/ domingo 30 de octubre de 2022

Aprenden presos a vivir en libertad

En la Casa de Medio Camino, Roberto y Pepe se preparan para un nuevo comienzo, con un programa que los capacita y acostumbra gradualmente a la vida afuera

La Casa de Medio Camino, ubicada a un costado del Reclusorio Sur, recibe en este momento a Roberto y Pepe, dos presos que lograron el beneficio de la preliberación por parte de un juez y reciben clases y talleres para adaptarse a una nueva vida.

Ambos ocupan su tiempo en capacitarse, los dos están ansiosos por dejar de ser PPL, como les llaman a las Personas Privadas de la Libertad; pero antes de eso, deben acostumbrarse gradualmente a la vida afuera. Un juez valoró sus casos y a ambos se les otorgó un beneficio preliberacional.

Puede interesarte: Ingresan a los 14 detenidos de Topilejo al penal de Santa Martha Acatitla

De acuerdo con el programa, sus últimos meses estarán en la Casa de Medio Camino, un lugar ubicado a un costado del Reclusorio Sur, en Xochimilco, con condiciones que distan mucho de las que tienen en las cárceles capitalinas, donde pasaron varios años de sus vidas.

La Casa de Medio Camino nació en 2012, con el propósito de que los sentenciados con beneficio preliberacional, emitido por un juez de ejecución, lleven a cabo un tratamiento en su transición hacia la libertad.

Pepe cuenta los días que lleva en la casa, hasta hoy son 38, en todos tiene actividades y en estas fechas de Día de Muertos aumentó su itinerario, pues además de sus clases de nivel medio superior y de inglés, decora calaveras con diamantina para la ofrenda.

En entrevista con El Sol de México comparara las actividades que realiza actualmente con las que hacía en el reclusorio, afirma que la diferencia es abismal: en la cárcel había casi siete mil personas, las actividades se limitaban a "pasar lista"; mientras que en la Casa de Medio Camino el trato es más cercano, y humano.

Fue una mala decisión la que lo hizo perder toda su juventud en la cárcel, pero ahora quiere demostrar a su familia que cambió para bien. Afuera quiere continuar sus estudios,; quiere una vida tranquila y ser mejor persona.

"Nunca creí llegar a esta instancia, me siento muy bien. Estoy orgulloso de mí por el avance que tengo, antes era puro restar, y ahora sumo cosas mejores", comenta.

Roberto Antonio Domínguez Moreno es otro de los internos en la Casa de Medio Camino, apenas lleva 16 días y afirma que los cuatro meses que ordenó el juez de permanencia se los acabará pronto. Cumplió su sentencia en el Reclusorio Oriente, donde dedicó su tiempo a entrenar a jóvenes en el boxeo.

"Cuando llego a reclusión, me doy cuenta de ese problema que tienen los chamacos, que dirimían sus diferencias con puntas, a la malagueña", recuerda.

El hombre de la tercera edad habla con entusiasmo de lo que logró a pesar de su reclusión, porque además de entrenar a jóvenes, estudió tanto que consiguió ser asesor legal de sus compañeros reclusos.

En su bolsillo carga una hoja con los nombres de todas las personas que recibieron su orientación jurídica.

Casa de Medio Camino en Reclusorio Sur / Roberto Hernández | El Sol de México

"El preso viene de allá todo fastidiado y todo dado a la fregada, y aquí hay comida limpia, bien hecha, ropa limpia, visita de nuestros familiares que ya no los atropellan; dice sobre las diferencias entre la reclusión y su nueva casa.

TRANSICIÓN A LA LIBERTAD

Lucía Arteaga Segovia, directora ejecutiva de Control y Seguimiento de Sentenciados en Libertad, señala que la Casa de Medio Camino es una institución de puertas abiertas, cuyo objetivo es apoyar a los sentenciados que cumplirán un beneficio de preliberación, para tener un tratamiento en cuanto a su transición a su libertad.

"Si el sentenciado es primodelincuente (la primera vez que delinque) y cumple con ciertos requisitos, obtiene un beneficio que es solicitado ante el juez de ejecución y el juez determina por darles el beneficio cuando hayan cumplido entre 50 y 60 por ciento de su pena", explicó.

Según el programa, hay varias modalidades de estancia. Una de ellas consiste en que las personas privadas de su libertad estén en el centro de lunes a viernes, para salir con su familia el fin de semana .

➡️ Suscríbete a nuestro Newsletter y recibe las notas más relevantes en tu correo

Una segunda modalidad es el internamiento continuo, como es el caso de Roberto y Pepe, quienes deben permanecer en la casa durante periodos que van de dos a cuatro meses. Y la última modalidad es que, ya fuera deben acudir para firmar cada ocho días.

"El tratamiento establece que van a tener libertades progresivas, la intención es que el sentenciado vaya adecuándose a la libertad hasta que ya consiga la libertad anticipada o la reducción de la pena", dice.

El tiempo máximo que pasan personas con tratamiento permanente de lunes a domingo es de dos años.

La Casa de Medio Camino, ubicada a un costado del Reclusorio Sur, recibe en este momento a Roberto y Pepe, dos presos que lograron el beneficio de la preliberación por parte de un juez y reciben clases y talleres para adaptarse a una nueva vida.

Ambos ocupan su tiempo en capacitarse, los dos están ansiosos por dejar de ser PPL, como les llaman a las Personas Privadas de la Libertad; pero antes de eso, deben acostumbrarse gradualmente a la vida afuera. Un juez valoró sus casos y a ambos se les otorgó un beneficio preliberacional.

Puede interesarte: Ingresan a los 14 detenidos de Topilejo al penal de Santa Martha Acatitla

De acuerdo con el programa, sus últimos meses estarán en la Casa de Medio Camino, un lugar ubicado a un costado del Reclusorio Sur, en Xochimilco, con condiciones que distan mucho de las que tienen en las cárceles capitalinas, donde pasaron varios años de sus vidas.

La Casa de Medio Camino nació en 2012, con el propósito de que los sentenciados con beneficio preliberacional, emitido por un juez de ejecución, lleven a cabo un tratamiento en su transición hacia la libertad.

Pepe cuenta los días que lleva en la casa, hasta hoy son 38, en todos tiene actividades y en estas fechas de Día de Muertos aumentó su itinerario, pues además de sus clases de nivel medio superior y de inglés, decora calaveras con diamantina para la ofrenda.

En entrevista con El Sol de México comparara las actividades que realiza actualmente con las que hacía en el reclusorio, afirma que la diferencia es abismal: en la cárcel había casi siete mil personas, las actividades se limitaban a "pasar lista"; mientras que en la Casa de Medio Camino el trato es más cercano, y humano.

Fue una mala decisión la que lo hizo perder toda su juventud en la cárcel, pero ahora quiere demostrar a su familia que cambió para bien. Afuera quiere continuar sus estudios,; quiere una vida tranquila y ser mejor persona.

"Nunca creí llegar a esta instancia, me siento muy bien. Estoy orgulloso de mí por el avance que tengo, antes era puro restar, y ahora sumo cosas mejores", comenta.

Roberto Antonio Domínguez Moreno es otro de los internos en la Casa de Medio Camino, apenas lleva 16 días y afirma que los cuatro meses que ordenó el juez de permanencia se los acabará pronto. Cumplió su sentencia en el Reclusorio Oriente, donde dedicó su tiempo a entrenar a jóvenes en el boxeo.

"Cuando llego a reclusión, me doy cuenta de ese problema que tienen los chamacos, que dirimían sus diferencias con puntas, a la malagueña", recuerda.

El hombre de la tercera edad habla con entusiasmo de lo que logró a pesar de su reclusión, porque además de entrenar a jóvenes, estudió tanto que consiguió ser asesor legal de sus compañeros reclusos.

En su bolsillo carga una hoja con los nombres de todas las personas que recibieron su orientación jurídica.

Casa de Medio Camino en Reclusorio Sur / Roberto Hernández | El Sol de México

"El preso viene de allá todo fastidiado y todo dado a la fregada, y aquí hay comida limpia, bien hecha, ropa limpia, visita de nuestros familiares que ya no los atropellan; dice sobre las diferencias entre la reclusión y su nueva casa.

TRANSICIÓN A LA LIBERTAD

Lucía Arteaga Segovia, directora ejecutiva de Control y Seguimiento de Sentenciados en Libertad, señala que la Casa de Medio Camino es una institución de puertas abiertas, cuyo objetivo es apoyar a los sentenciados que cumplirán un beneficio de preliberación, para tener un tratamiento en cuanto a su transición a su libertad.

"Si el sentenciado es primodelincuente (la primera vez que delinque) y cumple con ciertos requisitos, obtiene un beneficio que es solicitado ante el juez de ejecución y el juez determina por darles el beneficio cuando hayan cumplido entre 50 y 60 por ciento de su pena", explicó.

Según el programa, hay varias modalidades de estancia. Una de ellas consiste en que las personas privadas de su libertad estén en el centro de lunes a viernes, para salir con su familia el fin de semana .

➡️ Suscríbete a nuestro Newsletter y recibe las notas más relevantes en tu correo

Una segunda modalidad es el internamiento continuo, como es el caso de Roberto y Pepe, quienes deben permanecer en la casa durante periodos que van de dos a cuatro meses. Y la última modalidad es que, ya fuera deben acudir para firmar cada ocho días.

"El tratamiento establece que van a tener libertades progresivas, la intención es que el sentenciado vaya adecuándose a la libertad hasta que ya consiga la libertad anticipada o la reducción de la pena", dice.

El tiempo máximo que pasan personas con tratamiento permanente de lunes a domingo es de dos años.

Mundo

Julian Assange sale en libertad bajo fianza; viaja a Australia

Julian Assange salió este lunes de la prisión en Reino Unido donde pasó 5 años como parte de un acuerdo con el Departamente de Justicia de EU

México

Sheinbaum rechaza militarización tras control de Sedena sobre Guardia Nacional

La virtual presidenta electa recordó que es la Presidencia de la República la que "dicta" la estrategia en seguridad y señaló que en la 4T "nosotros construimos la paz"

Sociedad

Cae techo en kínder de Tecámac tras granizada

La acumulación de granizo en la estructura provocó que el techo colapsara en el patio del jardín de niños

Finanzas

México pagaría compensación a Ganfeng si arbitraje del Banco Mundial es adverso: expertos

En caso de que Ganfeng Lithium gane, el gobierno de México deberá de cumplir con la reposición que conllevó la cancelación de las concesiones

Sociedad

Vuelven a bloquear carretera en Veracruz; autoridades faltaron a diálogo por muertes en bloqueo

Pobladores de Totalco iban a reunirse con autoridades estatales y federales luego de que dos personas murieran en el desalojo de un bloqueo en la carretera Perote-Xalapa

Sociedad

Suiza representará intereses de México ante Ecuador tras rompimiento de relaciones

Suiza asumirá algunas de las funciones diplomáticas y consulares requeridas por Ecuador y México