/ miércoles 21 de diciembre de 2016

Condena IEDF uso de la violencia para solucionar conflictos electorales

El Consejo General del Instituto Electoral del Distrito Federal (IEDF) condenó ayer la violencia como vía para dirimir los conflictos electorales y reafirmó que el respeto, la tolerancia y el diálogo deben ser los mecanismos para encauzar las diferencias.

Uno a uno, las y los consejeros se solidarizaron con Uriel Pérez García, integrante del Instituto Electoral y de Participación Ciudadana del Estado de Oaxaca, quien fue agredido en una sesión de Consejo General de esa entidad federativa.

Mario Velázquez Miranda, consejero presidente del IEDF, sostuvo que la violencia no puede ser un elemento presente en los procesos electorales y de participación ciudadana. “Son el respeto, la tolerancia y el diálogo los mecanismos de resolución de conflictos y para redimir las diferencias existen instancias y cauces legales en el Estado de Derecho”, expresó.

Para el consejero Carlos González Martínez, en el país se trata de construir una sociedad igualitaria, libre y tolerante, regida por la ley; por ello, hay que estar en contra de esta barbaridad. El consejero recordó que la agresión sufrida fue generada por la elección de usos y costumbres en el municipio de San Sebastián Tula, en Oaxaca y en la que se impidió participar en la asamblea comunitaria a los integrantes de un desarrollo urbano reciente de ese municipio.

La consejera Olga González Martínez se solidarizó con las y los consejeros del instituto oaxaqueño, y también con las y los ciudadanos que se vieron afectados por esta agresión. “Estoy segura que todos rechazamos estos actos de violencia y que coincidimos en que resolver las diferencias por medio de la violencia no es la vía”, dijo.

En el mismo sentido, Dania Paola Ravel Cuevas refirió que el diálogo siempre es preferible aun y cuando se utilice un lenguaje caústico. La violencia, manifestó, no resuelve ningún conflicto y genera problemas más graves. En democracia, refirió, se debe privilegiar el diálogo y hacemos votos porque no vuelva a ocurrir una situación similar en todo el país.

Para la consejera Gabriela Williams Salazar la agresión fue un acto reprobable, por lo que debe ser un acto que no se puede permitir. Rechazamos, sostuvo, la violencia como medio para resolver diferencias, por lo que el respeto, la tolerancia y el diálogo deben privilegiarse.

El consejero Pablo César Lezama Barreda se manifestó a favor de investigar y sancionar a los responsables de la agresión, ya que no se debe poner en riesgo a las instituciones.

El consejero Yuri Gabriel Beltrán Miranda recordó que lo acontecido en Oaxaca se ha registrado en otras localidades, pues son desajustes que en ocasiones llevan a la violencia y en otras a la apatía o la inacción. En el centro, externó, tenemos a las instituciones democráticas, buscando en todo momento construir acuerdos a partir de reglas formales, plasmadas en la norma. “Me congratulo de que el IEPC de Oaxaca tenga a consejeros que apuestan por las instituciones y la política”, refirió.

En otro orden de ideas, durante la última sesión del año, el Consejo General del IEDF modificó el Reglamento para el Trámite y Sustanciación de Quejas y Procedimientos de Investigación, en acatamiento a una resolución del Tribunal Electoral capitalino.

Por unanimidad se modificó el artículo 47 del referido reglamento en cumplimiento a lo ordenado en la sentencia emitida por el Tribunal Electoral del Distrito Federal en los expedientes TEDF-JEL-351/2016 y 352. En particular, se ajustó el plazo con el que contará la Comisión de Asociaciones Políticas para pronunciarse sobre la adopción de medidas cautelares.

De esta forma, el plazo para la adopción de medidas cautelares quedó establecido en 48 horas, las cuales deberán computarse desde el desahogo de la última diligencia de investigación preliminar instrumentada por la Secretaría Ejecutiva.

Finalmente, para la consejera Dania Paola Ravel Cuevas reducir de tres días a 48 horas la adopción de medidas cautelares hace necesario revisar integralmente el reglamento para armonizarlo.

El Consejo General del Instituto Electoral del Distrito Federal (IEDF) condenó ayer la violencia como vía para dirimir los conflictos electorales y reafirmó que el respeto, la tolerancia y el diálogo deben ser los mecanismos para encauzar las diferencias.

Uno a uno, las y los consejeros se solidarizaron con Uriel Pérez García, integrante del Instituto Electoral y de Participación Ciudadana del Estado de Oaxaca, quien fue agredido en una sesión de Consejo General de esa entidad federativa.

Mario Velázquez Miranda, consejero presidente del IEDF, sostuvo que la violencia no puede ser un elemento presente en los procesos electorales y de participación ciudadana. “Son el respeto, la tolerancia y el diálogo los mecanismos de resolución de conflictos y para redimir las diferencias existen instancias y cauces legales en el Estado de Derecho”, expresó.

Para el consejero Carlos González Martínez, en el país se trata de construir una sociedad igualitaria, libre y tolerante, regida por la ley; por ello, hay que estar en contra de esta barbaridad. El consejero recordó que la agresión sufrida fue generada por la elección de usos y costumbres en el municipio de San Sebastián Tula, en Oaxaca y en la que se impidió participar en la asamblea comunitaria a los integrantes de un desarrollo urbano reciente de ese municipio.

La consejera Olga González Martínez se solidarizó con las y los consejeros del instituto oaxaqueño, y también con las y los ciudadanos que se vieron afectados por esta agresión. “Estoy segura que todos rechazamos estos actos de violencia y que coincidimos en que resolver las diferencias por medio de la violencia no es la vía”, dijo.

En el mismo sentido, Dania Paola Ravel Cuevas refirió que el diálogo siempre es preferible aun y cuando se utilice un lenguaje caústico. La violencia, manifestó, no resuelve ningún conflicto y genera problemas más graves. En democracia, refirió, se debe privilegiar el diálogo y hacemos votos porque no vuelva a ocurrir una situación similar en todo el país.

Para la consejera Gabriela Williams Salazar la agresión fue un acto reprobable, por lo que debe ser un acto que no se puede permitir. Rechazamos, sostuvo, la violencia como medio para resolver diferencias, por lo que el respeto, la tolerancia y el diálogo deben privilegiarse.

El consejero Pablo César Lezama Barreda se manifestó a favor de investigar y sancionar a los responsables de la agresión, ya que no se debe poner en riesgo a las instituciones.

El consejero Yuri Gabriel Beltrán Miranda recordó que lo acontecido en Oaxaca se ha registrado en otras localidades, pues son desajustes que en ocasiones llevan a la violencia y en otras a la apatía o la inacción. En el centro, externó, tenemos a las instituciones democráticas, buscando en todo momento construir acuerdos a partir de reglas formales, plasmadas en la norma. “Me congratulo de que el IEPC de Oaxaca tenga a consejeros que apuestan por las instituciones y la política”, refirió.

En otro orden de ideas, durante la última sesión del año, el Consejo General del IEDF modificó el Reglamento para el Trámite y Sustanciación de Quejas y Procedimientos de Investigación, en acatamiento a una resolución del Tribunal Electoral capitalino.

Por unanimidad se modificó el artículo 47 del referido reglamento en cumplimiento a lo ordenado en la sentencia emitida por el Tribunal Electoral del Distrito Federal en los expedientes TEDF-JEL-351/2016 y 352. En particular, se ajustó el plazo con el que contará la Comisión de Asociaciones Políticas para pronunciarse sobre la adopción de medidas cautelares.

De esta forma, el plazo para la adopción de medidas cautelares quedó establecido en 48 horas, las cuales deberán computarse desde el desahogo de la última diligencia de investigación preliminar instrumentada por la Secretaría Ejecutiva.

Finalmente, para la consejera Dania Paola Ravel Cuevas reducir de tres días a 48 horas la adopción de medidas cautelares hace necesario revisar integralmente el reglamento para armonizarlo.