/ miércoles 28 de diciembre de 2016

Demandan a la ASF revisar las obras financiadas con los recursos del Ramo 23

Senadores del PAN demandaron a la Auditoría Superior de la Federación (ASF) revisar las obras financiadas en 2016 y las que se llevarán a cabo en 2017, con recursos del Ramo 23 del Presupuesto de Egresos de la Federación (PEF) y mostrar los resultados en el Sistema Público de Consultas de Auditoría.

Ernesto Ruffo y Jorge Luis Lavalle, destacaron que, a pesar de los escándalos de corrupción por la entrega de dichos recursos, la Cámara de Diputados asignó una bolsa millonaria por 131 mil 865 millones de pesos para 2017, destinada a proyectos que son definidos de manera discrecional por los diputados.

Además, recordaron que los diputados crearon dos fondos con un monto total de 29 mil 719 millones de pesos en el PEF de 2016. El primero, denominado Proyectos de Desarrollo Regional, con 19 mil 771 millones de pesos para pavimentación de calles y arbolado de avenidas, construcción de canchas deportivas, colocación de domos en escuelas, entre otros.

El segundo, para el Fortalecimiento de la Infraestructura Estatal y Municipal, con recursos por 9 mil 948 millones de pesos, destinados a Estados, municipios y demarcaciones territoriales, los cuales se ejercieron con base en Reglas de Operación de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP).

Ernesto Ruffo y Jorge Luis Lavalle aseguraron que el Ramo 23, es un instrumento importante para el desarrollo regional, sin embargo, es también el más opaco de todos los componentes del PEF, ya que se han dado prácticas reprobables, como el cobro de diezmos y comisiones.

“Legisladores de todos los partidos ofrecen a Gobiernos estatales o municipales etiquetar recursos del Ramo 23 para proyectos de inversión, a cambio de recibir en pago un porcentaje del mismo”, denunciaron.

El uso de fondos discrecionales, añadieron, se ha hecho con total ligereza y opacidad, provocando corrupción entre funcionarios municipales, estatales y legisladores federales.

Los legisladores panistas recordaron que, a pesar de los escándalos de corrupción por la entrega de dichos recursos, la Cámara de Diputados asignó una bolsa millonaria por 131 mil 865 millones de pesos para 2017, destinada a proyectos que son definidos de manera discrecional por los diputados.

Recordaron que el Senado exhortó a la Cámara a abstenerse de destinar recursos al Ramo 23 y evitar prácticas de corrupción, en la asignación de fondos públicos, particularmente, el uso indebido de recursos públicos a través de los desvíos conocidos como “moches”.

Lavalle Maury y Ruffo Appel pidieron la intervención de la ASF para que audite las obras etiquetadas en 2016 a este fondo y hacerlo anualmente con todas las obras, proyectos, programas y acciones etiquetadas en el Ramo 23.

Recordaron que los diputados crearon dos fondos con un monto total de 29 mil 719 millones de pesos en el PEF de 2016.

La propuesta de los panistas Jorge Luis Lavalle y Ernesto Ruffo Appel, es analizada por la Comisión Anticorrupción y Participación Ciudadana para su dictaminación.

Senadores del PAN demandaron a la Auditoría Superior de la Federación (ASF) revisar las obras financiadas en 2016 y las que se llevarán a cabo en 2017, con recursos del Ramo 23 del Presupuesto de Egresos de la Federación (PEF) y mostrar los resultados en el Sistema Público de Consultas de Auditoría.

Ernesto Ruffo y Jorge Luis Lavalle, destacaron que, a pesar de los escándalos de corrupción por la entrega de dichos recursos, la Cámara de Diputados asignó una bolsa millonaria por 131 mil 865 millones de pesos para 2017, destinada a proyectos que son definidos de manera discrecional por los diputados.

Además, recordaron que los diputados crearon dos fondos con un monto total de 29 mil 719 millones de pesos en el PEF de 2016. El primero, denominado Proyectos de Desarrollo Regional, con 19 mil 771 millones de pesos para pavimentación de calles y arbolado de avenidas, construcción de canchas deportivas, colocación de domos en escuelas, entre otros.

El segundo, para el Fortalecimiento de la Infraestructura Estatal y Municipal, con recursos por 9 mil 948 millones de pesos, destinados a Estados, municipios y demarcaciones territoriales, los cuales se ejercieron con base en Reglas de Operación de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP).

Ernesto Ruffo y Jorge Luis Lavalle aseguraron que el Ramo 23, es un instrumento importante para el desarrollo regional, sin embargo, es también el más opaco de todos los componentes del PEF, ya que se han dado prácticas reprobables, como el cobro de diezmos y comisiones.

“Legisladores de todos los partidos ofrecen a Gobiernos estatales o municipales etiquetar recursos del Ramo 23 para proyectos de inversión, a cambio de recibir en pago un porcentaje del mismo”, denunciaron.

El uso de fondos discrecionales, añadieron, se ha hecho con total ligereza y opacidad, provocando corrupción entre funcionarios municipales, estatales y legisladores federales.

Los legisladores panistas recordaron que, a pesar de los escándalos de corrupción por la entrega de dichos recursos, la Cámara de Diputados asignó una bolsa millonaria por 131 mil 865 millones de pesos para 2017, destinada a proyectos que son definidos de manera discrecional por los diputados.

Recordaron que el Senado exhortó a la Cámara a abstenerse de destinar recursos al Ramo 23 y evitar prácticas de corrupción, en la asignación de fondos públicos, particularmente, el uso indebido de recursos públicos a través de los desvíos conocidos como “moches”.

Lavalle Maury y Ruffo Appel pidieron la intervención de la ASF para que audite las obras etiquetadas en 2016 a este fondo y hacerlo anualmente con todas las obras, proyectos, programas y acciones etiquetadas en el Ramo 23.

Recordaron que los diputados crearon dos fondos con un monto total de 29 mil 719 millones de pesos en el PEF de 2016.

La propuesta de los panistas Jorge Luis Lavalle y Ernesto Ruffo Appel, es analizada por la Comisión Anticorrupción y Participación Ciudadana para su dictaminación.