/ martes 5 de julio de 2016

Nuevo sistema educativo nacional será más incluyente: Nuño Mayer

Twitter: @jarmandorc

México.- El secretario de Educación Pública, Aurelio Nuño Mayer, afirmó que la Reforma Educativa “no es el problema, es la solución” para acabar con todas las desigualdades que hay en el país y lograr una transformación de fondo, que permita tener un sistema más incluyente.

“Más allá de coyunturas, el proyecto de nación del siglo XXI de México, depende de un proyecto educativo, sólido, consistente, eso es lo que permite la reforma educativa”, apuntó.

Al dar a conocer los resultados del primer semestre del Programa Escuelas al Cien, el funcionario federal dijo que la Reforma Educativa representa el único vehículo para romper con la desigualdad, que plantea una pedagogía de avanzada, maestros mejor preparados, nuevos planes y programas de estudio, que llevarán a un proyecto educativo más incluyente.

Con ello, apuntó Nuño Mayer, será posible que los mexicanos enfrenten un escenario globalizado, donde se compite con las naciones más preparadas, y esto “no será posible hacerlo sin un proyecto educativo claro y de gran potencia”.

“Si logramos llevar educación de calidad, con mejores escuelas, con mejores maestros, con mejores programas y planes de estudio a las zonas más desfavorecidas vamos a poder contribuir a romper con una desigualdad estructural que se vuelve muy complicado poderla derribar si no es a través, precisamente, de una educación de mejor calidad”, comentó.

En presencia del titular del INIFED, Héctor Gutiérrez de la Garza, el titular de la SEP, dijo que la pregunta clave es: ¿Qué país queremos en el siglo XXI?

“En una sociedad globalizada, una sociedad del conocimiento, no se puede aspirar a altos niveles de igualdad, de desarrollo, competencia ni de libertad sin una educación de calidad y eso es lo que se pretende con este reforma, un cambio profundo, estructural, en muchos aspectos radical, que permita que el sistema educativo del siglo XXI sea el eje del proyecto de nación del país que queremos construir como un país exitoso del siglo XXI”, añadió.

“Queremos seguir atrapados en el pasado, en los parámetros de las condiciones del siglo XX, queremos dar este paso y este brinco del siglo XX al siglo XXI o no lo queremos dar?”, cuestionó el secretario de Educación Pública.

Para lograrlo, debe estar en el centro un proyecto educativo que permita el desarrollo del conocimiento, de la ciencia y tecnología para que un país pase a ser un país en desarrollo a un país desarrollado.

En cuanto la aplicación del Programa Escuelas al Cien, Aurelio Nuño adelantó que este año 16 mil 500 planteles educativos, los de mayores carencias en el país, serán atendidos lo que representa un avance del 50 por ciento de la meta establecida para un lapso de 3 años.

Al presentar los resultados del primer semestre, precisó que hasta el momento se han invertido 25 mil millones de pesos en infraestructura de las escuelas, de un total de 50 mil millones de pesos, es decir, casi 3 mil millones de dólares.

En la sede nacional de la Secretaría de Educación Pública, dijo que con este modelo de financiamiento  beneficiarán con este programa más de 33 mil escuelas y 6 millones de alumnos.

/amg /RPE

Twitter: @jarmandorc

México.- El secretario de Educación Pública, Aurelio Nuño Mayer, afirmó que la Reforma Educativa “no es el problema, es la solución” para acabar con todas las desigualdades que hay en el país y lograr una transformación de fondo, que permita tener un sistema más incluyente.

“Más allá de coyunturas, el proyecto de nación del siglo XXI de México, depende de un proyecto educativo, sólido, consistente, eso es lo que permite la reforma educativa”, apuntó.

Al dar a conocer los resultados del primer semestre del Programa Escuelas al Cien, el funcionario federal dijo que la Reforma Educativa representa el único vehículo para romper con la desigualdad, que plantea una pedagogía de avanzada, maestros mejor preparados, nuevos planes y programas de estudio, que llevarán a un proyecto educativo más incluyente.

Con ello, apuntó Nuño Mayer, será posible que los mexicanos enfrenten un escenario globalizado, donde se compite con las naciones más preparadas, y esto “no será posible hacerlo sin un proyecto educativo claro y de gran potencia”.

“Si logramos llevar educación de calidad, con mejores escuelas, con mejores maestros, con mejores programas y planes de estudio a las zonas más desfavorecidas vamos a poder contribuir a romper con una desigualdad estructural que se vuelve muy complicado poderla derribar si no es a través, precisamente, de una educación de mejor calidad”, comentó.

En presencia del titular del INIFED, Héctor Gutiérrez de la Garza, el titular de la SEP, dijo que la pregunta clave es: ¿Qué país queremos en el siglo XXI?

“En una sociedad globalizada, una sociedad del conocimiento, no se puede aspirar a altos niveles de igualdad, de desarrollo, competencia ni de libertad sin una educación de calidad y eso es lo que se pretende con este reforma, un cambio profundo, estructural, en muchos aspectos radical, que permita que el sistema educativo del siglo XXI sea el eje del proyecto de nación del país que queremos construir como un país exitoso del siglo XXI”, añadió.

“Queremos seguir atrapados en el pasado, en los parámetros de las condiciones del siglo XX, queremos dar este paso y este brinco del siglo XX al siglo XXI o no lo queremos dar?”, cuestionó el secretario de Educación Pública.

Para lograrlo, debe estar en el centro un proyecto educativo que permita el desarrollo del conocimiento, de la ciencia y tecnología para que un país pase a ser un país en desarrollo a un país desarrollado.

En cuanto la aplicación del Programa Escuelas al Cien, Aurelio Nuño adelantó que este año 16 mil 500 planteles educativos, los de mayores carencias en el país, serán atendidos lo que representa un avance del 50 por ciento de la meta establecida para un lapso de 3 años.

Al presentar los resultados del primer semestre, precisó que hasta el momento se han invertido 25 mil millones de pesos en infraestructura de las escuelas, de un total de 50 mil millones de pesos, es decir, casi 3 mil millones de dólares.

En la sede nacional de la Secretaría de Educación Pública, dijo que con este modelo de financiamiento  beneficiarán con este programa más de 33 mil escuelas y 6 millones de alumnos.

/amg /RPE