/ miércoles 22 de febrero de 2017

Givenchy, leyenda de la alta costura, cumplió 90 años

Hubert de Givenchy, una leyenda de la alta costura que vistió a Audrey Hepburn, Jackie Kennedy y Grace Kelly, cumplió ayer 90 años encumbrado como una indispensable referencia del mundo de la moda.

Nacido en el seno de una familia aristocrática en Beauvais, a unos 80 kilómetros al noroeste de París, el modisto se retiró de escena en 1995, pero se mantiene aún como uno de los grandes estandartes de la eclosión en los 50 del “prêt-à-porter” de alta gama, una moda mucho más informal, pero con todos los estándares de calidad.

Por ello, Givenchy, discípulo del español Cristóbal Balenciaga, está considerado un pionero en la moda de la segunda mitad del siglo XX, la que estaba todavía íntimamente ligada al oficio artesanal, y sus piezas marcaron un punto de inflexión.

Después de él, vinieron nombres actualmente consagrados como Yves Saint Laurent, Valentino, Karl Lagerfeld, Dolce&Gabanna, Donatella Versace o Giorgio Armani.

A pesar de que su familia poseía una próspera fábrica tapices, Givenchy prefirió irse a París a estudiar costura. Contaba solo con 17 años y fue un simbólico gesto de rebeldía en una época en la que estudiar moda se veía con recelo.

Como integrante de la escuela nacional superior de Bellas Artes, aprende el oficio con Jacques Fath, Robert Piguet, Lucien Lelong y Elsa Schiaparelli, la diseñadora-artista inscrita en el movimiento surrealista.

En 1952, el Givenchy veinteañero lanza otro órdago y funda su propia “maison”, en el número 8 de la calle Alfred-de-Vigny, en el octavo distrito de París.

Gracias a su directora de relaciones con los medios, la modelo Bettina Graziani, organiza el primer desfile de alta costura de la casa.

Givenchy crea “los separables”, faldas ligeras combinadas con blusas de algodón voluminosas. El concepto de lo “relajado chic” había nacido.

Dos años más tarde, crea su primera línea de “prêt-à-porter” de lujo bautizada “Givenchy Université”.

El éxito de sus creaciones le sirven para ganarse portadas como las de la revista “Elle” y las actrices del Hollywood y otras celebridades se pelean por contar con él.

Lauren Bacall, Greta Garbo, Jeanne Moreau, Elisabeth Taylor, Marlène Dietrich, Jacqueline Kennedy-Onassis, la princesa Grace de Mónaco se visten con creaciones de Givenchy.

Pero es con Audrey Hepburn, a la que conoce en 1953 durante las pruebas de vestuario de la película “Sabrina”, con la que tiene la relación profesional y personal más intensa que se prolonga durante décadas.

El icónico vestido negro que Hepburn lleva en “Desayuno con Diamantes” es obra del diseñador francés. En 1957, el tándem Givenchy-Hepburn rompe moldes. El creador invita a su actriz y musa a que promocione el primer perfume del diseñador, “L’Interdit”.

Se trató de la primera estrella de cine que dio su imagen a un perfume y el éxito fue rotundo.

En 1973, impulsa su línea de moda masculina “Gentleman Givenchy” y en 1978 sus colegas de profesión le premian con el prestigioso “Dé d’or” (“Dedal de Oro”) de la alta costura.

En 1988, integra su marca Givenchy al grupo de lujo francés Louis Vuitton-Moët Hennessy (LVMH) hasta que en 1995 se retira del mundo de la moda hastiado de la deriva del mundo de la moda.

“La pasarela de ahora es muy vulgar”, opinó en una entrevista concedida en 2014 cuando promocionó en Madrid una exposición sobre sus creaciones en el Museo Thyssen-Bornemisza.

Givenchy, que ha compartido su vida con el también modisto Philippe Venet, resume su filosofía de moda en un pragmático lema.

“El vestido debe acomodarse al cuerpo de la mujer, no el cuerpo de la mujer a las formas del vestido”.

Hubert de Givenchy, una leyenda de la alta costura que vistió a Audrey Hepburn, Jackie Kennedy y Grace Kelly, cumplió ayer 90 años encumbrado como una indispensable referencia del mundo de la moda.

Nacido en el seno de una familia aristocrática en Beauvais, a unos 80 kilómetros al noroeste de París, el modisto se retiró de escena en 1995, pero se mantiene aún como uno de los grandes estandartes de la eclosión en los 50 del “prêt-à-porter” de alta gama, una moda mucho más informal, pero con todos los estándares de calidad.

Por ello, Givenchy, discípulo del español Cristóbal Balenciaga, está considerado un pionero en la moda de la segunda mitad del siglo XX, la que estaba todavía íntimamente ligada al oficio artesanal, y sus piezas marcaron un punto de inflexión.

Después de él, vinieron nombres actualmente consagrados como Yves Saint Laurent, Valentino, Karl Lagerfeld, Dolce&Gabanna, Donatella Versace o Giorgio Armani.

A pesar de que su familia poseía una próspera fábrica tapices, Givenchy prefirió irse a París a estudiar costura. Contaba solo con 17 años y fue un simbólico gesto de rebeldía en una época en la que estudiar moda se veía con recelo.

Como integrante de la escuela nacional superior de Bellas Artes, aprende el oficio con Jacques Fath, Robert Piguet, Lucien Lelong y Elsa Schiaparelli, la diseñadora-artista inscrita en el movimiento surrealista.

En 1952, el Givenchy veinteañero lanza otro órdago y funda su propia “maison”, en el número 8 de la calle Alfred-de-Vigny, en el octavo distrito de París.

Gracias a su directora de relaciones con los medios, la modelo Bettina Graziani, organiza el primer desfile de alta costura de la casa.

Givenchy crea “los separables”, faldas ligeras combinadas con blusas de algodón voluminosas. El concepto de lo “relajado chic” había nacido.

Dos años más tarde, crea su primera línea de “prêt-à-porter” de lujo bautizada “Givenchy Université”.

El éxito de sus creaciones le sirven para ganarse portadas como las de la revista “Elle” y las actrices del Hollywood y otras celebridades se pelean por contar con él.

Lauren Bacall, Greta Garbo, Jeanne Moreau, Elisabeth Taylor, Marlène Dietrich, Jacqueline Kennedy-Onassis, la princesa Grace de Mónaco se visten con creaciones de Givenchy.

Pero es con Audrey Hepburn, a la que conoce en 1953 durante las pruebas de vestuario de la película “Sabrina”, con la que tiene la relación profesional y personal más intensa que se prolonga durante décadas.

El icónico vestido negro que Hepburn lleva en “Desayuno con Diamantes” es obra del diseñador francés. En 1957, el tándem Givenchy-Hepburn rompe moldes. El creador invita a su actriz y musa a que promocione el primer perfume del diseñador, “L’Interdit”.

Se trató de la primera estrella de cine que dio su imagen a un perfume y el éxito fue rotundo.

En 1973, impulsa su línea de moda masculina “Gentleman Givenchy” y en 1978 sus colegas de profesión le premian con el prestigioso “Dé d’or” (“Dedal de Oro”) de la alta costura.

En 1988, integra su marca Givenchy al grupo de lujo francés Louis Vuitton-Moët Hennessy (LVMH) hasta que en 1995 se retira del mundo de la moda hastiado de la deriva del mundo de la moda.

“La pasarela de ahora es muy vulgar”, opinó en una entrevista concedida en 2014 cuando promocionó en Madrid una exposición sobre sus creaciones en el Museo Thyssen-Bornemisza.

Givenchy, que ha compartido su vida con el también modisto Philippe Venet, resume su filosofía de moda en un pragmático lema.

“El vestido debe acomodarse al cuerpo de la mujer, no el cuerpo de la mujer a las formas del vestido”.

Política

Fundan Frente Cívico Nacional; van contra Morena en 2024

La agrupación, formada por legisladores, académicos e integrantes de la sociedad civil, busca una candidatura común de la oposición para la elección presidencial

República

Muere delincuente y detienen a otros 4 tras enfrentamiento en Altar, Sonora

Sin embargo, durante la contienda, uno de los soldados de la Sedena perdió la vida a consecuencia de sus lesiones

Mundo

Corte de Texas valida ley antiaborto de 1925

Biden dice a gobernadores demócratas que la batalla por los derecho en EU “todavía no ha terminado”

OMG!

Ricky Martin recibe orden de restricción por violencia doméstica en Puerto Rico

El equipo legal de Ricky Martin sostuvo que las acusaciones en contra del cantante que condujeron a esta orden son falsas, sin detallar cuáles son

Mundo

Rusia asegura que controla la región de Lugansk en Ucrania

El Ministerio de Defensa ruso informó este domingo que controla la región de Lugansk, tras cercar a las tropas ucranianas que defendían la ciudad de Lisichansk

Teatro

Fallece el director teatral Peter Brook a los 97 años

Peter Brook, nacido en Londres, fue de los principales actores en una revolución que buscaba una nueva conexión entre el público y la interpretación

Gossip

“Una artista nunca se va”: compañeros de Susana Dosamantes lamentan su muerte 

Actores como Jacqueline Andere resaltan su carretera artística y la manera de impulsar a sus hijos

Gossip

Ganadores de La Academia 20 Años cumplirán su sueño de grabar disco

El crítico Arturo López Gavito confirma que además del premio en efectivo, tendrán un contrato

Gossip

Jo Jo Jorge Falcón dará nuevo show en apoya a la Casa del Actor

En el marco de su gira del adiós, Jo Jo Jorge Falcón forma parte del elenco de 14 comediantes que actuarán este miércoles 6 en el Centro Cultural Teatro 1