/ lunes 13 de febrero de 2017

Salida de Estados Unidos del TLCAN, fracaso de la globalización

*Especialistas califican como un error haber enfocado en EU 80%de las exportaciones

*Urgen mayor diversificación hacia las 45 naciones con que sefirmaron acuerdos

Primera de dos partes

En la revisión del Tratado de Libre Comercio de América delNorte (TLCAN), México tiene que asumir una posición de apertura,pero con una actitud mucho más nacionalista y una estrategia demayor diversificación en sus relaciones comerciales con lasnaciones donde tenemos 45 tratados comerciales, y así subsanar elerror de haber concentrado casi 80 por ciento de nuestrasexportaciones en Estados Unidos.

Ante el clima de animadversión provocado por el presidenteDonald Trump, especialistas e investigadores en materia derelaciones comerciales y económicas de las universidades NacionalAutónoma de México (UNAM), de la Autónoma Metropolitana (UAM) yconsultores económicos entrevistados por El Sol de México,alertan que en la próximas negociaciones del TLCAN nuestro país“tiene mucho que perder y muy poco que ganar”.

Sin embargo, coinciden en que las acusaciones del mandatarionorteamericano contra el Acuerdo o salida del mismo, no deben versecomo “una tragedia o catástrofe nacional”, ya que el Tratado(luego de 23 años de existencia), no ha traído a nuestro paíslos resultados esperados, como lo demuestran el bajo crecimientoeconómico, el exiguo desarrollo de la industria nacional, losaltos índices de desempleo y los bajos salarios de la mano de obramexicana.

El doctor e investigador en Integración Económica del (TLCAN)de la UAM, Federico Novelo; la maestra del Instituto deInvestigaciones Económicas de la UNAM, Patria Rodríguez; eldoctor y consultor en Economía, Jonathan Heath, convergen en queante las desventajas con que el grupo negociador de México llega aesta revisión, al país “no le queda otra más que contar conuna estrategia de diversificación”.

En las entrevistas por separado, el profesor Novelo y Uraniviaestimó que con la revisión que viene, sin descartar la denunciadel TLCAN, surge la amenaza de la salida de Estados Unidos delTratado y la “evaporación” del mismo, lo que significará unretroceso en el proceso de globalización e integracióninternacional, no solo en México sino a nivel internacional, conefectos en América Latina y Europa.

La profesora del IIE-UNAM, Patricia Rodríguez, destaca que alGobierno de Estados Unidos no le conviene provocar una rupturatotal en la revisión del acuerdo trilateral, ya que aún cuandoDonald Trump puede dar por concluido el Tratado, las relacionescomerciales con nuestro país tienen una frontera muy amplia, con31 millones de latinos y un comercio muy importante, por lo que lasrelaciones no pueden terminar de un día para otro.

Jonathan Heath, consultor con experiencia profesional endiferentes instituciones como el CIDE (Centro de Investigación yDocencia Económicas) e IMEF (Instituto Mexicano de Ejecutivos deFinanzas), advierte del panorama difícil, con las exportaciones nopetroleras como casi el único motor de crecimiento del país, elvirtual estancamiento de la economía y la caída de lasexportaciones e importaciones estadunidenses a nuestra nación.

¿ADIóS A LA “ZONA DE LIBRE COMERCIO”?

El Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) -eninglés North American Free Trade Agreement (NAFTA)-, fue firmadoen noviembre de 1993 por los gobiernos de Canadá, Estados Unidos yMéxico, y entró en vigor el 1 de enero de 1994. Es un acuerdoregional que creó una zona de libre comercio.

Exportaciones agroalimentarias a Japón crecieron 5.99 por ciento. Foto: AP

Sus reglas establecen cómo y cuándo se eliminan las barrerasarancelarias (impuestos) para conseguir la libre circulación delos productos y servicios entre las tres naciones; esto es, cómo ycuándo se eliminarán los permisos, las cuotas y las licencias, yparticularmente las tarifas y los aranceles.

Nació con los objetivos de favorecer la apertura comercial deAmérica del Norte a través de la eliminación sistemática de lamayoría de las barreras arancelarias y no arancelarias delcomercio y la inversión entre los tres países firmantes; promovercondiciones de competencia leal en la zona de libre comercio yproteger los derechos de propiedad intelectual en los tres paísesmiembros.

Establecer procedimientos eficaces para la aplicación ycumplimiento del Tratado y para la solución de controversias;promover la cooperación trilateral, regional y multilateral,encaminada a aplicar y mejorar sus beneficios, facilitar lacirculación transfronteriza de bienes y servicios entre losterritorios de los tres países firmantes, y aumentar lasoportunidades de inversión en los mismos.

Entre los momentos más importantes que dieron origen al TLCANestán la reunión del 11 de junio de 1990, entre los presidentesde México–EU, donde se instruyó a los encargados de comercio deambas naciones a iniciar las consultas correspondientes. Del 12 dejunio de 1991 al 12 de agosto de 1992, los grupos de trabajo sereunieron en 389 ocasiones.

El 8 de agosto de ese mismo año, los secretarios de comercio deambos gobiernos recomendaron iniciar las negociaciones formales. Unmes después, el titular de la extinta Secretaría de Comercio yFomento Industrial de México (Secofi), Jaime Serra Puche, anuncióel inicio de las consultas sobre la zona de libre comercio entreambos países.

El 25 de septiembre de 1990, el presidente de la UniónAmericana, George Bush, solicitó autorización al congreso de supaís para iniciar el proceso “fast-track” en la creación delTLCAN, y el 5 de febrero de 1991, los entonces presidentes CarlosSalinas de Gortari, George Bush y Brian Mulroney, anunciaron elinicio de negociaciones trilaterales.

Hacia el 6 de enero de 1992, se concretó el primer textoconsolidado con corchetes, y el 12 de agosto finalizaron lasnegociaciones del TLCAN en Washington con un mensaje a la nación,por parte del entonces presidente Carlos Salinas de Gortari. El 17de diciembre de 1992, los presidentes de los tres países miembrosfirmaron el acuerdo comercial.

El 8 de diciembre de 1993, el Tratado Trilateral se publicó enel Diario Oficial de la Federación de nuestro país, y en EstadosUnidos el presidente Bill Clinton firmó el decreto de aplicación,para que el 1 de enero de 1994, entrara en vigor en las tresnaciones firmantes.

INCERTIDUMBRE Y “BENEFICIOS” DEL TLCAN

A 23 años del inicio del TLCAN y en puerta su revisión, lamaestra Patricia Rodríguez destaca que en medio del clima deincertidumbre sembrado por el presidente Trump, todavía “tenemosque ver qué es lo que va a instrumentar de todo lo que ha dicho.Solo sabemos que va a hacer el muro y va a renegociar el Acuerdo,pero todavía no sabemos cómo”.

La profesora del Instituto de Investigaciones Económicas de laUNAM señala que por lo que toca a nuestro país, es importantehacer una revisión de lo que se ha negociado con Estados Unidos,“ya que Trump habla de que nosotros hemos negociado muy bien todoy que nos hemos visto beneficiados, cuando sabemos que no escierto”.

“Realmente –sostiene-, el TLCAN no nos benefició mucho, yaque cuando se firmó bajo la teoría dominante de la convergenciaeconómica con elevación de los salarios, se pensó que jalaría alos más bajos en una convergencia hacia arriba, pero en realidadaquí se dio una convergencia hacia abajo”.

“No han aumentado los salarios, está perdido el ingreso real,no se ha beneficiado la estructura económica del país. Lastrasnacionales, los automotrices han llegado, pero para tomarmejores ganancias a nivel mundial y teniendo infraestructura ybeneficios de distintos tipos” puntualizó.

Jonathan Heat advierte que Donald Trump lo que quiere es queMéxico no tenga un superávit con Estados Unidos. “Si lo logra através de la renegociación del TLCAN o a través de otromecanismo, lo que va a tener es que ese déficit de la cuentacorriente aumente todavía más; ya no de tres por ciento, que estacausándonos problemas, sino a cuatro, cinco o seis por ciento, quesería un desequilibrio brutal”.

Reconoce que el grupo negociador de México llega a estarevisión en una situación muy difícil, “porque tenemos todoque perder y muy poco que ganar. Lo que debemos tratar de hacer, esconvencer a Estados Unidos de que trabajamos juntos, somos socioscomerciales, no se trata de que uno gane y otro pierda, aunqueTrump y su gente no quieren escuchar”.

Para el doctor Federico Novelo, la revisión del TLCAN erainminente, por las amenazas y presiones del Jefe de Estadonorteamericano, para generar las medidas que desea, incluso antesde tomar posesión. No descarta que Estados Unidos renuncie alTratado y se salga de éste, de no conseguir sus objetivos. ELMURO…

Indicó que las principales ramas de la producción que severán afectadas son la industria automotriz (Ford, GM y Chrysler).Empero, apunta que es aquí donde se dieron los lunares de lamodernización, pero sin reflejarse en el crecimiento económico deMéxico, pues son corporativos que solo producían y ellos mismosse compraban, dejando el ensamble o la maquila para losmexicanos.

El profesor investigador del Departamento de ProducciónEconómica, Unidad Xochimilco, en Línea de InvestigaciónIntegración Económica (TLCAN) Migración México-Estados UnidosEconomía Mexicana, coincide: “contrataron mano de obra mexicanapero con salarios sumamente bajos y las empresas mexicanas que lesmaquilan no crecieron. México se dedicó a maquilar en elTLCAN”.

El doctor Novelo y Urinavia tampoco descartan que para evitar laruptura, el Gobierno mexicano se vea presionado a aceptar el pagode la construcción del muro que ha venido a ser casi como unacondición de entrada en la revisión del acuerdo.

Sin embargo, para la maestra Rodríguez, la representaciónmexicana debe sostener su posición de rechazo total, sustentada enlas experiencias con las anteriores bardas construidas con el mismofin en la frontera y que no han servido de nada. “Los muros nosirven, más en este momento, en que los flujos migratorios a nivelinternacional han aumentado.

“El frenar la migración –argumenta-, y dar entrada nadamás a la gente que ellos necesitan, se puede llevar a cabo porotras vías; no es por medio de muros o amenazas; deberíamoscontestar en los mismos términos, porque en verdad nos estánamenazando y no es válido que un país amenace a otro”.

Jonathan Heath adelanta que en la revisión del TLCAN puedehaber puntos innegociables, “pero si Estados Unidos ve que sonnegociables y México dice que no va a negociar, la representaciónnorteamericana simplemente se saldrá del acuerdo. Nosotros nopodemos decir que no hay puntos innegociables, porque ahora los quellevan la batuta y van a dictaminar, son los integrantes del gruponegociador del Gobierno norteamericano”, reconoce.(Continúa)

*Especialistas califican como un error haber enfocado en EU 80%de las exportaciones

*Urgen mayor diversificación hacia las 45 naciones con que sefirmaron acuerdos

Primera de dos partes

En la revisión del Tratado de Libre Comercio de América delNorte (TLCAN), México tiene que asumir una posición de apertura,pero con una actitud mucho más nacionalista y una estrategia demayor diversificación en sus relaciones comerciales con lasnaciones donde tenemos 45 tratados comerciales, y así subsanar elerror de haber concentrado casi 80 por ciento de nuestrasexportaciones en Estados Unidos.

Ante el clima de animadversión provocado por el presidenteDonald Trump, especialistas e investigadores en materia derelaciones comerciales y económicas de las universidades NacionalAutónoma de México (UNAM), de la Autónoma Metropolitana (UAM) yconsultores económicos entrevistados por El Sol de México,alertan que en la próximas negociaciones del TLCAN nuestro país“tiene mucho que perder y muy poco que ganar”.

Sin embargo, coinciden en que las acusaciones del mandatarionorteamericano contra el Acuerdo o salida del mismo, no deben versecomo “una tragedia o catástrofe nacional”, ya que el Tratado(luego de 23 años de existencia), no ha traído a nuestro paíslos resultados esperados, como lo demuestran el bajo crecimientoeconómico, el exiguo desarrollo de la industria nacional, losaltos índices de desempleo y los bajos salarios de la mano de obramexicana.

El doctor e investigador en Integración Económica del (TLCAN)de la UAM, Federico Novelo; la maestra del Instituto deInvestigaciones Económicas de la UNAM, Patria Rodríguez; eldoctor y consultor en Economía, Jonathan Heath, convergen en queante las desventajas con que el grupo negociador de México llega aesta revisión, al país “no le queda otra más que contar conuna estrategia de diversificación”.

En las entrevistas por separado, el profesor Novelo y Uraniviaestimó que con la revisión que viene, sin descartar la denunciadel TLCAN, surge la amenaza de la salida de Estados Unidos delTratado y la “evaporación” del mismo, lo que significará unretroceso en el proceso de globalización e integracióninternacional, no solo en México sino a nivel internacional, conefectos en América Latina y Europa.

La profesora del IIE-UNAM, Patricia Rodríguez, destaca que alGobierno de Estados Unidos no le conviene provocar una rupturatotal en la revisión del acuerdo trilateral, ya que aún cuandoDonald Trump puede dar por concluido el Tratado, las relacionescomerciales con nuestro país tienen una frontera muy amplia, con31 millones de latinos y un comercio muy importante, por lo que lasrelaciones no pueden terminar de un día para otro.

Jonathan Heath, consultor con experiencia profesional endiferentes instituciones como el CIDE (Centro de Investigación yDocencia Económicas) e IMEF (Instituto Mexicano de Ejecutivos deFinanzas), advierte del panorama difícil, con las exportaciones nopetroleras como casi el único motor de crecimiento del país, elvirtual estancamiento de la economía y la caída de lasexportaciones e importaciones estadunidenses a nuestra nación.

¿ADIóS A LA “ZONA DE LIBRE COMERCIO”?

El Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) -eninglés North American Free Trade Agreement (NAFTA)-, fue firmadoen noviembre de 1993 por los gobiernos de Canadá, Estados Unidos yMéxico, y entró en vigor el 1 de enero de 1994. Es un acuerdoregional que creó una zona de libre comercio.

Exportaciones agroalimentarias a Japón crecieron 5.99 por ciento. Foto: AP

Sus reglas establecen cómo y cuándo se eliminan las barrerasarancelarias (impuestos) para conseguir la libre circulación delos productos y servicios entre las tres naciones; esto es, cómo ycuándo se eliminarán los permisos, las cuotas y las licencias, yparticularmente las tarifas y los aranceles.

Nació con los objetivos de favorecer la apertura comercial deAmérica del Norte a través de la eliminación sistemática de lamayoría de las barreras arancelarias y no arancelarias delcomercio y la inversión entre los tres países firmantes; promovercondiciones de competencia leal en la zona de libre comercio yproteger los derechos de propiedad intelectual en los tres paísesmiembros.

Establecer procedimientos eficaces para la aplicación ycumplimiento del Tratado y para la solución de controversias;promover la cooperación trilateral, regional y multilateral,encaminada a aplicar y mejorar sus beneficios, facilitar lacirculación transfronteriza de bienes y servicios entre losterritorios de los tres países firmantes, y aumentar lasoportunidades de inversión en los mismos.

Entre los momentos más importantes que dieron origen al TLCANestán la reunión del 11 de junio de 1990, entre los presidentesde México–EU, donde se instruyó a los encargados de comercio deambas naciones a iniciar las consultas correspondientes. Del 12 dejunio de 1991 al 12 de agosto de 1992, los grupos de trabajo sereunieron en 389 ocasiones.

El 8 de agosto de ese mismo año, los secretarios de comercio deambos gobiernos recomendaron iniciar las negociaciones formales. Unmes después, el titular de la extinta Secretaría de Comercio yFomento Industrial de México (Secofi), Jaime Serra Puche, anuncióel inicio de las consultas sobre la zona de libre comercio entreambos países.

El 25 de septiembre de 1990, el presidente de la UniónAmericana, George Bush, solicitó autorización al congreso de supaís para iniciar el proceso “fast-track” en la creación delTLCAN, y el 5 de febrero de 1991, los entonces presidentes CarlosSalinas de Gortari, George Bush y Brian Mulroney, anunciaron elinicio de negociaciones trilaterales.

Hacia el 6 de enero de 1992, se concretó el primer textoconsolidado con corchetes, y el 12 de agosto finalizaron lasnegociaciones del TLCAN en Washington con un mensaje a la nación,por parte del entonces presidente Carlos Salinas de Gortari. El 17de diciembre de 1992, los presidentes de los tres países miembrosfirmaron el acuerdo comercial.

El 8 de diciembre de 1993, el Tratado Trilateral se publicó enel Diario Oficial de la Federación de nuestro país, y en EstadosUnidos el presidente Bill Clinton firmó el decreto de aplicación,para que el 1 de enero de 1994, entrara en vigor en las tresnaciones firmantes.

INCERTIDUMBRE Y “BENEFICIOS” DEL TLCAN

A 23 años del inicio del TLCAN y en puerta su revisión, lamaestra Patricia Rodríguez destaca que en medio del clima deincertidumbre sembrado por el presidente Trump, todavía “tenemosque ver qué es lo que va a instrumentar de todo lo que ha dicho.Solo sabemos que va a hacer el muro y va a renegociar el Acuerdo,pero todavía no sabemos cómo”.

La profesora del Instituto de Investigaciones Económicas de laUNAM señala que por lo que toca a nuestro país, es importantehacer una revisión de lo que se ha negociado con Estados Unidos,“ya que Trump habla de que nosotros hemos negociado muy bien todoy que nos hemos visto beneficiados, cuando sabemos que no escierto”.

“Realmente –sostiene-, el TLCAN no nos benefició mucho, yaque cuando se firmó bajo la teoría dominante de la convergenciaeconómica con elevación de los salarios, se pensó que jalaría alos más bajos en una convergencia hacia arriba, pero en realidadaquí se dio una convergencia hacia abajo”.

“No han aumentado los salarios, está perdido el ingreso real,no se ha beneficiado la estructura económica del país. Lastrasnacionales, los automotrices han llegado, pero para tomarmejores ganancias a nivel mundial y teniendo infraestructura ybeneficios de distintos tipos” puntualizó.

Jonathan Heat advierte que Donald Trump lo que quiere es queMéxico no tenga un superávit con Estados Unidos. “Si lo logra através de la renegociación del TLCAN o a través de otromecanismo, lo que va a tener es que ese déficit de la cuentacorriente aumente todavía más; ya no de tres por ciento, que estacausándonos problemas, sino a cuatro, cinco o seis por ciento, quesería un desequilibrio brutal”.

Reconoce que el grupo negociador de México llega a estarevisión en una situación muy difícil, “porque tenemos todoque perder y muy poco que ganar. Lo que debemos tratar de hacer, esconvencer a Estados Unidos de que trabajamos juntos, somos socioscomerciales, no se trata de que uno gane y otro pierda, aunqueTrump y su gente no quieren escuchar”.

Para el doctor Federico Novelo, la revisión del TLCAN erainminente, por las amenazas y presiones del Jefe de Estadonorteamericano, para generar las medidas que desea, incluso antesde tomar posesión. No descarta que Estados Unidos renuncie alTratado y se salga de éste, de no conseguir sus objetivos. ELMURO…

Indicó que las principales ramas de la producción que severán afectadas son la industria automotriz (Ford, GM y Chrysler).Empero, apunta que es aquí donde se dieron los lunares de lamodernización, pero sin reflejarse en el crecimiento económico deMéxico, pues son corporativos que solo producían y ellos mismosse compraban, dejando el ensamble o la maquila para losmexicanos.

El profesor investigador del Departamento de ProducciónEconómica, Unidad Xochimilco, en Línea de InvestigaciónIntegración Económica (TLCAN) Migración México-Estados UnidosEconomía Mexicana, coincide: “contrataron mano de obra mexicanapero con salarios sumamente bajos y las empresas mexicanas que lesmaquilan no crecieron. México se dedicó a maquilar en elTLCAN”.

El doctor Novelo y Urinavia tampoco descartan que para evitar laruptura, el Gobierno mexicano se vea presionado a aceptar el pagode la construcción del muro que ha venido a ser casi como unacondición de entrada en la revisión del acuerdo.

Sin embargo, para la maestra Rodríguez, la representaciónmexicana debe sostener su posición de rechazo total, sustentada enlas experiencias con las anteriores bardas construidas con el mismofin en la frontera y que no han servido de nada. “Los muros nosirven, más en este momento, en que los flujos migratorios a nivelinternacional han aumentado.

“El frenar la migración –argumenta-, y dar entrada nadamás a la gente que ellos necesitan, se puede llevar a cabo porotras vías; no es por medio de muros o amenazas; deberíamoscontestar en los mismos términos, porque en verdad nos estánamenazando y no es válido que un país amenace a otro”.

Jonathan Heath adelanta que en la revisión del TLCAN puedehaber puntos innegociables, “pero si Estados Unidos ve que sonnegociables y México dice que no va a negociar, la representaciónnorteamericana simplemente se saldrá del acuerdo. Nosotros nopodemos decir que no hay puntos innegociables, porque ahora los quellevan la batuta y van a dictaminar, son los integrantes del gruponegociador del Gobierno norteamericano”, reconoce.(Continúa)

Sociedad

Álvarez Icaza pide la renuncia de la titular de la CEAV

El senador independiente considera trágico si la Corte detiene las sentencias por falta de recursos

Justicia

UIF bloquea mil 939 cuentas ligadas al CJNG

La Unidad dirigida por Santiago Nieto ejecutó acuerdos de bloqueo contra mil 770 personas físicas, 167 empresas y dos fideicomisos

Sociedad

Calendario escolar será dado a conocer el 10 de agosto: SEP

Es una fecha referencial y hasta que no iniciemos el curso podemos tener la certeza de cuántos días vamos a poder impartir clases, dijo el titular de la SEP, Esteban Moctezuma

Sociedad

Cocinamos Monterrey, alimentos para quienes más lo necesitan ante Covid-19

Esta organización sin fines de lucro entrega cientos de cajitas con comida, mismas que llevan dibujos o frases escritas para dar un mensaje de aliento y de paso, paliar el hambre

Turismo

Hoteles de 10 habitaciones y servicio al cuarto, una sana alternativa turística

Platicamos con el Director de un hotel boutique para conocer los beneficios de hospedarse en pequeños, pero confortables alojamientos; además, ofrecerán el desayuno en la recámara

Sociedad

Álvarez Icaza pide la renuncia de la titular de la CEAV

El senador independiente considera trágico si la Corte detiene las sentencias por falta de recursos

Sociedad

Megalópolis utilizará un semáforo único de nueva normalidad

Será el gobierno federal quien delinee los indicadores que serán utilizados para la construcción del semáforo Covid-19

Política

La Mañanera vista por Reyes Razo | "Apuestan a nuestro hundimiento"

Pese al mal clima, el presidente López Obrador continuó por su gira por Yucatán