/ sábado 9 de julio de 2016

Exmodelo logra jugosa pensión de 69 mdd en juicio de divorcio

Un tribunal británico estableció una compensación monetaria de 53 millones de libras (62 millones de euros, 69 millones de dólares) para una exmodelo que quería cuatro veces más, alegando que necesitaba un millón de libras cada año para ropa.

Los abogados de la ciudadana estadounidense Christina Estrada, de 54 años, dijeron que el acuerdo asciende a unos 75 millones de libras, teniendo en cuenta el valor de las propiedades que se le asignaron.

Estrada había pedido 196 millones de dólares a su marido, el jeque Walid Juffali, de 61 años, pero se mostró agradecida por el acuerdo final.

“Soy plenamente consciente de que la vida espectacular que llevábamos Walid y yo era realmente afortunada e inusual. Y entiendo plenamente como puede percibirlo el resto del mundo”, añadió.

Durante el juicio, alegó: “yo era una top model internacional, he vivido esta vida, es a la que estoy acostumbrada”.

Entre sus demandas, figuraban 60 millones de libras para una casa en Londres, 4.4 millones para una casa de campo y casi medio millón para cinco coches.

En sus necesidades de vestuario incluyó 40 mil libras anuales para abrigos de piel y 21 mil libras anuales para zapatos.

Juffali está enfermo terminal de cáncer y está siendo tratado en Suiza. Se divorció de Estrada bajo la ley islámica sin avisarle y se casó con una modelo libanesa de 25 años en 2012.

Un tribunal británico estableció una compensación monetaria de 53 millones de libras (62 millones de euros, 69 millones de dólares) para una exmodelo que quería cuatro veces más, alegando que necesitaba un millón de libras cada año para ropa.

Los abogados de la ciudadana estadounidense Christina Estrada, de 54 años, dijeron que el acuerdo asciende a unos 75 millones de libras, teniendo en cuenta el valor de las propiedades que se le asignaron.

Estrada había pedido 196 millones de dólares a su marido, el jeque Walid Juffali, de 61 años, pero se mostró agradecida por el acuerdo final.

“Soy plenamente consciente de que la vida espectacular que llevábamos Walid y yo era realmente afortunada e inusual. Y entiendo plenamente como puede percibirlo el resto del mundo”, añadió.

Durante el juicio, alegó: “yo era una top model internacional, he vivido esta vida, es a la que estoy acostumbrada”.

Entre sus demandas, figuraban 60 millones de libras para una casa en Londres, 4.4 millones para una casa de campo y casi medio millón para cinco coches.

En sus necesidades de vestuario incluyó 40 mil libras anuales para abrigos de piel y 21 mil libras anuales para zapatos.

Juffali está enfermo terminal de cáncer y está siendo tratado en Suiza. Se divorció de Estrada bajo la ley islámica sin avisarle y se casó con una modelo libanesa de 25 años en 2012.