/ martes 13 de julio de 2021

Conoce los autos de las leyendas del Rock

En este Día Mundial del Rock, se celebra uno de los acontecimientos más importantes para los rockeros de corazón, cuyos principales exponentes también tenían una debilidad por los automóviles

El 13 de julio de 1985 se llevaron a cabo de manera simultánea, tanto en el estadio de Wembley, en Inglaterra, como en el John F. Kennedy, en Estados Unidos, dos mega conciertos de rock denominados de manera conjunta como Live Aid, un evento que marcó a muchas generaciones en todos los sentidos, pues además de reunir a los mejores exponentes de este género musical en estos escenarios, el principal objetivo era el de recaudar fondos en beneficio de Etiopía y Somalia, países de África Oriental.

A este espectáculo se dieron cita bandas como Queen, Led Zeppelin, Black Sabbath, U2, Ozzy Osbourne, Eric Clapton, Paul McCartney, Madona, Sting, y Phil Collins, entre muchos otros artistas.

En este sentido, en Autos OEM nos dimos a la tarea de recapitular a parte de estas leyendas, que además de caracterizarse por su legado musical, llamaron la atención por sus coches.

  • Freddie Mercury

El vocalista de Queen, quien a pesar de que nunca tuvo una licencia de manejo, se sintió atraído por estas máquinas de cuatro ruedas, manejados por sus choferes.

En su garaje se encontraban un Studebaker de la década del 50, así como un Rolls-Royce Silver Shadow de 1974, impulsado por un motor V8 de 6.75 litros que entregaba 189 caballos de fuerza, el cual adquirió en 1979 y lo conservó hasta su muerte, en 1991. Tenía cerda de 13 mil kilómetros acumulados en el odómetro cuando fue comprado por un empresario ruso en una subasta el año 2013, quien pagó 70 millones de dólares.

De acuerdo con gente cercana a Freddie, su coche favorito era un Mercedes-Benz 420 SEL, el cual equipaba un motor V8 de 4.2 litros y 204 caballos de fuerza que el artista usaba en contadas ocasiones.

Modelo Mercedes-Benz 420 SEL / Creative Commons

En 2011 Lotus, el fabricante británico de vehículos deportivos, lanzó una edición conmemorativa denominada Evora S Freddie Mercury Edition, una sola unidad la cual fue donada a una ONG que investiga avances en la cura del VIH, enfermedad que le costó la vida al músico.

El diseño del deportivo vestía de los mismos colores que Mercury en el mítico recital de Wembley, y tanto en el interior como en el exterior varias firmas del vocalista respaldaban este vehículo.

  • David Bowie

El británico también se sintió atraído por los coches y en particular por su mecánica. Previo a iniciar su exitosa carrera musical, David trabajó en la línea de ensamble del Mini Cooper, de la firma British Motor Company, lo que provocó que el artista guardara un fuerte vínculo con este modelo.

De hecho, en 1999, el Museo de Diseño de Londres lanzó una convocatoria a tres celebridades (Kate Moss, David Bowie y Patti Smith) para modificar y realizar expresiones artísticas sobre un Mini a propósito de su 40 aniversario.

Mini Cooper diseño especial / Museo Mini

Bowie presentó un Mini completamente cubierto de espejos y cromo, pues consideraba que quienes tenían uno de estos autos realizaban inmediatamente un reflejo de ellos mismos. Además, bromeaba con el diseño de este pequeño auto, pues comentaba que había durado tanto no por ser minimalista o bello, sino por su facilidad para estacionarse.

  • Elton John

Cuando Elton John regresó a Londres procedente de Los Ángeles en 1970, luego de grabar su primer disco, cambió su modesto Ford Escort por un brillante Aston Martin azul, y ahí empezó a coleccionar automóviles.

Aunque no se conoce la cifra exacta de autos que han pasado por manos de Elton John, en la cuenta de algunos hay más de 30, entre los que destacan un Ferrari 512 Testarossa, Rolls-Royce Phantom VI, Jaguar XJ 220, Bentley S1 Continental y Audi R8, e inclusive, a varios de sus autos le dio nombre.

Testarossa era extravagante, con una carrocería de aluminio afilada / Ferrari

La mayoría de los autos de la colección de Elton John, están equipados con sistemas de sonido de la más alta calidad, ya que el cantautor escucha sus éxitos musicales mientras conduce.

  • Ozzy Osburne

El rockero Ozzy guarda en su mansión de Buckinghamshire (Inglaterra) un pequeño pero variado ramillete de coches, donde destacan modelos como el Ferrari 458 Italia, un Audi R8 de color blanco, un Range Rover y su última adquisición: un lujoso Bentley Flying Spur.

Osburne a bordo de su Ferrari 458 / Creative commons

  • Sir Paul McCartney

Por su parte, McCartney se ha mantenido discreto al respecto de este tema, sin embargo, tiene un gusto excepcional para seleccionar los autos que pasarán por sus manos. Prueba de ello fue un Aston Martin DB5 del que fue dueño durante seis años, antes de venderlo en una subasta por 1.82 millones de dólares.

Lo compró en 1964, en la cúspide de la fama de The Beatles, incluso la prensa lo fotografiaba paseando en las calles de Londres.

También se sumó un Mini Cooper S DeVille en 1965, el cual recibió como regalo por parte del manager de Los Beatles Brian Epstein, de hecho, le compró uno a cada integrante. El modelo también fue subastado y entre los muchos documentos y certificados que incluía su venta, se encontraban fotos del artista a bordo; alcanzó un precio de 183 mil euros.

Aston Martin DB5 fue subastado

En 2008, Paul McCartney recibió un regalo de Lexus, un LS600H, el buque insignia híbrido de aquel entonces, esto tras haber participado como embajador de la marca, contaba con un motor que entregaba 430 caballos de fuerza.

Otro de los favoritos del compositor fue un Chevrolet Corvette C5 que condujo durante algún tiempo en las calles de Beverly Hills; es uno de los modelos más deportivos que el cantante ha tenido en su garaje y está valuado en 30 mil euros.

Rolling Stones

Desde hace más de 60 años, la agrupación están en la cúspide del mundo musical. A corta edad, Mick Jagger, el cantante de la mítica banda, se hizo conocido por ser mujeriego y por su gusto particular por los autos lujosos.

Por parte del extravagante cantante se conoce desde hace mucho tiempo, sin embargo, hubo dos modelos que marcaron al cantante: el Aston Martin DB6 y un Morgan. El DB6 lo tuvo durante la década del 60 y lo acompañó en varias aventuras y giras.

Mick Jagger / Mankowitz.com

Por otra parte, el Morgan V8 es uno de los vehículos más icónicos que se le recuerde a Mick. Otro de los integrantes de Rolling Stones que tiene fanatismo por los autos antiguos es Keith Richards, guitarrista de la banda.

  • LED ZEPPELIN

No hay duda de que en los 70, Jimmy Page, Robert Plant, John Paul Jones y John "Bonzo"; Bonham, integrantes de Led Zeppelin, fueron los fenómenos más espectaculares y atractivos del escenario mundial.

Pero no se trata de la música y la magia única de Zeppelin, sino de algo que rara vez se menciona: su increíble gusto por los coches. Tres de cada cuatro músicos tenían colecciones fantásticas sobre cuatro ruedas, sin mencionar a su manager Peter Grant.

Cord 810 Phaeton fue subastado / Creative Commons

Jimmy Page aun es dueño de un 810 Phaeton Cord de 1936, el primer vehículo estadounidense de tracción delantera con suspensión independiente. Otra joya de Page es un Ferrari GTB 275 de 1966, así como Ferrari 400 GT de 1978.

La lista de Robert Plant incluye una pick upo GMC 3100 de 1948, un Chrysler Corona imperial 1959, Aston Martin DB5 1965, Jaguar XJ 1968, Buick Riviera Boat-Tail 1972 y un Mercedes AMG W126 1985.

Por su parte John Bonham, el baterista de la agrupación, tenía una gran debilidad por los Corvette, y por sus manos pasó un Corvette 427 1967. John Paul Jones, bajista y pianista de a banda, tuvo un Jensen el Interceptor 1972.

Modelo Interceptor 1972 / Classicdriver

El 13 de julio de 1985 se llevaron a cabo de manera simultánea, tanto en el estadio de Wembley, en Inglaterra, como en el John F. Kennedy, en Estados Unidos, dos mega conciertos de rock denominados de manera conjunta como Live Aid, un evento que marcó a muchas generaciones en todos los sentidos, pues además de reunir a los mejores exponentes de este género musical en estos escenarios, el principal objetivo era el de recaudar fondos en beneficio de Etiopía y Somalia, países de África Oriental.

A este espectáculo se dieron cita bandas como Queen, Led Zeppelin, Black Sabbath, U2, Ozzy Osbourne, Eric Clapton, Paul McCartney, Madona, Sting, y Phil Collins, entre muchos otros artistas.

En este sentido, en Autos OEM nos dimos a la tarea de recapitular a parte de estas leyendas, que además de caracterizarse por su legado musical, llamaron la atención por sus coches.

  • Freddie Mercury

El vocalista de Queen, quien a pesar de que nunca tuvo una licencia de manejo, se sintió atraído por estas máquinas de cuatro ruedas, manejados por sus choferes.

En su garaje se encontraban un Studebaker de la década del 50, así como un Rolls-Royce Silver Shadow de 1974, impulsado por un motor V8 de 6.75 litros que entregaba 189 caballos de fuerza, el cual adquirió en 1979 y lo conservó hasta su muerte, en 1991. Tenía cerda de 13 mil kilómetros acumulados en el odómetro cuando fue comprado por un empresario ruso en una subasta el año 2013, quien pagó 70 millones de dólares.

De acuerdo con gente cercana a Freddie, su coche favorito era un Mercedes-Benz 420 SEL, el cual equipaba un motor V8 de 4.2 litros y 204 caballos de fuerza que el artista usaba en contadas ocasiones.

Modelo Mercedes-Benz 420 SEL / Creative Commons

En 2011 Lotus, el fabricante británico de vehículos deportivos, lanzó una edición conmemorativa denominada Evora S Freddie Mercury Edition, una sola unidad la cual fue donada a una ONG que investiga avances en la cura del VIH, enfermedad que le costó la vida al músico.

El diseño del deportivo vestía de los mismos colores que Mercury en el mítico recital de Wembley, y tanto en el interior como en el exterior varias firmas del vocalista respaldaban este vehículo.

  • David Bowie

El británico también se sintió atraído por los coches y en particular por su mecánica. Previo a iniciar su exitosa carrera musical, David trabajó en la línea de ensamble del Mini Cooper, de la firma British Motor Company, lo que provocó que el artista guardara un fuerte vínculo con este modelo.

De hecho, en 1999, el Museo de Diseño de Londres lanzó una convocatoria a tres celebridades (Kate Moss, David Bowie y Patti Smith) para modificar y realizar expresiones artísticas sobre un Mini a propósito de su 40 aniversario.

Mini Cooper diseño especial / Museo Mini

Bowie presentó un Mini completamente cubierto de espejos y cromo, pues consideraba que quienes tenían uno de estos autos realizaban inmediatamente un reflejo de ellos mismos. Además, bromeaba con el diseño de este pequeño auto, pues comentaba que había durado tanto no por ser minimalista o bello, sino por su facilidad para estacionarse.

  • Elton John

Cuando Elton John regresó a Londres procedente de Los Ángeles en 1970, luego de grabar su primer disco, cambió su modesto Ford Escort por un brillante Aston Martin azul, y ahí empezó a coleccionar automóviles.

Aunque no se conoce la cifra exacta de autos que han pasado por manos de Elton John, en la cuenta de algunos hay más de 30, entre los que destacan un Ferrari 512 Testarossa, Rolls-Royce Phantom VI, Jaguar XJ 220, Bentley S1 Continental y Audi R8, e inclusive, a varios de sus autos le dio nombre.

Testarossa era extravagante, con una carrocería de aluminio afilada / Ferrari

La mayoría de los autos de la colección de Elton John, están equipados con sistemas de sonido de la más alta calidad, ya que el cantautor escucha sus éxitos musicales mientras conduce.

  • Ozzy Osburne

El rockero Ozzy guarda en su mansión de Buckinghamshire (Inglaterra) un pequeño pero variado ramillete de coches, donde destacan modelos como el Ferrari 458 Italia, un Audi R8 de color blanco, un Range Rover y su última adquisición: un lujoso Bentley Flying Spur.

Osburne a bordo de su Ferrari 458 / Creative commons

  • Sir Paul McCartney

Por su parte, McCartney se ha mantenido discreto al respecto de este tema, sin embargo, tiene un gusto excepcional para seleccionar los autos que pasarán por sus manos. Prueba de ello fue un Aston Martin DB5 del que fue dueño durante seis años, antes de venderlo en una subasta por 1.82 millones de dólares.

Lo compró en 1964, en la cúspide de la fama de The Beatles, incluso la prensa lo fotografiaba paseando en las calles de Londres.

También se sumó un Mini Cooper S DeVille en 1965, el cual recibió como regalo por parte del manager de Los Beatles Brian Epstein, de hecho, le compró uno a cada integrante. El modelo también fue subastado y entre los muchos documentos y certificados que incluía su venta, se encontraban fotos del artista a bordo; alcanzó un precio de 183 mil euros.

Aston Martin DB5 fue subastado

En 2008, Paul McCartney recibió un regalo de Lexus, un LS600H, el buque insignia híbrido de aquel entonces, esto tras haber participado como embajador de la marca, contaba con un motor que entregaba 430 caballos de fuerza.

Otro de los favoritos del compositor fue un Chevrolet Corvette C5 que condujo durante algún tiempo en las calles de Beverly Hills; es uno de los modelos más deportivos que el cantante ha tenido en su garaje y está valuado en 30 mil euros.

Rolling Stones

Desde hace más de 60 años, la agrupación están en la cúspide del mundo musical. A corta edad, Mick Jagger, el cantante de la mítica banda, se hizo conocido por ser mujeriego y por su gusto particular por los autos lujosos.

Por parte del extravagante cantante se conoce desde hace mucho tiempo, sin embargo, hubo dos modelos que marcaron al cantante: el Aston Martin DB6 y un Morgan. El DB6 lo tuvo durante la década del 60 y lo acompañó en varias aventuras y giras.

Mick Jagger / Mankowitz.com

Por otra parte, el Morgan V8 es uno de los vehículos más icónicos que se le recuerde a Mick. Otro de los integrantes de Rolling Stones que tiene fanatismo por los autos antiguos es Keith Richards, guitarrista de la banda.

  • LED ZEPPELIN

No hay duda de que en los 70, Jimmy Page, Robert Plant, John Paul Jones y John "Bonzo"; Bonham, integrantes de Led Zeppelin, fueron los fenómenos más espectaculares y atractivos del escenario mundial.

Pero no se trata de la música y la magia única de Zeppelin, sino de algo que rara vez se menciona: su increíble gusto por los coches. Tres de cada cuatro músicos tenían colecciones fantásticas sobre cuatro ruedas, sin mencionar a su manager Peter Grant.

Cord 810 Phaeton fue subastado / Creative Commons

Jimmy Page aun es dueño de un 810 Phaeton Cord de 1936, el primer vehículo estadounidense de tracción delantera con suspensión independiente. Otra joya de Page es un Ferrari GTB 275 de 1966, así como Ferrari 400 GT de 1978.

La lista de Robert Plant incluye una pick upo GMC 3100 de 1948, un Chrysler Corona imperial 1959, Aston Martin DB5 1965, Jaguar XJ 1968, Buick Riviera Boat-Tail 1972 y un Mercedes AMG W126 1985.

Por su parte John Bonham, el baterista de la agrupación, tenía una gran debilidad por los Corvette, y por sus manos pasó un Corvette 427 1967. John Paul Jones, bajista y pianista de a banda, tuvo un Jensen el Interceptor 1972.

Modelo Interceptor 1972 / Classicdriver

Mundo

La India registra dos casos de la variante Ómicron

Se trata de una persona que regresó recientemente de Sudáfrica y contaba con su esquema de vacunación anticovid completo

CDMX

CDMX cobrará a apps 2% de cada entrega

Uber, Amazon, iVoy y más tendrán que pagar este impuesto por el uso de la infraestructura urbana

Política

AMLO acepta que la paz puede tardar, tras tres años gobernando

El Presidente aseguró que durante su mandato se ha logrado reducir el huachicol en 95 por ciento

Mundo

La India registra dos casos de la variante Ómicron

Los dos casos fueron confirmados en dos hombres de 66 y 46 años de edad en el estado meridional de Karnataka

Mundo

Bajo Observación | Seis de cada 10 muertes por Covid suceden en Europa

Los principales responsables de estos datos son Rusia, Ucrania, Polonia y Alemania

Gossip

"El vicio de cantar 1965-2022", será la última gira de Joan Manuel Serrat.

El cantautor y compositor con carrera musical de más de cincuenta años

Gossip

Carlos Cuarón hace una comedia negra sobre la vulnerabilidad del ser humano

El cineasta estrena Amalgama, en su tercera película en la que retrata a la mujer del siglo XXI y reflexiona sobre el amor, la redención y el dolor

Cultura

Narra la distopía de un mundo en crisis

La gran mayoría de la gente es consciente de la corta vida que le queda al mundo: Imanol Caneyada