/ miércoles 15 de noviembre de 2017

Tras comparecer, Jeff Sessions amaga con investigar a Clinton

Congresistas republicanos investigan la venta en 2010, mientras Clinton era la jefa de la diplomacia de Obama

WASHINGTON, DC. Jeff Sessions anunció en su comparecencia que decidirá rápidamente sobre la designación de un fiscal especial para investigar a la excandidata demócrata Hillary Clinton por una controvertida venta de uranio a Rusia durante el gobierno de Barack Obama.

En una carta entregada a legisladores, asegura que también se está revisando la investigación del FBI sobre el uso por parte de Hillary Clinton de un servidor personal para enviar correos electrónicos oficiales, y en algunos casos confidenciales, cuando era secretaria de Estado.

Desde su elección, Trump ha sugerido repetidamente que el Departamento de Justicia debe investigar los señalamientos contra Clinton.

Pero los demócratas aseguran que cualquier decisión de ese tipo representaría una politización inaceptable del sistema judicial del país.

Congresistas republicanos investigan la venta en 2010, mientras Clinton era la jefa de la diplomacia de Obama, de la minera canadiense Uranium One a la estatal rusa Rosatom, que realizó varias donaciones a la fundación del expresidente Bill Clinton.

WASHINGTON, DC. Jeff Sessions anunció en su comparecencia que decidirá rápidamente sobre la designación de un fiscal especial para investigar a la excandidata demócrata Hillary Clinton por una controvertida venta de uranio a Rusia durante el gobierno de Barack Obama.

En una carta entregada a legisladores, asegura que también se está revisando la investigación del FBI sobre el uso por parte de Hillary Clinton de un servidor personal para enviar correos electrónicos oficiales, y en algunos casos confidenciales, cuando era secretaria de Estado.

Desde su elección, Trump ha sugerido repetidamente que el Departamento de Justicia debe investigar los señalamientos contra Clinton.

Pero los demócratas aseguran que cualquier decisión de ese tipo representaría una politización inaceptable del sistema judicial del país.

Congresistas republicanos investigan la venta en 2010, mientras Clinton era la jefa de la diplomacia de Obama, de la minera canadiense Uranium One a la estatal rusa Rosatom, que realizó varias donaciones a la fundación del expresidente Bill Clinton.