/ jueves 29 de junio de 2017

Ante restricciones de ingreso a EU, braceros buscan nuevos destinos

Por JOSÉ LUIS RICO

Ante nuevas restricciones de ingreso irregular a Estados Unidos de Norteamérica, los potenciales migrantes están pensando en otros destinos de trabajo, principalmente Canadá.

De dificultarse el paso al norte con la pretendida ampliación del muro fronterizo, los braceros incluso de origen hidalguense, estarían planeando otros destinos ya que, además, se han encarecido las tarifas de “polleros” o traficantes de indocumentados.

Actualmente piden hasta el equivalente a 100 mil o 200 mil pesos, pero prefieren pago en dólares, expuso el director de Atención al Migrante del Gobierno de Hidalgo, Juan de Dios Hernández Chávez. APOYO A REPATRIADOS

Expuso que por indicaciones del gobernador Omar Fayad y del Secretario de Desarrollo Social, Daniel Jiménez Rojo, se están ofreciendo diversos apoyos a los deportados hidalguenses que ya suman más de mil 500 este año.

Como lo señaló el titular de Desarrollo Económico, los repatriados pueden obtener oportunidades de empleo en su propia tierra ya que en 9 meses de administración se han atraído 10 mil 300 millones de pesos de inversión para general 7 mil plazas de trabajo, algunas de las cuales pueden ser para los paisanos en retorno.

Hernández Chávez puntualizó que hasta el momento no ha repuntado el número de deportaciones, sin embargo las mismas federaciones de hidalguenses en el extranjero reportan que se ha dificultado el cruce.

Tan es así que los “polleros” han incrementado sus tarifas por internar a los trabajadores en los Estados Unidos de Norteamérica.

Los dirigentes de 5 federaciones de hidalguenses y de 122 clubes distribuidos a lo largo y ancho del país del norte han expresado su temor de que se incrementen las acciones en contra de los migrantes y que corra mayor peligro la vida de los que intentan cruzar.

Porque de ser cierto que se extenderá el muro fronterizo y se refuerce la vigilancia incluso con la utilización de tecnología, unidades no tripuladas y drones, los paisanos buscarían lugares todavía más intrincados para el cruce, esto, desde luego implica un mayor peligro para los paisanos que de cualquier forma se arriesgarían para llegar al otro lado.

Así, de acuerdo a los dirigentes de estas organizaciones de migrantes, algunos potenciales trabajadores estarían pensando en la posibilidad de dirigirse a Canadá, donde la persecución es menos intensa.

Tan es así que de manera legal y bajo la supervisión de autoridades mexicanas muchos trabajadores viajan regularmente hacia aquel país con todas las garantías laborales y sin riesgos de explotación, y lo mejor es que no son perseguidos por autoridades migratorias.

Por JOSÉ LUIS RICO

Ante nuevas restricciones de ingreso irregular a Estados Unidos de Norteamérica, los potenciales migrantes están pensando en otros destinos de trabajo, principalmente Canadá.

De dificultarse el paso al norte con la pretendida ampliación del muro fronterizo, los braceros incluso de origen hidalguense, estarían planeando otros destinos ya que, además, se han encarecido las tarifas de “polleros” o traficantes de indocumentados.

Actualmente piden hasta el equivalente a 100 mil o 200 mil pesos, pero prefieren pago en dólares, expuso el director de Atención al Migrante del Gobierno de Hidalgo, Juan de Dios Hernández Chávez. APOYO A REPATRIADOS

Expuso que por indicaciones del gobernador Omar Fayad y del Secretario de Desarrollo Social, Daniel Jiménez Rojo, se están ofreciendo diversos apoyos a los deportados hidalguenses que ya suman más de mil 500 este año.

Como lo señaló el titular de Desarrollo Económico, los repatriados pueden obtener oportunidades de empleo en su propia tierra ya que en 9 meses de administración se han atraído 10 mil 300 millones de pesos de inversión para general 7 mil plazas de trabajo, algunas de las cuales pueden ser para los paisanos en retorno.

Hernández Chávez puntualizó que hasta el momento no ha repuntado el número de deportaciones, sin embargo las mismas federaciones de hidalguenses en el extranjero reportan que se ha dificultado el cruce.

Tan es así que los “polleros” han incrementado sus tarifas por internar a los trabajadores en los Estados Unidos de Norteamérica.

Los dirigentes de 5 federaciones de hidalguenses y de 122 clubes distribuidos a lo largo y ancho del país del norte han expresado su temor de que se incrementen las acciones en contra de los migrantes y que corra mayor peligro la vida de los que intentan cruzar.

Porque de ser cierto que se extenderá el muro fronterizo y se refuerce la vigilancia incluso con la utilización de tecnología, unidades no tripuladas y drones, los paisanos buscarían lugares todavía más intrincados para el cruce, esto, desde luego implica un mayor peligro para los paisanos que de cualquier forma se arriesgarían para llegar al otro lado.

Así, de acuerdo a los dirigentes de estas organizaciones de migrantes, algunos potenciales trabajadores estarían pensando en la posibilidad de dirigirse a Canadá, donde la persecución es menos intensa.

Tan es así que de manera legal y bajo la supervisión de autoridades mexicanas muchos trabajadores viajan regularmente hacia aquel país con todas las garantías laborales y sin riesgos de explotación, y lo mejor es que no son perseguidos por autoridades migratorias.