/ martes 5 de enero de 2016

Fueron 12 niños quemados el saldo de fiestas decembrinas: Hospital del Niño de Tabasco

Raquel May Olán | El Heraldo de Tabasco

Villahermosa, Tabasco.- Un total de 12 menores quemados por petardos, fue el saldo que reportó el Hospital del Niño “Dr. Rodolfo Nieto Padrón” durante las pasadas fiestas decembrinas, de los cuales 10 todavía permanecen hospitalizados.

Ernesto Barrajas Izquierdo, Subdirector Médico del nosocomio, dio a conocer que de los 12 la mitad se recibió durante las fiestas navideñas del 24 de diciembre, mientras que los seis restantes la última semana de fin de año.

Los infantes oscilan entre los seis y doce años de edad, destacó el doctor, tras informar que las quemaduras no abarcaron más del 10 por ciento de sus cuerpos.

De los seis que se recibieron el fin de año, cuatro sufrieron quemaduras de primer grado y el resto de segundo grado.

“Tuvimos seis ingresos de niños quemados que afortunadamente fueron quemaduras de primer grado en su mayoría, y solo dos de segundo grado”, apuntó.

Barrajas Izquierdo precisó que la mayor parte de las erosiones se dieron en extremidades tanto superiores e inferiores, y tan solo un paciente se registró con quemaduras en el rostro.

“No hay ninguno con complicaciones mayores, mientras que la mayoría fue de quemaduras en extremidades superiores e inferiores”, puntualizó.

Los pequeños pacientes son procedentes de los municipios de Cárdenas, Jalapa, Centro y Jalpa de Méndez, así como del vecino Estado de Chiapas, específicamente de la localidad de Salto de Agua.

En el mismo orden de ideas, el Subdirector Médico del Hospital del Niño expuso que los menores que aún se encuentran hospitalizados, podrían permanecer en el nosocomio por ocho días más, dependiendo de cómo evolucionen las heridas.

Finalmente, destacó que el número de atenciones disminuyó considerablemente este 2015 en comparaciones a otros años, debido a la difusión preventiva hacia los padres de familia para que no les compren a sus hijos ningún tipo de material explosivo y de pirotecnia.

“Afortunadamente bajó, quizá tal vez la difusión de la prevención a los padres para que no compren este tipo de artefactos a los niños”, concluyó.

/amg

Raquel May Olán | El Heraldo de Tabasco

Villahermosa, Tabasco.- Un total de 12 menores quemados por petardos, fue el saldo que reportó el Hospital del Niño “Dr. Rodolfo Nieto Padrón” durante las pasadas fiestas decembrinas, de los cuales 10 todavía permanecen hospitalizados.

Ernesto Barrajas Izquierdo, Subdirector Médico del nosocomio, dio a conocer que de los 12 la mitad se recibió durante las fiestas navideñas del 24 de diciembre, mientras que los seis restantes la última semana de fin de año.

Los infantes oscilan entre los seis y doce años de edad, destacó el doctor, tras informar que las quemaduras no abarcaron más del 10 por ciento de sus cuerpos.

De los seis que se recibieron el fin de año, cuatro sufrieron quemaduras de primer grado y el resto de segundo grado.

“Tuvimos seis ingresos de niños quemados que afortunadamente fueron quemaduras de primer grado en su mayoría, y solo dos de segundo grado”, apuntó.

Barrajas Izquierdo precisó que la mayor parte de las erosiones se dieron en extremidades tanto superiores e inferiores, y tan solo un paciente se registró con quemaduras en el rostro.

“No hay ninguno con complicaciones mayores, mientras que la mayoría fue de quemaduras en extremidades superiores e inferiores”, puntualizó.

Los pequeños pacientes son procedentes de los municipios de Cárdenas, Jalapa, Centro y Jalpa de Méndez, así como del vecino Estado de Chiapas, específicamente de la localidad de Salto de Agua.

En el mismo orden de ideas, el Subdirector Médico del Hospital del Niño expuso que los menores que aún se encuentran hospitalizados, podrían permanecer en el nosocomio por ocho días más, dependiendo de cómo evolucionen las heridas.

Finalmente, destacó que el número de atenciones disminuyó considerablemente este 2015 en comparaciones a otros años, debido a la difusión preventiva hacia los padres de familia para que no les compren a sus hijos ningún tipo de material explosivo y de pirotecnia.

“Afortunadamente bajó, quizá tal vez la difusión de la prevención a los padres para que no compren este tipo de artefactos a los niños”, concluyó.

/amg