/ martes 9 de agosto de 2022

Si hay algo ilegal, el Poder Judicial resolverá: AMLO niega autoritarismo en decreto sobre GN

El presidente López Obrador sostuvo que será el Poder Judicial quien determine si hay algo mal con el decreto para incorporar la Guardia Nacional al Ejército

El presidente Andrés Manuel López Obrador sostuvo que el Poder Judicial será el encargado de resolver si hay alguna ilegalidad en el decreto con el cual dará control de la Guardia Nacional a la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena).

Al ser cuestionado sobre si el decreto que anunció este lunes es un acto autoritario, el presidente rechazó estas acusaciones y agregó que el Poder Judicial es el encargado de analizar estas situaciones.

“Yo lo que quiero es cumplir con mi responsabilidad y creo que conviene el que la Guardia Nacional quede como una rama de la Sedena para que se le dé estabilidad en el tiempo y no se corrompa y siga cumpliendo con su función de garantizar la Seguridad Pública, es algo parecido con lo que estoy haciendo con el Tren Maya y los Aeropuertos” resaltó el presidente.

En referencia a las acusaciones de que esta decisión de transferir a la Guardia Nacional es militarizar la seguridad del país, llamó a que no se olvide que el presidente de la República es comandante supremo de las Fuerzas Armadas y aseguró que nunca ordenaría que se reprima al pueblo.

Este lunes López Obrador anunció que publicará un acuerdo durante esta semana para reestructurar la Secretaría de Seguridad Pública y Protección Ciudadana (SSPC) y para que la Guardia Nacional pase a formar parte de la Sedena.

“Tengo que utilizar los márgenes legales que tenemos para avanzar”, dijo el presidente para justificar el cambio en la corporación.

Sin embargo, especialistas consultados por El Sol de México señalan que el presidente estaría violando el Artículo 21 de la Constitución, pues en la Carta Magna se ordena que la Guardia debe ser de carácter civil, por lo que no podría estar a cargo del Ejército.

No obstante López Obrador insistió este martes en que a pesar de pasar a formar parte de la Sedena esta corporación seguirá siendo civil y pidió esperar a que esto suceda.

“No voy yo a rendirme, nunca me he echado para atrás, si tengo la razón, si estoy bien con mi conciencia, si sé que es bueno para el pueblo, aunque no les guste a las minorías”, dijo el mandatario al defender su posición.

El presidente subrayó que va a buscar una ley que no viole la Constitución, pues dijo que quiere que Sedena sea una gran empresa para que no se privaticen los bienes públicos.

El presidente Andrés Manuel López Obrador sostuvo que el Poder Judicial será el encargado de resolver si hay alguna ilegalidad en el decreto con el cual dará control de la Guardia Nacional a la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena).

Al ser cuestionado sobre si el decreto que anunció este lunes es un acto autoritario, el presidente rechazó estas acusaciones y agregó que el Poder Judicial es el encargado de analizar estas situaciones.

“Yo lo que quiero es cumplir con mi responsabilidad y creo que conviene el que la Guardia Nacional quede como una rama de la Sedena para que se le dé estabilidad en el tiempo y no se corrompa y siga cumpliendo con su función de garantizar la Seguridad Pública, es algo parecido con lo que estoy haciendo con el Tren Maya y los Aeropuertos” resaltó el presidente.

En referencia a las acusaciones de que esta decisión de transferir a la Guardia Nacional es militarizar la seguridad del país, llamó a que no se olvide que el presidente de la República es comandante supremo de las Fuerzas Armadas y aseguró que nunca ordenaría que se reprima al pueblo.

Este lunes López Obrador anunció que publicará un acuerdo durante esta semana para reestructurar la Secretaría de Seguridad Pública y Protección Ciudadana (SSPC) y para que la Guardia Nacional pase a formar parte de la Sedena.

“Tengo que utilizar los márgenes legales que tenemos para avanzar”, dijo el presidente para justificar el cambio en la corporación.

Sin embargo, especialistas consultados por El Sol de México señalan que el presidente estaría violando el Artículo 21 de la Constitución, pues en la Carta Magna se ordena que la Guardia debe ser de carácter civil, por lo que no podría estar a cargo del Ejército.

No obstante López Obrador insistió este martes en que a pesar de pasar a formar parte de la Sedena esta corporación seguirá siendo civil y pidió esperar a que esto suceda.

“No voy yo a rendirme, nunca me he echado para atrás, si tengo la razón, si estoy bien con mi conciencia, si sé que es bueno para el pueblo, aunque no les guste a las minorías”, dijo el mandatario al defender su posición.

El presidente subrayó que va a buscar una ley que no viole la Constitución, pues dijo que quiere que Sedena sea una gran empresa para que no se privaticen los bienes públicos.

Política

Congreso proyecta para agosto un dictamen de la Ley de Aguas tras llamado de la SCJN

El Congreso planea realizar foros para integrar un dictamen de la Ley General de Aguas a mediados de agosto

Justicia

Vinculan a proceso a presunto implicado en el asesinato de Samantha Gomes, activista trans

José N conducía el vehículo en el que escapó el presunto asesino de la activista trans, Samantha Gomes

Elecciones 2024

Movimiento Ciudadano declina a favor de Morena, en debate por la alcaldía Álvaro Obregón

Además de la declinación, las descalificaciones entre Lía Limón y el candidato de Morena se robaron el debate por la alcaldía Álvaro Obregón

Justicia

Cárdenas Palomino busca otra vez ser trasladado del Altiplano al Reclusorio Oriente

Un Tribunal ya había negado a Luis Cárdenas Palomino un amparo para su traslado al Reclusorio Oriente, argumentando las medidas de seguridad a las que debe someterse por ser exfuncionario de seguridad

CDMX

Pega tercera onda de calor en la CdMx

La Secretaría de Gestión Integral de Riesgos informó que la onda se extenderá hasta el 29 de mayo, dominará el cielo mayormente despejado con lluvias escasas

Finanzas

Precio del crudo pierde 0.3% en medio de tensión por muerte del presidente de Irán

El mercado de crudo tiene los ojos puestos en Irán, después de que el presidente del país, Ebrahim Raisi