/ viernes 22 de abril de 2016

Gobernador de Virginia restaurará el derecho al voto a más de 200,000 criminales

Washington.- El gobernador de Virginia, Terry McAuliffe, utilizará su poder ejecutivo este viernes para restablecer los derechos de voto a más de 200,000 criminales convictos.

La acción dejará sin efecto una disposición de la era de la Guerra Civil, donde se le privaba de sus derechos  a los  afroamericanos, dijo.

De acuerdo con  The New York Times, el orden se da en un estado clave que podría desempeñar un papel decisivo en las elecciones de noviembre, pues permitirá a todos los delincuentes que han cumplido su tiempo en prisión y que se encuentran bajo libertad condicional, registrarse para votar. De hecho la mayoría son afroamericanos, una base electoral de los demócratas.

"No hay duda de que hemos tenido una horrible historia en cuanto al derecho de votar para los afroamericanos - debemos remediarlo", dijo McAuliffe el día de ayer, previo al anuncio que se dará en el Capitolio de Virginia.

La acción de McAuliffe va mucho más allá de lo que otros gobernadores han hecho, dicen los expertos, y es casi seguro que provocará una reacción de los republicanos de Virginia, que se han resistido a las medidas para ampliar los derechos de voto de delincuentes. Se ha planeado en secreto, y llega en medio de un debate nacional sobre la intensificación de la raza, el encarcelamiento en masa y el sistema de justicia criminal.

No hay manera de saber cuántos de los nuevos votantes elegibles en Virginia se registrarán, pero el Sr. McAuliffe dijo que iba a animar a todos a hacerlo. "Mi mensaje será que ahora yo he cumplido con mi parte".

Sólo dos estados - Maine y Vermont - no tienen restricciones de voto sobre los criminales. De los 48 restantes, 12 estados privan de derechos a los delincuentes después de finalizar su sentencia o quedar en libertad condicional, dijo Marc Mauer, director ejecutivo del Proyecto de Sentencia, una organización política de Washington que aboga por la restauración de los derechos de voto a delincuentes.

Virginia es uno de los cuatro estados - los otros son de Kentucky, Florida e Iowa - que imponen las restricciones más severas. El Proyecto de Sentencia dice que uno de cada cinco afroamericanos en Virginia son privados de sus derechos.

/afa

Washington.- El gobernador de Virginia, Terry McAuliffe, utilizará su poder ejecutivo este viernes para restablecer los derechos de voto a más de 200,000 criminales convictos.

La acción dejará sin efecto una disposición de la era de la Guerra Civil, donde se le privaba de sus derechos  a los  afroamericanos, dijo.

De acuerdo con  The New York Times, el orden se da en un estado clave que podría desempeñar un papel decisivo en las elecciones de noviembre, pues permitirá a todos los delincuentes que han cumplido su tiempo en prisión y que se encuentran bajo libertad condicional, registrarse para votar. De hecho la mayoría son afroamericanos, una base electoral de los demócratas.

"No hay duda de que hemos tenido una horrible historia en cuanto al derecho de votar para los afroamericanos - debemos remediarlo", dijo McAuliffe el día de ayer, previo al anuncio que se dará en el Capitolio de Virginia.

La acción de McAuliffe va mucho más allá de lo que otros gobernadores han hecho, dicen los expertos, y es casi seguro que provocará una reacción de los republicanos de Virginia, que se han resistido a las medidas para ampliar los derechos de voto de delincuentes. Se ha planeado en secreto, y llega en medio de un debate nacional sobre la intensificación de la raza, el encarcelamiento en masa y el sistema de justicia criminal.

No hay manera de saber cuántos de los nuevos votantes elegibles en Virginia se registrarán, pero el Sr. McAuliffe dijo que iba a animar a todos a hacerlo. "Mi mensaje será que ahora yo he cumplido con mi parte".

Sólo dos estados - Maine y Vermont - no tienen restricciones de voto sobre los criminales. De los 48 restantes, 12 estados privan de derechos a los delincuentes después de finalizar su sentencia o quedar en libertad condicional, dijo Marc Mauer, director ejecutivo del Proyecto de Sentencia, una organización política de Washington que aboga por la restauración de los derechos de voto a delincuentes.

Virginia es uno de los cuatro estados - los otros son de Kentucky, Florida e Iowa - que imponen las restricciones más severas. El Proyecto de Sentencia dice que uno de cada cinco afroamericanos en Virginia son privados de sus derechos.

/afa