/ lunes 30 de enero de 2017

Zacatecas, cuarto lugar en dependencia de remesas

Juan Castro, El Sol de Zacatecas

ZACATECAS, Zac. (OEM-Informex).- Para el año 2015 Zacatecas fue el Estado número 11 a nivel nacional en recepción de remesas, con 767 millones de dólares, que representaron el 3.1 por ciento, pero también fue considerado como el cuarto Estado con mayor dependencia de las remesas, con un 6.8 por ciento.

En este aspecto, Zacatecas llegó a tener una dependencia de las remesas de un 9.0 por ciento en el año 2006, esto, tomando en consideración el monto de las remesas en comparación de su porcentaje con el Producto Interno Bruto (PIB).

Michoacán, con dos mil 531 millones de dólares, fue la entidad que más remesas recibió en el año 2015, que representaron el 10.1 por ciento del total recibido a nivel nacional, que fue por el orden de los 24 mil 948 millones de dólares.

Michoacán (10.1 por ciento), Guanajuato (9.1 por ciento) y Jalisco (8.9 por ciento) son los mayores receptores de remesas en México a nivel estatal. En contraste, Quintana Roo, Campeche y Baja California Sur son los estados con menores montos recibidos, participando en conjunto con menos del uno por ciento del total.

En 2015 las remesas que ingresaron a México son equivalentes a 2.3 por ciento del PIB, mostrando una dependencia no observada desde 2008. Asimismo, Michoacán (9.9 por ciento), Guerrero (7.8 por ciento) y Oaxaca (7.4 por ciento) son las entidades con mayor dependencia de las remesas al mostrar los mayores porcentajes con respecto al PIB estatal.

Tijuana (387.4 millones de dólares), Puebla (340.7), Guadalajara (325.1), Morelia (295.1) y Oaxaca (275.5) son los principales receptores de remesas en 2015 a nivel municipal. Los principales 20 municipios concentran el 17.7 por ciento de las remesas a nivel nacional.

La proporción de hogares receptores de remesas en México ha disminuido desde 2006, cuando 7.1 por ciento de los hogares en México eran receptores de remesas.

En 2014, se estima que solo 4.1 por ciento de los hogares reciben remesas, lo que se convierte en la menor proporción desde 1996.

En 2014, 40.8 por ciento de los hogares receptores de remesas tenían jefatura de hogar femenina con una edad promedio de 50.7 años de las mujeres. Las jefas de hogar se caracterizan por tener un nivel educativo relativamente mayor al de los jefes varones, además de concentrar una mayor proporción de su población en localidades mixtas o urbanas.

En 2014, de los 384 mil micronegocios de hogares receptores de remesas, 41.7 por ciento se concentra en el sector servicios. Asimismo, 216 mil son dirigidos por hogares con jefatura femenina, concentrándose principalmente en el comercio de abarrotes y alimentos, y la industria alimentaria.

USO DE LAS REMESAS

Los gastos en comida y vestido, pago de deudas, así como mejoras en la vivienda son los principales usos de las remesas enviadas tanto por mujeres como por hombres. Entre hombres, 75.1 por ciento especificaron que una de las finalidades de las remesas que enviaban era para comida y vestido, mientras que entre las mujeres este porcentaje es de 59.2 por ciento.

Houston e Indianápolis son las ciudades de EU con mayores costos para enviar 300 dólares de remesas con 8.9 dólares. En contraste Chicago es la ciudad con menor costo de envío con 5.8 dólares en promedio.

En 2015 México tuvo egresos por remesas equivalentes a 810.6 millones de dólares. Estados Unidos es el mayor receptor de remesas desde México con 402.9 millones de dólares. Colombia (85.8) y China (74.5) completan la lista de los tres principales países de destino de remesas desde México.

REMESAS

El fenómeno migratorio está estrechamente ligado a las remesas, es decir, al dinero que los migrantes internacionales envían a sus familiares y/o comunidades en su país de origen. Las implicaciones económicas y sociales son múltiples, las decisiones de las familias receptoras hacia el consumo e inversión generan determinadas relaciones dentro y entre regiones. En este capítulo se presenta un panorama de las remesas a nivel mundial, regional y nacional, incluyendo el origen, destino y los costos de envío. Lo anterior, enfatizando el caso mexicano e incluyendo algunas características de los hogares receptores.

Entre los años 2002 y 2008 el flujo mundial de remesas experimentó sus mayores incrementos a tasa anual en los últimos 20 años; sin embargo, desde 2009 se observa una desaceleración de este flujo. El Banco Mundial pronostica unas tasas de crecimiento de las remesas mundiales de entre 1.3 por ciento y 4.7 por ciento para el periodo 2015-2018.

La mayor parte del flujo de remesas hacia países en desarrollo se dirige a las regiones de Asia del Sur, Asia Oriental y el Pacífico.

Asimismo, la distribución del flujo entre países desarrollados y en desarrollo se muestra estable, poco menos del 75 por ciento del flujo de remesas mundiales se dirige hacia países en desarrollo.

En 2014, los países en desarrollo se mantuvieron como los mayores receptores de remesas mundiales con 426 mil millones de dólares (73.4 por ciento). Los países desarrollados son el origen de 497 mil millones de dólares, 85.7 por ciento.

En cuanto a los flujos intrarregionales, los envíos entre países desarrollados son los de mayor volumen, seguidos en importancia por los países de Asia del Sur.

En 2015, Estados Unidos (22.4 por ciento), Arabia Saudita (7.5 por ciento) y Emiratos Árabes Unidos (5.1 por ciento) se posicionan como los principales países emisores de remesas en el mundo. Reino Unido (4.3 por ciento) y Alemania (4.0 por ciento) se mantienen como los principales países europeos, mientras que Hong Kong (2.9 por ciento) se posiciona como la principal región asiática de origen de las remesas.

India (12.3 por ciento), China (10.9 por ciento) y Filipinas (5.0 por ciento) se posicionan como los principales países receptores de remesas en 2015, con un ingreso entre los tres países de 165.8 mil millones de dólares. México se ubica en el cuarto lugar con un ingreso cercano a 25 mil millones de dólares, lo que representa 4.4 por ciento del total mundial en 2015.

La mayoría de los principales países receptores de remesas se encuentran en Asia y Europa. México es el principal país receptor de remesas de América y junto con EU son los únicos países americanos que se ubican entre los 20 principales países receptores.

En 2014, Tayikistán (41.7 por ciento), Kirguistán (30.3 por ciento) y Nepal (29.9 por ciento) son los tres principales países con mayor dependencia de las remesas, con una proporción con respecto al PIB mayor a 29.9 por ciento. Es de destacar que ninguno de los 10 países con mayor dependencia de las remesas se encuentra entre los 10 primeros receptores en el mundo.

En 2015, México es el principal receptor de remesas en América Latina y el Caribe con 37.6 por ciento del total. Guatemala (9.4 por ciento) y República Dominicana (7.3 por ciento) ocupan el segundo y tercer lugar, respectivamente. Cabe mencionar que el monto de remesas recibido por estos dos países (11 mil 394 millones de dólares) es menor que la mitad de lo recibido por México.

En 2015, el costo promedio de enviar 200 dólares a nivel mundial se ubicó en 7.5 por ciento del monto enviado, se posiciona 0.4 puntos porcentuales por debajo del costo en 2014. La región más costosa para el envío de remesas es África Subsahariana con 9.8 por ciento del monto enviado, mientras la más asequible es Asia del Sur.

En promedio, el costo de enviar 200 dólares de remesas a América Latina y el Caribe es de 6.0 por ciento del monto enviado en 2015. Guyana es el país con mayores costos de envío con 8.9 por ciento, mientras que el menos costoso es Nicaragua con 4.1 por ciento. México tiene costos por debajo de la media de la región, con 4.8 por ciento.

En 2015 México recibió el cuarto mayor registro de remesas familiares en su historia con 24 mil 771 millones de dólares, creciendo a una tasa anual de 4.8 por ciento. Sin embargo, la remesa promedio en 2015 ha registrado uno de los niveles más bajos ubicándose en 292.4 dólares, comparable con el registro de 2013, cuando alcanzó 22 mil 303 millones de dólares.

El principal país de origen de remesas hacia México es EU, con más de 95 por ciento del monto total de 2015, equivalente a 23 mil 683.8 millones de dólares.

Canadá ocupa la segunda posición con 254.4 millones de dólares. Cerca de 97.5 por ciento de las remesas que se envían a México se hace por transferencia electrónica y 36.3 por ciento se paga a través de una institución bancaria.

En 2015, más de 23 mil 600 millones de dólares ingresaron como remesas a México desde EU. Los principales estados de origen del flujo monetario fueron California con siete mil 016.2 millones de dólares, que representan el 29.6 por ciento; Texas con tres mil 351.8 millones de dólares, que representan el 14.2 por ciento; e Illinois con mil 196.2 millones de dólares que representan el 5.1 por ciento.

Juan Castro, El Sol de Zacatecas

ZACATECAS, Zac. (OEM-Informex).- Para el año 2015 Zacatecas fue el Estado número 11 a nivel nacional en recepción de remesas, con 767 millones de dólares, que representaron el 3.1 por ciento, pero también fue considerado como el cuarto Estado con mayor dependencia de las remesas, con un 6.8 por ciento.

En este aspecto, Zacatecas llegó a tener una dependencia de las remesas de un 9.0 por ciento en el año 2006, esto, tomando en consideración el monto de las remesas en comparación de su porcentaje con el Producto Interno Bruto (PIB).

Michoacán, con dos mil 531 millones de dólares, fue la entidad que más remesas recibió en el año 2015, que representaron el 10.1 por ciento del total recibido a nivel nacional, que fue por el orden de los 24 mil 948 millones de dólares.

Michoacán (10.1 por ciento), Guanajuato (9.1 por ciento) y Jalisco (8.9 por ciento) son los mayores receptores de remesas en México a nivel estatal. En contraste, Quintana Roo, Campeche y Baja California Sur son los estados con menores montos recibidos, participando en conjunto con menos del uno por ciento del total.

En 2015 las remesas que ingresaron a México son equivalentes a 2.3 por ciento del PIB, mostrando una dependencia no observada desde 2008. Asimismo, Michoacán (9.9 por ciento), Guerrero (7.8 por ciento) y Oaxaca (7.4 por ciento) son las entidades con mayor dependencia de las remesas al mostrar los mayores porcentajes con respecto al PIB estatal.

Tijuana (387.4 millones de dólares), Puebla (340.7), Guadalajara (325.1), Morelia (295.1) y Oaxaca (275.5) son los principales receptores de remesas en 2015 a nivel municipal. Los principales 20 municipios concentran el 17.7 por ciento de las remesas a nivel nacional.

La proporción de hogares receptores de remesas en México ha disminuido desde 2006, cuando 7.1 por ciento de los hogares en México eran receptores de remesas.

En 2014, se estima que solo 4.1 por ciento de los hogares reciben remesas, lo que se convierte en la menor proporción desde 1996.

En 2014, 40.8 por ciento de los hogares receptores de remesas tenían jefatura de hogar femenina con una edad promedio de 50.7 años de las mujeres. Las jefas de hogar se caracterizan por tener un nivel educativo relativamente mayor al de los jefes varones, además de concentrar una mayor proporción de su población en localidades mixtas o urbanas.

En 2014, de los 384 mil micronegocios de hogares receptores de remesas, 41.7 por ciento se concentra en el sector servicios. Asimismo, 216 mil son dirigidos por hogares con jefatura femenina, concentrándose principalmente en el comercio de abarrotes y alimentos, y la industria alimentaria.

USO DE LAS REMESAS

Los gastos en comida y vestido, pago de deudas, así como mejoras en la vivienda son los principales usos de las remesas enviadas tanto por mujeres como por hombres. Entre hombres, 75.1 por ciento especificaron que una de las finalidades de las remesas que enviaban era para comida y vestido, mientras que entre las mujeres este porcentaje es de 59.2 por ciento.

Houston e Indianápolis son las ciudades de EU con mayores costos para enviar 300 dólares de remesas con 8.9 dólares. En contraste Chicago es la ciudad con menor costo de envío con 5.8 dólares en promedio.

En 2015 México tuvo egresos por remesas equivalentes a 810.6 millones de dólares. Estados Unidos es el mayor receptor de remesas desde México con 402.9 millones de dólares. Colombia (85.8) y China (74.5) completan la lista de los tres principales países de destino de remesas desde México.

REMESAS

El fenómeno migratorio está estrechamente ligado a las remesas, es decir, al dinero que los migrantes internacionales envían a sus familiares y/o comunidades en su país de origen. Las implicaciones económicas y sociales son múltiples, las decisiones de las familias receptoras hacia el consumo e inversión generan determinadas relaciones dentro y entre regiones. En este capítulo se presenta un panorama de las remesas a nivel mundial, regional y nacional, incluyendo el origen, destino y los costos de envío. Lo anterior, enfatizando el caso mexicano e incluyendo algunas características de los hogares receptores.

Entre los años 2002 y 2008 el flujo mundial de remesas experimentó sus mayores incrementos a tasa anual en los últimos 20 años; sin embargo, desde 2009 se observa una desaceleración de este flujo. El Banco Mundial pronostica unas tasas de crecimiento de las remesas mundiales de entre 1.3 por ciento y 4.7 por ciento para el periodo 2015-2018.

La mayor parte del flujo de remesas hacia países en desarrollo se dirige a las regiones de Asia del Sur, Asia Oriental y el Pacífico.

Asimismo, la distribución del flujo entre países desarrollados y en desarrollo se muestra estable, poco menos del 75 por ciento del flujo de remesas mundiales se dirige hacia países en desarrollo.

En 2014, los países en desarrollo se mantuvieron como los mayores receptores de remesas mundiales con 426 mil millones de dólares (73.4 por ciento). Los países desarrollados son el origen de 497 mil millones de dólares, 85.7 por ciento.

En cuanto a los flujos intrarregionales, los envíos entre países desarrollados son los de mayor volumen, seguidos en importancia por los países de Asia del Sur.

En 2015, Estados Unidos (22.4 por ciento), Arabia Saudita (7.5 por ciento) y Emiratos Árabes Unidos (5.1 por ciento) se posicionan como los principales países emisores de remesas en el mundo. Reino Unido (4.3 por ciento) y Alemania (4.0 por ciento) se mantienen como los principales países europeos, mientras que Hong Kong (2.9 por ciento) se posiciona como la principal región asiática de origen de las remesas.

India (12.3 por ciento), China (10.9 por ciento) y Filipinas (5.0 por ciento) se posicionan como los principales países receptores de remesas en 2015, con un ingreso entre los tres países de 165.8 mil millones de dólares. México se ubica en el cuarto lugar con un ingreso cercano a 25 mil millones de dólares, lo que representa 4.4 por ciento del total mundial en 2015.

La mayoría de los principales países receptores de remesas se encuentran en Asia y Europa. México es el principal país receptor de remesas de América y junto con EU son los únicos países americanos que se ubican entre los 20 principales países receptores.

En 2014, Tayikistán (41.7 por ciento), Kirguistán (30.3 por ciento) y Nepal (29.9 por ciento) son los tres principales países con mayor dependencia de las remesas, con una proporción con respecto al PIB mayor a 29.9 por ciento. Es de destacar que ninguno de los 10 países con mayor dependencia de las remesas se encuentra entre los 10 primeros receptores en el mundo.

En 2015, México es el principal receptor de remesas en América Latina y el Caribe con 37.6 por ciento del total. Guatemala (9.4 por ciento) y República Dominicana (7.3 por ciento) ocupan el segundo y tercer lugar, respectivamente. Cabe mencionar que el monto de remesas recibido por estos dos países (11 mil 394 millones de dólares) es menor que la mitad de lo recibido por México.

En 2015, el costo promedio de enviar 200 dólares a nivel mundial se ubicó en 7.5 por ciento del monto enviado, se posiciona 0.4 puntos porcentuales por debajo del costo en 2014. La región más costosa para el envío de remesas es África Subsahariana con 9.8 por ciento del monto enviado, mientras la más asequible es Asia del Sur.

En promedio, el costo de enviar 200 dólares de remesas a América Latina y el Caribe es de 6.0 por ciento del monto enviado en 2015. Guyana es el país con mayores costos de envío con 8.9 por ciento, mientras que el menos costoso es Nicaragua con 4.1 por ciento. México tiene costos por debajo de la media de la región, con 4.8 por ciento.

En 2015 México recibió el cuarto mayor registro de remesas familiares en su historia con 24 mil 771 millones de dólares, creciendo a una tasa anual de 4.8 por ciento. Sin embargo, la remesa promedio en 2015 ha registrado uno de los niveles más bajos ubicándose en 292.4 dólares, comparable con el registro de 2013, cuando alcanzó 22 mil 303 millones de dólares.

El principal país de origen de remesas hacia México es EU, con más de 95 por ciento del monto total de 2015, equivalente a 23 mil 683.8 millones de dólares.

Canadá ocupa la segunda posición con 254.4 millones de dólares. Cerca de 97.5 por ciento de las remesas que se envían a México se hace por transferencia electrónica y 36.3 por ciento se paga a través de una institución bancaria.

En 2015, más de 23 mil 600 millones de dólares ingresaron como remesas a México desde EU. Los principales estados de origen del flujo monetario fueron California con siete mil 016.2 millones de dólares, que representan el 29.6 por ciento; Texas con tres mil 351.8 millones de dólares, que representan el 14.2 por ciento; e Illinois con mil 196.2 millones de dólares que representan el 5.1 por ciento.