/ domingo 30 de mayo de 2021

Roban compus para auto en 60 segundos

En 2020 hubo un alza de 17 por ciento en los reportes por este delito, según Seguros Inbursa

Alrededor de 550 robos de autopartes se registran al mes en la Ciudad de México, según cifras de la Agencia de Datos Abiertos. En el caso de las computadoras, éstas llegan a venderse hasta en ocho mil pesos en el mercado negro, cuando su precio de agencia va de los 50 a los 80 mil pesos, según el modelo del vehículo.

De acuerdo con información de Seguros Inbursa, proporcionada a este diario, en el año 2020 los reportes de usuarios quienes quisieron hacer válido su seguro por el robo de la computadora de su vehículo aumentó 17 por ciento; sin embargo, estas autopartes sólo se pagan cuando en la póliza se incluye la cobertura por robo parcial.

▶️ Mantente informado en nuestro canal de Google Noticias

Jorge Uribe, habitante de la colonia Nueva Tenochtitlán, en la alcaldía Gustavo A. Madero, relató a El Sol de México como en un minuto con 15 segundos la computadora de su automóvil modelo Cruze, de Chevrolet, fue robada mientras él cenaba junto con su familia. Por lo caro que le resultaba comprar una nueva de agencia (50 mil pesos) compró la pieza usada en ocho mil pesos.

“Tengo una papelería en mi casa y el auto lo tengo afuera estacionado. Eran como las 10 de la noche, cerramos la papelería y nos fuimos a la esquina a comer tacos. Mi esposa regresó a la casa y vio un carro rojo estacionado a un costado del nuestro, pero no le prestó atención y regresó a cenar.

“Después llegó un muchacho corriendo, porque aquí muchos me conocen, diciéndome que me abrieron el carro; inmediatamente corrí, pero ya sólo alcancé a ver el carro rojo y a tres personas dentro.

Revisé las cámaras que tengo en la casa y fue un minuto con 15 segundos lo que se tardaron en robar. Rompieron el vidrio del copiloto, desconectaron el módulo de carrocería –que se encuentra debajo del estéreo–, para que no sonara la alarma, y después abrieron el cofre para sustraer la computadora”, relató.

Dijo que meses después nuevamente intentaron quitarle la computadora al vehículo, pero que la persona que le colocó la que sustituyó a la original le puso un seguro que le fue difícil al ladrón quitarla.

MERCADO NEGRO

En un recorrido realizado por El Sol de México en Calzada de La Ronda, en la colonia Peralvillo, alcaldía Cuauhtémoc, se encontró sólo un local en la calle C. Gounod, dedicado a vender computadoras de autos presuntamente en regla. Sin embargo, de acuerdo con testimonios de vendedores, en esa colonia las computadoras son compradas en mil 500 pesos y revendidas hasta en ocho mil en locales.

“Es la bronca de traer computadoras; de hecho sólo hay un local en toda La Ronda que las vende, en donde según todo lo tiene en regla. Yo ya no me meto en problemas, estuve en cana (cárcel) y ya no le hago a eso, pero en un minuto o menos te quitan la compu para luego venderla en mil o mil 500 pesos; ya después las revenden en locales en siete u ocho mil pesos.

Pero es la bronca venderlas, ya hay muchos operativos”, reveló un vendedor que prefirió el anonimato.

En la zona de La Ronda se puede observar todo tipo de autopartes, como cofres, facias, parrillas, retrovisores, faros, calaveras, tapones de gasolina, entre otras. Incluso,hay casas en donde los techos son habilitados con rejas para guardar más autopartes, principalmente facias, parrillas y cofres, los cuales son ofertados como “usados” a precios de entre mil y cuatro mil pesos, todo depende del modelo del carro.

“Según todo lo deben de tener con inventario, pero sólo 20 por ciento lo tendrán bien registrado, lo demás no. Cuando son operativos, aquí parece pueblo fantasma, todos cierran”, dijo otro vendedor que prefirió mantener el anonimato, y quien a sus espaldas tiene la Estación de Policía La Ronda, ubicada en la esquina de la calle Manuel González y Adelina Patti.

DE LOS AUTOS ROBADOS, 40% LOS VENDEN EN PIEZAS

Salvador Guerrero Chiprés, presidente del Consejo Ciudadano para la Seguridad y Justicia de la Ciudad de México, señaló que el robo de autos también está asociado al de autopartes, ya que 40 por ciento de los vehículos sustraídos son para comercializar autopartes.

Según testimonios de comerciantes de La Ronda, algunos vehículos robados, como Jetta, Versa, Aveo, son comprados en siete u ocho mil pesos –a pesar de que su costo está entre los 200 y 400 mil pesos–, para después meterlos en cocheras y quitar asientos, volantes, faros, calaveras, facias, cofre, llantas, rines, etc. Durante el recorrido realizado por este diario, en la calle de La Ronda y Wagner se observó un vehículo totalmente destartalado, con marcas de cortes de sierra que usaron para sustraer el quemacocos y el número de serie del automóvil, con el fin de evitar su identificación.

Guerrero Chiprés recordó que desde hace 25 años se ha puesto sobre la mesa que todas las autopartes de los vehículos tengan un número de serie o un código QR para su identificación en caso de robo; sin embargo, dijo, es muy difícil identificar estas piezas en negocios en donde también se comercializan autopartes de manera legal.

De enero a diciembre de 2020, un total de 68 mil 110 vehículos asegurados fueron robados en todo el país. El Estado de México, Jalisco y Ciudad de México son las entidades que reportan más denuncias por este delito. Los autos más robados, según la Asociación Mexicana de Instituciones de Seguros (AMIS), son el Versa, Aveo, Tsuru y el Beat.



Te recomendamos el podcast ⬇️

Acast

Spotify

Apple Podcasts

Google Podcasts

Deezer

Amazon Music

Alrededor de 550 robos de autopartes se registran al mes en la Ciudad de México, según cifras de la Agencia de Datos Abiertos. En el caso de las computadoras, éstas llegan a venderse hasta en ocho mil pesos en el mercado negro, cuando su precio de agencia va de los 50 a los 80 mil pesos, según el modelo del vehículo.

De acuerdo con información de Seguros Inbursa, proporcionada a este diario, en el año 2020 los reportes de usuarios quienes quisieron hacer válido su seguro por el robo de la computadora de su vehículo aumentó 17 por ciento; sin embargo, estas autopartes sólo se pagan cuando en la póliza se incluye la cobertura por robo parcial.

▶️ Mantente informado en nuestro canal de Google Noticias

Jorge Uribe, habitante de la colonia Nueva Tenochtitlán, en la alcaldía Gustavo A. Madero, relató a El Sol de México como en un minuto con 15 segundos la computadora de su automóvil modelo Cruze, de Chevrolet, fue robada mientras él cenaba junto con su familia. Por lo caro que le resultaba comprar una nueva de agencia (50 mil pesos) compró la pieza usada en ocho mil pesos.

“Tengo una papelería en mi casa y el auto lo tengo afuera estacionado. Eran como las 10 de la noche, cerramos la papelería y nos fuimos a la esquina a comer tacos. Mi esposa regresó a la casa y vio un carro rojo estacionado a un costado del nuestro, pero no le prestó atención y regresó a cenar.

“Después llegó un muchacho corriendo, porque aquí muchos me conocen, diciéndome que me abrieron el carro; inmediatamente corrí, pero ya sólo alcancé a ver el carro rojo y a tres personas dentro.

Revisé las cámaras que tengo en la casa y fue un minuto con 15 segundos lo que se tardaron en robar. Rompieron el vidrio del copiloto, desconectaron el módulo de carrocería –que se encuentra debajo del estéreo–, para que no sonara la alarma, y después abrieron el cofre para sustraer la computadora”, relató.

Dijo que meses después nuevamente intentaron quitarle la computadora al vehículo, pero que la persona que le colocó la que sustituyó a la original le puso un seguro que le fue difícil al ladrón quitarla.

MERCADO NEGRO

En un recorrido realizado por El Sol de México en Calzada de La Ronda, en la colonia Peralvillo, alcaldía Cuauhtémoc, se encontró sólo un local en la calle C. Gounod, dedicado a vender computadoras de autos presuntamente en regla. Sin embargo, de acuerdo con testimonios de vendedores, en esa colonia las computadoras son compradas en mil 500 pesos y revendidas hasta en ocho mil en locales.

“Es la bronca de traer computadoras; de hecho sólo hay un local en toda La Ronda que las vende, en donde según todo lo tiene en regla. Yo ya no me meto en problemas, estuve en cana (cárcel) y ya no le hago a eso, pero en un minuto o menos te quitan la compu para luego venderla en mil o mil 500 pesos; ya después las revenden en locales en siete u ocho mil pesos.

Pero es la bronca venderlas, ya hay muchos operativos”, reveló un vendedor que prefirió el anonimato.

En la zona de La Ronda se puede observar todo tipo de autopartes, como cofres, facias, parrillas, retrovisores, faros, calaveras, tapones de gasolina, entre otras. Incluso,hay casas en donde los techos son habilitados con rejas para guardar más autopartes, principalmente facias, parrillas y cofres, los cuales son ofertados como “usados” a precios de entre mil y cuatro mil pesos, todo depende del modelo del carro.

“Según todo lo deben de tener con inventario, pero sólo 20 por ciento lo tendrán bien registrado, lo demás no. Cuando son operativos, aquí parece pueblo fantasma, todos cierran”, dijo otro vendedor que prefirió mantener el anonimato, y quien a sus espaldas tiene la Estación de Policía La Ronda, ubicada en la esquina de la calle Manuel González y Adelina Patti.

DE LOS AUTOS ROBADOS, 40% LOS VENDEN EN PIEZAS

Salvador Guerrero Chiprés, presidente del Consejo Ciudadano para la Seguridad y Justicia de la Ciudad de México, señaló que el robo de autos también está asociado al de autopartes, ya que 40 por ciento de los vehículos sustraídos son para comercializar autopartes.

Según testimonios de comerciantes de La Ronda, algunos vehículos robados, como Jetta, Versa, Aveo, son comprados en siete u ocho mil pesos –a pesar de que su costo está entre los 200 y 400 mil pesos–, para después meterlos en cocheras y quitar asientos, volantes, faros, calaveras, facias, cofre, llantas, rines, etc. Durante el recorrido realizado por este diario, en la calle de La Ronda y Wagner se observó un vehículo totalmente destartalado, con marcas de cortes de sierra que usaron para sustraer el quemacocos y el número de serie del automóvil, con el fin de evitar su identificación.

Guerrero Chiprés recordó que desde hace 25 años se ha puesto sobre la mesa que todas las autopartes de los vehículos tengan un número de serie o un código QR para su identificación en caso de robo; sin embargo, dijo, es muy difícil identificar estas piezas en negocios en donde también se comercializan autopartes de manera legal.

De enero a diciembre de 2020, un total de 68 mil 110 vehículos asegurados fueron robados en todo el país. El Estado de México, Jalisco y Ciudad de México son las entidades que reportan más denuncias por este delito. Los autos más robados, según la Asociación Mexicana de Instituciones de Seguros (AMIS), son el Versa, Aveo, Tsuru y el Beat.



Te recomendamos el podcast ⬇️

Acast

Spotify

Apple Podcasts

Google Podcasts

Deezer

Amazon Music

Política

AMLO revela que NYT investiga financiamiento de cárteles a sus hijos y colaboradores

El diario The New York Times realiza una investigación con información del gobierno de EU sobre presuntas aportaciones del narco en las campañas de 2006 y 2018

Política

Morena elige a corcholatas perdedoras para ocupar puestos plurinominales

En la lista definitiva de senadores y diputados plurinominales de Morena figuran Adán Augusto López, Marcelo Ebrard, Gerardo Fernández Noroña y Ricardo Monreal

Sociedad

Zaldívar niega haber presionado a algún juez por orden de AMLO

Tras negar que hubiera aceptado presiones del presidente López Obrador, Zaldívar argumentó que “el diálogo entre poderes no solo es positivo, sino necesario”

Finanzas

ASF detecta anomalías en ventas del Indep

Para el desarrollo de subastas y de valuación de bienes, el Instituto no contó con la documentación de los proveedores

Finanzas

Inflación desciende a 4.45% en primera quincena de febrero

El dato reportado por la Inegi es el más bajo desde la segunda quincena de noviembre, cuando la inflación se ubicó en 4.33 por ciento

Finanzas

Auditoría Superior de la Federación presenta dos denuncias contra la Conade

La Auditoria Superior de la Federación presentó denuncias penales por un presunto desfalco al horario público por casi 400 millones de pesos de la cuenta publica 2020