/ domingo 9 de abril de 2017

Refrenda México compromiso de facilitar flujos de personas y bienes con EU

El subsecretario para América del Norte de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE), Carlos Sada, reafirmó el compromiso del gobierno mexicano con la facilitación de los flujos de personas, bienes y servicios con Estados Unidos, en todos los puertos de entrada ubicados en la franja fronteriza.

En una visita de trabajo a la región fronteriza de Tijuana y San Diego, efectuada la víspera, el funcionario federal se reunió con el delegado del Instituto Nacional de Migración (INM), con la cónsul general de México en San Diego y con delegados locales y estatales.

La SRE indicó en un comunicado que los funcionarios informaron sobre las actividades coordinadas que llevan a cabo diariamente el INM y el Consulado General de México en San Diego en el puerto fronterizo de "El Chaparral", en particular en materia de repatriación de migrantes mexicanos.

Posteriormente, agregó, representantes de la Asociación de Gobiernos del Condado de San Diego (SANDAG) y el Departamento de Transporte de California (CALTRANS) acompañaron a Sada en un recorrido para presentarle los últimos desarrollos sobre la infraestructura fronteriza en la zona de Otay Mesa, cuyo objetivo es avanzar hacia la construcción del Puerto de Entrada Otay II.

Al final de la visita, el funcionario tuvo un encuentro con miembros del Consejo Directivo de Smart Border Coalition, organización binacional conformada por actores del sector público y privado de San Diego y Tijuana; con quienes se dio seguimiento a la reciente visita de la delegación binacional a la Ciudad de México.

El documento expuso que México es el segundo socio comercial de California, con un comercio total de 71.6 mil millones de dólares en 2016; alrededor de 565 mil empleos en el estado dependen de este intercambio y 11 por ciento del comercio bilateral entre México y Estados Unidos en ese año fluyó por los puertos de entrada entre Baja California y California.

A lo largo de los 233 kilómetros que comprenden la frontera entre México y California existen ocho puertos de entrada; por los que en 2016 cruzaron 2.6 millones de vehículos de carga, 970 trenes y 62.2 millones de vehículos ligeros.

Gracias a todos esos puertos de entrada, incluido el puente peatonal aeroportuario Cross Border Express, esta región se considera la más transitada del Hemisferio Occidental, con más de 65 millones de cruces de personas anualmente.

Tijuana y San Diego forman parte de la mega región conocida como CaliBaja, en la que residen cerca de seis millones de personas y representa una economía de unos 230 mil millones de dólares.

/cpg

El subsecretario para América del Norte de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE), Carlos Sada, reafirmó el compromiso del gobierno mexicano con la facilitación de los flujos de personas, bienes y servicios con Estados Unidos, en todos los puertos de entrada ubicados en la franja fronteriza.

En una visita de trabajo a la región fronteriza de Tijuana y San Diego, efectuada la víspera, el funcionario federal se reunió con el delegado del Instituto Nacional de Migración (INM), con la cónsul general de México en San Diego y con delegados locales y estatales.

La SRE indicó en un comunicado que los funcionarios informaron sobre las actividades coordinadas que llevan a cabo diariamente el INM y el Consulado General de México en San Diego en el puerto fronterizo de "El Chaparral", en particular en materia de repatriación de migrantes mexicanos.

Posteriormente, agregó, representantes de la Asociación de Gobiernos del Condado de San Diego (SANDAG) y el Departamento de Transporte de California (CALTRANS) acompañaron a Sada en un recorrido para presentarle los últimos desarrollos sobre la infraestructura fronteriza en la zona de Otay Mesa, cuyo objetivo es avanzar hacia la construcción del Puerto de Entrada Otay II.

Al final de la visita, el funcionario tuvo un encuentro con miembros del Consejo Directivo de Smart Border Coalition, organización binacional conformada por actores del sector público y privado de San Diego y Tijuana; con quienes se dio seguimiento a la reciente visita de la delegación binacional a la Ciudad de México.

El documento expuso que México es el segundo socio comercial de California, con un comercio total de 71.6 mil millones de dólares en 2016; alrededor de 565 mil empleos en el estado dependen de este intercambio y 11 por ciento del comercio bilateral entre México y Estados Unidos en ese año fluyó por los puertos de entrada entre Baja California y California.

A lo largo de los 233 kilómetros que comprenden la frontera entre México y California existen ocho puertos de entrada; por los que en 2016 cruzaron 2.6 millones de vehículos de carga, 970 trenes y 62.2 millones de vehículos ligeros.

Gracias a todos esos puertos de entrada, incluido el puente peatonal aeroportuario Cross Border Express, esta región se considera la más transitada del Hemisferio Occidental, con más de 65 millones de cruces de personas anualmente.

Tijuana y San Diego forman parte de la mega región conocida como CaliBaja, en la que residen cerca de seis millones de personas y representa una economía de unos 230 mil millones de dólares.

/cpg