/ viernes 27 de mayo de 2016

Más de 40 personas heridas en una pelea entre inmigrantes en Francia

París.- Más de 40 personas han resultado heridas en una pelea entre inmigrantes sudaneses y afganos en el centro de acogida de indocumentados Jules-Ferry, a las afueras de la localidad francesa de Calais, indicaron hoy los medios franceses.

El último balance oficial de la prefectura de Pas-de-Calais señala que 33 inmigrantes, cinco miembros de la ONG La Vie Active y dos agentes de la Compañía Republicana de Seguridad (CRS), fueron heridos, si bien una fuente policial citada por el diario local "La Voix du Nord" eleva esa cifra a 57.

La reyerta se desató ayer poco después de las 16:30 hora local (14.30 GMT) durante la distribución de las comidas, todavía por un motivo desconocido, y acabó con el incendio de varias tiendas de campaña.

El subprefecto, Vincent Berton, acudió hoy a la zona para encontrarse con representantes de la comunidad afgana y sudanesa, en un intento de mediación habitual cuando se dan esta serie de altercados.

Las autoridades movilizaron anoche a 200 CRS, unidades de las fuerzas móviles y 70 bomberos para evitar nuevas peleas, pero no se registraron incidentes.

En la llamada "Jungla" de Calais viven actualmente unos 4.000 inmigrantes, según la prefectura, y cerca de 5,000, según asociaciones humanitarias, con la esperanza puesta en cruzar al Reino Unido en busca de trabajo.

/afa

París.- Más de 40 personas han resultado heridas en una pelea entre inmigrantes sudaneses y afganos en el centro de acogida de indocumentados Jules-Ferry, a las afueras de la localidad francesa de Calais, indicaron hoy los medios franceses.

El último balance oficial de la prefectura de Pas-de-Calais señala que 33 inmigrantes, cinco miembros de la ONG La Vie Active y dos agentes de la Compañía Republicana de Seguridad (CRS), fueron heridos, si bien una fuente policial citada por el diario local "La Voix du Nord" eleva esa cifra a 57.

La reyerta se desató ayer poco después de las 16:30 hora local (14.30 GMT) durante la distribución de las comidas, todavía por un motivo desconocido, y acabó con el incendio de varias tiendas de campaña.

El subprefecto, Vincent Berton, acudió hoy a la zona para encontrarse con representantes de la comunidad afgana y sudanesa, en un intento de mediación habitual cuando se dan esta serie de altercados.

Las autoridades movilizaron anoche a 200 CRS, unidades de las fuerzas móviles y 70 bomberos para evitar nuevas peleas, pero no se registraron incidentes.

En la llamada "Jungla" de Calais viven actualmente unos 4.000 inmigrantes, según la prefectura, y cerca de 5,000, según asociaciones humanitarias, con la esperanza puesta en cruzar al Reino Unido en busca de trabajo.

/afa