/ martes 21 de marzo de 2017

Reto, devolver el prestigio a la Comisión Ejecutiva de Atención a Víctimas

  • Se viven momentos de tensión y horror por la violencia
  • El tema: lograr una verdadera atención, admite Jaime Rochín

El Estado mexicano tiene una enorme deuda con las víctimas de la violencia, delitos y violaciones a los derechos humanos, ya que no se les ha podido realizar un buen acompañamiento en el proceso de reparación de los daños, sostuvo el recién nombrado comisionado ejecutivo de la Comisión Ejecutiva de Atención a Víctimas (CEAV), Sergio Jaime Rochín del Rincón, quien al tiempo dijo que la dependencia cuenta con 500 millones de pesos para atender a los afectados, descartando, también, que se viva en un estado de emergencia.

Después de que fuera ratificado en el cargo como titular de la CAEV por el Senado de la República, con 74 votos a favor, Rochín del Rincón sabe que en la actualidad se vive un momento de tensión y hasta de horror por la situación en materia de violencia, de ahí que afirma que se debe de atender a las víctimas de la misma con “urgencia y sin excusas”.

Entrevistado por El Sol de México, el también especialista en derechos humanos asegura que tiene una nueva oportunidad de recomponer el trabajo que había realizado en el pasado, debido a que fue el primer encargado de la Comisión desde la implementación de la Ley General de Víctimas y en sustitución de la Procuraduría Social de Atención a Víctimas, creada en el Gobierno de Felipe Calderón.

Foto: El Sol de Zacatecas

Dice que el mayor reto es darle de nueva cuenta el prestigio a la Comisión, ya que con los medios y recursos que proporciona la Ley General de Victimas, porque se han roto los candados que “atoraban el acompañamiento y la atención”.

“Hoy tenemos que devolverle el prestigio a la Comisión Ejecutiva de Atención a Víctimas y para ello, el tema fundamental es lograr una verdadera atención y que no se dé una sensación de revictimización, sino que podamos ser un acompañante y que las víctimas sientan que estamos de su lado.

“Ese es el gran reto. Que la pueda hacer una acompañante, que la víctima sienta que está de su lado, que lo acompañe frente a los derechos que tiene que ejercer y que a veces no los conoce. Debemos informarle y acompañarla para que los ejerza con pleno derecho y con plena seguridad”.

-Dice usted que hay que darle de nuevo, prestigio a la Comisión Ejecutiva de Atención a Víctimas. ¿Estaba desprestigiada?, se le preguntó.

“Lo que puedo decir es que las expectativas que se generaron con la Ley fueron muy altas. La Ley crea un sistema y unos derechos de las víctimas que no existen en ningún lugar del mundo y eso hay que reconocerlo de manera suficientemente amplia. Sin embargo mostraba algunas trabas en la práctica y en la operatividad, tenía trabas que impedían a las víctimas tener plenos derechos”, respondió.

Detalla que en los inicios de la CEAV, ésta no tenía la capacidad de tender a las víctimas en el orden común, como son las víctimas de secuestro u homicidio, debido a que los estados no contaban con una dependencia para su apoyo o no querían ser atendidas, porque consideraban que ahí estaban los que les habían victimizado, incluso en las propias autoridades.

“La Comisión no podía hacer nada. La Comisión del Gobierno de la República no podía, y eso generaba una división de víctimas de primera y víctimas de segunda por decirlo, porque esas víctimas que no podían ser atendidas en su Estado, tampoco podían ser atendidas en la CEAV”, externó en la charla con la Organización Editorial Mexicana (OEM).

ES UN ERROR CONSIDERAR QUE LA CEAV ES UN CENTRO DE PAGO. SE TERMINARÁ LA BUROCRATIZACIÓN

Sergio Jaime Rochín del Rincón, titular de la Comisión Ejecutiva de Atención a Víctimas (CEAV), dejó claro que es un error considerar que la dependencia sea “un centro de pago por el daño causado, como si ese daño pudiera de alguna manera compensarse con dinero, eso es imposible”.

Sostuvo que “ningún daño puede repararse con dinero, mucho menos una desaparición, un homicidio violento de personas; eso no se puede reparar con nada”.

“Muchas veces lo que las víctimas quieren es un acompañamiento, una atención, orientación psicológica u jurídica, por eso hemos fortalecido en esta reforma y la Comisión lo tendrá que hacer con asesoría jurídica federal, quien dará ese acompañamiento, pero no solo jurídico sino humano”.

Aseguró que a partir de ahora se designará a un solo integrante de la dependencia para todo el proceso, ya que este “primer acompañante, que va a estar desde el arranque hasta el final en la medida de lo posible en su proceso, dando orientación, acompañamiento y guía, y si se requiere, en algunos casos de atención médica o jurídica”.

Rochín del Rincon puntualizó que a raíz de las modificaciones de la Ley General de Víctimas, los gobiernos estatales están obligados a crear entidades similares de atención, con lo que esperamos que “las víctimas en México tengan una nueva realidad”.

Al ser cuestionado sobre los datos de las víctimas. Sergio Rochín informó que a nivel federal, la CEAV tiene registradas entre 13 mil víctimas, por lo que se comprometió a tener un registro nacional, no solo del orden federal sino también donde se incluyan a las víctimas del orden común, y con ello conocer “cuantas víctimas hay de cada delito y en qué circunstancias, en dónde están, y eso nos ayudara como Gobierno y Estado mexicano para ver los patrones de victimización y generar otro tipo de políticas públicas”.

La constante de las personas que han sido víctimas de algún hecho delictivo se quejan de la gran burocratización que existe para ser atendidas, ante este panorama Rochín del Rincón enfatizó que ese es el objetivo.

“Ese es el objetivo fundamental: lograr que la Comisión responda a su nombre de ejecutiva. Que realmente sea ejecutiva, y por eso hoy es unipersonal, para que también el comisionado ejecutivo pueda tomar las determinaciones y asumir la obligación de acompañar a las víctimas de manera más eficiente posible.

-¿Vivimos en emergencia nacional ante los casos de violencia, desapasiones?, se le cuestionó.

“Más que darle esa calificación, lo que sí te podría decir que existe una de las más grandes deudas que tenemos como Estado mexicano es con las víctimas de los delitos y de violaciones a los derechos humanos, y que por desgracia no hemos podido hasta la fecha el darles el acompañamiento”, dijo Sergio Rochín del Rincón.

Refuerza: “Hay una situación de deuda del Estado mexicano de todo el Estado mexicano frente a las víctimas y a las cuales tenemos que responderles de manera urgente y sin excusas”.

500 MILLONES DE PESOS PARA ATENDER A LAS VÍCTIMAS

En la entrevista, Jaime Sergio Rochín del Rincón puntualizó que existen recursos suficientes para acompañar a las víctimas. El tema es que podamos hacerlo con suficiente fluidez y rapidez para darles el apoyo. Dice que hay un fondo que está establecido por ley y que es de mínimo 500 millones, “pero que ya el acumulado que traía de varios años donde no se había podido utilizar plenamente por las trabas que la Ley de Atención a Víctimas tenía”.

Rochín del Rincón argumentó que esos recursos económicos se utilizarán con total transparencia en el momento de la entrega a las víctimas, ya que “antes el tema era que se usara lo suficiente, hoy que vamos a poder usar mucho más de ese recurso, creo que es fundamental que se haga con plena transparencia y ante los ojos de toda la sociedad”.

Al preguntársele si no le da horror llegar a la Comisión tras conocerse el hallazgo de fosas clandestinas en varios estados del país o por la violencia que se registra, el comisionado ejecutivo de Atención a Víctimas, comentó que es un “tema muy duro, donde se enfrenta cada día con el dolor de las personas y además con el reclamo de una ausencia de justicia y de verdad”.

“Sí. Ya me he enfrentado con ésta y en otras ocasiones. Como bien dices ya no soy nuevo, ya estuve aquí viviendo ese dolor, pero con la esperanza de que ante los reclamos no podíamos hacer mucho”.

Añade: “Hoy vamos a poder dar un bálsamo de esperanza, un poco mas de luz a estas víctimas y también ver la parte positiva dentro de este dolor, si podemos acompañar y lograr que tengan más fortaleza, por decir en el caso de los que están en la búsqueda de sus desaparecidos, pero podemos hacer que se sientan un poco más fuertes, también es algo que vale la pena”.

Ante esto, Jaime Rochín pide un voto de confianza a los colectivos y grupos que han sido agraviados y adelanta que colaborarán en las bases de datos de personas desaparecidas, pero sobre todo que la CEAV sea un “acompañante en la búsqueda de la justicia y la verdad y una reparación del daño, y más que una caja de pago, como a veces se le veía a la CEAV en tiempos anteriores, hoy debemos darles ese acompañamiento y acercarnos a que se haga justicia”.

  • Se viven momentos de tensión y horror por la violencia
  • El tema: lograr una verdadera atención, admite Jaime Rochín

El Estado mexicano tiene una enorme deuda con las víctimas de la violencia, delitos y violaciones a los derechos humanos, ya que no se les ha podido realizar un buen acompañamiento en el proceso de reparación de los daños, sostuvo el recién nombrado comisionado ejecutivo de la Comisión Ejecutiva de Atención a Víctimas (CEAV), Sergio Jaime Rochín del Rincón, quien al tiempo dijo que la dependencia cuenta con 500 millones de pesos para atender a los afectados, descartando, también, que se viva en un estado de emergencia.

Después de que fuera ratificado en el cargo como titular de la CAEV por el Senado de la República, con 74 votos a favor, Rochín del Rincón sabe que en la actualidad se vive un momento de tensión y hasta de horror por la situación en materia de violencia, de ahí que afirma que se debe de atender a las víctimas de la misma con “urgencia y sin excusas”.

Entrevistado por El Sol de México, el también especialista en derechos humanos asegura que tiene una nueva oportunidad de recomponer el trabajo que había realizado en el pasado, debido a que fue el primer encargado de la Comisión desde la implementación de la Ley General de Víctimas y en sustitución de la Procuraduría Social de Atención a Víctimas, creada en el Gobierno de Felipe Calderón.

Foto: El Sol de Zacatecas

Dice que el mayor reto es darle de nueva cuenta el prestigio a la Comisión, ya que con los medios y recursos que proporciona la Ley General de Victimas, porque se han roto los candados que “atoraban el acompañamiento y la atención”.

“Hoy tenemos que devolverle el prestigio a la Comisión Ejecutiva de Atención a Víctimas y para ello, el tema fundamental es lograr una verdadera atención y que no se dé una sensación de revictimización, sino que podamos ser un acompañante y que las víctimas sientan que estamos de su lado.

“Ese es el gran reto. Que la pueda hacer una acompañante, que la víctima sienta que está de su lado, que lo acompañe frente a los derechos que tiene que ejercer y que a veces no los conoce. Debemos informarle y acompañarla para que los ejerza con pleno derecho y con plena seguridad”.

-Dice usted que hay que darle de nuevo, prestigio a la Comisión Ejecutiva de Atención a Víctimas. ¿Estaba desprestigiada?, se le preguntó.

“Lo que puedo decir es que las expectativas que se generaron con la Ley fueron muy altas. La Ley crea un sistema y unos derechos de las víctimas que no existen en ningún lugar del mundo y eso hay que reconocerlo de manera suficientemente amplia. Sin embargo mostraba algunas trabas en la práctica y en la operatividad, tenía trabas que impedían a las víctimas tener plenos derechos”, respondió.

Detalla que en los inicios de la CEAV, ésta no tenía la capacidad de tender a las víctimas en el orden común, como son las víctimas de secuestro u homicidio, debido a que los estados no contaban con una dependencia para su apoyo o no querían ser atendidas, porque consideraban que ahí estaban los que les habían victimizado, incluso en las propias autoridades.

“La Comisión no podía hacer nada. La Comisión del Gobierno de la República no podía, y eso generaba una división de víctimas de primera y víctimas de segunda por decirlo, porque esas víctimas que no podían ser atendidas en su Estado, tampoco podían ser atendidas en la CEAV”, externó en la charla con la Organización Editorial Mexicana (OEM).

ES UN ERROR CONSIDERAR QUE LA CEAV ES UN CENTRO DE PAGO. SE TERMINARÁ LA BUROCRATIZACIÓN

Sergio Jaime Rochín del Rincón, titular de la Comisión Ejecutiva de Atención a Víctimas (CEAV), dejó claro que es un error considerar que la dependencia sea “un centro de pago por el daño causado, como si ese daño pudiera de alguna manera compensarse con dinero, eso es imposible”.

Sostuvo que “ningún daño puede repararse con dinero, mucho menos una desaparición, un homicidio violento de personas; eso no se puede reparar con nada”.

“Muchas veces lo que las víctimas quieren es un acompañamiento, una atención, orientación psicológica u jurídica, por eso hemos fortalecido en esta reforma y la Comisión lo tendrá que hacer con asesoría jurídica federal, quien dará ese acompañamiento, pero no solo jurídico sino humano”.

Aseguró que a partir de ahora se designará a un solo integrante de la dependencia para todo el proceso, ya que este “primer acompañante, que va a estar desde el arranque hasta el final en la medida de lo posible en su proceso, dando orientación, acompañamiento y guía, y si se requiere, en algunos casos de atención médica o jurídica”.

Rochín del Rincon puntualizó que a raíz de las modificaciones de la Ley General de Víctimas, los gobiernos estatales están obligados a crear entidades similares de atención, con lo que esperamos que “las víctimas en México tengan una nueva realidad”.

Al ser cuestionado sobre los datos de las víctimas. Sergio Rochín informó que a nivel federal, la CEAV tiene registradas entre 13 mil víctimas, por lo que se comprometió a tener un registro nacional, no solo del orden federal sino también donde se incluyan a las víctimas del orden común, y con ello conocer “cuantas víctimas hay de cada delito y en qué circunstancias, en dónde están, y eso nos ayudara como Gobierno y Estado mexicano para ver los patrones de victimización y generar otro tipo de políticas públicas”.

La constante de las personas que han sido víctimas de algún hecho delictivo se quejan de la gran burocratización que existe para ser atendidas, ante este panorama Rochín del Rincón enfatizó que ese es el objetivo.

“Ese es el objetivo fundamental: lograr que la Comisión responda a su nombre de ejecutiva. Que realmente sea ejecutiva, y por eso hoy es unipersonal, para que también el comisionado ejecutivo pueda tomar las determinaciones y asumir la obligación de acompañar a las víctimas de manera más eficiente posible.

-¿Vivimos en emergencia nacional ante los casos de violencia, desapasiones?, se le cuestionó.

“Más que darle esa calificación, lo que sí te podría decir que existe una de las más grandes deudas que tenemos como Estado mexicano es con las víctimas de los delitos y de violaciones a los derechos humanos, y que por desgracia no hemos podido hasta la fecha el darles el acompañamiento”, dijo Sergio Rochín del Rincón.

Refuerza: “Hay una situación de deuda del Estado mexicano de todo el Estado mexicano frente a las víctimas y a las cuales tenemos que responderles de manera urgente y sin excusas”.

500 MILLONES DE PESOS PARA ATENDER A LAS VÍCTIMAS

En la entrevista, Jaime Sergio Rochín del Rincón puntualizó que existen recursos suficientes para acompañar a las víctimas. El tema es que podamos hacerlo con suficiente fluidez y rapidez para darles el apoyo. Dice que hay un fondo que está establecido por ley y que es de mínimo 500 millones, “pero que ya el acumulado que traía de varios años donde no se había podido utilizar plenamente por las trabas que la Ley de Atención a Víctimas tenía”.

Rochín del Rincón argumentó que esos recursos económicos se utilizarán con total transparencia en el momento de la entrega a las víctimas, ya que “antes el tema era que se usara lo suficiente, hoy que vamos a poder usar mucho más de ese recurso, creo que es fundamental que se haga con plena transparencia y ante los ojos de toda la sociedad”.

Al preguntársele si no le da horror llegar a la Comisión tras conocerse el hallazgo de fosas clandestinas en varios estados del país o por la violencia que se registra, el comisionado ejecutivo de Atención a Víctimas, comentó que es un “tema muy duro, donde se enfrenta cada día con el dolor de las personas y además con el reclamo de una ausencia de justicia y de verdad”.

“Sí. Ya me he enfrentado con ésta y en otras ocasiones. Como bien dices ya no soy nuevo, ya estuve aquí viviendo ese dolor, pero con la esperanza de que ante los reclamos no podíamos hacer mucho”.

Añade: “Hoy vamos a poder dar un bálsamo de esperanza, un poco mas de luz a estas víctimas y también ver la parte positiva dentro de este dolor, si podemos acompañar y lograr que tengan más fortaleza, por decir en el caso de los que están en la búsqueda de sus desaparecidos, pero podemos hacer que se sientan un poco más fuertes, también es algo que vale la pena”.

Ante esto, Jaime Rochín pide un voto de confianza a los colectivos y grupos que han sido agraviados y adelanta que colaborarán en las bases de datos de personas desaparecidas, pero sobre todo que la CEAV sea un “acompañante en la búsqueda de la justicia y la verdad y una reparación del daño, y más que una caja de pago, como a veces se le veía a la CEAV en tiempos anteriores, hoy debemos darles ese acompañamiento y acercarnos a que se haga justicia”.