/ domingo 13 de octubre de 2019

La enseñanza que dejó Samantha Jones y Sex and the City contra el cáncer

El personaje impulsó la transformación de cómo las mujeres enfrentan los efectos del cáncer

Una mujer desparpajada, acostumbrada a disfrutar cada momento de su vida, esa es Samantha Jones el gran personaje que la televisión nos regaló a través de la interpretación que hizo Kim Cattrall durante seis temporadas en Sex and the city.

La publirrelacionista negada al compromiso sentimental mostró no sólo que las mujeres deben vivir su sexualidad de manera deshinibida, también les dijo que ante la adversidad, no hay nada mejor que aceptarse a uno mismo.

México destaca en modelos de atención digital en cáncer y diabetes: ONU

La enseñanza se refrendó cuando en la última temporada de la serie, transmitida en 2004, la gran Samantha, después de un chequeo médico recibe el diagnóstico de cáncer de mama.

Esa mente inquieta se empezó a hacer muchas preguntas y no le gustaban las respuestas que encontraba, en esta experiencia Carrie ( Sarah Jessica Parker), Miranda (Cynthia Nixon) y Charlotte (Kristin Davis) nunca estuvieron de lado, la acompañaron en sus tratamientos, en sus altas y en sus bajas.

Pero de toda la travesía que este personaje de ficción pasó, lo que más dejó huella es el memorable discurso que da en una gala benéfica frente a mujeres, que como ella, enfrentan la enfermedad y así como es, sin tapujos, lanza un par de frases directas, sin filtro, para describir como la estaba pasando por el efecto de la quimioterapia, aunado a los síntomas de la menopausia.

Y en ese elegante salón, donde había decenas de mujeres que conocían de primera mano el cáncer, decidió quitarse la peluca para mostrar su cabeza con el cabello apenas naciente, después la sorprendida fue ella, al ver como sus palabras generaron empatía entre las asistentes que emularon su comportamiento… y esa noche volaron las pelucas, aunque ella no dejó de usarlas y lejos de sentirse señalada, les sacó provecho para mostrarse sensual y sexual.

Fue ese momento el inicio de una revolución que después, muchos años después cobró fuerza cuando en la vida real, las mujeres decidieron mostrar uno de los principales efectos que provoca el tratamiento contra esta enfermedad, sin que esto mermara su autoestima.

Daniela Romo / Cortesía

Así empezamos a ver a famosas, que además de compartir su experiencia como supervivientes de cáncer, mostraron como una afrenta su cabeza pelona, acentuando su feminidad y apoyando así, a las miles de mujeres en el mundo diagnosticadas con cáncer.

Las actrices Lorena Meritano, Edith González, Rebecca Jones y Bimba Bosé, son un ejemplo de ello, salieron a decirle al mundo no sólo que su cuerpo luchaba para mantenerse sano, sino que además lo hacían mostrando uno de los principales efectos que sufren los pacientes que son sometidos a quimioterapia: la perdida de pelo.

La estadounidense Shannen Doherty llevó la experiencia a otro nivel, al realizar un video en el que ella misma rapa su cabeza, tras pasar por un tratamiento para superar el cáncer de mama.

Daniela Romo fue otra de las mujeres que decidieron dar el paso y en ella el reto fue doble, pues si algo la había distinguido siempre es su larga y frondosa cabellera. La difusión de la prevención se ha convertido en su bandera. "Decidí cortarme el pelo, porque cuando se me empezó a caer, fue un suplicio. Tuve que convencer a todos de que mi pelo no era mi identidad", ha revelado la intérprete mexicana.

Patricia Reyes Síndola y Lorena Meritano, elevaron su compromiso y no sólo se mostraron públicamente sin pelo, también enseñaron las cicatrices que les dejaron las operaciones en sus mamas.

Si alguna enseñanza dejó el personaje de Samantha Jones, fue el de conocerse a sí misma y el de quererse como a nadie.

LA PALABRA INOMBRABLE

La directora y productora Meghan O'Hara decidió contribuir a la concientización sobre la enfermedad con el documental The C word, en el que se identifican cuatro factores para prevenir la enfermedad: dieta, ejercicio, manejo del estrés y evitar el consumo de toxinas.

La propia O'Hara inició la producción de la cinta cuando trataba de superar un cáncer de mama en fase tres, como superviviente se dedica a hacer conciencia sobre la importancia de la prevención.

Una mujer desparpajada, acostumbrada a disfrutar cada momento de su vida, esa es Samantha Jones el gran personaje que la televisión nos regaló a través de la interpretación que hizo Kim Cattrall durante seis temporadas en Sex and the city.

La publirrelacionista negada al compromiso sentimental mostró no sólo que las mujeres deben vivir su sexualidad de manera deshinibida, también les dijo que ante la adversidad, no hay nada mejor que aceptarse a uno mismo.

México destaca en modelos de atención digital en cáncer y diabetes: ONU

La enseñanza se refrendó cuando en la última temporada de la serie, transmitida en 2004, la gran Samantha, después de un chequeo médico recibe el diagnóstico de cáncer de mama.

Esa mente inquieta se empezó a hacer muchas preguntas y no le gustaban las respuestas que encontraba, en esta experiencia Carrie ( Sarah Jessica Parker), Miranda (Cynthia Nixon) y Charlotte (Kristin Davis) nunca estuvieron de lado, la acompañaron en sus tratamientos, en sus altas y en sus bajas.

Pero de toda la travesía que este personaje de ficción pasó, lo que más dejó huella es el memorable discurso que da en una gala benéfica frente a mujeres, que como ella, enfrentan la enfermedad y así como es, sin tapujos, lanza un par de frases directas, sin filtro, para describir como la estaba pasando por el efecto de la quimioterapia, aunado a los síntomas de la menopausia.

Y en ese elegante salón, donde había decenas de mujeres que conocían de primera mano el cáncer, decidió quitarse la peluca para mostrar su cabeza con el cabello apenas naciente, después la sorprendida fue ella, al ver como sus palabras generaron empatía entre las asistentes que emularon su comportamiento… y esa noche volaron las pelucas, aunque ella no dejó de usarlas y lejos de sentirse señalada, les sacó provecho para mostrarse sensual y sexual.

Fue ese momento el inicio de una revolución que después, muchos años después cobró fuerza cuando en la vida real, las mujeres decidieron mostrar uno de los principales efectos que provoca el tratamiento contra esta enfermedad, sin que esto mermara su autoestima.

Daniela Romo / Cortesía

Así empezamos a ver a famosas, que además de compartir su experiencia como supervivientes de cáncer, mostraron como una afrenta su cabeza pelona, acentuando su feminidad y apoyando así, a las miles de mujeres en el mundo diagnosticadas con cáncer.

Las actrices Lorena Meritano, Edith González, Rebecca Jones y Bimba Bosé, son un ejemplo de ello, salieron a decirle al mundo no sólo que su cuerpo luchaba para mantenerse sano, sino que además lo hacían mostrando uno de los principales efectos que sufren los pacientes que son sometidos a quimioterapia: la perdida de pelo.

La estadounidense Shannen Doherty llevó la experiencia a otro nivel, al realizar un video en el que ella misma rapa su cabeza, tras pasar por un tratamiento para superar el cáncer de mama.

Daniela Romo fue otra de las mujeres que decidieron dar el paso y en ella el reto fue doble, pues si algo la había distinguido siempre es su larga y frondosa cabellera. La difusión de la prevención se ha convertido en su bandera. "Decidí cortarme el pelo, porque cuando se me empezó a caer, fue un suplicio. Tuve que convencer a todos de que mi pelo no era mi identidad", ha revelado la intérprete mexicana.

Patricia Reyes Síndola y Lorena Meritano, elevaron su compromiso y no sólo se mostraron públicamente sin pelo, también enseñaron las cicatrices que les dejaron las operaciones en sus mamas.

Si alguna enseñanza dejó el personaje de Samantha Jones, fue el de conocerse a sí misma y el de quererse como a nadie.

LA PALABRA INOMBRABLE

La directora y productora Meghan O'Hara decidió contribuir a la concientización sobre la enfermedad con el documental The C word, en el que se identifican cuatro factores para prevenir la enfermedad: dieta, ejercicio, manejo del estrés y evitar el consumo de toxinas.

La propia O'Hara inició la producción de la cinta cuando trataba de superar un cáncer de mama en fase tres, como superviviente se dedica a hacer conciencia sobre la importancia de la prevención.

Sociedad

Lilia Cedillo consigue rectoría de la BUAP; primera mujer rectora de la universidad

La doctora obtuvo 72 mil 187 de los 88 mil votos emitidos este día por la comunidad universitaria

Sociedad

Casa Blanca condena uso de lazo similar a látigo contra migrantes haitianos

Circularon imágenes de un guardia fronterizo estadounidense a caballo cargando contra varios de ellos cerca de un campamento junto al río en Texas

Sociedad

México reporta en las últimas 24 horas 3 mil 367 contagios por Covid-19

Las entidades que más casos positivos acumulan a día de hoy son: CDMX, Edomex, Nuevo León, Guanajuato y Jalisco

Sociedad

Medallista olímpica denuncia cheque sin fondos de estímulo económico

La medallista al intentar cobrarlo, le fue rechazado por lo que denunció al gobierno estatal

Sociedad

Semáforo de riesgo en rojo provoca evacuar cuatro colonias en Querétaro

En el municipio se implementó el cierre de vialidades y suspensión de clases presenciales

Sociedad

Lilia Cedillo consigue rectoría de la BUAP; primera mujer rectora de la universidad

La doctora obtuvo 72 mil 187 de los 88 mil votos emitidos este día por la comunidad universitaria

Turismo

Sectur digitalizará el turismo en los 132 pueblos mágicos

La secretaria señaló que este esfuerzo "es la piedra angular" para la recuperación del turismo

Mundo

Casa Blanca condena uso de lazo similar a látigo contra migrantes haitianos

Circularon imágenes de un guardia fronterizo estadounidense a caballo cargando contra varios de ellos cerca de un campamento junto al río en Texas