/ jueves 13 de octubre de 2016

Injusto trato el que se le da a la UAZ, considera Tello

Juan Castro

ZACATECAS, Zac. (OEM-Informex).- El recorte de participaciones por 136 millones de pesos sufrido por la Universidad Autónoma de Zacatecas (UAZ) fue un acto injusto y fuera de la realidad de la situación financiera que vive la entidad, por parte del Gobierno federal, estableció el gobernador Alejandro Tello, quien indicó que el Estado no puede ayudarle económicamente a la institución, ya que se encuentra también en quiebra técnica.

Aseguró que el Gobierno federal actúa de manera pragmática, al existir un adeudo y cobrarlo, pero insistió que no son las formas, ya que el recurso que se debía corresponde al periodo 2015-2016, cuando había otra administración universitaria.

Sin embargo, anunció que acompañará a la comunidad universitaria en sus gestiones para resolver su falta de liquidez.

Alejandro Tello dijo que se harán los esfuerzos necesarios para apoyar a la Universidad; "esta vida es de retos, y vamos a tomar este gran reto y estoy seguro que lo vamos a sacar adelante".

El mandatario estatal hizo un llamado a los diputados federales y senadores por Zacatecas para sumarse a esta causa en beneficio de la Universidad Autónoma de Zacatecas.

Habló de la imperiosa necesidad de un encuentro urgente entre a SHCP y las autoridades universitarias para encontrar una solución viable que permita apoyar a los trabajadores, a fin de que reciban su salario de manera normal y sus familias no se vean afectadas.

El mandatario estatal reconoció la gravedad de la situación por la que atraviesa la Máxima Casa de Estudios, luego del recorte ordenado por la federación, por el orden de los 136 millones de pesos, adeudo generado por no pagar impuestos en el periodo 2015-2016, aun y cuando ya se tenía un amparo para prever esta situación.

Recalcó que el Estado se encuentra en la misma situación, en una quiebra técnica, por lo que propuso a la SHCP una mesa de trabajo en donde se analicen los esfuerzos que se realizan para reducir su gasto, en un desempeño transparente y ordenado de sus funciones.

Agregó que el Gobierno del Estado no se encuentra en posibilidad de inyectar recursos a la UAZ para solventar estos problemas, ya que también se tienen serias dificultades para pagar las nóminas magisteriales correspondientes.

Juan Castro

ZACATECAS, Zac. (OEM-Informex).- El recorte de participaciones por 136 millones de pesos sufrido por la Universidad Autónoma de Zacatecas (UAZ) fue un acto injusto y fuera de la realidad de la situación financiera que vive la entidad, por parte del Gobierno federal, estableció el gobernador Alejandro Tello, quien indicó que el Estado no puede ayudarle económicamente a la institución, ya que se encuentra también en quiebra técnica.

Aseguró que el Gobierno federal actúa de manera pragmática, al existir un adeudo y cobrarlo, pero insistió que no son las formas, ya que el recurso que se debía corresponde al periodo 2015-2016, cuando había otra administración universitaria.

Sin embargo, anunció que acompañará a la comunidad universitaria en sus gestiones para resolver su falta de liquidez.

Alejandro Tello dijo que se harán los esfuerzos necesarios para apoyar a la Universidad; "esta vida es de retos, y vamos a tomar este gran reto y estoy seguro que lo vamos a sacar adelante".

El mandatario estatal hizo un llamado a los diputados federales y senadores por Zacatecas para sumarse a esta causa en beneficio de la Universidad Autónoma de Zacatecas.

Habló de la imperiosa necesidad de un encuentro urgente entre a SHCP y las autoridades universitarias para encontrar una solución viable que permita apoyar a los trabajadores, a fin de que reciban su salario de manera normal y sus familias no se vean afectadas.

El mandatario estatal reconoció la gravedad de la situación por la que atraviesa la Máxima Casa de Estudios, luego del recorte ordenado por la federación, por el orden de los 136 millones de pesos, adeudo generado por no pagar impuestos en el periodo 2015-2016, aun y cuando ya se tenía un amparo para prever esta situación.

Recalcó que el Estado se encuentra en la misma situación, en una quiebra técnica, por lo que propuso a la SHCP una mesa de trabajo en donde se analicen los esfuerzos que se realizan para reducir su gasto, en un desempeño transparente y ordenado de sus funciones.

Agregó que el Gobierno del Estado no se encuentra en posibilidad de inyectar recursos a la UAZ para solventar estos problemas, ya que también se tienen serias dificultades para pagar las nóminas magisteriales correspondientes.