/ sábado 11 de marzo de 2017

La Cineteca, tras la huella de Pancho Villa

A lo largo de la historia han existido personajes que, debido a las leyendas que los rodean, se convierten en un mito, tal es el caso de Francisco Villa, uno de los protagonistas de la Revolución Mexicana. Esta peculiaridad del héroe guerrillero fue abordada de manera crítica por Guadalupe Villa durante la tercera sesión del ciclo La Revolución y la Constitución en el Cine, realizada en la Sala Arcady Boytler de la Cineteca Nacional.

Organizada por el Instituto Nacional de Estudios Históricos de las Revoluciones de México (INEHRM) y la Cineteca Nacional, la sesión contó con la proyección de la película Vámonos con Pancho Villa (1935), del director Fernando de Fuentes. La comedia ranchera, basada en la novela homónima de Rafael F. Muñoz, narra las desventuras de los “Leones de San Pablo” al unirse al ejército de Pancho Villa.

“La personalidad de Villa es una personalidad muy dual, pero estaban en una guerra: a una guerra va uno a matar o a que lo maten”, aseguró Guadalupe Villa, doctora en Historia por la Universidad Nacional Autónoma de México y quien, además, es nieta del icónico revolucionario. SU LADO NEGATIVO

La especialista declaró que la figura de su abuelo en la película de Fernando de Fuentes no le parece buena, pues sólo se muestra su lado negativo: “Villa era un valioso miembro de la sociedad mexicana, tuvo numerosos rasgos de generosidad. Construyó muchas escuelas y hospicios durante su estancia en el norte de la República, dijo.

A lo largo de la historia han existido personajes que, debido a las leyendas que los rodean, se convierten en un mito, tal es el caso de Francisco Villa, uno de los protagonistas de la Revolución Mexicana. Esta peculiaridad del héroe guerrillero fue abordada de manera crítica por Guadalupe Villa durante la tercera sesión del ciclo La Revolución y la Constitución en el Cine, realizada en la Sala Arcady Boytler de la Cineteca Nacional.

Organizada por el Instituto Nacional de Estudios Históricos de las Revoluciones de México (INEHRM) y la Cineteca Nacional, la sesión contó con la proyección de la película Vámonos con Pancho Villa (1935), del director Fernando de Fuentes. La comedia ranchera, basada en la novela homónima de Rafael F. Muñoz, narra las desventuras de los “Leones de San Pablo” al unirse al ejército de Pancho Villa.

“La personalidad de Villa es una personalidad muy dual, pero estaban en una guerra: a una guerra va uno a matar o a que lo maten”, aseguró Guadalupe Villa, doctora en Historia por la Universidad Nacional Autónoma de México y quien, además, es nieta del icónico revolucionario. SU LADO NEGATIVO

La especialista declaró que la figura de su abuelo en la película de Fernando de Fuentes no le parece buena, pues sólo se muestra su lado negativo: “Villa era un valioso miembro de la sociedad mexicana, tuvo numerosos rasgos de generosidad. Construyó muchas escuelas y hospicios durante su estancia en el norte de la República, dijo.