/ viernes 24 de mayo de 2024

Asesinato de Manuel Buendía, punto de quiebre en el periodismo mexicano

Puso en juego todo lo que habían ganado los periodistas en términos de libertad de expresión, considera la Doctora en Historia Vanessa Freije, autora del libro "De escándalo en escándalo"

Manuel Buendía aseguraba que "los periodistas, como el combatiente sin relevo, vivimos y morimos con el uniforme de campaña puesto y el fusil humeante entre las manos”. En un breve documento de su archivo personal explicó que la razón del oficio periodístico es “ser, aquí y ahora”, publicando y haciéndose oír con su palabra sin importar el medio.

Premonitorias o no, las palabras de Manuel Buendía trascendieron su asesinato, cuya noticia paralizó a varios integrantes del gremio periodístico mexicano que, de acuerdo con La Prensa, asistieron a la escena del crimen, junto a “círculos políticos, sindicales, diplomáticos e intelectuales”.

La historiadora Vanessa Freije, en entrevista con El Sol de México, explica por qué el asesinato de Manuel Buendía es considerado hoy, 40 años después, un punto quiebre dentro de la historia del periodismo mexicano.

¿Por qué el asesinato de Manuel Buendía es considerado el quiebre del periodismo mexicano?

En palabras de la historiadora Vanessa Freije, "la violencia nunca había tocado a un periodista de tan alto perfil como el suyo. Mientras se consideraba que se iban abriendo espacios para la prensa mexicana, este asesinato aparentaba poner en juego todo lo que habían ganado los periodistas en términos de libertad de expresión.

Manuel Buendía. Foto: Cortesía UNAM.


El asesinato de Manuel Buendía representó un momento de asombro total, pues "para el gremio significaba que nadie estaba exento de la violencia, si habían podido asesinar al periodista más famoso de México, entonces podrían asesinar a cualquier periodista”, afirmó Freije, autora del libro De escándalo en escándalo. Cómo las revelaciones periodísticas construyeron la opinión pública en México.

¿Dónde inició su carrera periodística Manuel Buendía?

Cuando Manuel Buendía comenzó su carrera de manera más formal, a mediados del siglo XX, el periodismo tenía dos principales tendencias, la de denuncia de malos manejos gubernamentales y otra formada por una “prensa de capitolio”, que se distinguía por su silencio y su compromiso con el PRI.

Durante la década de los 60 y 70, afirma la investigadora, varios periodistas se convirtieron en excepciones a estas tendencias, por lo que aparecieron columnistas como Manuel Buendía, quien había comenzado a trabajar en el periódico La Prensa, donde publicó su columna Red Privada, la cual tuvo gran fama, así como en Excélsior.

El periodismo de Manuel Buendía se caracterizaba por una amplia lectura de la prensa diaria, un profundo conocimiento de la política mexicana y por una estrecha relación con sus fuentes. A diferencia de muchos periodistas, Manuel Buendía se sentía empoderado a investigar los temas que le interesaranVanessa Freije, investigadora.

Sin embargo, a pesar del trabajo crítico de Buendía, Freije apunta que para la época los periodistas continuaban siendo vistos por la población con recelo por considerarlos lacayos del gobierno; mientras que para las clases políticas, estos eran chantajistas y manipuladores. Ecosistema donde medios como la nota roja se volvieron parte de los pocos lugares verídicos del acontecer diario, sobre todo del entonces Distrito Federal.

Manuel Buendía. Foto: Archivo de La Prensa.

Mantenía una estrecha relación con la temida Dirección Federal de Seguridad, además de la Secretaría de Gobernación. A la vez, buscaba interactuar con su público, dio espacio en sus columnas para las cartas de lectores y hasta intervenía en casos particulares. Muchos periodistas lo admiraban y lo veían como un intermedio con los políticos.Vanessa Freije, investigadora.

El asesinato de Buendía sucedió en un contexto de cambios en la prensa

El asesinato de Manuel Buendía, el 30 de mayo de 1984, sucedió en un “contexto de cambios en la prensa”, la cual se comenzaba a ver más dispuesta a confrontar al poder e investigar temas sobre corrupción y a exhortar a la sociedad mexicana la democratización de la vida política del país.

Mientras, el narcotráfico se expandió por el territorio nacional, mismo que en décadas posteriores y en el actual siglo XXI representaría uno de los grandes riesgos de los periodistas. Sobre estos temas, la investigadora, considera que tal vez Buendía no fue el detonador directo, pero sí uno de los referentes que puso el tema en discusión pública, lo cual continuó, incluso después de su muerte.

En el libro Ejercicio periodístico, cuya primera edición de 1985 fue publicado por su esposa, Dolores Ávalos, se encuentran compilados varios textos que utilizaba en sus numerosas conferencias de divulgación, así como notas de apuntes para sus clases como docente de la Universidad Nacional Autónoma de México y la Escuela de Periodismo Carlos Septién.

En varios de ellos, menciona su preocupación por la profesionalización del periodismo nacional, así como su respuesta ante la implementación de nuevas tecnologías y la aceleración de la información de cara al cierre del siglo XX.

“Manuel Buendía dejó una escuela de estudiantes a los que les interesó hacer un periodismo de investigación. Entre sus continuadores más importantes estaba Miguel Ángel Granados Chapa, entre muchos otros. Para los periodistas actuales, Manuel Buendía simboliza un pionero entre los columnistas mexicanos”, afirma la Dra. Freije, quien considera que "retomar el caso de Buendía nos recuerda la importancia de ver la historia en todos sus claroscuros para tener una visión clara de nuestro presente”.

Manuel Buendía aseguraba que "los periodistas, como el combatiente sin relevo, vivimos y morimos con el uniforme de campaña puesto y el fusil humeante entre las manos”. En un breve documento de su archivo personal explicó que la razón del oficio periodístico es “ser, aquí y ahora”, publicando y haciéndose oír con su palabra sin importar el medio.

Premonitorias o no, las palabras de Manuel Buendía trascendieron su asesinato, cuya noticia paralizó a varios integrantes del gremio periodístico mexicano que, de acuerdo con La Prensa, asistieron a la escena del crimen, junto a “círculos políticos, sindicales, diplomáticos e intelectuales”.

La historiadora Vanessa Freije, en entrevista con El Sol de México, explica por qué el asesinato de Manuel Buendía es considerado hoy, 40 años después, un punto quiebre dentro de la historia del periodismo mexicano.

¿Por qué el asesinato de Manuel Buendía es considerado el quiebre del periodismo mexicano?

En palabras de la historiadora Vanessa Freije, "la violencia nunca había tocado a un periodista de tan alto perfil como el suyo. Mientras se consideraba que se iban abriendo espacios para la prensa mexicana, este asesinato aparentaba poner en juego todo lo que habían ganado los periodistas en términos de libertad de expresión.

Manuel Buendía. Foto: Cortesía UNAM.


El asesinato de Manuel Buendía representó un momento de asombro total, pues "para el gremio significaba que nadie estaba exento de la violencia, si habían podido asesinar al periodista más famoso de México, entonces podrían asesinar a cualquier periodista”, afirmó Freije, autora del libro De escándalo en escándalo. Cómo las revelaciones periodísticas construyeron la opinión pública en México.

¿Dónde inició su carrera periodística Manuel Buendía?

Cuando Manuel Buendía comenzó su carrera de manera más formal, a mediados del siglo XX, el periodismo tenía dos principales tendencias, la de denuncia de malos manejos gubernamentales y otra formada por una “prensa de capitolio”, que se distinguía por su silencio y su compromiso con el PRI.

Durante la década de los 60 y 70, afirma la investigadora, varios periodistas se convirtieron en excepciones a estas tendencias, por lo que aparecieron columnistas como Manuel Buendía, quien había comenzado a trabajar en el periódico La Prensa, donde publicó su columna Red Privada, la cual tuvo gran fama, así como en Excélsior.

El periodismo de Manuel Buendía se caracterizaba por una amplia lectura de la prensa diaria, un profundo conocimiento de la política mexicana y por una estrecha relación con sus fuentes. A diferencia de muchos periodistas, Manuel Buendía se sentía empoderado a investigar los temas que le interesaranVanessa Freije, investigadora.

Sin embargo, a pesar del trabajo crítico de Buendía, Freije apunta que para la época los periodistas continuaban siendo vistos por la población con recelo por considerarlos lacayos del gobierno; mientras que para las clases políticas, estos eran chantajistas y manipuladores. Ecosistema donde medios como la nota roja se volvieron parte de los pocos lugares verídicos del acontecer diario, sobre todo del entonces Distrito Federal.

Manuel Buendía. Foto: Archivo de La Prensa.

Mantenía una estrecha relación con la temida Dirección Federal de Seguridad, además de la Secretaría de Gobernación. A la vez, buscaba interactuar con su público, dio espacio en sus columnas para las cartas de lectores y hasta intervenía en casos particulares. Muchos periodistas lo admiraban y lo veían como un intermedio con los políticos.Vanessa Freije, investigadora.

El asesinato de Buendía sucedió en un contexto de cambios en la prensa

El asesinato de Manuel Buendía, el 30 de mayo de 1984, sucedió en un “contexto de cambios en la prensa”, la cual se comenzaba a ver más dispuesta a confrontar al poder e investigar temas sobre corrupción y a exhortar a la sociedad mexicana la democratización de la vida política del país.

Mientras, el narcotráfico se expandió por el territorio nacional, mismo que en décadas posteriores y en el actual siglo XXI representaría uno de los grandes riesgos de los periodistas. Sobre estos temas, la investigadora, considera que tal vez Buendía no fue el detonador directo, pero sí uno de los referentes que puso el tema en discusión pública, lo cual continuó, incluso después de su muerte.

En el libro Ejercicio periodístico, cuya primera edición de 1985 fue publicado por su esposa, Dolores Ávalos, se encuentran compilados varios textos que utilizaba en sus numerosas conferencias de divulgación, así como notas de apuntes para sus clases como docente de la Universidad Nacional Autónoma de México y la Escuela de Periodismo Carlos Septién.

En varios de ellos, menciona su preocupación por la profesionalización del periodismo nacional, así como su respuesta ante la implementación de nuevas tecnologías y la aceleración de la información de cara al cierre del siglo XX.

“Manuel Buendía dejó una escuela de estudiantes a los que les interesó hacer un periodismo de investigación. Entre sus continuadores más importantes estaba Miguel Ángel Granados Chapa, entre muchos otros. Para los periodistas actuales, Manuel Buendía simboliza un pionero entre los columnistas mexicanos”, afirma la Dra. Freije, quien considera que "retomar el caso de Buendía nos recuerda la importancia de ver la historia en todos sus claroscuros para tener una visión clara de nuestro presente”.

Finanzas

Minera china Ganfeng registra queja contra México en BM por concesión cancelada

La decisión de la empresa china se da a 9 meses de que México le canceló 9 concesiones, entre ellas la de explotar un yacimiento de litio en Sonora

CDMX

Preocupa extinción de juzgados civiles y familiares en la Ciudad de México: BMA

La extinción de más de 24 juzgados civiles y 11 familiares fue aprobada el 12 de junio por el Consejo de la Judicatura de la Ciudad de México

Sociedad

Desaparece Fuerza Civil en Veracruz tras operativo fallido en Totalco

Elementos de Fuerza Civil dispararon contra manifestantes que bloqueaban la carretera libre a Puebla, matando a dos campesinos

México

Con Guardia Nacional en Sedena “hay garantía de que no se corrompa”, dice AMLO

El Presidente consideró que si se deja a la Guardia Nacional, como pasó con la Policía Federal, "se va a echar a perder"

Finanzas

SAT obtiene más de 359 mil mdp de grandes contribuyentes

Estos actos de fiscalización consisten en revisiones, visitas o auditorías a los contribuyentes co

México

Festejan cumpleaños de Claudia Sheinbaum con flores, pastel y marimba

Aunque la presidenta electa cumple años, dijo que será un día normal de trabajo