/ viernes 10 de enero de 2020

El sarampión está de vuelta por avance del movimiento antivacunas

A pesar de que existe una vacuna probada contra el sarampión desde hace 50 años, los brotes de esta enfermedad se han multiplicado en el mundo causando miles de muertes, la OMS advierte que esto ocurre porque la gente no está siendo debidamente vacunada

Los escépticos de las vacunas parecían condenados a ser una minoría extravagante tras siglos en los que éstas frenaron epidemias letales, pero el movimiento antivacunas ha resurgido cuando menos se esperaba, alentado por la difusión de mitos en las redes sociales que algunos políticos creen y abanderan.

El gran aumento durante 2019 de los casos de sarampión en el mundo, hasta acumular 364 mil 808 casos según la Organización Mundial de la Salud, da una señal de alerta sobre los efectos negativos de este movimiento, renacido en los últimos 20 años y que para la OMS es clave en la reaparición de la enfermedad en países de Occidente donde se consideraba cosa del pasado, como Alemania o Italia.

El auge de estos casos no puede atribuirse sólo al movimiento antivacunas, pero coincide en el tiempo con éste, y con su repercusión en celebridades y gente con capacidad de influir, en un momento idílico para la expansión de rumores a través de las redes sociales y la llegada de políticos que quieren sacar partido de ello.

Argumentos ya refutados de los antivacunas, como que éstas producen autismo o contienen niveles de mercurio dañinos para la salud, han producido por ejemplo que en Rumanía el número de niños inoculados haya bajado del 90 al 80% en apenas un lustro, y que el sarampión causara allí en 2016 y 2017 una treintena de muertes.

En Rumanía se pasó de 15 infecciones declaradas en 2015 a más de 9 mil entre 2016 y 2017, y similares situaciones podrían llegar a países cercanos como Italia, donde el vicepresidente Matteo Salvini es un reconocido escéptico de las vacunas y el Gobierno intenta frenar leyes que quieren obligar a inocular a todos los menores.

Pese al alarmante aumento de casos de sarampión en el país transalpino, miembros del Gobierno siguen siendo reticentes a que siga adelante una iniciativa legal que requeriría a los padres de cada niño a presentar certificados oficiales de su vacunación para poder escolarizarlo.

En España, donde la OMS considera que enfermedades como el sarampión están totalmente erradicadas por ahora -salvo casos puntuales llegados del exterior- preocupa sin embargo ese 3% de niños cuyos padres no los llevan a vacunar por razones religiosas o ideológicas, que equivale a entre 80 mil y 150 mil menores.

Foto: Reuters

En Estados Unidos, el presidente Donald Trump mencionó en su polémica campaña electoral la presunta relación entre vacunas y autismo, y en las redes sociales del país muchos promotores de esas ideas son bots (códigos maliciosos) rusos con el objetivo de desestabilizar, según defendía un informe de la revista American Journal of Public Health.

Hay una vacuna probada contra el sarampión desde hace 50 años y es un fracaso colectivo que estos brotes estén ocurriendo y aumenten los casos y las muertes, lo que ocurre porque la gente no está siendo debidamente vacunada", señaló al presentar los datos anuales la doctora Kate O'Brien, directora de inmunización y vacunas de la OMS.

O'Brien adelantó que 2019 terminará con un significativo aumento de casos, tras unos brotes importantes en la República Democrática del Congo (250 mil casos diagnosticados hasta el momento), Madagascar (120 mil) y Ucrania (50 mil ).

Fuente: Organización Mundial de la Salud y Unicef / Gráfico: Luis Calderón Guerra

Además, durante el año, cuatro países que llevaban 12 meses sin registrar casos han sufrido rebrotes (Reino Unido, Grecia, Albania y República Checa).

Algunos rebrotes "tienen su origen en la percepción pública sobre las vacunas, en dudas sobre su seguridad", señaló la experta en referencia a movimientos antivacunas que, en su opinión, deben combatirse con claros mensajes sobre la importancia y la fiabilidad de las campañas de inmunización.

Foto: Cortesía Twitter | @UNICEFMEXICO

DESCONFIANZA

El escepticismo hacia las vacunas nació casi con el comienzo de la aplicación de éstas en Occidente en el siglo XVIII, cuando las campañas de inoculación que inició el padre de la inmunología, Edward Jenner, no fueron adecuadamente controladas ni los vacunados fueron debidamente aislados, lo que produjo resultados adversos.

La mejora de las técnicas de vacunación, sobre todo en el siglo XX, permitió erradicar o controlar eficazmente en regiones enteras enfermedades antaño altamente contagiosas y a veces mortales como la viruela, el tétanos, la tos ferina, la difteria, la polio, la rubéola o las paperas, reduciendo los argumentos de los antivacunas.

Pero la desaparición de estas enfermedades en algunos países desarrollados produjo el mismo abandono de campañas de vacunación con negativos resultados, como ocurrió en Suecia, donde un 60% de los niños tuvo tosferina entre 1979 y 1996, periodo en el que las autoridades decidieron dejar de inocular a menores contra ella.

foto: Especial

Y el escepticismo renació en 1998 a raíz de la publicación de un artículo del médico británico Andrew Wakefield en la revista The Lancet que establecía una relación entre el autismo y la vacuna triple vírica (sarampión-paperas-rubéola).

La misma publicación refutó el artículo al considerarlo fraudulento, pero no lo hizo hasta 2011, y las ideas de Wakefield -que dejó el Reino Unido para vivir en EU, donde sus ideas tenían mayor apoyo- son rescatadas de vez en cuando por políticos y usuarios de redes sociales.

DOS DOSIS

Cifras aportadas por la OMS que hablan de 40 millones de vidas salvadas de la viruela, o 16 millones de personas libres de la parálisis que crea la polio, no convencen a los escépticos de todo signo político, desde libertarios que creen en el derecho a no ser vacunado a izquierdistas que consideran que las inoculaciones son sólo un gran negocio de gigantes farmacéuticos.

La OMS y el Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (Unicef) recuerdan que el sarampión puede prevenirse con dos dosis de la vacuna específica durante la infancia, aunque muchos niños sólo reciben la primera.

Estas organizaciones consideran necesario que, al menos 95% de los niños, sean vacunados en el mundo para frenar el avance de la enfermedad, y aunque la administración de la primera dosis se acerca a ese objetivo (86%) la segunda es de menos del 70%.

Foto: Ilustrativo

"Debemos centrarnos en fortalecer los programas de inmunización país por país, y que las dosis sean inoculadas a edades lo más tempranas posibles", señaló O'Brien, recordando que se calcula que la vacunación ha salvado 23 millones de vidas en lo que va del presente siglo.

El sarampión puede facilitar la aparición de complicaciones mortales, tales como la neumonía o la encefalitis, especialmente en niños menores de cinco años, y causar daños cerebrales permanentes, ceguera o pérdida de la audición.

Según estudios recientes, esta enfermedad también puede debilitar durante meses o incluso años el sistema inmunológico, aunque el enfermo se recupere, siendo así más vulnerable a enfermedades potencialmente mortales como la gripe o la diarrea severa.


Los escépticos de las vacunas parecían condenados a ser una minoría extravagante tras siglos en los que éstas frenaron epidemias letales, pero el movimiento antivacunas ha resurgido cuando menos se esperaba, alentado por la difusión de mitos en las redes sociales que algunos políticos creen y abanderan.

El gran aumento durante 2019 de los casos de sarampión en el mundo, hasta acumular 364 mil 808 casos según la Organización Mundial de la Salud, da una señal de alerta sobre los efectos negativos de este movimiento, renacido en los últimos 20 años y que para la OMS es clave en la reaparición de la enfermedad en países de Occidente donde se consideraba cosa del pasado, como Alemania o Italia.

El auge de estos casos no puede atribuirse sólo al movimiento antivacunas, pero coincide en el tiempo con éste, y con su repercusión en celebridades y gente con capacidad de influir, en un momento idílico para la expansión de rumores a través de las redes sociales y la llegada de políticos que quieren sacar partido de ello.

Argumentos ya refutados de los antivacunas, como que éstas producen autismo o contienen niveles de mercurio dañinos para la salud, han producido por ejemplo que en Rumanía el número de niños inoculados haya bajado del 90 al 80% en apenas un lustro, y que el sarampión causara allí en 2016 y 2017 una treintena de muertes.

En Rumanía se pasó de 15 infecciones declaradas en 2015 a más de 9 mil entre 2016 y 2017, y similares situaciones podrían llegar a países cercanos como Italia, donde el vicepresidente Matteo Salvini es un reconocido escéptico de las vacunas y el Gobierno intenta frenar leyes que quieren obligar a inocular a todos los menores.

Pese al alarmante aumento de casos de sarampión en el país transalpino, miembros del Gobierno siguen siendo reticentes a que siga adelante una iniciativa legal que requeriría a los padres de cada niño a presentar certificados oficiales de su vacunación para poder escolarizarlo.

En España, donde la OMS considera que enfermedades como el sarampión están totalmente erradicadas por ahora -salvo casos puntuales llegados del exterior- preocupa sin embargo ese 3% de niños cuyos padres no los llevan a vacunar por razones religiosas o ideológicas, que equivale a entre 80 mil y 150 mil menores.

Foto: Reuters

En Estados Unidos, el presidente Donald Trump mencionó en su polémica campaña electoral la presunta relación entre vacunas y autismo, y en las redes sociales del país muchos promotores de esas ideas son bots (códigos maliciosos) rusos con el objetivo de desestabilizar, según defendía un informe de la revista American Journal of Public Health.

Hay una vacuna probada contra el sarampión desde hace 50 años y es un fracaso colectivo que estos brotes estén ocurriendo y aumenten los casos y las muertes, lo que ocurre porque la gente no está siendo debidamente vacunada", señaló al presentar los datos anuales la doctora Kate O'Brien, directora de inmunización y vacunas de la OMS.

O'Brien adelantó que 2019 terminará con un significativo aumento de casos, tras unos brotes importantes en la República Democrática del Congo (250 mil casos diagnosticados hasta el momento), Madagascar (120 mil) y Ucrania (50 mil ).

Fuente: Organización Mundial de la Salud y Unicef / Gráfico: Luis Calderón Guerra

Además, durante el año, cuatro países que llevaban 12 meses sin registrar casos han sufrido rebrotes (Reino Unido, Grecia, Albania y República Checa).

Algunos rebrotes "tienen su origen en la percepción pública sobre las vacunas, en dudas sobre su seguridad", señaló la experta en referencia a movimientos antivacunas que, en su opinión, deben combatirse con claros mensajes sobre la importancia y la fiabilidad de las campañas de inmunización.

Foto: Cortesía Twitter | @UNICEFMEXICO

DESCONFIANZA

El escepticismo hacia las vacunas nació casi con el comienzo de la aplicación de éstas en Occidente en el siglo XVIII, cuando las campañas de inoculación que inició el padre de la inmunología, Edward Jenner, no fueron adecuadamente controladas ni los vacunados fueron debidamente aislados, lo que produjo resultados adversos.

La mejora de las técnicas de vacunación, sobre todo en el siglo XX, permitió erradicar o controlar eficazmente en regiones enteras enfermedades antaño altamente contagiosas y a veces mortales como la viruela, el tétanos, la tos ferina, la difteria, la polio, la rubéola o las paperas, reduciendo los argumentos de los antivacunas.

Pero la desaparición de estas enfermedades en algunos países desarrollados produjo el mismo abandono de campañas de vacunación con negativos resultados, como ocurrió en Suecia, donde un 60% de los niños tuvo tosferina entre 1979 y 1996, periodo en el que las autoridades decidieron dejar de inocular a menores contra ella.

foto: Especial

Y el escepticismo renació en 1998 a raíz de la publicación de un artículo del médico británico Andrew Wakefield en la revista The Lancet que establecía una relación entre el autismo y la vacuna triple vírica (sarampión-paperas-rubéola).

La misma publicación refutó el artículo al considerarlo fraudulento, pero no lo hizo hasta 2011, y las ideas de Wakefield -que dejó el Reino Unido para vivir en EU, donde sus ideas tenían mayor apoyo- son rescatadas de vez en cuando por políticos y usuarios de redes sociales.

DOS DOSIS

Cifras aportadas por la OMS que hablan de 40 millones de vidas salvadas de la viruela, o 16 millones de personas libres de la parálisis que crea la polio, no convencen a los escépticos de todo signo político, desde libertarios que creen en el derecho a no ser vacunado a izquierdistas que consideran que las inoculaciones son sólo un gran negocio de gigantes farmacéuticos.

La OMS y el Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (Unicef) recuerdan que el sarampión puede prevenirse con dos dosis de la vacuna específica durante la infancia, aunque muchos niños sólo reciben la primera.

Estas organizaciones consideran necesario que, al menos 95% de los niños, sean vacunados en el mundo para frenar el avance de la enfermedad, y aunque la administración de la primera dosis se acerca a ese objetivo (86%) la segunda es de menos del 70%.

Foto: Ilustrativo

"Debemos centrarnos en fortalecer los programas de inmunización país por país, y que las dosis sean inoculadas a edades lo más tempranas posibles", señaló O'Brien, recordando que se calcula que la vacunación ha salvado 23 millones de vidas en lo que va del presente siglo.

El sarampión puede facilitar la aparición de complicaciones mortales, tales como la neumonía o la encefalitis, especialmente en niños menores de cinco años, y causar daños cerebrales permanentes, ceguera o pérdida de la audición.

Según estudios recientes, esta enfermedad también puede debilitar durante meses o incluso años el sistema inmunológico, aunque el enfermo se recupere, siendo así más vulnerable a enfermedades potencialmente mortales como la gripe o la diarrea severa.


Sociedad

Va Coparmex "hasta donde tope" contra Ley de educación en Puebla

Gustavo de Hoyos equiparó la legislación promovida por el gobernador poblano Miguel Barbosa con la llamada Ley Bonilla, en Baja California

México

México suma 68 mil 620 casos confirmados de Covid-19 y 7 mil 394 defunciones

El doctor José Luis Alomía detalló que de los casos confirmados, 14 mil 247 se mantienen activos

Sociedad

OMS postula a López-Gatell para ser parte de su equipo de expertos

Tras la invitación, López Gatell afirmó que aceptará esta invitación si el Gobierno de México así lo considera

Sociedad

Va Coparmex "hasta donde tope" contra Ley de educación en Puebla

Gustavo de Hoyos equiparó la legislación promovida por el gobernador poblano Miguel Barbosa con la llamada Ley Bonilla, en Baja California

México

Bajo observación | Niños y adolescentes, los menos afectados por el Covid-19

De acuerdo con datos de la Secretaría de Salud, sólo el 1.8% de los casos confirmados de Covid-19 en México fueron en pacientes menores de 18 años

Política

¿En qué consiste la polémica Ley de Educación de Barbosa en Puebla?

Esta ley establece sanciones de hasta 434 mil 400 pesos por retener documentos personales

Sociedad

Respiradores rechazados en Puebla sí sirven, dice Fulle Hen

La empresa aclaró que los 12 equipos de Ventilación Puritan Bennett, modelo 840, cuentan con extraordinarias características

Mundo

Con piel de iguanas y serpientes pitón, crean cubrebocas en Florida

Estos dos reptiles exóticos son considerados plaga en este estado de Estados Unidos porque alteran su ecosistema

México

Prevén riesgo de repunte de Covid-19 en México con "nueva normalidad"

López-Gatell reconoció este fin de semana el riesgo de rebrotes, pero argumentó que el confinamiento es insostenible