/ martes 14 de noviembre de 2017

Frustran robo de diesel

Dos menores de edad detenidos, nueve camionetas, y por lo menos 23 contenedores vacíos con capacidad de mil litros asegurados

Dos menores de edad detenidos, nueve camionetas, y por lo menos 23 contenedores vacíos con capacidad de mil litros asegurados, fue el resultado de la intervención de cuerpos de seguridad de Tlaxcala y Estado de México y militares para impedir el robo de hidrocarburo en los límites entre ambos estados.

La noche del pasado lunes elementos de la 23 Zona Militar recibieron un reporte sobre la existencia de escenario dispuesto en la comunidad de San Cristóbal Zacacalco, municipio de Capulpalpan, para la probable extracción ilegal de combustible de un ducto de Petróleos Mexicanos (Pemex).

Por ello, las fuerzas castrenses arribaron al sitio para corroborar que, además de la toma clandestina de combustible con características similares al diésel, en la comunidad tlaxcalteca habían sido abandonadas nueve camionetas con contenedores en su interior que aparentemente serían usadas para trasladar el combustible.

La toma ilegal fue ubicada en el ejido de San Pedro Chiautzingo, municipio de Tepetlaoxtoc, Estado de México, exactamente en los límites territoriales con San Cristóbal Zacacalco, municipio de Calpulalpan, Tlaxcala.

Al lugar de los hechos también acudió la Policía Federal, quien fungió como primer respondiente y que además fue la autoridad encargada de trasladar y poner las nueve unidades aseguradas a disposición del Ministerio Público de Calpulalpan.

En el sitio fueron sorprendidos José Luis N, de 16 años de edad, y Gustavo N, de 17 años, ambos originarios de Santo Tomás Apipilhuasco, Texcoco, quienes fueron puestos a disposición del Ministerio Público de ese municipio para deslindar responsabilidades.

En el aseguramiento también participaron elementos de la Policía Estatal de Texcoco, en tanto que la Comisión Estatal de Seguridad de Tlaxcala fue la encargada de resguardar la seguridad perimetral del sitio.

El ducto perforado quedó a resguardo de personal de Pemex para su reparación.

Dos menores de edad detenidos, nueve camionetas, y por lo menos 23 contenedores vacíos con capacidad de mil litros asegurados, fue el resultado de la intervención de cuerpos de seguridad de Tlaxcala y Estado de México y militares para impedir el robo de hidrocarburo en los límites entre ambos estados.

La noche del pasado lunes elementos de la 23 Zona Militar recibieron un reporte sobre la existencia de escenario dispuesto en la comunidad de San Cristóbal Zacacalco, municipio de Capulpalpan, para la probable extracción ilegal de combustible de un ducto de Petróleos Mexicanos (Pemex).

Por ello, las fuerzas castrenses arribaron al sitio para corroborar que, además de la toma clandestina de combustible con características similares al diésel, en la comunidad tlaxcalteca habían sido abandonadas nueve camionetas con contenedores en su interior que aparentemente serían usadas para trasladar el combustible.

La toma ilegal fue ubicada en el ejido de San Pedro Chiautzingo, municipio de Tepetlaoxtoc, Estado de México, exactamente en los límites territoriales con San Cristóbal Zacacalco, municipio de Calpulalpan, Tlaxcala.

Al lugar de los hechos también acudió la Policía Federal, quien fungió como primer respondiente y que además fue la autoridad encargada de trasladar y poner las nueve unidades aseguradas a disposición del Ministerio Público de Calpulalpan.

En el sitio fueron sorprendidos José Luis N, de 16 años de edad, y Gustavo N, de 17 años, ambos originarios de Santo Tomás Apipilhuasco, Texcoco, quienes fueron puestos a disposición del Ministerio Público de ese municipio para deslindar responsabilidades.

En el aseguramiento también participaron elementos de la Policía Estatal de Texcoco, en tanto que la Comisión Estatal de Seguridad de Tlaxcala fue la encargada de resguardar la seguridad perimetral del sitio.

El ducto perforado quedó a resguardo de personal de Pemex para su reparación.