/ miércoles 25 de septiembre de 2019

Alexa cambia de voz, ahora podrás escuchar a Samuel L. Jackson y otros famosos

Amazon también presentó en su evento de hardware unos auriculares inalámbricos, unas gafas de sol y un anillo que lleva Alexa integrada

Alexa, el popular asistente virtual de Amazon, dispondrá en las próximas semanas de la opción de que su voz suene como la del actor Samuel L. Jackson, así como de las de otros famosos en el futuro, anunció la compañía.

En un evento en su sede central en Seattle (estado de Washington, EU) en que también presentaron sus últimas novedades en hardware, Amazon indicó que la voz grave de Jackson estará disponible en inglés antes de que termine el año y que las de otros famosos llegarán en 2020.

Foto: AFP

El vicepresidente de Dispositivos y Servicios de Amazon, David Limp, reveló que cada nueva voz de famoso que se quiera usar en Alexa costará 99 centavos de dólar.

La compañía que dirige Jeff Bezos indicó que replicar la voz de Jackson y el resto de famosos es posible gracias a la nueva tecnología también presentada este miércoles "Texto a Discurso Neuronal" que imita mejor la voz humana otorgándole "mayor emoción y expresividad".

Foto: AFP

Amazon también presentó en su evento de hardware unos auriculares inalámbricos, unas gafas de sol y un anillo que lleva Alexa integrada, así como modelos actualizados de su gama de altavoces Echo, incluyendo una versión de gran tamaño con sonido envolvente Dolby Atmos.

La empresa celebró este evento en un momento en que los asistentes virtuales se han visto salpicados por la polémicas, después de que a principios de julio la prensa belga publicara que personas contratadas por Google estaban escuchando algunas de las interacciones que los usuarios mantienen con Google Assistant, y, a raíz de aquel caso, Amazon, Apple, Facebook y Microsoft reconocieron prácticas similares.

Foto: AFP

Se trata de prácticas que se vienen haciendo desde el mismo momento en que se pusieron en funcionamiento estos servicios y que son conocidas dentro del sector, pero que en muchas ocasiones no han sido comunicadas de forma precisa o transparente al público.

Las empresas lo justifican alegando que, pese a los avances en aprendizaje automatizado e inteligencia artificial, las máquinas siguen sin ser perfectas y por tanto necesitan que de vez en cuando seres humanos comprueben que están funcionando correctamente y contribuyan a posibles mejoras del sistema.

Alexa, el popular asistente virtual de Amazon, dispondrá en las próximas semanas de la opción de que su voz suene como la del actor Samuel L. Jackson, así como de las de otros famosos en el futuro, anunció la compañía.

En un evento en su sede central en Seattle (estado de Washington, EU) en que también presentaron sus últimas novedades en hardware, Amazon indicó que la voz grave de Jackson estará disponible en inglés antes de que termine el año y que las de otros famosos llegarán en 2020.

Foto: AFP

El vicepresidente de Dispositivos y Servicios de Amazon, David Limp, reveló que cada nueva voz de famoso que se quiera usar en Alexa costará 99 centavos de dólar.

La compañía que dirige Jeff Bezos indicó que replicar la voz de Jackson y el resto de famosos es posible gracias a la nueva tecnología también presentada este miércoles "Texto a Discurso Neuronal" que imita mejor la voz humana otorgándole "mayor emoción y expresividad".

Foto: AFP

Amazon también presentó en su evento de hardware unos auriculares inalámbricos, unas gafas de sol y un anillo que lleva Alexa integrada, así como modelos actualizados de su gama de altavoces Echo, incluyendo una versión de gran tamaño con sonido envolvente Dolby Atmos.

La empresa celebró este evento en un momento en que los asistentes virtuales se han visto salpicados por la polémicas, después de que a principios de julio la prensa belga publicara que personas contratadas por Google estaban escuchando algunas de las interacciones que los usuarios mantienen con Google Assistant, y, a raíz de aquel caso, Amazon, Apple, Facebook y Microsoft reconocieron prácticas similares.

Foto: AFP

Se trata de prácticas que se vienen haciendo desde el mismo momento en que se pusieron en funcionamiento estos servicios y que son conocidas dentro del sector, pero que en muchas ocasiones no han sido comunicadas de forma precisa o transparente al público.

Las empresas lo justifican alegando que, pese a los avances en aprendizaje automatizado e inteligencia artificial, las máquinas siguen sin ser perfectas y por tanto necesitan que de vez en cuando seres humanos comprueben que están funcionando correctamente y contribuyan a posibles mejoras del sistema.

Sociedad

Edomex reabrirá cines, museos, teatros y gimnasios el lunes

Esta entidad tiene 5 mil 120 casos acumulados, 654 defunciones y 169 casos activos en los últimos días

CDMX

Fuerte lluvia azota a la CDMX y activan alertas

En el Aeropuerto Internacional de la capital fueron suspendidos los aterrizajes y despegues

Política

Reforma sobre comida chatarra atenta contra libertad comercial: Coparmex

El organismo empresarial señaló que evitar que niños consuman alimentos de alto contenido calórico no resuelve el problema de sobrepeso y la obesidad

Literatura

Charles Bukowski, el follador exitoso

El narrador estadounidense se enmarcó dentro de lo que la crítica llamó el “realismo sucio”, una corriente literaria que habla sobre el fracaso del sueño americano

Sociedad

AMLO decreta duelo nacional durante 30 días por víctimas de Covid-19

El decreto precisa que se realizará el izamiento de la Bandera Nacional a media asta del 13 de agosto y hasta el 11 de septiembre

Sociedad

Campeche, el primer estado en pasar a amarillo en semáforo Covid

Esta entidad tiene 5 mil 120 casos acumulados, 654 defunciones y 169 casos activos en los últimos días

Sociedad

Van 511 mil 369 casos y 55 mil 908 muertes por Covid-19

Se estiman 44 mil 983 casos activos en los últimos 14 días

Sociedad

INM despide a más de mil funcionarios por incurrir en actos de corrupción

El instituto implementó un sistema de videovigilancia que le ha permitido detectar irregularidades, como extorsión a usuarios y personal que dormía en horas de trabajo