/ sábado 4 de marzo de 2017

Secretario de Estado de EU prevé gira por Asia a finales de marzo

Tokio.- El secretario estadounidense de Estado, Rex Tillerson, planea visitar Japón, Corea del Sur y China a finales de marzo, para mantener conversaciones sobre diversos temas bilaterales y regionales, en particular, la problemática de Corea del Norte.

En lo que será su primer viaje a la región desde que asumió el cargo, el pasado mes de febrero, Tillerson prevé visitar Japón el 17 y 18 de marzo para reunirse con el ministro de Asuntos Exteriores, Fumio Kishida, indicaron fuentes diplomáticas.

Sin embargo, un portavoz del Departamento de Estado precisó que "no tenemos ningún viaje para anunciar en este momento".

Según las fuentes consultadas por la agencia japonesa de noticias Kyodo, Tillerson tiene previsto reunirse, durante su visita a Beijing, con el ministro de Relaciones Exteriores de China, Wang Yi, y posiblemente con el presidente Xi Jinping.

De acuerdo con las fuentes, se espera que las dos partes también coordinen una reunión entre Xi y Trump en Estados Unidos para el mes de abril.

También se prevé que Tillerson inste a China, que tiene considerable influencia económica sobre Corea del Norte, reforzar la presión sobre el régimen del líder Kim Jong-un

Trump se ha quejado de que Beijing no está haciendo lo suficiente para presionar a Pyongyang para que abandone su programa de desarrollo de armas nucleares y misiles balísticos.

El viaje surge mientras el gobierno del presidente Donald Trump está revisando la política de Estados Unidos hacia Corea del Norte, que podría poner a Pyongyang en una lista de estados patrocinadores del terrorismo.

Tillerson también pedirá la comprensión de China sobre el despliegue del sistema antimisiles estadunidense THAAD en Corea del Sur, que ha sido criticado por Beijing, y coordinará las posturas a tomar sobre Corea del Norte.

En Seúl, Tillerson tiene previsto celebrar conversaciones con el ministro de Asuntos Exteriores de Corea del Sur, Yun Byung-se.

Funcionarios de la administración de la Casa Blanca han dicho que "todas las opciones están bajo la manga" para tratar con Corea del Norte, una correción a la política la llamada "paciencia estratégica" que fue instrumentada por el predecesor de Trump, Barack Obama.

La política de paciencia estratégica de Obama, que esperaba que Corea del Norte cambiara su comportamiento bajo la presión de las sanciones, ha sido ampliamente considerada como ineficaz.

Sólo el año pasado, Corea del Norte lanzó más de 20 misiles balísticos, además realizó dos pruebas atómicas, incluyendo su más potente hasta la fecha.

El mes pasado, Pyongyang probó un misil balístico de alcance medio en violación a las resoluciones del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas.

Al lanzamiento del 12 de febrero siguió la muerte de Kim Jong-Nam, hermanastro del líder norcoreano, asesinado con un potente neurotóxico en el aeropuerto de Kuala Lumpur y se sospecha la implicación de Pyongyang.

/afa

Tokio.- El secretario estadounidense de Estado, Rex Tillerson, planea visitar Japón, Corea del Sur y China a finales de marzo, para mantener conversaciones sobre diversos temas bilaterales y regionales, en particular, la problemática de Corea del Norte.

En lo que será su primer viaje a la región desde que asumió el cargo, el pasado mes de febrero, Tillerson prevé visitar Japón el 17 y 18 de marzo para reunirse con el ministro de Asuntos Exteriores, Fumio Kishida, indicaron fuentes diplomáticas.

Sin embargo, un portavoz del Departamento de Estado precisó que "no tenemos ningún viaje para anunciar en este momento".

Según las fuentes consultadas por la agencia japonesa de noticias Kyodo, Tillerson tiene previsto reunirse, durante su visita a Beijing, con el ministro de Relaciones Exteriores de China, Wang Yi, y posiblemente con el presidente Xi Jinping.

De acuerdo con las fuentes, se espera que las dos partes también coordinen una reunión entre Xi y Trump en Estados Unidos para el mes de abril.

También se prevé que Tillerson inste a China, que tiene considerable influencia económica sobre Corea del Norte, reforzar la presión sobre el régimen del líder Kim Jong-un

Trump se ha quejado de que Beijing no está haciendo lo suficiente para presionar a Pyongyang para que abandone su programa de desarrollo de armas nucleares y misiles balísticos.

El viaje surge mientras el gobierno del presidente Donald Trump está revisando la política de Estados Unidos hacia Corea del Norte, que podría poner a Pyongyang en una lista de estados patrocinadores del terrorismo.

Tillerson también pedirá la comprensión de China sobre el despliegue del sistema antimisiles estadunidense THAAD en Corea del Sur, que ha sido criticado por Beijing, y coordinará las posturas a tomar sobre Corea del Norte.

En Seúl, Tillerson tiene previsto celebrar conversaciones con el ministro de Asuntos Exteriores de Corea del Sur, Yun Byung-se.

Funcionarios de la administración de la Casa Blanca han dicho que "todas las opciones están bajo la manga" para tratar con Corea del Norte, una correción a la política la llamada "paciencia estratégica" que fue instrumentada por el predecesor de Trump, Barack Obama.

La política de paciencia estratégica de Obama, que esperaba que Corea del Norte cambiara su comportamiento bajo la presión de las sanciones, ha sido ampliamente considerada como ineficaz.

Sólo el año pasado, Corea del Norte lanzó más de 20 misiles balísticos, además realizó dos pruebas atómicas, incluyendo su más potente hasta la fecha.

El mes pasado, Pyongyang probó un misil balístico de alcance medio en violación a las resoluciones del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas.

Al lanzamiento del 12 de febrero siguió la muerte de Kim Jong-Nam, hermanastro del líder norcoreano, asesinado con un potente neurotóxico en el aeropuerto de Kuala Lumpur y se sospecha la implicación de Pyongyang.

/afa