/ jueves 14 de mayo de 2020

Crean traje de fiesta a prueba de pandemias

Production Club, empresa dedicada a construir festivales y espectáculos, asegura que con este dispositivo, los usuarios estarán protegidos contra cualquier virus aeróbico

Un estudio creativo en Los Ángeles dejó de lado los espectáculos de luces, el diseño de sonido y las instalaciones interactivas que dominan la escena de los conciertos para crear un traje que permita a los humanos vivir ajenos a cualquier pandemia.

Production Club es un estudio originario de la ciudad californiana, que se ha encargado de festivales internacionales como el Electric Jungle, en Shenzhen, China, o el primer festival de música, artes y tecnología de Amazon del año pasado.

La empresa realizó desde el concepto hasta la ejecución, lo que incluye la producción, promoción, dirección de arte, e incluso una asociación con Intel, que permitió volar 500 drones sincronizados en tres noches seguidas, según información en su página de internet.

Pero sin conciertos ni festivales, la imaginación de los integrantes de esta casa productora se volcaron a una solución que no sólo funcione en el contexto del coronavirus, sino que proteja a la humanidad contra cualquier amenaza similar: un traje de protección llamado Micrashell.

La empresa precisa que las características de este traje de alta tecnología están orientadas a permitir que las personas se diviertan sin tener que establecer el distanciamiento social.

Además del aislamiento de patógenos, el traje incluye integración telefónica, consumo de bebidas y vapores, comunicación por voz, un sistema de sonido subwoofer, una cámara de video, accesorios de moda y un casco transpirable con vistas despejadas.

“Con todos en nuestra industria enfocados en desarrollar soluciones virtuales, decidimos enfocarnos en algo más emocional, físico e inherentemente humano para que la industria en general pueda tener una oportunidad más amplia de recuperarse rápidamente”, señaló Mike808, o Miguel Risueño, director de Invenciones de Production Club.

El Jefe de Proyectos Especiales de la empresa, Corey Johnson, añadió que los eventos son esenciales para la experiencia humana y crean los recuerdos que definen nuestras vidas. “Si bien es posible que no veamos un evento del tamaño de Coachella por algún tiempo, estamos entusiasmados con el desafío de crear soluciones innovadoras para impulsar el entretenimiento en vivo de calidad y la conexión humana", explicó.

La empresa aclaró que el traje es sólo un prototipo y no se han hecho modelos físicos, pero si el virus no desaparece y las medidas necesarias de bloqueo por el Covid-19 siguen avanzando, podría ser necesario que fuera una realidad.

El traje está diseñado para proteger a quien lo use contra un virus aeróbico, como el coronavirus, pero sólo sella la parte superior del cuerpo, lo que permite que se use la ropa normal.

Además, según el sitio de internet de Production Club, este diseño permite ir al baño y tener relaciones sexuales sin la necesidad de quitarse el traje.

También incluye un sistema de iluminación de monitoreo personalizado y de emisión de emociones que está compuesto por varios grupos de pantallas y LED RGBWA SMD, direccionables para facilitar la conexión emocional y actuar como indicadores del estado de ánimo, necesidades, advertencias, mensajes y deseos del usuario que lo porta.


Te recomendamos el podcast ⬇

Apple Podcasts

Google Podcasts

Omny

Spotify

Un estudio creativo en Los Ángeles dejó de lado los espectáculos de luces, el diseño de sonido y las instalaciones interactivas que dominan la escena de los conciertos para crear un traje que permita a los humanos vivir ajenos a cualquier pandemia.

Production Club es un estudio originario de la ciudad californiana, que se ha encargado de festivales internacionales como el Electric Jungle, en Shenzhen, China, o el primer festival de música, artes y tecnología de Amazon del año pasado.

La empresa realizó desde el concepto hasta la ejecución, lo que incluye la producción, promoción, dirección de arte, e incluso una asociación con Intel, que permitió volar 500 drones sincronizados en tres noches seguidas, según información en su página de internet.

Pero sin conciertos ni festivales, la imaginación de los integrantes de esta casa productora se volcaron a una solución que no sólo funcione en el contexto del coronavirus, sino que proteja a la humanidad contra cualquier amenaza similar: un traje de protección llamado Micrashell.

La empresa precisa que las características de este traje de alta tecnología están orientadas a permitir que las personas se diviertan sin tener que establecer el distanciamiento social.

Además del aislamiento de patógenos, el traje incluye integración telefónica, consumo de bebidas y vapores, comunicación por voz, un sistema de sonido subwoofer, una cámara de video, accesorios de moda y un casco transpirable con vistas despejadas.

“Con todos en nuestra industria enfocados en desarrollar soluciones virtuales, decidimos enfocarnos en algo más emocional, físico e inherentemente humano para que la industria en general pueda tener una oportunidad más amplia de recuperarse rápidamente”, señaló Mike808, o Miguel Risueño, director de Invenciones de Production Club.

El Jefe de Proyectos Especiales de la empresa, Corey Johnson, añadió que los eventos son esenciales para la experiencia humana y crean los recuerdos que definen nuestras vidas. “Si bien es posible que no veamos un evento del tamaño de Coachella por algún tiempo, estamos entusiasmados con el desafío de crear soluciones innovadoras para impulsar el entretenimiento en vivo de calidad y la conexión humana", explicó.

La empresa aclaró que el traje es sólo un prototipo y no se han hecho modelos físicos, pero si el virus no desaparece y las medidas necesarias de bloqueo por el Covid-19 siguen avanzando, podría ser necesario que fuera una realidad.

El traje está diseñado para proteger a quien lo use contra un virus aeróbico, como el coronavirus, pero sólo sella la parte superior del cuerpo, lo que permite que se use la ropa normal.

Además, según el sitio de internet de Production Club, este diseño permite ir al baño y tener relaciones sexuales sin la necesidad de quitarse el traje.

También incluye un sistema de iluminación de monitoreo personalizado y de emisión de emociones que está compuesto por varios grupos de pantallas y LED RGBWA SMD, direccionables para facilitar la conexión emocional y actuar como indicadores del estado de ánimo, necesidades, advertencias, mensajes y deseos del usuario que lo porta.


Te recomendamos el podcast ⬇

Apple Podcasts

Google Podcasts

Omny

Spotify

Política

Descentralización de secretarías sin avance; no saben cuándo se mudarán

López Obrador llega a mitad de su sexenio sin concretar la reubicación de las entidades federales

Sociedad

Insabi asume su error: 4T compró medicinas que ya no se fabricaban

Atribuyen el error a que no se actualizaba desde 2014 el Compendio Nacional de Insumos Médicos

Finanzas

Licenciados buscan empleo sin alcanzarlo

De los 2.3 millones de desempleados reportados por el Inegi, 53 por ciento tiene licenciatura o preparatoria

Sociedad

Bajo Observación | Noroeste de México pone el desorden

Durante los últimos dos meses la gran mayoría de los estados de la República se mantuvieron estables o registrando datos históricamente bajos de Covid-19

Gossip

Gepe: Homenaje indie al mainstream

El chileno cuenta que eligió canciones de artistas muy populares para su reciente disco de covers, porque son canciones “inevitables de escuchar”

Moda

La moda, una parte inseparable de nuestra cultura

Especialistas analizan la moda, la indumentaria y los textiles en distintos tiempos de la historia de Iberoamérica

Finanzas

#Data | El chile y el tomate, los que más se han encarecido

Esto, en un contexto en el que la inflación general ha pesentado una tendencia al alza durante los últimos meses

Política

Descentralización de secretarías sin avance; no saben cuándo se mudarán

López Obrador llega a mitad de su sexenio sin concretar la reubicación de las entidades federales

Finanzas

Licenciados buscan empleo sin alcanzarlo

De los 2.3 millones de desempleados reportados por el Inegi, 53 por ciento tiene licenciatura o preparatoria