/ miércoles 17 de mayo de 2017

Merma la producción chiapaneca de plátano

Por CÉSAR SOLÍS

Pese a algunas lluvias que se han resentido en esta región, las altas temperaturas siguen favoreciendo y causando daños, especialmente en el cultivo de plátano que ha empezado a mermar.

El presidente de la asociación agrícola de productores de plátano en el Soconusco, Eduardo Altuzar López, afirmó que el intenso calor que se ha resentido perjudica las plantaciones, las cuales a partir de una temperatura superior a 32 grados cierra sus estomas y retrasa su periodo de floración.

Dijo que las condiciones climáticas que se presentan en la zona provocan una reducción foliar en las plantaciones de plátano,  prácticamente duermen cuando el calor es intenso y abren sus estomas entre las 4 y 5 de la tarde para una vez más cerrarlas cuando el sol se oculta, factor que limita el proceso de producción.

Señaló que regularmente el plátano tradicional, a una temperatura adecuada u óptima, presenta una emisión foliar en un periodo de siete días, pero con las altas temperaturas la planta llega a tardar hasta 12 días para producir una hoja, lo que representa un retraso significativo en este proceso.

Detalló que las plantaciones de plátano son muy especiales en su condición climática, debido a que si hay un descenso de temperatura el crecimiento de nuevas hojas también se retrasa hasta 10 días, problemática que se presenta principalmente en los meses de diciembre y enero de cada año.

Enfatizó que al tardar el nacimiento de hojas, también afecta el crecimiento del fruto, porque cuando debe de llenar en promedio de 10 semanas, por este retraso foliar lo hace en 14 semanas, lo que repercute en la producción del producto en la región.

Por CÉSAR SOLÍS

Pese a algunas lluvias que se han resentido en esta región, las altas temperaturas siguen favoreciendo y causando daños, especialmente en el cultivo de plátano que ha empezado a mermar.

El presidente de la asociación agrícola de productores de plátano en el Soconusco, Eduardo Altuzar López, afirmó que el intenso calor que se ha resentido perjudica las plantaciones, las cuales a partir de una temperatura superior a 32 grados cierra sus estomas y retrasa su periodo de floración.

Dijo que las condiciones climáticas que se presentan en la zona provocan una reducción foliar en las plantaciones de plátano,  prácticamente duermen cuando el calor es intenso y abren sus estomas entre las 4 y 5 de la tarde para una vez más cerrarlas cuando el sol se oculta, factor que limita el proceso de producción.

Señaló que regularmente el plátano tradicional, a una temperatura adecuada u óptima, presenta una emisión foliar en un periodo de siete días, pero con las altas temperaturas la planta llega a tardar hasta 12 días para producir una hoja, lo que representa un retraso significativo en este proceso.

Detalló que las plantaciones de plátano son muy especiales en su condición climática, debido a que si hay un descenso de temperatura el crecimiento de nuevas hojas también se retrasa hasta 10 días, problemática que se presenta principalmente en los meses de diciembre y enero de cada año.

Enfatizó que al tardar el nacimiento de hojas, también afecta el crecimiento del fruto, porque cuando debe de llenar en promedio de 10 semanas, por este retraso foliar lo hace en 14 semanas, lo que repercute en la producción del producto en la región.