/ martes 12 de enero de 2016

Querétaro superó déficit: Domínguez

por Mario León Leyva / Diario de Querétaro

QUERETARO, Qro. (OEM-Informex).- Las modernización del transporte público de Querétaro comenzará de inmediato con un fondo inicial de 500 millones de pesos, un modelo novedoso de alianza entre Gobierno y concesionarios y compromisos firmados ante notario para darles seguridad, pero también con un programa emergente que por fin sepultará hoy a RedQ, adelantó Francisco Domínguez Servién a Diario de Queretaro y El Sol De San Juan Del Río.

En entrevista, declara que su Gobierno ya le dio la vuelta al déficit con que recibió la administración estatal, que la primera evaluación de su gabinete y eventuales cambios serán alrededor de la Semana Santa y que va a meter mucha presión a su equipo, “los va a traer muy movidos”.

A solo 3 meses de asumir la gubernatura, advierte que Querétaro ha asestado varios golpes contra grupos criminales que en 6 años no se habían dado“y no voy a descansar porque estamos actuando con todo el peso de la ley”.

Horas antes de presentar el esperado plan de transformación, que fue parte fundamental de la oferta que lo llevó al triunfo en las elecciones, el gobernador confirmó su estimación de que el nuevo sistema tardará 26 meses en completarse, que los principales troncales funcionarán con carriles confinados y que el resultado final será un mejor transporte para Querétaro con vehículos modernos y funcionales.

“Este es el inicio de la transformación del transporte público y nos va a llevar 26 meses porque no podemos atacarlo todo, no hay ni forma ni dinero que nos alcance”, dijo en su despacho sobre el reto titánico de cambiarle la cara a la inoperante RedQ.

Asimismo, en temas económicos el mandatario estatal dio por superadas las dos mayores amenazas para las arcas gubernamentales, que eran el aumento progresivo de pasivos en las jubilaciones de la burocracia y la repetitiva irresponsabilidad de los presidentes municipales que un trienio tras otro dejaban endeudadas a las demarcaciones, ambas mediante las reformas que promovió a fin de año.

Pronosticó que este 2016 será un año caracterizado por la obra pública y social de su Gobierno, a tal grado que la meta es anunciar un proyecto de infraestructura cada semana con un presupuesto total de 5 mil millones de pesos.“Y no solamente para Querétaro, sino para todo el Estado”.

Compara lo que viene con lo que ya hizo antes como presidente municipal: “cuando fui alcalde hubo un momento en que había más de 100 obras en la capital y me decían que tenía parado a Querétaro, a la capital; pues vamos a parar a Querétaro otra vez pero con obras que beneficien a todos los que vivimos en este hermoso estado y no estoy hablando nada mas de la capital, ni de la zona conurbada, sino de San Juan del Río, el semidesierto, la zona serrana y voy a estar trabajando muy fuete”.

También adelantó un ambicioso plan de rescate, remodelación y modernización del Paseo Constituyentes que desde su construcción hace casi 10 años no ha sido objeto de cambios ni inversiones.

Ante el drástico freno presupuestal que vino de la Federación como cautela ante lo que se prevé como un año muy difícil, Domínguez Servién advirtió que con disciplina y gasto responsable su Gobierno se prepara para amortiguar y estar preparado para un eventual recorte de medio año.

Por último, advirtió que la entrada en vigor del nuevo sistema de justicia penal no será pospuesto nuevamente y que su gobierno cumplirá con el plazo para iniciar en junio como lo marca la ley, “no voy a pedir otra ampliación”.

por Mario León Leyva / Diario de Querétaro

QUERETARO, Qro. (OEM-Informex).- Las modernización del transporte público de Querétaro comenzará de inmediato con un fondo inicial de 500 millones de pesos, un modelo novedoso de alianza entre Gobierno y concesionarios y compromisos firmados ante notario para darles seguridad, pero también con un programa emergente que por fin sepultará hoy a RedQ, adelantó Francisco Domínguez Servién a Diario de Queretaro y El Sol De San Juan Del Río.

En entrevista, declara que su Gobierno ya le dio la vuelta al déficit con que recibió la administración estatal, que la primera evaluación de su gabinete y eventuales cambios serán alrededor de la Semana Santa y que va a meter mucha presión a su equipo, “los va a traer muy movidos”.

A solo 3 meses de asumir la gubernatura, advierte que Querétaro ha asestado varios golpes contra grupos criminales que en 6 años no se habían dado“y no voy a descansar porque estamos actuando con todo el peso de la ley”.

Horas antes de presentar el esperado plan de transformación, que fue parte fundamental de la oferta que lo llevó al triunfo en las elecciones, el gobernador confirmó su estimación de que el nuevo sistema tardará 26 meses en completarse, que los principales troncales funcionarán con carriles confinados y que el resultado final será un mejor transporte para Querétaro con vehículos modernos y funcionales.

“Este es el inicio de la transformación del transporte público y nos va a llevar 26 meses porque no podemos atacarlo todo, no hay ni forma ni dinero que nos alcance”, dijo en su despacho sobre el reto titánico de cambiarle la cara a la inoperante RedQ.

Asimismo, en temas económicos el mandatario estatal dio por superadas las dos mayores amenazas para las arcas gubernamentales, que eran el aumento progresivo de pasivos en las jubilaciones de la burocracia y la repetitiva irresponsabilidad de los presidentes municipales que un trienio tras otro dejaban endeudadas a las demarcaciones, ambas mediante las reformas que promovió a fin de año.

Pronosticó que este 2016 será un año caracterizado por la obra pública y social de su Gobierno, a tal grado que la meta es anunciar un proyecto de infraestructura cada semana con un presupuesto total de 5 mil millones de pesos.“Y no solamente para Querétaro, sino para todo el Estado”.

Compara lo que viene con lo que ya hizo antes como presidente municipal: “cuando fui alcalde hubo un momento en que había más de 100 obras en la capital y me decían que tenía parado a Querétaro, a la capital; pues vamos a parar a Querétaro otra vez pero con obras que beneficien a todos los que vivimos en este hermoso estado y no estoy hablando nada mas de la capital, ni de la zona conurbada, sino de San Juan del Río, el semidesierto, la zona serrana y voy a estar trabajando muy fuete”.

También adelantó un ambicioso plan de rescate, remodelación y modernización del Paseo Constituyentes que desde su construcción hace casi 10 años no ha sido objeto de cambios ni inversiones.

Ante el drástico freno presupuestal que vino de la Federación como cautela ante lo que se prevé como un año muy difícil, Domínguez Servién advirtió que con disciplina y gasto responsable su Gobierno se prepara para amortiguar y estar preparado para un eventual recorte de medio año.

Por último, advirtió que la entrada en vigor del nuevo sistema de justicia penal no será pospuesto nuevamente y que su gobierno cumplirá con el plazo para iniciar en junio como lo marca la ley, “no voy a pedir otra ampliación”.