/ martes 26 de febrero de 2019

Pence exige a México reconocer a Guaidó

El Grupo de Lima rechazó salida militar en Venezuela, tal como empujaban EU y los opositores a Maduro; anuncian más sanciones

BOGOTÁ. El Grupo de Lima alejó el fantasma de una intervención militar en Venezuela y volvió a pedir que se celebren elecciones en el país tras la reunión celebrada en Bogotá, a la que también acudió Estados Unidos y en la que Juan Guaidó recibió un respaldo unánime como presidente interino.

Al encuentro acudieron los presidentes de Colombia, Iván Duque; Panamá, Juan Carlos Varela, y Guatemala, Jimmy Morales, además de los vicepresidentes de Estados Unidos, Mike Pence, y Brasil, Hamilton Mourao.

Precisamente, Mourao fue el más contundente al asegurar que para Brasil la opción militar nunca estuvo sobre la mesa en el caso de Venezuela, sino que han abogado por “soluciones pacíficas”.

Por eso fue cuestionado acerca de las diferentes posturas de los países que componen el Grupo de Lima, así como de Estados Unidos, a lo que Mourao respondió con rotundidad que “nadie está apostando por una solución militar”.

El más ambiguo fue Pence, que mostró su confianza de haya una “transición pacífica a la democracia” pero reiteró las palabras del presidente Donald Trump, quien ha advertido que “todas las opciones están encima de la mesa”.

El vicepresidente intervino en la reunión para reclamar a los militares venezolanos que “tomen la bandera de la democracia” y apoyen a Guaidó, el jefe de la Asamblea Nacional y que en enero se proclamó mandatario interino de su país.

Pence también exigió a México, Uruguay y otros países que reconozcan a Guaidó como presidente legítimo y que sean restringidas las visas a funcionarios cercanos a Maduro.

Foto: Reuters

“A los líderes mundiales les decimos: ha llegado la hora. No pueden ser espectadores. México, Uruguay y quienes faltan, les instamos a que se unan y reconozcan a Guaidó como presidente de Venezuela”, dijo Pence.

“Quienes sigan apoyando al régimen de Maduro sólo lograrán aislarse más del mundo”, advirtió.

Por su parte, Duque aseguró que la situación que vive Venezuela no es un dilema entre la guerra y la paz, tal y como considera que quiere plantearlo Nicolás Maduro, sino entre la continuidad de la dictadura o el retorno de la democracia.

Guaidó, en su primera reunión internacional desde que anunció que asumía la Presidencia interina, el 23 de enero, dijo en su intervención que “ser permisivo” con “la usurpación” que considera que Maduro hace del poder “sería una amenaza para la democracia en toda América”.

En la víspera, Guaidó había pedido a la comunidad internacional mantener “todas las cartas sobre la mesa”.

En la declaración final, el grupo enfatizó de nuevo que la transición democrática en Venezuela tiene que ser llevada por los ciudadanos de ese país de forma pacífica y bajo “el amparo de la Constitución”.

Al final, ante la negativa a una solución militar, Pence se tuvo que conformar con anunciar sanciones de EU a cuatro gobernadores venezolanos y pedir a una docena de países congelar activos de la petrolera estatal PDVSA y entregarlos al gobierno de Guaidó, tras el fracaso del ingreso de ayuda humanitaria.

Al cabo de las deliberaciones, Colombia denunció “serias y creíbles amenazas” contra Guaidó y responsabilizó Maduro de lo que le pueda ocurrirle.

El dirigente anunció que regresará a Venezuela esta semana, tras haber burlado una orden de la justicia afín al chavismo que le impedía salir del país.

MÉXICO REITERA SU POSTURA

El Grupo de Lima, que está compuesto por Argentina, Brasil, Canadá, Chile, Colombia, Costa Rica, Guatemala, Honduras, México, Panamá, Paraguay, Perú, Guyana y Santa Lucía, fue creado en la capital peruana en agosto de 2017 para encontrar salidas a la crisis en Venezuela.

Sin embargo, en la última reunión, el pasado 4 de febrero en Ottawa, no participó ningún representante de México, que se ha desvinculado de la iniciativa desde la llegada a la Presidencia de Andrés Manuel López Obrador.

En este sentido, López Obrador dijo que su gobierno tiene claro que en Venezuela tiene que buscarse una salida pacífica y negociada ante la polarización de las partes.

“Hay posturas de un lado y de otro. Nosotros nos ajustamos a que se respete la voluntad de los pueblos, y que se busque solucionar los problemas de manera pacífica. Solución pacífica, dice nuestra Constitución, de las controversias”, señaló.

Por su parte, la Secretaría de Relaciones Exteriores mexicana lamentó los enfrentamientos violentos del pasado sábado y reiteró su llamado a todas las partes involucradas, tanto internas como externas, a rechazar el uso de la fuerza y encontrar una salida pacífica a la crisis.

BOGOTÁ. El Grupo de Lima alejó el fantasma de una intervención militar en Venezuela y volvió a pedir que se celebren elecciones en el país tras la reunión celebrada en Bogotá, a la que también acudió Estados Unidos y en la que Juan Guaidó recibió un respaldo unánime como presidente interino.

Al encuentro acudieron los presidentes de Colombia, Iván Duque; Panamá, Juan Carlos Varela, y Guatemala, Jimmy Morales, además de los vicepresidentes de Estados Unidos, Mike Pence, y Brasil, Hamilton Mourao.

Precisamente, Mourao fue el más contundente al asegurar que para Brasil la opción militar nunca estuvo sobre la mesa en el caso de Venezuela, sino que han abogado por “soluciones pacíficas”.

Por eso fue cuestionado acerca de las diferentes posturas de los países que componen el Grupo de Lima, así como de Estados Unidos, a lo que Mourao respondió con rotundidad que “nadie está apostando por una solución militar”.

El más ambiguo fue Pence, que mostró su confianza de haya una “transición pacífica a la democracia” pero reiteró las palabras del presidente Donald Trump, quien ha advertido que “todas las opciones están encima de la mesa”.

El vicepresidente intervino en la reunión para reclamar a los militares venezolanos que “tomen la bandera de la democracia” y apoyen a Guaidó, el jefe de la Asamblea Nacional y que en enero se proclamó mandatario interino de su país.

Pence también exigió a México, Uruguay y otros países que reconozcan a Guaidó como presidente legítimo y que sean restringidas las visas a funcionarios cercanos a Maduro.

Foto: Reuters

“A los líderes mundiales les decimos: ha llegado la hora. No pueden ser espectadores. México, Uruguay y quienes faltan, les instamos a que se unan y reconozcan a Guaidó como presidente de Venezuela”, dijo Pence.

“Quienes sigan apoyando al régimen de Maduro sólo lograrán aislarse más del mundo”, advirtió.

Por su parte, Duque aseguró que la situación que vive Venezuela no es un dilema entre la guerra y la paz, tal y como considera que quiere plantearlo Nicolás Maduro, sino entre la continuidad de la dictadura o el retorno de la democracia.

Guaidó, en su primera reunión internacional desde que anunció que asumía la Presidencia interina, el 23 de enero, dijo en su intervención que “ser permisivo” con “la usurpación” que considera que Maduro hace del poder “sería una amenaza para la democracia en toda América”.

En la víspera, Guaidó había pedido a la comunidad internacional mantener “todas las cartas sobre la mesa”.

En la declaración final, el grupo enfatizó de nuevo que la transición democrática en Venezuela tiene que ser llevada por los ciudadanos de ese país de forma pacífica y bajo “el amparo de la Constitución”.

Al final, ante la negativa a una solución militar, Pence se tuvo que conformar con anunciar sanciones de EU a cuatro gobernadores venezolanos y pedir a una docena de países congelar activos de la petrolera estatal PDVSA y entregarlos al gobierno de Guaidó, tras el fracaso del ingreso de ayuda humanitaria.

Al cabo de las deliberaciones, Colombia denunció “serias y creíbles amenazas” contra Guaidó y responsabilizó Maduro de lo que le pueda ocurrirle.

El dirigente anunció que regresará a Venezuela esta semana, tras haber burlado una orden de la justicia afín al chavismo que le impedía salir del país.

MÉXICO REITERA SU POSTURA

El Grupo de Lima, que está compuesto por Argentina, Brasil, Canadá, Chile, Colombia, Costa Rica, Guatemala, Honduras, México, Panamá, Paraguay, Perú, Guyana y Santa Lucía, fue creado en la capital peruana en agosto de 2017 para encontrar salidas a la crisis en Venezuela.

Sin embargo, en la última reunión, el pasado 4 de febrero en Ottawa, no participó ningún representante de México, que se ha desvinculado de la iniciativa desde la llegada a la Presidencia de Andrés Manuel López Obrador.

En este sentido, López Obrador dijo que su gobierno tiene claro que en Venezuela tiene que buscarse una salida pacífica y negociada ante la polarización de las partes.

“Hay posturas de un lado y de otro. Nosotros nos ajustamos a que se respete la voluntad de los pueblos, y que se busque solucionar los problemas de manera pacífica. Solución pacífica, dice nuestra Constitución, de las controversias”, señaló.

Por su parte, la Secretaría de Relaciones Exteriores mexicana lamentó los enfrentamientos violentos del pasado sábado y reiteró su llamado a todas las partes involucradas, tanto internas como externas, a rechazar el uso de la fuerza y encontrar una salida pacífica a la crisis.

México

México suma 256 mil 848 casos confirmados de Covid-19

De los casos confirmados, 26 mil 295 se mantienen activos y 71 mil 305 son casos sospechosos

CDMX

Intensa lluvia en CDMX deja encharcamientos sobre Circuito Interior

La Secretaría de Gestión Integral de Riesgos y Protección Civil activó la Alerta Naranja en las demarcaciones de Coyoacán y Venustiano Carranza

Sociedad

Guardia Nacional blinda Casa Jalisco por presunto plan de ataque del CJNG a Alfaro

Este presunto plan lo dio a conocer uno de los detenidos por el ataque contra Omar García Harfuch, secretario de Saguridad de CDMX

México

#Data | Los núcleos económicos mexicanos van dejando la sana distancia

Jalisco ha registrado mayor número de gente en las calles, caso opuesto a la Ciudad de México

CDMX

Instituto de Planeación de la CDMX: un año en el limbo legislativo

Tiene en sus manos el desarrollo urbano para las próximas dos décadas, pero ya va rezagado por un año

Sociedad

Se retrasa repatriación de 500 paisanos muertos por Covid-19

La visita de AMLO a EU retrasará la repatriación en un avión militar de las cenizas de más de 700 connacionales de Nueva York

Finanzas

Jesús Seade pide no dramatizar sobre tema laboral

El negociador del T-MEC dice que para México es la oportunidad de tener un sistema justo y moderno

Sociedad

Corte perfila al Estado mexicano dar asilo a niños migrantes no acompañados

La SCJN analiza que se reconozca la condición de refugiados a menores de edad sin compañía

Finanzas

Por crisis financiera, 14 empresas solicitan concurso mercantil

Banca Mifel y subsidiarias mineras de Altos Hornos de México (AHMSA), entre quienes buscan reestructurar