/ domingo 25 de julio de 2021

Studio Ghibli, la joya de la corona de la animación japonesa

La animación es uno de los elementos que caracterizan a la cultura japonesa desde hace décadas, y Studio Ghibli está en la cima

Hoy en día es prácticamente imposible que una persona no conozca al menos una producción de la animación japonesa, y si a alguien le gustan las películas animadas, como mínimo conocerá alguno de los títulos logrados por Studio Ghibli y del emblemático Hayao Miyazaki.

En sus casi 40 años de historia, Studio Ghibli se ha consolidado como uno de los estudios de animación más importantes, no sólo de Japón, sino del mundo, compitiendo con los gigantes de la animación estadounidense. Lo impresionante en esta competencia es que el estudio japonés se ha mantenido fiel tanto a sus temas, que reflejan el lado tradicional de Japón, como a la animación mediante dibujo a mano.

El inicio de Ghibli

El origen del que probablemente es el estudio de animación japonés más conocido en el mundo se puede rastrear hasta Tôei Dôga, la casa animadora donde se conocieron Hayao Miyazaki y el director de cine Isao Takahata en los años 60.

Sin embargo, fue hasta 1985 que nació Studio Ghibli, de la mano de la editorial Tokuma Shoten, que unió a Takahata y Miyazaki con el productor Toshio Suzuki.

La primer producción del pequeño estudio fue la adaptación de un manga realizado por el mismo Miyazaki: Nausicaä del Valle del Viento, y un año después le siguió El Castillo en el Cielo.

➡️ Suscríbete a nuestro Newsletter y recibe las notas más relevantes en tu correo

Por aquella época la animación japonesa ya había colocado algunos éxitos en Occidente; sin embargo, a diferencia de lo que se hacía en el anime, parecía más centrado en una estética, visual y narrativa, mucho más cercana a la tradición japonesa.

Las historias de sus películas se decantan casi por instinto hacia la experiencia vital y cómo esta da origen a los comportamientos tanto de protagonistas y antagonistas. En Ghibli la línea "buenos" y "malos" es prácticamente inexistente, obedeciendo en gran parte a la tradición filosófica oriental de los opuestos que conviven constantemente.

¿De dónde viene el nombre?

"El viento caliente del Sahara", eso significa la palabra italiana Ghibli. Los fundadores supuestamente escogieron este nombre para el estudio que pretendía dar un nuevo aire a la animación japonesa.

Ghibli también es el nombre de un avión italiano diseñado en la Segunda Guerra Mundial, y recurrir a él fue sin duda una muestra del amor que tiene Miyazaki tanto por el país como por los aeroplanos, que se refleja en películas como Porco Rosso o Se levanta el viento.

Los éxitos de Ghibli

Aunque una de las películas más importantes del estudio es Mi vecino Totoro –tanto que el dibujo del personaje forma parte del logo de la casa–, el primer gran éxito de Ghibli fue Kiki: Entrega a domicilio. El largometraje estrenado en el 89 muestra la historia de una brujita que debe poner sus poderes al servicio de la comunidad y que, como muchas de las heroínas del estudio, se enfrenta a un viaje de madurez en su camino a la adultez.

La historia de la brujita Kiki se convirtió en el primer éxito de Studio Ghibli. ( Foto: Twitter @Ro1Argo

Si bien el cine occidental lleva muchos años presente en las carteleras niponas, el público siempre es fiel a su animación, por lo que no sorprende que tres años después del éxito de Kiki otra película de Ghibli le plantara cara a la casa de Mickey Mouse. En el 92, Porco Rosso superó en la taquilla japonesa el estreno de de La Bella y la Bestia, uno de los clásicos de Disney.

No obstante, el mayor éxito de Miyazaki y compañía sobre la casa del ratón vino casi 20 años después de la fundación del estudio acompañado de El viaje de Chihiro.

La historia de esta niña que ve a sus padres transformarse en cerdos en medio de una ciudad abandonada que por la noche se llena de espíritus se convirtió el la primer película de habla no inglesa en ganar el Óscar a Mejor Película de Animación.

Aunque el logro es notable, no fue el único éxito de Chihiro. El filme se convirtió en el primero en recaudar 200 millones de dólares antes de llegar a las salas norteamericanas, y se posicionó como la película más taquillera en la historia de Japón.

Actualmente, El viaje de Chihiro es la película de Ghibli más buscada en al menos 40 países del mundo.

Mujeres protagonistas

La comparación entre Disney y Stugio Ghibli se ha vuelto inevitable a lo largo de los años; por esto mismo, la construcción de sus personajes es uno de los diferenciadores más grandes.

La mayoría de los personajes principales del estudio japonés son mujeres, pero, a diferencia de las Princesas de Disney, en ningún sentido encajan en el canon establecido para los personajes femeninos.

Las protagonistas de las películas de Studio Ghibli se caracterizan por romper el molde establecido para los personajes femeninos. / Foto: Twitter @nausicaadelaire

Todas las mujeres creadas por Ghibli, sin excepción, son personajes fuertes, capaces de tomar decisiones por sí mismas y que en ningún momento ocupan el papel de la damisela en peligro, aun cuando sí enfrentan situaciones peligrosas.

De igual manera, aunque las relaciones no son un elemento desconocido para la narrativa de Miyazaki, estas nunca decantan en la subordinación de las protagonistas, ni mucho menos se eclipsan.

En este sentido, Studio Ghibli le ganó la carrera a la casa del ratón incluso antes de que empezara.

Paso a la madurez y ecología, los temas de Ghibli

En prácticamente todas sus películas, el estudio japonés plantea los problemas que enfrentan los protagonistas al convertirse en adultos, que también es una constante general en la sociedad japonesa –una de las más competitivas a nivel mundial.

La trascendencia de las relaciones que se establecen al final de la adolescencia, así como el primer encuentro con el mundo adulto, vuelven una y otra vez a lo largo de la filmografía; sin embargo, cada protagonista muestra una forma única de hacer frente a estas situaciones, por lo que en ningún momento las películas se vuelven una copia de sus predecesoras.

De la misma manera, el tema de la naturaleza frente al paso del hombre y la tecnificación es una preocupación en la narrativa de Ghibli. De nuevo, el tema es sumamente oriental y particularmente en Japón encuentra un fundamento en el sintoísmo, la religión originaria del archipiélago.

Películas como Mi vecino Totoro y La princesa Mononoke son el par que mejor representa la preocupación del estudio por el tema.

¿Dónde ver las películas de Studio Ghibli?

Aunque todas las películas de Studio Ghibli se encuentras disponibles en formato físico, si quieres disfrutarlas sin salir de tu casa la opción es entrar a tu cuenta de Netflix. Desde el año pasado, la plataforma de streaming cuenta con 21 películas de la casa animadora.

➡️ Mantente informado en nuestro canal de Google Noticias

Lamentablemente es la única plataforma que cuenta con este catálogo, por lo que si no cuentas ya con una suscripción a la plataforma tendrás que pagar al menos un mes para poder ver alguno de los títulos del grupo encabezado por Miyazaki.

Hoy en día es prácticamente imposible que una persona no conozca al menos una producción de la animación japonesa, y si a alguien le gustan las películas animadas, como mínimo conocerá alguno de los títulos logrados por Studio Ghibli y del emblemático Hayao Miyazaki.

En sus casi 40 años de historia, Studio Ghibli se ha consolidado como uno de los estudios de animación más importantes, no sólo de Japón, sino del mundo, compitiendo con los gigantes de la animación estadounidense. Lo impresionante en esta competencia es que el estudio japonés se ha mantenido fiel tanto a sus temas, que reflejan el lado tradicional de Japón, como a la animación mediante dibujo a mano.

El inicio de Ghibli

El origen del que probablemente es el estudio de animación japonés más conocido en el mundo se puede rastrear hasta Tôei Dôga, la casa animadora donde se conocieron Hayao Miyazaki y el director de cine Isao Takahata en los años 60.

Sin embargo, fue hasta 1985 que nació Studio Ghibli, de la mano de la editorial Tokuma Shoten, que unió a Takahata y Miyazaki con el productor Toshio Suzuki.

La primer producción del pequeño estudio fue la adaptación de un manga realizado por el mismo Miyazaki: Nausicaä del Valle del Viento, y un año después le siguió El Castillo en el Cielo.

➡️ Suscríbete a nuestro Newsletter y recibe las notas más relevantes en tu correo

Por aquella época la animación japonesa ya había colocado algunos éxitos en Occidente; sin embargo, a diferencia de lo que se hacía en el anime, parecía más centrado en una estética, visual y narrativa, mucho más cercana a la tradición japonesa.

Las historias de sus películas se decantan casi por instinto hacia la experiencia vital y cómo esta da origen a los comportamientos tanto de protagonistas y antagonistas. En Ghibli la línea "buenos" y "malos" es prácticamente inexistente, obedeciendo en gran parte a la tradición filosófica oriental de los opuestos que conviven constantemente.

¿De dónde viene el nombre?

"El viento caliente del Sahara", eso significa la palabra italiana Ghibli. Los fundadores supuestamente escogieron este nombre para el estudio que pretendía dar un nuevo aire a la animación japonesa.

Ghibli también es el nombre de un avión italiano diseñado en la Segunda Guerra Mundial, y recurrir a él fue sin duda una muestra del amor que tiene Miyazaki tanto por el país como por los aeroplanos, que se refleja en películas como Porco Rosso o Se levanta el viento.

Los éxitos de Ghibli

Aunque una de las películas más importantes del estudio es Mi vecino Totoro –tanto que el dibujo del personaje forma parte del logo de la casa–, el primer gran éxito de Ghibli fue Kiki: Entrega a domicilio. El largometraje estrenado en el 89 muestra la historia de una brujita que debe poner sus poderes al servicio de la comunidad y que, como muchas de las heroínas del estudio, se enfrenta a un viaje de madurez en su camino a la adultez.

La historia de la brujita Kiki se convirtió en el primer éxito de Studio Ghibli. ( Foto: Twitter @Ro1Argo

Si bien el cine occidental lleva muchos años presente en las carteleras niponas, el público siempre es fiel a su animación, por lo que no sorprende que tres años después del éxito de Kiki otra película de Ghibli le plantara cara a la casa de Mickey Mouse. En el 92, Porco Rosso superó en la taquilla japonesa el estreno de de La Bella y la Bestia, uno de los clásicos de Disney.

No obstante, el mayor éxito de Miyazaki y compañía sobre la casa del ratón vino casi 20 años después de la fundación del estudio acompañado de El viaje de Chihiro.

La historia de esta niña que ve a sus padres transformarse en cerdos en medio de una ciudad abandonada que por la noche se llena de espíritus se convirtió el la primer película de habla no inglesa en ganar el Óscar a Mejor Película de Animación.

Aunque el logro es notable, no fue el único éxito de Chihiro. El filme se convirtió en el primero en recaudar 200 millones de dólares antes de llegar a las salas norteamericanas, y se posicionó como la película más taquillera en la historia de Japón.

Actualmente, El viaje de Chihiro es la película de Ghibli más buscada en al menos 40 países del mundo.

Mujeres protagonistas

La comparación entre Disney y Stugio Ghibli se ha vuelto inevitable a lo largo de los años; por esto mismo, la construcción de sus personajes es uno de los diferenciadores más grandes.

La mayoría de los personajes principales del estudio japonés son mujeres, pero, a diferencia de las Princesas de Disney, en ningún sentido encajan en el canon establecido para los personajes femeninos.

Las protagonistas de las películas de Studio Ghibli se caracterizan por romper el molde establecido para los personajes femeninos. / Foto: Twitter @nausicaadelaire

Todas las mujeres creadas por Ghibli, sin excepción, son personajes fuertes, capaces de tomar decisiones por sí mismas y que en ningún momento ocupan el papel de la damisela en peligro, aun cuando sí enfrentan situaciones peligrosas.

De igual manera, aunque las relaciones no son un elemento desconocido para la narrativa de Miyazaki, estas nunca decantan en la subordinación de las protagonistas, ni mucho menos se eclipsan.

En este sentido, Studio Ghibli le ganó la carrera a la casa del ratón incluso antes de que empezara.

Paso a la madurez y ecología, los temas de Ghibli

En prácticamente todas sus películas, el estudio japonés plantea los problemas que enfrentan los protagonistas al convertirse en adultos, que también es una constante general en la sociedad japonesa –una de las más competitivas a nivel mundial.

La trascendencia de las relaciones que se establecen al final de la adolescencia, así como el primer encuentro con el mundo adulto, vuelven una y otra vez a lo largo de la filmografía; sin embargo, cada protagonista muestra una forma única de hacer frente a estas situaciones, por lo que en ningún momento las películas se vuelven una copia de sus predecesoras.

De la misma manera, el tema de la naturaleza frente al paso del hombre y la tecnificación es una preocupación en la narrativa de Ghibli. De nuevo, el tema es sumamente oriental y particularmente en Japón encuentra un fundamento en el sintoísmo, la religión originaria del archipiélago.

Películas como Mi vecino Totoro y La princesa Mononoke son el par que mejor representa la preocupación del estudio por el tema.

¿Dónde ver las películas de Studio Ghibli?

Aunque todas las películas de Studio Ghibli se encuentras disponibles en formato físico, si quieres disfrutarlas sin salir de tu casa la opción es entrar a tu cuenta de Netflix. Desde el año pasado, la plataforma de streaming cuenta con 21 películas de la casa animadora.

➡️ Mantente informado en nuestro canal de Google Noticias

Lamentablemente es la única plataforma que cuenta con este catálogo, por lo que si no cuentas ya con una suscripción a la plataforma tendrás que pagar al menos un mes para poder ver alguno de los títulos del grupo encabezado por Miyazaki.

Sociedad

En defensa del valor del periodismo digital

En desplegado, asociaciones de medios de comunicación consideran que en un ecosistema digital equilibrado, los algoritmos no deciden qué información es relevante

Sociedad

Haitianos piden asilo: “Moriremos como hombres, no como basura”

Los migrantes llegan a gastar hasta mil 600 dólares en su viaje de la ciudad de Tapachula, Chiapas, a Acuña, en el estado de Coahuila

Sociedad

Variante Mu de Covid-19 ya registra casos en México: López-Gatell

Jorge Alcocer informó este martes que el país recibió 44 millones 056 mil 560 piezas de medicamentos a través de la Oficina de las Naciones Unidas de Servicios

Mundo

Sismo de 6.6 se registra en la región chilena del Biobío

La Oficina Nacional de Emergencia (Onemi), indicó que el temblor fue de mediana intensidad y que fue percibido en Ñuble y Biobío, con una intensidad máxima de V en varias zonas especialmente del Biobío.

Mundo

Talibanes consolidan su gobierno sin mujeres

Con este Gobierno algo más "inclusivo", los talibanes esperan que puedan recibir pronto el reconocimiento de la comunidad internacional

Doble Vía

¿Divorcio gris? La tendencia de separación que va en aumento

Este fenómeno comenzó a tomar mayor relevancia con el paso del tiempo, pues el divorcio se vio más aceptable en la sociedad.

Mundo

Haití recibió 560 migrantes haitianos deportados desde EU

Cientos de migrantes denuncian las condiciones de deportación. Todos son hostiles a las autoridades haitianas que, según dicen, recibieron dinero para firmar su deportación.

Sociedad

En defensa del valor del periodismo digital

En desplegado, asociaciones de medios de comunicación consideran que en un ecosistema digital equilibrado, los algoritmos no deciden qué información es relevante