geoffroy Van der Hasselt el corresponsal de AFP en París, inmortaliza ese momento para siempre. Esta portada es la mejor síntesis de esa tragedia. Esta es la fuerza de la imagen fija, frente al video.

Foto: Especial

PD. Apocalíptico 15 de abril en el calendario, en esta fecha coinciden el hundimiento del Titanic, la muerte de Lincoln, Greta Garbo, César Vallejo y Pedro Infante, mientras ahora se suma el incendio de Notre Dame; cada tragedia en su dimensión, pero al final un día cargado de efemérides que denotan una especie de cadena virtual que une todos esos acontecimientos en el asomo de un vibrante Juicio Final que será lento y doloroso para la humanidad, pero que al final borrará buena parte de nuestra historia colectiva. ¿Qué sería de todos nosotros sin el poder de la Memoria y la Esperanza?

Un reconocimiento desde aquí al magnate francés François-Henri Pinault, esposo de Salma Hayek, quien anunció el mismo día del incendio, que donará 100 millones de euros para la reconstrucción que se suman a los 500 millones que ya se están juntando de otras fuentes, empresas y personajes del mundo. Sin esperanza no hay futuro.

Twitter: @MxUlysses

Facebook: Ulises Castellanos

La memoria es el único paraíso del que no podemos ser expulsados

Jean Paul (1763-1825), escritor.

Mientras escribo estas líneas, París arde. Este desastre es sin duda la nota dura de la semana Santa de este año y la tragedia más grande de las últimas décadas en el mundo cultural y religioso de occidente.

Hoy escribo para mantener viva la memoria de este templo religioso, que se llevó casi 200 años en su construcción; colocaron su primera piedra en el año 1163 y abrieron al gran público en 1345; Notre Dame cumple 856 años entre nosotros, nueve siglos de historia que casi fatalmente se hicieron ceniza en las últimas horas de un infierno atroz.

Aún se ignora si las reliquias y los objetos preciosos conservados en el subsuelo han sufrido daños / Foto: AFP

Sobran razones por las que nos duele este incendio, pero enumero las primeras que me vienen a la mente; fue ahí donde Napoleón Bonaparte se coronó Emperador de Francia; Víctor Hugo se inspiró en un personaje de esa iglesia para crear al inolvidable Quasimodo; ahí fue beatificada en 1909 Juana de Arco y las gárgolas en sus torres nos lo recuerdan siempre que visitamos París.

Además, Notre Dame resguarda las tres reliquias más importantes de Cristo, y que se encuentran en el corazón de su tesoro: la corona de espinas, un fragmento de la cruz del Calvario y uno de los clavos que sirvió para fijar a Cristo en la cruz. Ningún templo en el mundo se le compara. Es una Catedral visitada por más de 20 millones de turistas al año.

No olvido cuando subí hace poco más de 25 años sus 420 escalones para llegar hasta la punta da una de las torres, cuando yo era apenas un estudiante universitario en París allá por 1992. La vista desde sus torres era privilegiada. Recuerdo haber tomado varias imágenes desde arriba -publicadas en aquellos años en la revista Mira- con una vista increíble de la ciudad.

Desde entonces cada vez que regreso a la Ciudad Luz paso siempre a recorrer sus vitrales y enormes puertas de entrada. Ahora, habrá que esperar su anunciada restauración que sin duda llevará años.

Foto: Reuters

La catedral de Nuestra Señora de París fue el escenario en el que se suicidó la mexicana Antonieta Rivas Mercado, en los años 30 del siglo pasado, quien se quitó la vida en el altar mayor de Notre Dame de un tiro en la cabeza por el desamor de José Vasconcelos. Cuentan que la Virgen de Guadalupe que se encuentra (o encontraba) en su interior fue donada por la familia Rivas Mercado tras el suicidio de Antonieta aquel 11 de febrero de 1931.

Lo que está semana ha pasado en París, equivale según Héctor de Mauleón,“a los días en que cayeron el coloso de Rodas, el faro de Alejandría y la estatua de Zeus, o al día en que ardió el templo de Artemisa”. En pocas palabras, con este incendio nos arrancaron un enorme trozo del patrimonio cultural del mundo.

Esto escribió César Vallejo, quién falleció en París curiosamente un 15 de abril, pero de 1938, día en el calendario que ahora quedará unido también a la tragedia de Notre Dame.

Hay golpes en la vida, tan fuertes... ¡Yo no sé!

Golpes como del odio de Dios; como si ante ellos,

la resaca de todo lo sufrido

se empozara en el alma... ¡Yo no sé!

Víctor Hugo afirmaba que la arquitectura era un “pensamiento escrito en piedra”, y hoy podemos decir que tras el incendio buena parte de esa historia casi milenaria, quedará en el recuerdo básicamente sólo gracias al poder de la imagen.

Foto: EFE

Nada me cautivó más cuando visitaba la Catedral que sus increíbles pórticos con arcos dedicados a la Virgen María, al Juicio Final y a Santa Ana, además de un friso escultórico conocido como Galería de los Reyes. Podía verlos por largo rato y escuchar sus mil historias. La última ves que los vi en persona, fue en 2015 junto con mi esposa, a meses de nuestra boda en México.

La imagen de la caída de la aguja con sus 96 metros de altura, que se alzaba sobre la nave central, tenía un aspecto liviano, pero su estructura de roble pesaba 500 toneladas y su piel de plomo, 220 más. La portada de Liberation del martes 16 de abril, titulada “Nuestro Drama” con foto de Geoffroy Van der Hasselt el corresponsal de AFP en París, inmortaliza ese momento para siempre. Esta portada es la mejor síntesis de esa tragedia. Esta es la fuerza de la imagen fija, frente al video.

Foto: Especial

PD. Apocalíptico 15 de abril en el calendario, en esta fecha coinciden el hundimiento del Titanic, la muerte de Lincoln, Greta Garbo, César Vallejo y Pedro Infante, mientras ahora se suma el incendio de Notre Dame; cada tragedia en su dimensión, pero al final un día cargado de efemérides que denotan una especie de cadena virtual que une todos esos acontecimientos en el asomo de un vibrante Juicio Final que será lento y doloroso para la humanidad, pero que al final borrará buena parte de nuestra historia colectiva. ¿Qué sería de todos nosotros sin el poder de la Memoria y la Esperanza?

Un reconocimiento desde aquí al magnate francés François-Henri Pinault, esposo de Salma Hayek, quien anunció el mismo día del incendio, que donará 100 millones de euros para la reconstrucción que se suman a los 500 millones que ya se están juntando de otras fuentes, empresas y personajes del mundo. Sin esperanza no hay futuro.

Política

Detención de Cienfuegos no debe debilitar al Ejército: AMLO

Este martes se sabrá si se le concede o no la libertad bajo fianza al extitular de Sedena

Sociedad

Permanece bloqueo en Senado; protestan contra extinción de fideicomisos

Ayer, la Comisión de Hacienda del Senado aprobó en “fast track’’ la minuta que desaparece los 109 fideicomisos

Sociedad

Mexicanos perciben que bajó la inseguridad

De acuerdo con las cifras del Inegi, la sensación de inseguridad disminuyó de forma clara en 35 ciudades

Mundo

España analizará aplicar toque de queda ante el Covid-19

Recordando que en otros países como Francia, Bélgica o Eslovenia se han anunciado toques de queda nocturnos, el ministro de Sanidad explicó que es una opción

Política

Lanzan movimiento ciudadano Sí por México

La organización aseguró que no está en contra de Morena ni apoyan a algún partido político, sino que están en contra del "paternalismo político"

Finanzas

Recicla Morena reforma para evaluar tasas de interés de bancos

Se busca incrementar la confianza de los usuarios en la contratación de productos y servicios, así como aumentar el número de usuarios en el sector financiero formal

Política

Censura PAN al Gobierno por intento de replegar a manifestantes en el Senado

El PAN reprochó al Gobierno federal y Capitalino que durante la madrugada de este martes hubieran intentado replegar a los manifestantes que bloquean los accesos al Senado

Aderezo

Ximbó: delicioso orgullo nativo de Actopan

En Hñahñu significa “corazón de maguey” y es una herencia culinaria de la familia Lugo Serrano que data del año 1987

Salud

Alertan sobre desconfianza hacia la vacuna contra Covid-19

"Hemos constatado que el problema de la indecisión ante la vacuna está fuertemente relacionada a una falta de confianza en el gobierno", detalló el estudio