/ jueves 13 de octubre de 2016

José Alves, feliz de ser parte del centenario

El exjugador brasileño José Alves “el Lobo Solitario” se mostró emocionado por ser uno de los futbolistas homenajeados en el centenario del Club América, algo que nunca le pasó por la cabeza de ser requerido para este momento tan importante en la historia de la institución.

“Me siento bien cuando vengo para acá. Quiero agradecer a todos este homenaje, creo que no lo merecía, a México puedo venir las veces que quiera, no hay problema”, dijo.

Entrevistado a su llegada a la capital del país, el nacido en San Salvador de Bahía manifestó que para él fue un asombro ser llamado por la directiva de las Águilas, ya que ni siquiera el Corinthians, equipo del cual es el tercer mejor goleador en su historia, lo invitó cuando cumplió los cien años de su fundación.

“En Brasil jugué en Corinthians y no me invitó a su centenario y jamás pensé que América me iba a invitar para el centenario, me siento honrado de participar el sábado en esto”, apuntó.

Asimismo, “el Lobo Solitario”, quien militó con el América en la década de los 60, señaló que pocos fueron sus pendientes que dejó como futbolista, pero que el más grande fue no poder jugar con la Selección Mexicana.

“Me siento en deuda con el pueblo mexicano porque en la época que estuve aquí el extranjero no podía jugar con la Selección y tenía ganas de jugar con México para ayudar a este país maravilloso, pero nunca pude, es una decepción que tuve en mi vida, pero se cumplió a través de mi hijo (Luis Roberto Alves ‘Zague’)”, sentenció.

El exjugador brasileño José Alves “el Lobo Solitario” se mostró emocionado por ser uno de los futbolistas homenajeados en el centenario del Club América, algo que nunca le pasó por la cabeza de ser requerido para este momento tan importante en la historia de la institución.

“Me siento bien cuando vengo para acá. Quiero agradecer a todos este homenaje, creo que no lo merecía, a México puedo venir las veces que quiera, no hay problema”, dijo.

Entrevistado a su llegada a la capital del país, el nacido en San Salvador de Bahía manifestó que para él fue un asombro ser llamado por la directiva de las Águilas, ya que ni siquiera el Corinthians, equipo del cual es el tercer mejor goleador en su historia, lo invitó cuando cumplió los cien años de su fundación.

“En Brasil jugué en Corinthians y no me invitó a su centenario y jamás pensé que América me iba a invitar para el centenario, me siento honrado de participar el sábado en esto”, apuntó.

Asimismo, “el Lobo Solitario”, quien militó con el América en la década de los 60, señaló que pocos fueron sus pendientes que dejó como futbolista, pero que el más grande fue no poder jugar con la Selección Mexicana.

“Me siento en deuda con el pueblo mexicano porque en la época que estuve aquí el extranjero no podía jugar con la Selección y tenía ganas de jugar con México para ayudar a este país maravilloso, pero nunca pude, es una decepción que tuve en mi vida, pero se cumplió a través de mi hijo (Luis Roberto Alves ‘Zague’)”, sentenció.