/ lunes 15 de marzo de 2021

A 10 años de la guerra, Siria sigue sin paz

Asad, de 55 años, sigue en el poder, aunque al frente de un país en ruinas, ejerciendo una soberanía limitada en un territorio fragmentado

Este 15 de marzo se cumple una década de extrema violencia que provocó una colosal tragedia humanitaria, convirtiendo a la guerra de Siria en uno de los conflictos más terribles del principio de este siglo, los combates han bajado de intensidad pero las heridas siguen abiertas y la paz no se atisba.

Y sin embargo en 2011 el régimen de Bashar al Asad parecía desmoronarse, arrastrado por la ola de la Primavera Árabe que acabó con dictaduras árabes en el poder desde hacía décadas.

➡️ CJF decidirá investigación contra juez que frenó ley eléctrica: Arturo Zaldívar

Diez años más tarde y tras una victoria pírrica, Asad, de 55 años, sigue en el poder, aunque al frente de un país en ruinas, ejerciendo una soberanía limitada en un territorio fragmentado por potencias extranjeras, sin ninguna perspectiva inmediata de reconstrucción o reconciliación.

Iniciada en 2010 en Túnez, la Primavera Árabe se propagó a Egipto y Libia antes de llegar en marzo del 2011 a Siria, donde el régimen parecía más enraizado que en otras partes del mundo árabe y las manifestaciones estaban prohibidas desde hacía medio siglo.

Las primeras congregaciones, limitadas, en Siria tenían como fin apoyar los levantamientos en otros lugares.

"Instábamos a la libertad y a la democracia en Túnez, Egipto y Libia pero nuestros eslóganes eran (de hecho) para Siria", cuenta el militante Mazen Darwiche, de 47 años, en una entrevista telefónica con la AFP desde su exilio en París.

"Estábamos obnubilados por la idea de prender esta mecha que haría llegar nuestro turno. ¿Quién iba a ser el Buazizi sirio?", el joven vendedor ambulante que se inmoló y desató la revuelta tunecina.

➡️ EU admite malas condiciones de menores en centro de Patrulla Fronteriza

Foto: Twitter

En Siria fue un grupo de jóvenes en Daraa (sur) los que prendieron la mecha, con un mensaje en la pared de una escuela: "Tu turno ha llegado, doctor".

Una alusión a Asad, oftalmólogo de formación, al que le deseaban una suerte parecida a la del dictador tunecino Zine el Abidin Ben Ali, forzado al exilio, o del libio Muamar Gadafi, ejecutado por los rebeldes.

Los jóvenes sirios fueron detenidos y torturados salvajemente. Lo que provocó la indignación y alentó manifestaciones masivas.

Foto: EFE

El 15 de marzo de 2011, la movilización se propagó por todo el país con manifestaciones simultáneas.

"El gran muro del miedo se fisuró, el silencio estalló en pedazos. Desde los primeros momentos, la confrontación fue existencial, para todas las partes", escribe la periodista y escritora Rania Abouzeid, en su libro "Sin vuelta atrás".

➡️ ¿Cuándo y dónde me toca vacunarme contra Covid-19 si vivo en CDMX?

Muerte, destrucción, éxodo

En una década, cerca de 400.000 personas han muerto, según el Observatorio sirio de Derechos Humanos (OSDH), basado en Reino Unido y que realiza incansablemente un trabajo de documentación. La mayoría de las 117.000 víctimas civiles murieron a manos del régimen.

La mitad de la población de antes de la guerra -unos 22 millones de habitantes - ha huido, el mayor desplazamiento causado por un conflicto desde la Segunda Guerra Mundial.

Una parte de estos sirios vive en campos miserables en Siria. Otros, más de cinco millones, han elegido el exilio, exponiéndose a los peligros de la travesía del Mediterráneo.

Dirigiéndose a las puertas de Europa que se resiste a recibirlos, los refugiados influyen en el debate político de varios países.

Foto: AFP

➡️ Vaticano aclara que no puede bendecir las uniones entre homosexuales

El poder, que ignoró las condenas internacionales, recurrió a las armas químicas para aniquilar los bolsones de resistencia, a los barriles de explosivos arrojados desde el aire en barrios residenciales y a tácticas medievales de asedio para hambrear a los feudos rebeldes.

Ni los hospitales ni las escuelas se libraron de los bombardeos aéreos. Barrios enteros de Alepo, antiguo pulmón económico e industrial del país, han sido arrasados. Al igual que su ciudad antigua y sus zocos históricos, clasificados en el patrimonio mundial de la UNESCO.

Estado Islámico se expande

El caos permitió la expansión fulgurante de una de las organizaciones más sanguinarias de la historia del yihadismo moderno, el grupo Estado Islámico (EI), que proclamó en 2014 un "califato" en las tierras conquistadas a caballo entre Siria e Irak.

La represión sanguinaria de las manifestaciones pacíficas, la expansión de los yihadistas -catalizada por la liberación masiva por el régimen de detenidos afiliados a Al Qaida- militarizaron la revuelta, que se hizo más compleja con la implicación de varios actores extranjeros.

La violencia desenfrenada del EI y su capacidad a atraer combatientes de Europa hicieron cundir el miedo en los occidentales, que abandonaron el entusiasmo prudente que había despertado el levantamiento sirio.

➡️Conoce a los tres mexicanos nominados al Oscar 2021 por "Sound of Metal"

Algunas facciones del Estado Islámico se han rendido ante los ataques de la Coalisión como los del régimen sirio / REUTERS


La atención internacional se volvió hacia la lucha antiyihadista, en detrimento de los rebeldes que combatían las fuerzas de Asad. La voz de los primeros militantes fue poco a poco acallada. Los apoyos que llegaban del extranjero nunca fueron para ellos.

"Conflicto congelado"

Aunque el balance en pérdidas humanas en 2020 es el más bajo desde el inicio de la guerra y los combates se han reducido significativamente, la economía está arrasada.

Según la ONU, el 60% de la población vive en una situación de inseguridad alimentaria. Un informe reciente de la ONG World Vision, que apoya a los desplazados y refugiados sirios, evalúa en más de 1,2 billones de dólares (un poco más de un billón de euros) el coste económico de diez años de guerra.

"La guerra ha terminado en el sentido de que los combates y las batallas han cesado", dice a la AFP por teléfono Hosam, un traductor de 39 años que vive en Damasco.

➡️ Basilia Castañeda desiste de acusaciones contra Félix Salgado Macedonio

"Pero nuestras heridas siguen abiertas. Y ahora todo el mundo sufre la crisis económica. La guerra quizá haya acabado, pero no el sufrimiento".

El régimen se resiste a abrir la puerta a las organizaciones internacionales que podrían ayudar a relanzar la economía.

En este paisaje siniestro, la esperanza reside en ver quizá al régimen y a sus caciques rendir cuentas ante la justicia.

El veredicto "histórico" de un tribunal alemán, que condenó en febrero a un exagente de inteligencia sirio a cuatro años y medio de cárcel por "complicidad de crímenes contra la humanidad" alimentan dicha esperanza.

"Lo haremos mejor"

Mientras tanto, los sirios están convocados este verano a las urnas en la elección presidencial. En el poder desde 2000, Asad debería ganar sin problemas un cuarto mandato.

Pero todos los jóvenes, de los que muchos ni siquiera habían nacido en 2011, querrán un futuro mejor en cinco o diez años, "perspectivas económicas, libertad política que el sistema no puede darles si no se reforma", subraya el embajador de la UE para Siria, Gilles Bertrand.

Mazen Darwiche mantiene la fe.

En los Altos de Golán fue izada la bandera siria, ahí inició la guerra / Foto: AFP

➡️ Mantente informado en nuestro canal de Google Noticias

"Los grandes cambios necesitan tiempo y sacrificios. No se puede decir si las revoluciones en Egipto, Túnez o Libia han tenido éxito o han fracasado. El mundo árabe está embarcado en un proceso que acaba de empezar", dice.

"Es la primera revolución en la que hemos participado. Hemos cometido muchos errores. Prometemos que lo haremos mejor la próxima vez".




Te recomendamos el podcast ⬇️

Spotify

Apple Podcasts

Google Podcasts

Acast

Deezer

Amazon Music

Este 15 de marzo se cumple una década de extrema violencia que provocó una colosal tragedia humanitaria, convirtiendo a la guerra de Siria en uno de los conflictos más terribles del principio de este siglo, los combates han bajado de intensidad pero las heridas siguen abiertas y la paz no se atisba.

Y sin embargo en 2011 el régimen de Bashar al Asad parecía desmoronarse, arrastrado por la ola de la Primavera Árabe que acabó con dictaduras árabes en el poder desde hacía décadas.

➡️ CJF decidirá investigación contra juez que frenó ley eléctrica: Arturo Zaldívar

Diez años más tarde y tras una victoria pírrica, Asad, de 55 años, sigue en el poder, aunque al frente de un país en ruinas, ejerciendo una soberanía limitada en un territorio fragmentado por potencias extranjeras, sin ninguna perspectiva inmediata de reconstrucción o reconciliación.

Iniciada en 2010 en Túnez, la Primavera Árabe se propagó a Egipto y Libia antes de llegar en marzo del 2011 a Siria, donde el régimen parecía más enraizado que en otras partes del mundo árabe y las manifestaciones estaban prohibidas desde hacía medio siglo.

Las primeras congregaciones, limitadas, en Siria tenían como fin apoyar los levantamientos en otros lugares.

"Instábamos a la libertad y a la democracia en Túnez, Egipto y Libia pero nuestros eslóganes eran (de hecho) para Siria", cuenta el militante Mazen Darwiche, de 47 años, en una entrevista telefónica con la AFP desde su exilio en París.

"Estábamos obnubilados por la idea de prender esta mecha que haría llegar nuestro turno. ¿Quién iba a ser el Buazizi sirio?", el joven vendedor ambulante que se inmoló y desató la revuelta tunecina.

➡️ EU admite malas condiciones de menores en centro de Patrulla Fronteriza

Foto: Twitter

En Siria fue un grupo de jóvenes en Daraa (sur) los que prendieron la mecha, con un mensaje en la pared de una escuela: "Tu turno ha llegado, doctor".

Una alusión a Asad, oftalmólogo de formación, al que le deseaban una suerte parecida a la del dictador tunecino Zine el Abidin Ben Ali, forzado al exilio, o del libio Muamar Gadafi, ejecutado por los rebeldes.

Los jóvenes sirios fueron detenidos y torturados salvajemente. Lo que provocó la indignación y alentó manifestaciones masivas.

Foto: EFE

El 15 de marzo de 2011, la movilización se propagó por todo el país con manifestaciones simultáneas.

"El gran muro del miedo se fisuró, el silencio estalló en pedazos. Desde los primeros momentos, la confrontación fue existencial, para todas las partes", escribe la periodista y escritora Rania Abouzeid, en su libro "Sin vuelta atrás".

➡️ ¿Cuándo y dónde me toca vacunarme contra Covid-19 si vivo en CDMX?

Muerte, destrucción, éxodo

En una década, cerca de 400.000 personas han muerto, según el Observatorio sirio de Derechos Humanos (OSDH), basado en Reino Unido y que realiza incansablemente un trabajo de documentación. La mayoría de las 117.000 víctimas civiles murieron a manos del régimen.

La mitad de la población de antes de la guerra -unos 22 millones de habitantes - ha huido, el mayor desplazamiento causado por un conflicto desde la Segunda Guerra Mundial.

Una parte de estos sirios vive en campos miserables en Siria. Otros, más de cinco millones, han elegido el exilio, exponiéndose a los peligros de la travesía del Mediterráneo.

Dirigiéndose a las puertas de Europa que se resiste a recibirlos, los refugiados influyen en el debate político de varios países.

Foto: AFP

➡️ Vaticano aclara que no puede bendecir las uniones entre homosexuales

El poder, que ignoró las condenas internacionales, recurrió a las armas químicas para aniquilar los bolsones de resistencia, a los barriles de explosivos arrojados desde el aire en barrios residenciales y a tácticas medievales de asedio para hambrear a los feudos rebeldes.

Ni los hospitales ni las escuelas se libraron de los bombardeos aéreos. Barrios enteros de Alepo, antiguo pulmón económico e industrial del país, han sido arrasados. Al igual que su ciudad antigua y sus zocos históricos, clasificados en el patrimonio mundial de la UNESCO.

Estado Islámico se expande

El caos permitió la expansión fulgurante de una de las organizaciones más sanguinarias de la historia del yihadismo moderno, el grupo Estado Islámico (EI), que proclamó en 2014 un "califato" en las tierras conquistadas a caballo entre Siria e Irak.

La represión sanguinaria de las manifestaciones pacíficas, la expansión de los yihadistas -catalizada por la liberación masiva por el régimen de detenidos afiliados a Al Qaida- militarizaron la revuelta, que se hizo más compleja con la implicación de varios actores extranjeros.

La violencia desenfrenada del EI y su capacidad a atraer combatientes de Europa hicieron cundir el miedo en los occidentales, que abandonaron el entusiasmo prudente que había despertado el levantamiento sirio.

➡️Conoce a los tres mexicanos nominados al Oscar 2021 por "Sound of Metal"

Algunas facciones del Estado Islámico se han rendido ante los ataques de la Coalisión como los del régimen sirio / REUTERS


La atención internacional se volvió hacia la lucha antiyihadista, en detrimento de los rebeldes que combatían las fuerzas de Asad. La voz de los primeros militantes fue poco a poco acallada. Los apoyos que llegaban del extranjero nunca fueron para ellos.

"Conflicto congelado"

Aunque el balance en pérdidas humanas en 2020 es el más bajo desde el inicio de la guerra y los combates se han reducido significativamente, la economía está arrasada.

Según la ONU, el 60% de la población vive en una situación de inseguridad alimentaria. Un informe reciente de la ONG World Vision, que apoya a los desplazados y refugiados sirios, evalúa en más de 1,2 billones de dólares (un poco más de un billón de euros) el coste económico de diez años de guerra.

"La guerra ha terminado en el sentido de que los combates y las batallas han cesado", dice a la AFP por teléfono Hosam, un traductor de 39 años que vive en Damasco.

➡️ Basilia Castañeda desiste de acusaciones contra Félix Salgado Macedonio

"Pero nuestras heridas siguen abiertas. Y ahora todo el mundo sufre la crisis económica. La guerra quizá haya acabado, pero no el sufrimiento".

El régimen se resiste a abrir la puerta a las organizaciones internacionales que podrían ayudar a relanzar la economía.

En este paisaje siniestro, la esperanza reside en ver quizá al régimen y a sus caciques rendir cuentas ante la justicia.

El veredicto "histórico" de un tribunal alemán, que condenó en febrero a un exagente de inteligencia sirio a cuatro años y medio de cárcel por "complicidad de crímenes contra la humanidad" alimentan dicha esperanza.

"Lo haremos mejor"

Mientras tanto, los sirios están convocados este verano a las urnas en la elección presidencial. En el poder desde 2000, Asad debería ganar sin problemas un cuarto mandato.

Pero todos los jóvenes, de los que muchos ni siquiera habían nacido en 2011, querrán un futuro mejor en cinco o diez años, "perspectivas económicas, libertad política que el sistema no puede darles si no se reforma", subraya el embajador de la UE para Siria, Gilles Bertrand.

Mazen Darwiche mantiene la fe.

En los Altos de Golán fue izada la bandera siria, ahí inició la guerra / Foto: AFP

➡️ Mantente informado en nuestro canal de Google Noticias

"Los grandes cambios necesitan tiempo y sacrificios. No se puede decir si las revoluciones en Egipto, Túnez o Libia han tenido éxito o han fracasado. El mundo árabe está embarcado en un proceso que acaba de empezar", dice.

"Es la primera revolución en la que hemos participado. Hemos cometido muchos errores. Prometemos que lo haremos mejor la próxima vez".




Te recomendamos el podcast ⬇️

Spotify

Apple Podcasts

Google Podcasts

Acast

Deezer

Amazon Music

Sociedad

SRE identifica a 10 mujeres en EU víctimas de malas prácticas médicas

La dependencia Indicó que, de las 10 connacionales identificadas, cuatro fueron sometidas a cirugías

Política

AMLO da "pistas" de buscar extender su mandato

Alfonso Zárate, sociólogo político, advierte sobre la posibilidad de que el actual presidente de México decida permanecer en el cargo más allá del 2024

Sociedad

México vivirá las históricas elecciones con un número inédito de candidaturas LGBT

En estas elecciones se registraron en el INE 44 candidaturas LGBT para renovar la Cámara de Diputados en los comicios intermedios

Mundo

Colapso de gradas en una sinagoga de Israel deja 60 heridos

En las primeras imágenes difundidas por los medios israelíes, se veía cómo la grada del fondo de la sinagoga se quebraba en solo unos segundos

Política

AMLO da "pistas" de buscar extender su mandato

Alfonso Zárate, sociólogo político, advierte sobre la posibilidad de que el actual presidente de México decida permanecer en el cargo más allá del 2024

Sociedad

SRE identifica a 10 mujeres en EU víctimas de malas prácticas médicas

La dependencia Indicó que, de las 10 connacionales identificadas, cuatro fueron sometidas a cirugías

Sociedad

Plazo para legitimar contratos colectivos de trabajo se extiende hasta mayo de 2023

Pese al plazo, la titular del CFCRL, Darlene Rojas Olvera, exhortó a los sindicatos a realizar este procedimiento lo más pronto posible

Realeza

Locura, sufrimiento y cero privacidad, las nuevas confesiones del príncipe Harry

El príncipe hizo sus nuevas revelaciones durante una conversación con el actor Dax Shepard, presentador del podcast "Armchair Expert"

Política

Tras días secuestrada, liberan a madre del alcalde de San Andrés Tuxtla, Veracruz

La madre del alcalde de San Andrés Tuxtla fue encontrada en calles de Catemaco