/ viernes 27 de mayo de 2016

Donald Trump ataca a la única gobernadora latina de EU

Nuevo México, EU.- Fue un duro reproche el que dirigió el casi seguro candidato presidencial republicano Donald Trump a la única gobernadora latina de Estados Unidos en el estado que gobierna, Nuevo México.

Durante un bullicioso mitin esta semana en el estado con más hispanos del país, Trump criticó a la gobernadora republicana Susana Martínez, diciendo que ella no estaba haciendo su trabajo en materia de desempleo y de ayudas federales para alimentos, ni siquiera al tratar de contener la crisis de refugiados sirios.

Martínez, que no ha respaldado al presunto candidato presidencial del Partido Republicano, evitó asistir al evento en Albuquerque, alegando que tenía una agenda ocupada.

La disputa pública ha mitigado cualquier conjetura que barajara a Martínez como posible candidata a vicepresidenta para atraer más votantes mujeres y de minorías al bando republicano.

También sumó a la gobernadora en su segundo mandato a otros republicanos destacados que han recibido ataques mientras Trump trata de consolidar sus apoyos de cara a la ronda final de elecciones primarias que incluye Nuevo México y California.

Políticos clave salieron en defensa de Martínez, incluso el presidente de la Cámara de Representantes Paul Ryan, el gobernador de Wisconsin Scott Walker, el ex gobernador de Florida Jeb Bush y el senador de Florida Marco Rubio, a quien Martínez respaldó para la nominación presidencial en marzo cuando su campaña decaía.

Trump describió a Nuevo México como un estado acosado por el desempleo y con creciente dependencia en la ayuda alimenticia federal, echando la culpa directamente a Martínez.

"Su gobernadora tiene que hacer un mejor trabajo", dijo Trump. "No está haciendo el trabajo. Hey, quizá me presente a gobernador de Nuevo México".

/parg

Nuevo México, EU.- Fue un duro reproche el que dirigió el casi seguro candidato presidencial republicano Donald Trump a la única gobernadora latina de Estados Unidos en el estado que gobierna, Nuevo México.

Durante un bullicioso mitin esta semana en el estado con más hispanos del país, Trump criticó a la gobernadora republicana Susana Martínez, diciendo que ella no estaba haciendo su trabajo en materia de desempleo y de ayudas federales para alimentos, ni siquiera al tratar de contener la crisis de refugiados sirios.

Martínez, que no ha respaldado al presunto candidato presidencial del Partido Republicano, evitó asistir al evento en Albuquerque, alegando que tenía una agenda ocupada.

La disputa pública ha mitigado cualquier conjetura que barajara a Martínez como posible candidata a vicepresidenta para atraer más votantes mujeres y de minorías al bando republicano.

También sumó a la gobernadora en su segundo mandato a otros republicanos destacados que han recibido ataques mientras Trump trata de consolidar sus apoyos de cara a la ronda final de elecciones primarias que incluye Nuevo México y California.

Políticos clave salieron en defensa de Martínez, incluso el presidente de la Cámara de Representantes Paul Ryan, el gobernador de Wisconsin Scott Walker, el ex gobernador de Florida Jeb Bush y el senador de Florida Marco Rubio, a quien Martínez respaldó para la nominación presidencial en marzo cuando su campaña decaía.

Trump describió a Nuevo México como un estado acosado por el desempleo y con creciente dependencia en la ayuda alimenticia federal, echando la culpa directamente a Martínez.

"Su gobernadora tiene que hacer un mejor trabajo", dijo Trump. "No está haciendo el trabajo. Hey, quizá me presente a gobernador de Nuevo México".

/parg