/ jueves 18 de abril de 2024

Yasuaki Yamashita, sobreviviente a bomba nuclear que hizo su vida en México

Yasuaki Yamashita narró su dramática histórica de supervivencia tras el bombardeo de Nagasaki, el cual sus consecuencias lo siguieron hasta México

La Segunda Guerra Mundial marcó a la humanidad como el evento bélico más sangriento en la historia de la humanidad, la bomba atómica cerró la victoria estadounidense a cuesta de miles de vidas que fueron arrebatadas en un instante, no obstante, hubo grandes historias de supervivencia como la de Yasuaki Yamashita.

La vida de miles de japoneses cambió por completo el 6 y el 9 de agosto de 1945, fechas en las que Estados Unidos lanzó Little Boy en "Hiroshima" y "Fat Man" en Nagasaki, terminando de esta forma fulminante con la Segunda Guerra Mundial. Un dato intrigante es que la segunda bomba estaba inicialmente planeada para caer en la ciudad de Kokura, no obstante, tras problemas de visibilidad fue Nagasaki la ciudad que recibió la mortifera bomba.

De esta forma, la vida de Yamashita fue marcada por un evento inhumano y mortal, de acuerdo con una entrevista que dio al Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), el sobreviviente narra todo lo que tuvo que pasar para sobreponerse a la bomba nuclear que definió el rumbo del mundo contemporáneo.

Yamashita nació en Nagasaki en 1939, 6 años antes del lanzamiento de las dos bombas nucleares en Japón, el sobreviviente detalló que el día del bombardeo la sirena de emergencia sonó hasta en 3 ocasiones, incluso que en la radio se alertó sobre la presencia de un avión que sobrevolaba la ciudad de forma sospechosa, no obstante, pensaron que sólo estaba de paso para llegar a una ciudad más grande.

Yasuaki contó que su familia se dirigió al refugio antibombas que tenían en su hogar, no obstante, fue en ese preciso momento que Fat Man estalló sobre Nagasaki.

Mi madre tomó mi brazo y al momento de entrar a la cocina una luz tremenda, como si fueran mil relámpagos que aparecieran al mismo tiempo, nos cegó por completo. Mi madre me jaló al suelo, me cubrió con su cuerpo, y oímos un ruido ensordecedor. En el suelo sentimos que estaban volando muchas cosas encima de nosotros. Pocos segundos después un enorme silencio nos envolvióNarró Yamashita

Tras la explosión, Yasuaki explicó que su hermana resultó herida de la cabeza y que su familia tuvo que trasladarse al refugio del barrio. Al igual que ellos, sus vecinos estaban con miedo y confundidos, no sabían lo que había sucedido, sólo tenían la referencia de la bomba que había caído en Hiroshima anteriormente. Fue en ese momento que sufrió su primer perdida, su amigo sufrió una enorme quemadura en la espalda, la cual cual se infectó al punto de que aparecieron gusanos, de esta forma vieron la agonía del menor hasta su muerte.

Yasuaki Yamashita a los 6 años. Foto: INAH

No teníamos lugar a donde ir para conseguir algo que comer. Antes de la explosión, las autoridades de la ciudad proporcionaban un poco de alimento, pero después no había ni un solo grano de arroz. ¡Estábamos realmente muertos de hambre!Detalló Yamashita

Yamashita recordó que la ciudad estaba en ruinas, que ya no había una ciudad, su padre fue llamado al epicentro para limpiar y levantar cadáveres, situación que le costó la vida debido a la radiación.

Bombardeo en Nagasaki. Foto: Wikimedia Commons

En ese entonces, no se sabía a ciencia cierta —o se estaba ocultando— que todos los sobrevivientes padecíamos de algún mal por la radioactividad, por la intensa cantidad de radioactividad a la que fue expuesta nuestra ciudad. ¡Nadie quería hablar de eso, ni el gobierno quería informar!Explicó

El sobreviviente contó que Estados Unidos realizó múltiples estudios que jamás compartió con Japón, por lo que tuvo que vivir con los padecimientos de la radiación. Explicó que los sobrevivientes comenzaron a ser discriminados por miedo a la radiación y sus estragos, pues comenzaron a nacer niños con deformaciones y las enfermedades de muchos comenzaron a empeorar. Incluso se creó el término "hibakusha" (gente bombardeada) para referirse a los sobrevivientes.

¿Cómo llegó Yamashita a México?

Yasuaki Yamashita detalló que en México trabajó como traductor de la delegación de deportistas de Japón durante las Olimpiadas de 1968, el sobreviviente explicó que sabía español debido a su interés por la historia y cultura de México. Durante su establecimiento en el país, comenzó a sufrir hemorragias debido a la radiación, lo que lo llevó a pensar que podría morir en cualquier momento.

Yamashita entabló una gran amistad de años con un mexicano, al cual le contó que era un sobreviviente de la bomba nuclear, tras años, el hijo de su amigo lo invitó a dar una conferencia sobre su experiencia.

En un principio me negué rotundamente, pero al final accedí. Fue muy doloroso estar contando lo que había vivido, pero cuando terminé de platicar sentí un gran alivio, el dolor estaba presente, pero lo había compartido. Entonces me dije en ese momento: ésta es mi terapia, tengo que platicar mi experiencia, compartirla con la gente.Dijo Yamashita

Desde ese momento, Yamashita comprendió que compartir su experiencia era un privilegio y también emprendió una causa contra el armamento nuclear, al igual que muchos "hibukasha"

Es muy importante platicar y compartir mi experiencia con todas las personas del mundo, para que ninguna de ellas sufra lo que la gente de mi ciudad padeció.Los sufrimientos de los hibakusha no se circunscriben únicamente al momento de la explosión ni a los terribles días que vivimos posteriores al lanzamiento de la bomba. El desconsuelo nos persigue después de 70 años de su lanzamiento.Finalizó Yamashita

¿Cuántas personas murieron por las bombas nucleares?

De acuerdo con la UNESCO y Derechos Humanos, en total, se estima que fallecieron hasta 214 mil personas tan sólo de la explosión de las bombas de Hiroshima y de Nagasaki.

Cabe mencionar que la Segunda Guerra Mundial fue el conflicto bélico más sangriento en la historia de la humanidad, pues se estima que fallecieron 40 millones de civiles y 20 millones de soldados, siendo casi la mitad de las bajas del pueblo y ejército de la extinta Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas (URSS).


La Segunda Guerra Mundial marcó a la humanidad como el evento bélico más sangriento en la historia de la humanidad, la bomba atómica cerró la victoria estadounidense a cuesta de miles de vidas que fueron arrebatadas en un instante, no obstante, hubo grandes historias de supervivencia como la de Yasuaki Yamashita.

La vida de miles de japoneses cambió por completo el 6 y el 9 de agosto de 1945, fechas en las que Estados Unidos lanzó Little Boy en "Hiroshima" y "Fat Man" en Nagasaki, terminando de esta forma fulminante con la Segunda Guerra Mundial. Un dato intrigante es que la segunda bomba estaba inicialmente planeada para caer en la ciudad de Kokura, no obstante, tras problemas de visibilidad fue Nagasaki la ciudad que recibió la mortifera bomba.

De esta forma, la vida de Yamashita fue marcada por un evento inhumano y mortal, de acuerdo con una entrevista que dio al Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), el sobreviviente narra todo lo que tuvo que pasar para sobreponerse a la bomba nuclear que definió el rumbo del mundo contemporáneo.

Yamashita nació en Nagasaki en 1939, 6 años antes del lanzamiento de las dos bombas nucleares en Japón, el sobreviviente detalló que el día del bombardeo la sirena de emergencia sonó hasta en 3 ocasiones, incluso que en la radio se alertó sobre la presencia de un avión que sobrevolaba la ciudad de forma sospechosa, no obstante, pensaron que sólo estaba de paso para llegar a una ciudad más grande.

Yasuaki contó que su familia se dirigió al refugio antibombas que tenían en su hogar, no obstante, fue en ese preciso momento que Fat Man estalló sobre Nagasaki.

Mi madre tomó mi brazo y al momento de entrar a la cocina una luz tremenda, como si fueran mil relámpagos que aparecieran al mismo tiempo, nos cegó por completo. Mi madre me jaló al suelo, me cubrió con su cuerpo, y oímos un ruido ensordecedor. En el suelo sentimos que estaban volando muchas cosas encima de nosotros. Pocos segundos después un enorme silencio nos envolvióNarró Yamashita

Tras la explosión, Yasuaki explicó que su hermana resultó herida de la cabeza y que su familia tuvo que trasladarse al refugio del barrio. Al igual que ellos, sus vecinos estaban con miedo y confundidos, no sabían lo que había sucedido, sólo tenían la referencia de la bomba que había caído en Hiroshima anteriormente. Fue en ese momento que sufrió su primer perdida, su amigo sufrió una enorme quemadura en la espalda, la cual cual se infectó al punto de que aparecieron gusanos, de esta forma vieron la agonía del menor hasta su muerte.

Yasuaki Yamashita a los 6 años. Foto: INAH

No teníamos lugar a donde ir para conseguir algo que comer. Antes de la explosión, las autoridades de la ciudad proporcionaban un poco de alimento, pero después no había ni un solo grano de arroz. ¡Estábamos realmente muertos de hambre!Detalló Yamashita

Yamashita recordó que la ciudad estaba en ruinas, que ya no había una ciudad, su padre fue llamado al epicentro para limpiar y levantar cadáveres, situación que le costó la vida debido a la radiación.

Bombardeo en Nagasaki. Foto: Wikimedia Commons

En ese entonces, no se sabía a ciencia cierta —o se estaba ocultando— que todos los sobrevivientes padecíamos de algún mal por la radioactividad, por la intensa cantidad de radioactividad a la que fue expuesta nuestra ciudad. ¡Nadie quería hablar de eso, ni el gobierno quería informar!Explicó

El sobreviviente contó que Estados Unidos realizó múltiples estudios que jamás compartió con Japón, por lo que tuvo que vivir con los padecimientos de la radiación. Explicó que los sobrevivientes comenzaron a ser discriminados por miedo a la radiación y sus estragos, pues comenzaron a nacer niños con deformaciones y las enfermedades de muchos comenzaron a empeorar. Incluso se creó el término "hibakusha" (gente bombardeada) para referirse a los sobrevivientes.

¿Cómo llegó Yamashita a México?

Yasuaki Yamashita detalló que en México trabajó como traductor de la delegación de deportistas de Japón durante las Olimpiadas de 1968, el sobreviviente explicó que sabía español debido a su interés por la historia y cultura de México. Durante su establecimiento en el país, comenzó a sufrir hemorragias debido a la radiación, lo que lo llevó a pensar que podría morir en cualquier momento.

Yamashita entabló una gran amistad de años con un mexicano, al cual le contó que era un sobreviviente de la bomba nuclear, tras años, el hijo de su amigo lo invitó a dar una conferencia sobre su experiencia.

En un principio me negué rotundamente, pero al final accedí. Fue muy doloroso estar contando lo que había vivido, pero cuando terminé de platicar sentí un gran alivio, el dolor estaba presente, pero lo había compartido. Entonces me dije en ese momento: ésta es mi terapia, tengo que platicar mi experiencia, compartirla con la gente.Dijo Yamashita

Desde ese momento, Yamashita comprendió que compartir su experiencia era un privilegio y también emprendió una causa contra el armamento nuclear, al igual que muchos "hibukasha"

Es muy importante platicar y compartir mi experiencia con todas las personas del mundo, para que ninguna de ellas sufra lo que la gente de mi ciudad padeció.Los sufrimientos de los hibakusha no se circunscriben únicamente al momento de la explosión ni a los terribles días que vivimos posteriores al lanzamiento de la bomba. El desconsuelo nos persigue después de 70 años de su lanzamiento.Finalizó Yamashita

¿Cuántas personas murieron por las bombas nucleares?

De acuerdo con la UNESCO y Derechos Humanos, en total, se estima que fallecieron hasta 214 mil personas tan sólo de la explosión de las bombas de Hiroshima y de Nagasaki.

Cabe mencionar que la Segunda Guerra Mundial fue el conflicto bélico más sangriento en la historia de la humanidad, pues se estima que fallecieron 40 millones de civiles y 20 millones de soldados, siendo casi la mitad de las bajas del pueblo y ejército de la extinta Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas (URSS).


Mundo

EU reporta menos cruces de niños solos en la frontera, pero reconoce cifra negra

Datos de la CBP señalan que en el primer semestre del año la Patrulla Fronteriza detuvo a 90 mil 30 infantes que viajaban solos, cifra 8.7 por ciento menor a la del mismo periodo del 2023

Finanzas

Aplaza la autosuficiencia: Pemex prevé dejar de importar combustible hasta 2025

En el primer trimestre de 2025 producirá 98% del combustible que el país demanda, dice su director Octavio Romero

CDMX

Escuelas de manejo patito en CDMX se las arreglan para seguir operando

Academias patito se las ingenian para seguir operando y ahora ofrecen sus servicios a domicilio

Política

INE perfila multas por 389 mdp a partidos políticos por irregularidades en campañas

Los tres partidos con las multas más altas serían: PAN por 99.1 mdp; MC pagaría 97.1 mdp y Morena un monto de 69.7 mdp

Tecnología

Compran más smartphones por IA

Las ventas de Apple, Samsung y Xiaomi crecieron en el segundo trimestre, indica reporte de IDC

Mundo

Fallo informático colapsó al mundo: aeropuertos, los más afectados

Una actualización defectuosa al sistema operativo de Microsoft afectó a las aerolíneas, bancos, hospitales y telecomunicaciones