/ viernes 7 de abril de 2017

Conoce la adorable misión que tomó una bióloga con estos chimpancés bebé

LA HABANA.- En el último año Marta Llanes se quedó sintelevisor, su teléfono fue masticado y perdió muchos de susmuebles, pero como buena madre abnegada cuando sus chimpancésbebés la abrazan o se prenden de sus piernas olvida todos losdisgustos.

La bióloga cubana de 62 años se autoimpuso sacar adelante ados crías de Pan troglodytes -conocidos popularmente comochimpancé común-, una especie de primates homínidos oriunda deÁfrica en peligro de extinción y que, evolutivamente hablando, esla más cercana a los humanos.

Los peludos y traviesos Ada y Anumá II, que jugueteaban en lasala del departamento de Llanes, no son los primeros hijosadoptivos de esta especialista del zoológico de La Habana: desde1983 crió en su propio hogar a por lo menos 10 bebéschimpancés.

Foto: AP

"Hay que estar en casa las 24 horas con ellos", explicó a TheAssociated Press, Llanes, quien se levanta cada mañana a las cincopara prepararles el desayuno y no se detiene hasta las 10 de lanoche cuando ellos se van a dormir. "Para nosotros es un animal muyimportante porque está en serio peligro de extinción",agregó.

La bióloga solo sale de su vivienda algunas horas los lunes omartes cuando otro especialista del zoológico la visita y traealgunos víveres o productos de higiene.

Foto: AP

Con el piso regado de juguetes, todos los objetos cortantes opunzantes colocados a cierta altura y los tomacorrientes cubiertospara evitar un accidente, la hembra Ada, de 13 meses, y el machoAnumá II, de 15, correteaban dando pequeños mordiscones y tocandotodo lo que estaba al alcance de sus manos de largos dedos y pielsuave, mientras observaban con sus ojos vivaces y olisqueaban consu ancha nariz a su benefactora.

A su alrededor había dispersos algunos pozuelos plásticos ymuñecos que arrastraban o se ponían en la cabeza mientrascaminaban balanceándose cubiertos por pañales improvisados.

Foto: AP

"Trato de ser una madre chimpancé. Ellos me dicen 'ju' yotambién les hago 'ju''', explicó Llanes. "Hay que enseñarles atrepar, enseñarles a hacer de todo".

Según expertos la rama evolutiva del chimpancé común, quecomparte su ADN en más de 90% con los humanos, se separó delhombre hace unos siete millones de años. Se caracterizan por suinteligencia y el uso de herramientas elementales. En su hábitatnatural viven entre 40 y 50 años y en cautiverio unos 60.

Foto: AP

Llanes asumió su cuidado luego de que su madre biológicamostró desinterés en cuidarlos, alimentarlos y limpiarlos demanera adecuada.

"Las hembras que tenemos en el zoológico son muy jóvenes y nohan aprendido a criar, es un componente de aprendizaje ygenético", explicó.

Foto: AP

La bióloga esperará al menos un mes más, en el cual yaestarán muy grandes para su apartamento, antes de retornarlos alzoológico, donde se está construyendo un área especial para lacría artificial y se buscan intercambios con otras institucionesde Guatemala o México para que la especie se reproduzca encautiverio pero evitando la endogamia, que es alta entre estosanimales en Cuba.

Aunque Llanes vive en un edificio sus vecinos aseguraron que laconvivencia es armoniosa y los animales no ocasionan problemas.

"No molestan a nadie y son adorables", dijo a AP Cari Dib, unama de casa de 65 años que reside en la planta baja."Independientemente de que ella es bióloga, su actitud para criara estos chimpancés es muy humana".

Foto: AP

LA HABANA.- En el último año Marta Llanes se quedó sintelevisor, su teléfono fue masticado y perdió muchos de susmuebles, pero como buena madre abnegada cuando sus chimpancésbebés la abrazan o se prenden de sus piernas olvida todos losdisgustos.

La bióloga cubana de 62 años se autoimpuso sacar adelante ados crías de Pan troglodytes -conocidos popularmente comochimpancé común-, una especie de primates homínidos oriunda deÁfrica en peligro de extinción y que, evolutivamente hablando, esla más cercana a los humanos.

Los peludos y traviesos Ada y Anumá II, que jugueteaban en lasala del departamento de Llanes, no son los primeros hijosadoptivos de esta especialista del zoológico de La Habana: desde1983 crió en su propio hogar a por lo menos 10 bebéschimpancés.

Foto: AP

"Hay que estar en casa las 24 horas con ellos", explicó a TheAssociated Press, Llanes, quien se levanta cada mañana a las cincopara prepararles el desayuno y no se detiene hasta las 10 de lanoche cuando ellos se van a dormir. "Para nosotros es un animal muyimportante porque está en serio peligro de extinción",agregó.

La bióloga solo sale de su vivienda algunas horas los lunes omartes cuando otro especialista del zoológico la visita y traealgunos víveres o productos de higiene.

Foto: AP

Con el piso regado de juguetes, todos los objetos cortantes opunzantes colocados a cierta altura y los tomacorrientes cubiertospara evitar un accidente, la hembra Ada, de 13 meses, y el machoAnumá II, de 15, correteaban dando pequeños mordiscones y tocandotodo lo que estaba al alcance de sus manos de largos dedos y pielsuave, mientras observaban con sus ojos vivaces y olisqueaban consu ancha nariz a su benefactora.

A su alrededor había dispersos algunos pozuelos plásticos ymuñecos que arrastraban o se ponían en la cabeza mientrascaminaban balanceándose cubiertos por pañales improvisados.

Foto: AP

"Trato de ser una madre chimpancé. Ellos me dicen 'ju' yotambién les hago 'ju''', explicó Llanes. "Hay que enseñarles atrepar, enseñarles a hacer de todo".

Según expertos la rama evolutiva del chimpancé común, quecomparte su ADN en más de 90% con los humanos, se separó delhombre hace unos siete millones de años. Se caracterizan por suinteligencia y el uso de herramientas elementales. En su hábitatnatural viven entre 40 y 50 años y en cautiverio unos 60.

Foto: AP

Llanes asumió su cuidado luego de que su madre biológicamostró desinterés en cuidarlos, alimentarlos y limpiarlos demanera adecuada.

"Las hembras que tenemos en el zoológico son muy jóvenes y nohan aprendido a criar, es un componente de aprendizaje ygenético", explicó.

Foto: AP

La bióloga esperará al menos un mes más, en el cual yaestarán muy grandes para su apartamento, antes de retornarlos alzoológico, donde se está construyendo un área especial para lacría artificial y se buscan intercambios con otras institucionesde Guatemala o México para que la especie se reproduzca encautiverio pero evitando la endogamia, que es alta entre estosanimales en Cuba.

Aunque Llanes vive en un edificio sus vecinos aseguraron que laconvivencia es armoniosa y los animales no ocasionan problemas.

"No molestan a nadie y son adorables", dijo a AP Cari Dib, unama de casa de 65 años que reside en la planta baja."Independientemente de que ella es bióloga, su actitud para criara estos chimpancés es muy humana".

Foto: AP

Justicia

Ataque del CJNG es violencia electoral, dice exfiscal de Jalisco, Luis Carlos Nájera

El IEPC reforzará la seguridad para el segundo debate entre candidatos a la gubernatura en Puerto Vallarta

Sociedad

#DATA | Biodiversidad mexicana en peligro

El 56% de los anfibios mexicanos cuentan con algún riesgo de extinción

México

Edición Impresa 23 | Mayo | 2018

Consulta aquí el periódico de este miércoles

Valle de México

Asesinan a Israel Sotelo, jefe de la policía en Cuautitlán Izcalli

El cuerpo del Jefe Regional de la Policía de Investigación quedó en el estacionamiento con múltiples heridas de arma de fuego

Gossip

El musical "On your feet" prepara gira por once países

El productor musical Emilio Estefan anunció que su obra de teatro musical relata su vida personal y profesional junto a su esposa, Gloria Estefan

Gossip

El musical Vaselina regresa al teatro con nueva versión

Con una gran producción y un elenco totalmente nuevo, la nueva puesta en escena de Vaselina busca conectar a las nuevas generaciones con uno de los grandes clásicos del teatro musical

Gossip

Xavier Velasco revela que involucrarse en el casting de su novela no fue tarea fácil

Para el escritor su novela Diablo Guardían le ha regalado muchas satisfacciones, tras su estreno en el 2003 le brindó el Premio Alfaguara de Novela