/ jueves 15 de julio de 2021

Disruptores | Oyster: Apoyo total a los emprendedores

Una plataforma omnicanal en la que las pymes y profesionistas independientes pueden acceder a diferentes soluciones centradas en finanzas


Escucha el podcast ⬇️

Acast

Spotify

Apple Podcasts

Google Podcasts

Deezer

Amazon Music



Para los tecnólogos Vilash Poovala y Gabriel León no fue tan difícil recolectar 14 millones de dólares en inversiones para hacer de México el centro de operaciones de su nueva fintech, Oyster.

Son tantos los problemas a los que se enfrentan las pymes para sobrevivir el día a día –según cuentan– que a los inversionistas internacionales rápidamente les hizo sentido depositar su confianza en una solución que promete solucionarlos todos en un sólo lugar.

Gracias a esto, y al hecho de que entre ambos suman casi 40 años de experiencia dentro de empresas que le han cambiado la cara al sistema de pagos latinoamericano al haber ayudado a consolidar nombres como Visa, Mercado Libre, PayPal, Amazon y Clip.

"Si te pones a pensar en por qué los negocios en México no duran más es porque no tienen la habilidad para atender sus problemas antes durante su periodo de vida; la manera en que cobran mas rápido, en que obtienen crédito. No ha habido nadie que les provea de un marco en el que puedan sobrevivir, y eso es algo en lo que nosotros estamos disrumpiendo", platican.

"Si vienen dos emprendedores, uno ya fundó un unicornio y el otro va saliendo de la escuela, quizá le depositas tu confianza al que ya tiene la experiencia, al que se ha enfrentado a los retos porque en esto de las startups siempre te vas a topar con pared, una y otra vez. Se van a presentar problemas, pero es más probable que el que ya los enfrentó varias veces los pueda sacar adelante que alguien que a lo mejor se va a romper en la primera y va a decir no se pudo", platican.

Oyster es la nueva aventura que estos emprendedores de altos vuelos han decidido iniciar.

Como Vilash y Gabriel la describen, Oyster es una plataforma omnicanal en la que las pymes y profesionistas independientes pueden acceder a diferentes soluciones centras en finanzas.

Estas soluciones pasan en un inicio por una línea de crédito que va aumentando con el tiempo, una cuenta de débito para centralizar todos los ingresos de la empresa, procesadores de pago para que los comercios puedan cobrar con tarjetas, transferencias, códigos QR o links, así como toda una plataforma que ofrece insights sobre el flujo de caja de las empresas.

Foto: Alejandro Aguilar

Con este modelo Oyster está atacando los tres principales puntos de fricción para las pymes mexicanas: el acceso al crédito, medios de pago y cobro, y la obtención de data que les ayude a tomar decisiones de negocio.

"Los negocios que están creciendo necesitan una cuenta de banco y mientras estos empiezan a madurar empiezan a generar necesidades de crédito. Lo que pasa con esto es que empiezan a abrir múltiples cuentas en varios bancos y lo que esto genera es que los negocios no comprenden del todo su propio flujo de caja hasta que llegan con un contador a final de mes.

"La manera en la que solucionamos esta fricción es al darles una cuenta bancaria gratuita para que hagan sus transferencias y al darles el crédito que hoy están tardando dos años en obtener con un banco tradicional", explican.

La idea, según explican, es que Oyster sea el principio y final de la vida financiera de las pymes al ser plataforma financiera digital que ayuda a conseguir capital y administrar mejor las finanzas de los negocios y les de control sobre sus gastos e ingresos sin importar si son freelancers, emprendedores o empresas consolidadas.

"Si sólo ofreces crédito y no ayudas a los negocios en la manera que están cobrando y pagando entonces no estás resolviendo todos los demás problemas. La manera en que nosotros lo vemos es de una manera más holística y no con balas de plata que sirvan para todo".

De acuerdo con Vilash y Gabriel poco han ido surgiendo en México más y más plataformas que atienden el sector pyme en varias verticales, como los recursos humanos, medios de cobro, la contabilidad, el outsourcing, las finanzas y el crédito. Sin embargo en mercados desarrollados el mercado está evolucionando hacia servicios agregadores de toda esa oferta, mejor conocidos como "all in one".

Y a pesar de que las pymes representan el 80% de la economía nacional, explican, apenas dos sobreviven el tercer año de operaciones. Esto da cuenta de las grandes oportunidades que aún existen para servicios que ofrezcan herramientas completas que les permitan a las pymes trabajar de manera más eficiente y enfocarse en sus ventas.

"Queremos ser un sistema operativo financiero que permita a los negocios conectar con distintas plataformas. Sólo las pymes en México representan en tamaño de mercado a toda Europa del Este, entonces la oportunidad es muy grande.

"La marca Oyster nació cuando platicando con Gabriel escribí este documento en el que decía que el mundo no necesitaba otra cuenta de banco, lo que se necesita es que los negocios tengan un sistema en el que se les ofrezca todo".

Foto: Reuters

LAS ENSEÑANZAS DE CLIP

Los nombres de Vilash Poovala y Gabriel León son bien conocidos dentro del mundo fintech y los medios de pago en Latinoamérica.

Como ingeniero y directivo para mercados emergentes, Vilash había acumulado una vasta trayectoria durante su paso por las filas de Visa y PayPal antes de co-fundar junto a Adolfo Babatz Clip en 2012, la fintech especializada en la venta de terminales de pago portátiles para pequeños comercios y que recientemente alcanzó el grado de unicornio.

Ahí fue donde Vilash conoció a Gabriel, un ingeniero de larga experiencia en el mundo financiero quien también había trabajado para Mercado Libre y PayPal como cabeza de desarrollo para sus medios de pago, y que al salir de Clip se encargó de lanzar la tarjeta de crédito de Amazon.

Según cuenta Vilash, luego de dejar Clip trabajó durante un par de años en Alemania para el procesador de pagos PayU. Ahí reparó en el hecho de que aún faltaba una solución en el mercado latinoamericano que agregara más servicios para el ecosistema pyme, por lo que se puso en contacto con Gabriel para echar a andar Oyster en 2018.

"Cuando me fui a Alemania vi que México permanecía en ascenso, nadie estaba ayudando realmente a las pymes y todos estaban enfocados en el público en general. Para transformar este escaparate tuve que cambiar mi propio conocimiento hacia los bancos para poder entender cómo funcionaban.

"Hablé con Gabriel que acababa de lanzar la tarjeta de Amazon en México y le dije que las oportunidades que existían en México cuando estábamos en Clip aún permanecían sin haber sido tocadas", recuerda Vilash.

Apenas en septiembre pasado Oyster recibió inversión semilla por 14 millones de dólares, ronda liderada por la firma de venture capital brasileña Monashees y SV Latam Capital de San Francisco; dinero especialmente enfocado en hacer crecer el negocio de la startup en suelo mexicano.

Foto: Reuters

"Conocí a Vilash cuando fundó Clip, la primera inversión de nuestro fondo, y cuando me llamó para hablarme sobre su visión para Oyster no me lo pensé dos veces antes de firmar el primer cheque” dijo Consuelo Valverde, fundadora y socia directora de SV Latam Capital con motivo de la inversión.

Según cuenta Vilash, los inversionistas están contentos por el momento con que México sea el centro de las operaciones de Oyster en Latinoamérica debido al atraso que persiste, por ejemplo en comparación con la oferta en Brasil o India, en cuanto a soluciones financieras para pymes.

"Una de las mayores oportunidades en México se presenta en la forma de cómo haces que las empresas vayan hacia adelante sin pasar por todos los problemas y obstáculos que se han aprendido en otros mercados. En este momento hay mucho capital en México y es un mercado muy interesante para los inversionistas.

"La innovación está llevando hacia adelante al mercado y siempre estás al pendiente de tu espejo retrovisor para ver qué están haciendo los nuevos participantes que están llegando. Por eso debes concentrarte como un láser en el cliente, porque ahora tiene otras opciones a donde irse. Quizá antes la satisfacción del cliente no era un gran tema, pero hoy es esencial para las startups y en la forma que se plantean su foco".

Para ambos fundadores, el equipo que se ha logrado conformar en Oyster con ex trabajadores de Clip, Amazon, Visa, PayPal, PayU y otras startups de tecnología es una de las mayores fortalezas de Oyster y es cosa que les diferencia dentro del ecosistema.

En lo que toca a la experiencia de ambos en Clip, refieren que el haber ayudado a construir una marca desde cero y lograr que ésta se hiciera de un importante espacio en el mercado de Pyme les aporta el conocimiento para volver a lograr, pero ahora con Oyster.

El secreto –dice– para hacerse de un espacio entre la cotidianidad de los pequeños empresarios mexicanos va a ser la efectividad del boca a boca incitado por una "obsesión por el consumidor", justo como pasó con Clip y que hoy está en casi cada pequeño comercio habilitando transacciones.

El objetivo es lograr que Oyster tenga presencia en todas las pymes mexicanas por medio de alguna de sus soluciones, mediante crédito, procesadores de pago, dispersores de nómina o plataformas de inteligencia. Sólo ahí, dicen, darán el paso para brincar a otros países de América Latina.

"Una de las lecciones que aprendimos en Clip fue a abrir la puerta para que la marca fuese bien conocida. Cuando veo hacia atrás y cómo logró convertirse en una marca tan grande creo que hubieron momentos críticos en los que pudimos hacer tratos importantes y tuvimos la tecnología para llevarlos a cabo.

"Tomando los aprendizajes que tuvimos en Clip para llevarlos a Oyster creo que tenemos un producto y habilidad tecnológica y los estamos llevando a un frente comercial para que sea una marca reconocida.

"Cuando los inversionistas se dieron cuenta de cuántas cosas estaban rotas en México para los pequeños empresarios fue fácil el encontrar los recursos que necesitábamos para empezar a construir la infraestructura necesaria para que los negocios puedan correr. Quizá no estemos resolviendo todo de una vez, pero estamos poniendo los ladrillos para hacerlo uno a uno".

Lee también otros contenidos de Normal ⬇️


Escucha el podcast ⬇️

Acast

Spotify

Apple Podcasts

Google Podcasts

Deezer

Amazon Music



Para los tecnólogos Vilash Poovala y Gabriel León no fue tan difícil recolectar 14 millones de dólares en inversiones para hacer de México el centro de operaciones de su nueva fintech, Oyster.

Son tantos los problemas a los que se enfrentan las pymes para sobrevivir el día a día –según cuentan– que a los inversionistas internacionales rápidamente les hizo sentido depositar su confianza en una solución que promete solucionarlos todos en un sólo lugar.

Gracias a esto, y al hecho de que entre ambos suman casi 40 años de experiencia dentro de empresas que le han cambiado la cara al sistema de pagos latinoamericano al haber ayudado a consolidar nombres como Visa, Mercado Libre, PayPal, Amazon y Clip.

"Si te pones a pensar en por qué los negocios en México no duran más es porque no tienen la habilidad para atender sus problemas antes durante su periodo de vida; la manera en que cobran mas rápido, en que obtienen crédito. No ha habido nadie que les provea de un marco en el que puedan sobrevivir, y eso es algo en lo que nosotros estamos disrumpiendo", platican.

"Si vienen dos emprendedores, uno ya fundó un unicornio y el otro va saliendo de la escuela, quizá le depositas tu confianza al que ya tiene la experiencia, al que se ha enfrentado a los retos porque en esto de las startups siempre te vas a topar con pared, una y otra vez. Se van a presentar problemas, pero es más probable que el que ya los enfrentó varias veces los pueda sacar adelante que alguien que a lo mejor se va a romper en la primera y va a decir no se pudo", platican.

Oyster es la nueva aventura que estos emprendedores de altos vuelos han decidido iniciar.

Como Vilash y Gabriel la describen, Oyster es una plataforma omnicanal en la que las pymes y profesionistas independientes pueden acceder a diferentes soluciones centras en finanzas.

Estas soluciones pasan en un inicio por una línea de crédito que va aumentando con el tiempo, una cuenta de débito para centralizar todos los ingresos de la empresa, procesadores de pago para que los comercios puedan cobrar con tarjetas, transferencias, códigos QR o links, así como toda una plataforma que ofrece insights sobre el flujo de caja de las empresas.

Foto: Alejandro Aguilar

Con este modelo Oyster está atacando los tres principales puntos de fricción para las pymes mexicanas: el acceso al crédito, medios de pago y cobro, y la obtención de data que les ayude a tomar decisiones de negocio.

"Los negocios que están creciendo necesitan una cuenta de banco y mientras estos empiezan a madurar empiezan a generar necesidades de crédito. Lo que pasa con esto es que empiezan a abrir múltiples cuentas en varios bancos y lo que esto genera es que los negocios no comprenden del todo su propio flujo de caja hasta que llegan con un contador a final de mes.

"La manera en la que solucionamos esta fricción es al darles una cuenta bancaria gratuita para que hagan sus transferencias y al darles el crédito que hoy están tardando dos años en obtener con un banco tradicional", explican.

La idea, según explican, es que Oyster sea el principio y final de la vida financiera de las pymes al ser plataforma financiera digital que ayuda a conseguir capital y administrar mejor las finanzas de los negocios y les de control sobre sus gastos e ingresos sin importar si son freelancers, emprendedores o empresas consolidadas.

"Si sólo ofreces crédito y no ayudas a los negocios en la manera que están cobrando y pagando entonces no estás resolviendo todos los demás problemas. La manera en que nosotros lo vemos es de una manera más holística y no con balas de plata que sirvan para todo".

De acuerdo con Vilash y Gabriel poco han ido surgiendo en México más y más plataformas que atienden el sector pyme en varias verticales, como los recursos humanos, medios de cobro, la contabilidad, el outsourcing, las finanzas y el crédito. Sin embargo en mercados desarrollados el mercado está evolucionando hacia servicios agregadores de toda esa oferta, mejor conocidos como "all in one".

Y a pesar de que las pymes representan el 80% de la economía nacional, explican, apenas dos sobreviven el tercer año de operaciones. Esto da cuenta de las grandes oportunidades que aún existen para servicios que ofrezcan herramientas completas que les permitan a las pymes trabajar de manera más eficiente y enfocarse en sus ventas.

"Queremos ser un sistema operativo financiero que permita a los negocios conectar con distintas plataformas. Sólo las pymes en México representan en tamaño de mercado a toda Europa del Este, entonces la oportunidad es muy grande.

"La marca Oyster nació cuando platicando con Gabriel escribí este documento en el que decía que el mundo no necesitaba otra cuenta de banco, lo que se necesita es que los negocios tengan un sistema en el que se les ofrezca todo".

Foto: Reuters

LAS ENSEÑANZAS DE CLIP

Los nombres de Vilash Poovala y Gabriel León son bien conocidos dentro del mundo fintech y los medios de pago en Latinoamérica.

Como ingeniero y directivo para mercados emergentes, Vilash había acumulado una vasta trayectoria durante su paso por las filas de Visa y PayPal antes de co-fundar junto a Adolfo Babatz Clip en 2012, la fintech especializada en la venta de terminales de pago portátiles para pequeños comercios y que recientemente alcanzó el grado de unicornio.

Ahí fue donde Vilash conoció a Gabriel, un ingeniero de larga experiencia en el mundo financiero quien también había trabajado para Mercado Libre y PayPal como cabeza de desarrollo para sus medios de pago, y que al salir de Clip se encargó de lanzar la tarjeta de crédito de Amazon.

Según cuenta Vilash, luego de dejar Clip trabajó durante un par de años en Alemania para el procesador de pagos PayU. Ahí reparó en el hecho de que aún faltaba una solución en el mercado latinoamericano que agregara más servicios para el ecosistema pyme, por lo que se puso en contacto con Gabriel para echar a andar Oyster en 2018.

"Cuando me fui a Alemania vi que México permanecía en ascenso, nadie estaba ayudando realmente a las pymes y todos estaban enfocados en el público en general. Para transformar este escaparate tuve que cambiar mi propio conocimiento hacia los bancos para poder entender cómo funcionaban.

"Hablé con Gabriel que acababa de lanzar la tarjeta de Amazon en México y le dije que las oportunidades que existían en México cuando estábamos en Clip aún permanecían sin haber sido tocadas", recuerda Vilash.

Apenas en septiembre pasado Oyster recibió inversión semilla por 14 millones de dólares, ronda liderada por la firma de venture capital brasileña Monashees y SV Latam Capital de San Francisco; dinero especialmente enfocado en hacer crecer el negocio de la startup en suelo mexicano.

Foto: Reuters

"Conocí a Vilash cuando fundó Clip, la primera inversión de nuestro fondo, y cuando me llamó para hablarme sobre su visión para Oyster no me lo pensé dos veces antes de firmar el primer cheque” dijo Consuelo Valverde, fundadora y socia directora de SV Latam Capital con motivo de la inversión.

Según cuenta Vilash, los inversionistas están contentos por el momento con que México sea el centro de las operaciones de Oyster en Latinoamérica debido al atraso que persiste, por ejemplo en comparación con la oferta en Brasil o India, en cuanto a soluciones financieras para pymes.

"Una de las mayores oportunidades en México se presenta en la forma de cómo haces que las empresas vayan hacia adelante sin pasar por todos los problemas y obstáculos que se han aprendido en otros mercados. En este momento hay mucho capital en México y es un mercado muy interesante para los inversionistas.

"La innovación está llevando hacia adelante al mercado y siempre estás al pendiente de tu espejo retrovisor para ver qué están haciendo los nuevos participantes que están llegando. Por eso debes concentrarte como un láser en el cliente, porque ahora tiene otras opciones a donde irse. Quizá antes la satisfacción del cliente no era un gran tema, pero hoy es esencial para las startups y en la forma que se plantean su foco".

Para ambos fundadores, el equipo que se ha logrado conformar en Oyster con ex trabajadores de Clip, Amazon, Visa, PayPal, PayU y otras startups de tecnología es una de las mayores fortalezas de Oyster y es cosa que les diferencia dentro del ecosistema.

En lo que toca a la experiencia de ambos en Clip, refieren que el haber ayudado a construir una marca desde cero y lograr que ésta se hiciera de un importante espacio en el mercado de Pyme les aporta el conocimiento para volver a lograr, pero ahora con Oyster.

El secreto –dice– para hacerse de un espacio entre la cotidianidad de los pequeños empresarios mexicanos va a ser la efectividad del boca a boca incitado por una "obsesión por el consumidor", justo como pasó con Clip y que hoy está en casi cada pequeño comercio habilitando transacciones.

El objetivo es lograr que Oyster tenga presencia en todas las pymes mexicanas por medio de alguna de sus soluciones, mediante crédito, procesadores de pago, dispersores de nómina o plataformas de inteligencia. Sólo ahí, dicen, darán el paso para brincar a otros países de América Latina.

"Una de las lecciones que aprendimos en Clip fue a abrir la puerta para que la marca fuese bien conocida. Cuando veo hacia atrás y cómo logró convertirse en una marca tan grande creo que hubieron momentos críticos en los que pudimos hacer tratos importantes y tuvimos la tecnología para llevarlos a cabo.

"Tomando los aprendizajes que tuvimos en Clip para llevarlos a Oyster creo que tenemos un producto y habilidad tecnológica y los estamos llevando a un frente comercial para que sea una marca reconocida.

"Cuando los inversionistas se dieron cuenta de cuántas cosas estaban rotas en México para los pequeños empresarios fue fácil el encontrar los recursos que necesitábamos para empezar a construir la infraestructura necesaria para que los negocios puedan correr. Quizá no estemos resolviendo todo de una vez, pero estamos poniendo los ladrillos para hacerlo uno a uno".

Lee también otros contenidos de Normal ⬇️

Sociedad

Familias dan un hogar a niños migrantes que viajan solos

Fundación Juconi y ACNUR pusieron en marcha un programa para que los menores migrantes que solicitan asilo tengan casa en nuestro país

CDMX

CDMX impondrá multas a capitalinos que empaquen sus vehículos en otros estados

El Gobierno local recordó a los capitalinos que deben de dar de alta sus vehículos en la CdMx

CDMX

CDMX anuncia sedes y fechas de vacunación contra Covid-19 para rezagados

El gobierno de la Ciudad de México anunció que entre el 7 y el 10 de diciembre se habilitarán las sedes para vacunar contra el Covid-19 a las personas rezagadas

Turismo

Cabañas en Celaya: disfruta la experiencia en familia

Te proponemos 3 opciones de alojamiento en contacto con la naturaleza y noches de fogata

Turismo

San Miguel de Allende en Navidad: vive la temporada en la joya del Bajío

Destino ideal para pasear, comprar y hasta casarse; es la capital de la moda, el diseño y la cultura

Turismo

Llega a la ciudad el espectáculo interactivo de la exposición militar

En Guanajuato hay más de seis mil elementos del Ejército Mexicano que apoyan en la seguridad pública

Turismo

El Ágora, arte neoclásico

Este impresionante inmueble fue la primera Escuela de Minería de la CdMx, ahora es un recinto cultural con tres museos

Turismo

Aquismón, el pueblo mágico de SLP que hechizará tus sentidos

Majestuoso es el Sótano de las Golondrinas; además disfrutarás la cascada de Tamul y las grutas de Mantetzulel

Turismo

Santa María del Río, la cuna del rebozo de seda

Adéntrate en uno de los lugares que siguen tejiendo a la usanza prehispánica: en telar de cintura