/ sábado 20 de agosto de 2016

Comienza Estados Unidos a retirar sus bombas nucleares de Turquía

PARÍS, Francia. (OEM-Informex).- Estados Unidos comenzó aretirar discretamente las armas nucleares que tiene en Turquíapara desplazarlas hacia la base aérea de Deveselu, en Rumania.

El Pentágono tomó esa decisión inquieto por la inestabilidadque reina en Turquía después del golpe militar del 15 de julio yla represión contra los militares lanzada por el presidente RacepTayyip Erdogan.

El traslado del arsenal, actualmente estacionado en Turquía,representa un verdadero desafío político y técnico porque no esfácil desplazar entre 20 y 50 bombas nucleares. Solo elDepartamento de Defensa y la Casa Blanca conocen con exactitud lacantidad de proyectiles almacenados en bases militares turcas. Unreciente informe del Stimson Center estimó, sin embargo, queactualmente hay unas 50 armas termonucleares de tipo B61,principalmente en la base de Incirlik.

“Desde el punto de vista de la seguridad, es un riesgomantener ese arsenal en una base ubicada a un centenar dekilómetros de la frontera con Siria”, estimó la coautora delinforme, Laicie Heeley, experta en relaciones exteriores y defensaen el Stimson Center.

Algunos expertos argumentan que además de enviar una pequeñacantidad a Rumania para mantener parte del arsenal cerca de Rusia,otra parte de las armas podría ser distribuida entre las basesoperadas por Estados Unidos en Lakenheath (Gran Bretaña) yRamstein (Alemania).

Las inquietudes norteamericanas sobre el control de esas armasse agravaron el 15 de julio. Durante el golpe militar seinterrumpió el suministro de electricidad a la base de Incirlik yel Gobierno turco prohibió a los aviones de Estados Unidosdespegar o aterrizar. Pocas horas después del fracaso del putsch,el comandante de la base fue detenido y acusado de estar implicadoen la tentativa de derrocar al presidente Erdogan.

En otra base, pilotos golpistas se apoderaron de F-16 turcos,con los cuales realizaron vuelos de intimidación sobre Ankara yEstambul. Esos aviones, que al parecer también participaron en elbombardeo del Parlamento, tenían instrucciones de derribar elavión de Erdogan. Los golpistas creían contar al menos con lacomplicidad de un avión tanque de la base de Incirlik, capaz dereabastecer en vuelo a los F-16 rebeldes.

En Bruselas, los expertos de la Organización del Tratado delAtlántico Norte (OTAN) se preguntan con inquietud qué habríapasado si en ese momento hubiera sido necesario ordenar unaintervención militar de los escuadrones estratégicos y tácticosdesplegados en Incirlik.

El Pentágono se negó a comentar si durante esas horascríticas, los militares norteamericanos perdieron el controloperativo de los aviones y -sobre todo- de los proyectilesatómicos. El informe del Stimson Center indica que es imposiblesaber si Estados Unidos está en condiciones teóricas de controlarel arsenal de Incirlik en caso de conflicto civil prolongado.

Por otra parte, algunos expertos norteamericanos no comprendencómo fue posible mantener armas nucleares en una base dirigida poralguien capaz de bombardear el Parlamento de su país.

A título preventivo, Estados Unidos decidió comenzar atrasladar esas armas a la base rumana de Deveselu, ubicada cerca dela ciudad de Caracal, donde hace poco tiempo fue implantada unaparte del dispositivo antimisiles de Estados Unidos. Lainstalación de ese escudo de defensa suscitó la enérgicareacción de Moscú.

La OTAN, por su parte, explicó que los aliados deben asegurarsede que las armas nucleares norteamericanas desplegadas en Europasiguen estando en seguridad.

En Bruselas, donde la OTAN tiene su cuartel general, losoficiales de alto rango se han referido con frecuencia durante losúltimos días a un párrafo del comunicado final divulgado altérmino de la reciente cumbre de la Alianza Atlántica enVarsovia: “La posición de disuasión nuclear de la OTAN reposaigualmente, en parte, sobre las armas nucleares de Estados Unidosdesplegadas en Europa y sobre la capacidad e infraestructurasprovistas por los aliados interesados. Esos aliados deberánasegurarse de que todos los componentes de la disuasión nuclear dela OTAN están en seguridad y en correcto estado defuncionamiento”.

Turquía rehusó comentar las informaciones sobre el traslado,mientras que la cancillería rumana negó en forma terminante lallegada de armas nucleares a su territorio.

Según una práctica vigente desde la guerra fría, ningúnpaís confirma oficialmente la presencia de armas nucleares en suterritorio. A pesar de esa reserva, se sabe que existen proyectilesatómicos en Alemania, Bélgica, Holanda e Italia. Todos esospaíses tienen aviones “duales” que pueden poner a disposiciónde Estados Unidos en caso de crisis para transportar losproyectiles atómicos.

Estados Unidos, preventivamente, no previó un mecanismo similarpara los aparatos de la aviación turca. En otros términos,Incirlik es solo una instalación que sirve como depósito.

El peligro reside en que, en un país extremadamente inestable,algún grupo pueda apoderarse de una parte de los proyectiles.

Si bien hubo otros golpes militares en la historia reciente deTurquía, el Pentágono nunca sintió temor por la seguridad de suarsenal nuclear. Pero ese sentimiento cambió después del recientegolpe frustrado.

El putsch del 15 de julio sobrevino en el momento más tenso delas relaciones entre ambos países desde el ingreso de Turquía ala OTAN, en 1952.

Estados Unidos y Turquía entraron hace dos años en una fase deprogresivo deterioro de sus relaciones. El principal punto de rocese debe a las reticencias de Erdogan, de permitir el uso de la basede Incirlik a los aviones de Estados Unidos que participan en elbombardeo contra el grupo yihadista Estado Islámico (EI) en Siria.A principios de año, Washington ordenó evacuar las familias delpersonal civil y militar de Incirlik por temor a eventuales ataquesterroristas.

La situación se tensó en el último mes, debido a lasacusaciones lanzadas por medios cercanos al Gobierno, insinuandoque Estados Unidos había apoyado el frustrado golpe militar. Laacusación se basa, en gran parte, en el hecho de que el predicadormusulmán Fethullah Gulen, que tiene un gran número de fieles enTurquía, vive exiliado en Estados Unidos.

El retiro de las bombas nucleares estacionadas en Incirlik nosolo podría agravar las relaciones entre ambos países, sino quesuscitaría fuertes tensiones dentro de la OTAN.


Los secretos de Incirlik


PARÍS, Francia. (OEM-Informex).- El arsenal nuclearnorteamericano, estacionado en la base turca de Incirlik, estácompuesto de proyectiles termonucleares B61 de un poder que oscila-según los modelos- entre 0.3 y 340 kilotones.

Las bombas, concebidas para diferentes usos estratégicos otácticos, miden 3.56 metros de largo, tienen un diámetro de 33centímetros y pesan aproximadamente 320 kilos. Ese modelo de basedifiere según las diferentes configuraciones.

En la actualidad, Estados Unidos dispone de 17 modeloshabilitados para transportar ese tipo de armas. La mismaautorización existe para ciertos aparatos de las fuerzas aéreasde Alemania, Gran Bretaña e Italia.

La comisión de Fuerzas Armadas del Congreso norteamericanoaplazó hasta 2020 el programa destinado a reemplazar los actualesmodelos Mod tres, cuatro, siete y 11 en servicio por el nuevo Mod12, que costará en total unos 10 mil millones de dólares.

En la base de Incirlik, esas armas están depositadas enbóvedas blindadas ubicadas en el piso donde están los hangares deprotección de los aviones. Todo ese sector se encuentra dentro unperímetro de seguridad. Estados Unidos y la OTAN invirtieronrecientemente 160 millones de dólares para reforzar la seguridadde los depósitos de armas, que son monitoreados por satélite.

Los expertos afirman que, aunque esas armas puedan caer en manoshostiles, resulta muy difícil utilizarlas porque para activarlases preciso utilizar un código.

PARÍS, Francia. (OEM-Informex).- Estados Unidos comenzó aretirar discretamente las armas nucleares que tiene en Turquíapara desplazarlas hacia la base aérea de Deveselu, en Rumania.

El Pentágono tomó esa decisión inquieto por la inestabilidadque reina en Turquía después del golpe militar del 15 de julio yla represión contra los militares lanzada por el presidente RacepTayyip Erdogan.

El traslado del arsenal, actualmente estacionado en Turquía,representa un verdadero desafío político y técnico porque no esfácil desplazar entre 20 y 50 bombas nucleares. Solo elDepartamento de Defensa y la Casa Blanca conocen con exactitud lacantidad de proyectiles almacenados en bases militares turcas. Unreciente informe del Stimson Center estimó, sin embargo, queactualmente hay unas 50 armas termonucleares de tipo B61,principalmente en la base de Incirlik.

“Desde el punto de vista de la seguridad, es un riesgomantener ese arsenal en una base ubicada a un centenar dekilómetros de la frontera con Siria”, estimó la coautora delinforme, Laicie Heeley, experta en relaciones exteriores y defensaen el Stimson Center.

Algunos expertos argumentan que además de enviar una pequeñacantidad a Rumania para mantener parte del arsenal cerca de Rusia,otra parte de las armas podría ser distribuida entre las basesoperadas por Estados Unidos en Lakenheath (Gran Bretaña) yRamstein (Alemania).

Las inquietudes norteamericanas sobre el control de esas armasse agravaron el 15 de julio. Durante el golpe militar seinterrumpió el suministro de electricidad a la base de Incirlik yel Gobierno turco prohibió a los aviones de Estados Unidosdespegar o aterrizar. Pocas horas después del fracaso del putsch,el comandante de la base fue detenido y acusado de estar implicadoen la tentativa de derrocar al presidente Erdogan.

En otra base, pilotos golpistas se apoderaron de F-16 turcos,con los cuales realizaron vuelos de intimidación sobre Ankara yEstambul. Esos aviones, que al parecer también participaron en elbombardeo del Parlamento, tenían instrucciones de derribar elavión de Erdogan. Los golpistas creían contar al menos con lacomplicidad de un avión tanque de la base de Incirlik, capaz dereabastecer en vuelo a los F-16 rebeldes.

En Bruselas, los expertos de la Organización del Tratado delAtlántico Norte (OTAN) se preguntan con inquietud qué habríapasado si en ese momento hubiera sido necesario ordenar unaintervención militar de los escuadrones estratégicos y tácticosdesplegados en Incirlik.

El Pentágono se negó a comentar si durante esas horascríticas, los militares norteamericanos perdieron el controloperativo de los aviones y -sobre todo- de los proyectilesatómicos. El informe del Stimson Center indica que es imposiblesaber si Estados Unidos está en condiciones teóricas de controlarel arsenal de Incirlik en caso de conflicto civil prolongado.

Por otra parte, algunos expertos norteamericanos no comprendencómo fue posible mantener armas nucleares en una base dirigida poralguien capaz de bombardear el Parlamento de su país.

A título preventivo, Estados Unidos decidió comenzar atrasladar esas armas a la base rumana de Deveselu, ubicada cerca dela ciudad de Caracal, donde hace poco tiempo fue implantada unaparte del dispositivo antimisiles de Estados Unidos. Lainstalación de ese escudo de defensa suscitó la enérgicareacción de Moscú.

La OTAN, por su parte, explicó que los aliados deben asegurarsede que las armas nucleares norteamericanas desplegadas en Europasiguen estando en seguridad.

En Bruselas, donde la OTAN tiene su cuartel general, losoficiales de alto rango se han referido con frecuencia durante losúltimos días a un párrafo del comunicado final divulgado altérmino de la reciente cumbre de la Alianza Atlántica enVarsovia: “La posición de disuasión nuclear de la OTAN reposaigualmente, en parte, sobre las armas nucleares de Estados Unidosdesplegadas en Europa y sobre la capacidad e infraestructurasprovistas por los aliados interesados. Esos aliados deberánasegurarse de que todos los componentes de la disuasión nuclear dela OTAN están en seguridad y en correcto estado defuncionamiento”.

Turquía rehusó comentar las informaciones sobre el traslado,mientras que la cancillería rumana negó en forma terminante lallegada de armas nucleares a su territorio.

Según una práctica vigente desde la guerra fría, ningúnpaís confirma oficialmente la presencia de armas nucleares en suterritorio. A pesar de esa reserva, se sabe que existen proyectilesatómicos en Alemania, Bélgica, Holanda e Italia. Todos esospaíses tienen aviones “duales” que pueden poner a disposiciónde Estados Unidos en caso de crisis para transportar losproyectiles atómicos.

Estados Unidos, preventivamente, no previó un mecanismo similarpara los aparatos de la aviación turca. En otros términos,Incirlik es solo una instalación que sirve como depósito.

El peligro reside en que, en un país extremadamente inestable,algún grupo pueda apoderarse de una parte de los proyectiles.

Si bien hubo otros golpes militares en la historia reciente deTurquía, el Pentágono nunca sintió temor por la seguridad de suarsenal nuclear. Pero ese sentimiento cambió después del recientegolpe frustrado.

El putsch del 15 de julio sobrevino en el momento más tenso delas relaciones entre ambos países desde el ingreso de Turquía ala OTAN, en 1952.

Estados Unidos y Turquía entraron hace dos años en una fase deprogresivo deterioro de sus relaciones. El principal punto de rocese debe a las reticencias de Erdogan, de permitir el uso de la basede Incirlik a los aviones de Estados Unidos que participan en elbombardeo contra el grupo yihadista Estado Islámico (EI) en Siria.A principios de año, Washington ordenó evacuar las familias delpersonal civil y militar de Incirlik por temor a eventuales ataquesterroristas.

La situación se tensó en el último mes, debido a lasacusaciones lanzadas por medios cercanos al Gobierno, insinuandoque Estados Unidos había apoyado el frustrado golpe militar. Laacusación se basa, en gran parte, en el hecho de que el predicadormusulmán Fethullah Gulen, que tiene un gran número de fieles enTurquía, vive exiliado en Estados Unidos.

El retiro de las bombas nucleares estacionadas en Incirlik nosolo podría agravar las relaciones entre ambos países, sino quesuscitaría fuertes tensiones dentro de la OTAN.


Los secretos de Incirlik


PARÍS, Francia. (OEM-Informex).- El arsenal nuclearnorteamericano, estacionado en la base turca de Incirlik, estácompuesto de proyectiles termonucleares B61 de un poder que oscila-según los modelos- entre 0.3 y 340 kilotones.

Las bombas, concebidas para diferentes usos estratégicos otácticos, miden 3.56 metros de largo, tienen un diámetro de 33centímetros y pesan aproximadamente 320 kilos. Ese modelo de basedifiere según las diferentes configuraciones.

En la actualidad, Estados Unidos dispone de 17 modeloshabilitados para transportar ese tipo de armas. La mismaautorización existe para ciertos aparatos de las fuerzas aéreasde Alemania, Gran Bretaña e Italia.

La comisión de Fuerzas Armadas del Congreso norteamericanoaplazó hasta 2020 el programa destinado a reemplazar los actualesmodelos Mod tres, cuatro, siete y 11 en servicio por el nuevo Mod12, que costará en total unos 10 mil millones de dólares.

En la base de Incirlik, esas armas están depositadas enbóvedas blindadas ubicadas en el piso donde están los hangares deprotección de los aviones. Todo ese sector se encuentra dentro unperímetro de seguridad. Estados Unidos y la OTAN invirtieronrecientemente 160 millones de dólares para reforzar la seguridadde los depósitos de armas, que son monitoreados por satélite.

Los expertos afirman que, aunque esas armas puedan caer en manoshostiles, resulta muy difícil utilizarlas porque para activarlases preciso utilizar un código.

México

Covid-19 deja a más de 83 mil mexicanos sin empleo en junio

La cifra es más alta que la reportada por el Coneval, que estimó que con la crisis hasta 10.7 millones de personas caerán en la pobreza extrema

Política

Investigan corrupción por más de 2 mil mdp en antigua Policía Federal

“Se están investigando peculados que representan más de 2 mil millones de pesos”, señaló la Secretaría de la Función Pública

Mundo

Sismo de magnitud 5.2 sacude occidente de Venezuela

Según el servicio, el movimiento telúrico tuvo epicentro a 11 kilómetros de Biscucuy

Virales

Ciudad de EU emite en madera su propia moneda debido al Covid-19

El museo de la ciudad tiene una impresora que data de los años 1890, la utilizaron para hacer 10 mil dólares en rectángulos de madera, cada uno con un valor nominal de 25 dólares

Sociedad

Decomisan 162 kilos de presunta cocaína en Lázaro Cárdenas, Michoacán

Luego de una búsqueda se encontraron enterrados tres sacos con 140 paquetes envueltos en forma de ladrillos

Justicia

Vinculan a proceso a integrante del cartel Tijuana por secuestro agravado

En 2019 se inició la carpeta de investigación en atención a una denuncia en contra de diversos miembros de una organización delictiva

CDMX

Conoce el semáforo por colonias de la CDMX para contener contagios de Covid-19

Serán 34 colonias las que reciban atención prioritaria ante la concentración de casos positivos y la lista se actualizará cada domingo

Política

PRD también exige renuncia de Jorge Alcocer y López-Gatell

Días antes el coordinador panista en el Senado, Mauricio Kuri, también planteó la renuncia de López-Gattel ante lo que calificó un "pésimo" desempeño

Mundo

Sismo de magnitud 5.2 sacude occidente de Venezuela

Según el servicio, el movimiento telúrico tuvo epicentro a 11 kilómetros de Biscucuy