/ viernes 23 de septiembre de 2022

La extremaderecha, más viva que nunca 

El descontento de los simpatizantes de Trump sigue vigente tras dos años de su derrota frente al demócrata Joe Biden

Estados Unidos volverá a las urnas el próximo 8 de noviembre sin haber superado aún la polarización política causada por el arrebato del expresidente Donald Trump de no reconocer la victoria de su rival demócrata, Joe Biden, además de denunciar un fraude electoral sin presentar ni una sola prueba, un mensaje replicado por algunos republicanos y llevado como estandarte por grupos de derecha o de extrema derecha.

Dos años después de la derrota, el mensaje sigue vigente, y los partidarios del exmandatario han convertido cada una de sus palabras en una especie de libreto que los grupos conservadores siguen replicando, y estos mensajes llegan a nuevas audiencias gracias a las redes sociales y así los grupos de extrema derecha se siguen nutriendo de los radicalismos que ponen en riesgo a la democracia estadounidense de cara a las elecciones legislativas.

Bajo la administración Biden, han ocurrido dos eventos que han agitado a los grupos de derecha dentro del país, el primero de ellos fue el 6 de enero de 2021, cuando un grupo nutrido de simpatizantes de Trump transformaron una protesta en un asalto al capitolio de Washington, en la capital de Estados Unidos.

El incidente trascendió tanto que causó la muerte de cuatro personas, los manifestantes tomaron por horas las oficinas gubernamentales violando la seguridad, con el fin de interrumpir la certificación de Biden como presidente en el Capitolio.

El segundo evento fue el cateo del FBI a la residencia de Donald Trump de Mar-a-Lago, en Florida, el 8 de agosto. El Buró Federal de Investigaciones ingresó al domicilio de verano del expresidente para confiscar varias cajas con documentos de alto secreto para el gobierno, acusándolo de retenerlas ilegalmente, violación de la ley de espionaje y destrucción de documentos oficiales.

El descontento de los simpatizantes de Trump se canalizó hacia el FBI, que comenzó a recibir varias amenazas, un sujeto fue abatido cuando ingresó con un arma a las oficinas del Buró en Cincinnati, y los llamados para asesinar a agentes de la agencia se leyeron en las redes poco reguladas.

La mansion de Donald Trump en Palm Beach, Florida. | Foto: AFP

Así, es como los movimientos de la ultraderecha en Estados Unidos están más vivos que nunca, más en estos tiempos de elección, y se han convertido en una seria amenaza para el país, consideran varias agencias de seguridad nacionales.

Según el Centro Estratégico Latinoamericano de Geopolítica (Celag), los grupos políticos y civiles de derecha se mantienen activos y mantienen una influencia rumbo a las elecciones legislativas, donde 36 estados elegirán a sus gobernadores y se renovará un tercio del Senado y la totalidad de la Cámara de Representantes, elecciones vitales para definir una mayoría entre demócratas y republicanos, y a su vez determinará el futuro del país.

Movimientos despiertos

Según el Celag, entre 2010 y 2019 se registraron en Estados Unidos dos mil 774 asociaciones consideradas como grupos de odio, los mayores registros fueron en 2018 con mil 20 grupos y 2019 con 940.

Las categorías que definen a estas agrupaciones son desde antiinmigrantes, anti LGBT+, antimusulmanes, afroseparatistas, racistas, supremacistas masculinos, neoconfederados, negacionistas, neonazis, skinheads, nacionalismo blanco, incluso de identidad cristiana o catolicismo tradicional radical.

Algunos movimientos activos son American Border Patrol, Border Guardians, Center for Inmigration Studies o Emigration Party of Nevada, todos ellos con un corte antiinmigrante, que suelen apoyar a las autoridades fronterizas en las detenciones de indocumentados, la mayoría opera en la frontera sur con México, aunque hay agrupaciones en estados del norte como Nueva York, Oregon o Washington.

Los simpatizantes de Trump salieron a las calles para darle su apoyo. | Foto: AFP

Grupos de corte anti LGBT+ son Destaca Mass Resistance, Bethesda Christian Institute o Republican of Texas, la mayoría de los integrantes son defensores de los valores tradicionales y pertenecen normalmente a grupos religiosos cristianos y católicos.

Y existen grupos más radicales que difunden un mensaje de odio más general como Proud Boys, con presencia en 36 estados del país, incluso en Canadá, donde son considerados terroristas. Su ideología es de supremacismo blanco, neofascista, ultra nacionalista y promueve la violencia política.

Aunque los grupos de odio no distingue entre derechas o izquierdas, sí existen diferencias determinantes, según datos recabados por el Celag, entre 2001 y 2017, el 73 por ciento de las fatalidades fueron causadas por movimientos de extrema derecha, por otra parte, el 95 por ciento de los 10 mil 600 protestas antirracistas desarrolladas por el asesinato de George Floyd fueron pacíficas.

Sin embargo, existen grupos menos radicales que no recurren a la violencia, se trata de QAnon, un movimiento que gusta de las teorías de la conspiración y las difunde por las redes sociales, Su principal teoría constaba de una supuesta trama secreta organizada por un presunto “Estado profundo” contra Trump y sus seguidores, además de creer que existe una red de tráfico de menores que encabezan miembros poderosos del Partido Demócrata, pero ahora adoptan otro tipo de ideologías conspiranóicas como los antivacunas o los negacionistas climáticos.


No son sólo dos partidos

En el espectro político, el conteo del Celag a finales de 2020 reconocía formalmente 225 partidos a nivel estatal, con mayoría los partidos Republicano y Demócrata, mismos que tienen representación en los 50 estados, pero en esta lista existe un grupo de partidos de derecha y ultraderecha más influyentes.

El primero de ellos es el Libertario, fundado en 1971, es el tercer partido con mayor presencia en el país y con una ideología de libertad individual, que se opone a las interferencias del gobierno en las decisiones personales, familiares y comerciales.

Con 12 años de historia, destaca el American Freedom Party, creado en 2009 y también conocido como “Tercera posición estadounidense” (A3P), y sus integrantes mantienen reivindicaciones racistas, formaron grupos antiinmigrantes y xenófobos como Freedom 14. En 2009 también se formó Tea Party, creado por universitarios cristianos evangélicos que solo exigen libertad individual.

American Independent Party es otro partido de derecha en EU fundado en 1991, opositores abiertamente a la inmigración ilegal y defienden el derecho constitucional de la portación de armas, cabe destacar que en este partido se afilió el rapero Kanye West cuando se postuló para Presidente en 2020 y el multimillonario Elon Musk apoyó en algún momento esta candidatura.

El multimillonario Elon Musk y dueño de Tesla. | Foto: AFP

El quinto partido más grande en el país con certificación para ser votado en 14 estados es el Partido de la Constitución y apoya los principios de declaración de independencia a la constitución.

Estados Unidos ofrece una versión peculiar del avance de la extrema derecha a diferencia de otros países, porque el avance de la derecha ocurre desde el gobierno federal hacia el sistema político, en lugar de ser producto del avance electoral de los partidos conservadores.

Cabe destacar, que la ultraderecha se ha infiltrado en las milicias estadounidenses, este registro se notó después de 2008 con la presidencia de Barack Obama, el primer afrodescendiente en la Casa Blanca.

Por otro lado, desde el nuevo milenio, las milicias tomaron ideas extremistas antiinmigrantes y en 2010 incrementaron su hostilidad contra los musulmanes; en 2020 su odio se extendió contra el movimiento Black Lives Matter y grupos antifascistas.

Dentro de las Fuerzas Armadas de EU se han fundado grupos de extremaderecha ultra patriotas antigobierno como Three Percenters, Oath Keepers y Texas Freedom Force, pero uno de los grupos más recientes que están en la mira de las autoridades son los Boogaloo Bois, sus integrantes portan armas de alto calibre en sus movilizaciones, se consideran antigubernamentales y están convencidos de que se avecina una segunda Guerra Civil estadounidense.

Antes de la aparición de Trump, estos grupos se alineaban con partidos políticos de derecha como el Partido Libertario, el Partido de la Constitución y el American Independent Party.

Casi la totalidad de los movimientos de extrema derecha han tenido un auge gracias a sus ideologías apegadas a Donald Trump, pero la principal herramienta que los han impulsado para su constante crecimiento son las redes sociales.

➡️ Suscríbete a nuestro Newsletter y recibe las notas más relevantes en tu correo

Los miembros de extrema derecha usan plataformas de internet como 4Chan, 8Chan o Reddit para hacer propaganda, coordinar encuentros, organizar eventos, juntar dinero y reclutar nuevos adeptos.

Estados Unidos volverá a las urnas el próximo 8 de noviembre sin haber superado aún la polarización política causada por el arrebato del expresidente Donald Trump de no reconocer la victoria de su rival demócrata, Joe Biden, además de denunciar un fraude electoral sin presentar ni una sola prueba, un mensaje replicado por algunos republicanos y llevado como estandarte por grupos de derecha o de extrema derecha.

Dos años después de la derrota, el mensaje sigue vigente, y los partidarios del exmandatario han convertido cada una de sus palabras en una especie de libreto que los grupos conservadores siguen replicando, y estos mensajes llegan a nuevas audiencias gracias a las redes sociales y así los grupos de extrema derecha se siguen nutriendo de los radicalismos que ponen en riesgo a la democracia estadounidense de cara a las elecciones legislativas.

Bajo la administración Biden, han ocurrido dos eventos que han agitado a los grupos de derecha dentro del país, el primero de ellos fue el 6 de enero de 2021, cuando un grupo nutrido de simpatizantes de Trump transformaron una protesta en un asalto al capitolio de Washington, en la capital de Estados Unidos.

El incidente trascendió tanto que causó la muerte de cuatro personas, los manifestantes tomaron por horas las oficinas gubernamentales violando la seguridad, con el fin de interrumpir la certificación de Biden como presidente en el Capitolio.

El segundo evento fue el cateo del FBI a la residencia de Donald Trump de Mar-a-Lago, en Florida, el 8 de agosto. El Buró Federal de Investigaciones ingresó al domicilio de verano del expresidente para confiscar varias cajas con documentos de alto secreto para el gobierno, acusándolo de retenerlas ilegalmente, violación de la ley de espionaje y destrucción de documentos oficiales.

El descontento de los simpatizantes de Trump se canalizó hacia el FBI, que comenzó a recibir varias amenazas, un sujeto fue abatido cuando ingresó con un arma a las oficinas del Buró en Cincinnati, y los llamados para asesinar a agentes de la agencia se leyeron en las redes poco reguladas.

La mansion de Donald Trump en Palm Beach, Florida. | Foto: AFP

Así, es como los movimientos de la ultraderecha en Estados Unidos están más vivos que nunca, más en estos tiempos de elección, y se han convertido en una seria amenaza para el país, consideran varias agencias de seguridad nacionales.

Según el Centro Estratégico Latinoamericano de Geopolítica (Celag), los grupos políticos y civiles de derecha se mantienen activos y mantienen una influencia rumbo a las elecciones legislativas, donde 36 estados elegirán a sus gobernadores y se renovará un tercio del Senado y la totalidad de la Cámara de Representantes, elecciones vitales para definir una mayoría entre demócratas y republicanos, y a su vez determinará el futuro del país.

Movimientos despiertos

Según el Celag, entre 2010 y 2019 se registraron en Estados Unidos dos mil 774 asociaciones consideradas como grupos de odio, los mayores registros fueron en 2018 con mil 20 grupos y 2019 con 940.

Las categorías que definen a estas agrupaciones son desde antiinmigrantes, anti LGBT+, antimusulmanes, afroseparatistas, racistas, supremacistas masculinos, neoconfederados, negacionistas, neonazis, skinheads, nacionalismo blanco, incluso de identidad cristiana o catolicismo tradicional radical.

Algunos movimientos activos son American Border Patrol, Border Guardians, Center for Inmigration Studies o Emigration Party of Nevada, todos ellos con un corte antiinmigrante, que suelen apoyar a las autoridades fronterizas en las detenciones de indocumentados, la mayoría opera en la frontera sur con México, aunque hay agrupaciones en estados del norte como Nueva York, Oregon o Washington.

Los simpatizantes de Trump salieron a las calles para darle su apoyo. | Foto: AFP

Grupos de corte anti LGBT+ son Destaca Mass Resistance, Bethesda Christian Institute o Republican of Texas, la mayoría de los integrantes son defensores de los valores tradicionales y pertenecen normalmente a grupos religiosos cristianos y católicos.

Y existen grupos más radicales que difunden un mensaje de odio más general como Proud Boys, con presencia en 36 estados del país, incluso en Canadá, donde son considerados terroristas. Su ideología es de supremacismo blanco, neofascista, ultra nacionalista y promueve la violencia política.

Aunque los grupos de odio no distingue entre derechas o izquierdas, sí existen diferencias determinantes, según datos recabados por el Celag, entre 2001 y 2017, el 73 por ciento de las fatalidades fueron causadas por movimientos de extrema derecha, por otra parte, el 95 por ciento de los 10 mil 600 protestas antirracistas desarrolladas por el asesinato de George Floyd fueron pacíficas.

Sin embargo, existen grupos menos radicales que no recurren a la violencia, se trata de QAnon, un movimiento que gusta de las teorías de la conspiración y las difunde por las redes sociales, Su principal teoría constaba de una supuesta trama secreta organizada por un presunto “Estado profundo” contra Trump y sus seguidores, además de creer que existe una red de tráfico de menores que encabezan miembros poderosos del Partido Demócrata, pero ahora adoptan otro tipo de ideologías conspiranóicas como los antivacunas o los negacionistas climáticos.


No son sólo dos partidos

En el espectro político, el conteo del Celag a finales de 2020 reconocía formalmente 225 partidos a nivel estatal, con mayoría los partidos Republicano y Demócrata, mismos que tienen representación en los 50 estados, pero en esta lista existe un grupo de partidos de derecha y ultraderecha más influyentes.

El primero de ellos es el Libertario, fundado en 1971, es el tercer partido con mayor presencia en el país y con una ideología de libertad individual, que se opone a las interferencias del gobierno en las decisiones personales, familiares y comerciales.

Con 12 años de historia, destaca el American Freedom Party, creado en 2009 y también conocido como “Tercera posición estadounidense” (A3P), y sus integrantes mantienen reivindicaciones racistas, formaron grupos antiinmigrantes y xenófobos como Freedom 14. En 2009 también se formó Tea Party, creado por universitarios cristianos evangélicos que solo exigen libertad individual.

American Independent Party es otro partido de derecha en EU fundado en 1991, opositores abiertamente a la inmigración ilegal y defienden el derecho constitucional de la portación de armas, cabe destacar que en este partido se afilió el rapero Kanye West cuando se postuló para Presidente en 2020 y el multimillonario Elon Musk apoyó en algún momento esta candidatura.

El multimillonario Elon Musk y dueño de Tesla. | Foto: AFP

El quinto partido más grande en el país con certificación para ser votado en 14 estados es el Partido de la Constitución y apoya los principios de declaración de independencia a la constitución.

Estados Unidos ofrece una versión peculiar del avance de la extrema derecha a diferencia de otros países, porque el avance de la derecha ocurre desde el gobierno federal hacia el sistema político, en lugar de ser producto del avance electoral de los partidos conservadores.

Cabe destacar, que la ultraderecha se ha infiltrado en las milicias estadounidenses, este registro se notó después de 2008 con la presidencia de Barack Obama, el primer afrodescendiente en la Casa Blanca.

Por otro lado, desde el nuevo milenio, las milicias tomaron ideas extremistas antiinmigrantes y en 2010 incrementaron su hostilidad contra los musulmanes; en 2020 su odio se extendió contra el movimiento Black Lives Matter y grupos antifascistas.

Dentro de las Fuerzas Armadas de EU se han fundado grupos de extremaderecha ultra patriotas antigobierno como Three Percenters, Oath Keepers y Texas Freedom Force, pero uno de los grupos más recientes que están en la mira de las autoridades son los Boogaloo Bois, sus integrantes portan armas de alto calibre en sus movilizaciones, se consideran antigubernamentales y están convencidos de que se avecina una segunda Guerra Civil estadounidense.

Antes de la aparición de Trump, estos grupos se alineaban con partidos políticos de derecha como el Partido Libertario, el Partido de la Constitución y el American Independent Party.

Casi la totalidad de los movimientos de extrema derecha han tenido un auge gracias a sus ideologías apegadas a Donald Trump, pero la principal herramienta que los han impulsado para su constante crecimiento son las redes sociales.

➡️ Suscríbete a nuestro Newsletter y recibe las notas más relevantes en tu correo

Los miembros de extrema derecha usan plataformas de internet como 4Chan, 8Chan o Reddit para hacer propaganda, coordinar encuentros, organizar eventos, juntar dinero y reclutar nuevos adeptos.

México

Paso de la tormenta tropical Alberto dejará estragos en 15 estados

Los efectos del sistema afectarían municipios de la zona conurbada así como del norte de Veracruz

Valle de México

Trabajos en el Cutzamala afectarán a 14 municipios del Edomex

Habrá una disminución del servicio en 14 municipios, de las 20:00 horas de este miércoles a las 02:00 horas del jueves 20 de junio

Finanzas

Anuncia CCE inversiones por 42 mil mdd en 2024

El presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE), reveló que las empresas tienen los recursos listos y solo falta la firma oficial

Sociedad

Instalan Comité Técnico del Fondo de Pensiones para el Bienestar

Este fideicomiso tiene la función de completar las pensiones de los trabajadores que coticen en la Ley del IMSS de 1997 y del ISSSTE de 2007

Política

Elige INE a Ricardo Badín Sucar como interventor en el proceso de liquidación del PRD

El proceso de insaculación se llevó a cabo en el lobby del INE y en presencia de Ángel Ávila, representante del PRD ante el Consejo General del Instituto

Mundo

Ecuador se queda sin luz a nivel nacional

El ministro de Transporte y Obras Públicas de Ecuador informó que ya se encuentran trabajando para solucionar el problema de energía eléctrica