/ viernes 30 de junio de 2023

Recuperan instrumentos olvidados con Inteligencia Artificial

Gustavo Santaolalla apadrina un proyecto que utiliza esa tecnología para recuperar instrumentos que han quedado en el pasado y que hoy sirven para obtener sonidos distintos y novedosos

El músico, productor y compositor Gustavo Santaolalla, galardonado con dos Óscar por las bandas sonoras originales de las películas Brokeback Mountain (2005) y Babel (2006), apadrinó un pionero proyecto español que utiliza la inteligencia artificial para recuperar instrumentos olvidados.

"Me gusta reivindicar el empleo de diferentes instrumentos y sonidos para obtener una música diferente, no convencional. Por eso me interesa la recuperación de sonidos e instrumentos perdidos y el empleo de la tecnología con un fin diferenciador, alejado de producciones que suenen a copia", dijo el argentino durante la celebración de un taller en la Escuela Universitaria de Artes TAI, que es la institución impulsora de la iniciativa.

Te puede interesar: Los humanos no somos tan distintos de los robots

De acuerdo con Daniel Batán, director del área de Música de esta escuela, pensaron en el afamado compositor de la banda sonora del videojuego The Last Of Us para visibilizar el proyecto por ser "un gran defensor" de este tipo de avances, además de su conocimiento y el feedback que, dijo, puede aportar al mismo.

Gracias a la inteligencia artificial, se está creando "una base de sonidos colaborativa y con fines no lucrativos que se irá ampliando y será accesible para todos, para que sirva además como legado histórico para futuras generaciones y dé la oportunidad de jugar con los sonidos crudos, así como procesarlos, para disponer de una paleta de texturas y colores inéditos", prometió Batán.

La tendencia es generalizar, copiar y "con esto buscamos abrir nuevas vías de exploración", reconoce.

Del centenar de instrumentos musicales en riesgo de extinción, una problemática que la UNESCO reconoce desde 1981, nueve ya se han incorporado a esta base de datos, disponible en https://taiarts.com/inteligencia-musical.

En dicho repositorio se encuentra reseñado cada instrumento, así como el sonido que produce de forma aislada y la aplicación o nuevo uso dentro de una pieza musical o composición, es decir un ejemplo de su utilización después de haber pasado por la pátina de la creatividad y la innovación. También se recoge la atribución de autoría.

Entre ellos se encuentran la ocarina jaguar, empleada por los mayas, la vasija silbadora búho de agua, utilizada por las culturas nazca, vicus y mochica o la flauta sin agujeros pincullo, empleada por los indígenas amazónicos.

➡️ Suscríbete a nuestro Newsletter y recibe las notas más relevantes en tu correo

Destaca una pequeña gaita de los pastores de Turquía, no mucho más grande que un bolígrafo, que ha recibido como obsequio un Santaolalla "maravillado" por los milagros de la resonancia física y natural en una era tecnológica en la que aparentemente cualquier sonido procesado en un estudio puede emular a otro.

"Yo vine para aprender también", dijo el músico, agradecido por un proyecto que, dice, "fomenta más la creatividad y las ganas de investigar" y con el que ha entrado en contacto con más instrumentos raros, como el krin, conocido como el "primer teléfono", porque permitía establecer comunicación a varios kilómetros de distancia, o el rabel, el violín de los pastores trashumantes de España.


El músico, productor y compositor Gustavo Santaolalla, galardonado con dos Óscar por las bandas sonoras originales de las películas Brokeback Mountain (2005) y Babel (2006), apadrinó un pionero proyecto español que utiliza la inteligencia artificial para recuperar instrumentos olvidados.

"Me gusta reivindicar el empleo de diferentes instrumentos y sonidos para obtener una música diferente, no convencional. Por eso me interesa la recuperación de sonidos e instrumentos perdidos y el empleo de la tecnología con un fin diferenciador, alejado de producciones que suenen a copia", dijo el argentino durante la celebración de un taller en la Escuela Universitaria de Artes TAI, que es la institución impulsora de la iniciativa.

Te puede interesar: Los humanos no somos tan distintos de los robots

De acuerdo con Daniel Batán, director del área de Música de esta escuela, pensaron en el afamado compositor de la banda sonora del videojuego The Last Of Us para visibilizar el proyecto por ser "un gran defensor" de este tipo de avances, además de su conocimiento y el feedback que, dijo, puede aportar al mismo.

Gracias a la inteligencia artificial, se está creando "una base de sonidos colaborativa y con fines no lucrativos que se irá ampliando y será accesible para todos, para que sirva además como legado histórico para futuras generaciones y dé la oportunidad de jugar con los sonidos crudos, así como procesarlos, para disponer de una paleta de texturas y colores inéditos", prometió Batán.

La tendencia es generalizar, copiar y "con esto buscamos abrir nuevas vías de exploración", reconoce.

Del centenar de instrumentos musicales en riesgo de extinción, una problemática que la UNESCO reconoce desde 1981, nueve ya se han incorporado a esta base de datos, disponible en https://taiarts.com/inteligencia-musical.

En dicho repositorio se encuentra reseñado cada instrumento, así como el sonido que produce de forma aislada y la aplicación o nuevo uso dentro de una pieza musical o composición, es decir un ejemplo de su utilización después de haber pasado por la pátina de la creatividad y la innovación. También se recoge la atribución de autoría.

Entre ellos se encuentran la ocarina jaguar, empleada por los mayas, la vasija silbadora búho de agua, utilizada por las culturas nazca, vicus y mochica o la flauta sin agujeros pincullo, empleada por los indígenas amazónicos.

➡️ Suscríbete a nuestro Newsletter y recibe las notas más relevantes en tu correo

Destaca una pequeña gaita de los pastores de Turquía, no mucho más grande que un bolígrafo, que ha recibido como obsequio un Santaolalla "maravillado" por los milagros de la resonancia física y natural en una era tecnológica en la que aparentemente cualquier sonido procesado en un estudio puede emular a otro.

"Yo vine para aprender también", dijo el músico, agradecido por un proyecto que, dice, "fomenta más la creatividad y las ganas de investigar" y con el que ha entrado en contacto con más instrumentos raros, como el krin, conocido como el "primer teléfono", porque permitía establecer comunicación a varios kilómetros de distancia, o el rabel, el violín de los pastores trashumantes de España.


Sociedad

Controlan incendio en Centro de Convenciones Copacabana de Acapulco

Siete personas fueron atendidas por paramédicos debido a que resultaron intoxicados con monóxido de carbono, así como algunos tuvieron crisis nerviosas

Sociedad

Asesinan en Morelos a familiar de Gaby Gorostieta, candidata a diputada federal

Localizan el cuerpo sin vida del tío de la candidata a diputada federal, Gaby Gorostieta, afuera de la casa de campaña en Jiutepec

Sociedad

Salud descarta contagios de sarampión transmitidos localmente

Se advierte que posiblemente lleguen más casos del extranjero, como los cuatro registrados a la fecha

Finanzas

Tianguis Turístico deja derrama de más de mil mdp a Acapulco

Solo en hospedaje se registraron 73.2 millones de pesos, con una ocupación de 79.6 por ciento

Justicia

Trasladan a "El Chori", líder de la Unión Tepito, al penal del Altiplano

El Chori fue detenido el pasado 19 de marzo, en la alcaldía Tlalpan, donde le realizaron una revisión preventiva, tras la cual le aseguraron un arma de fuego, droga y dinero en efectivo

Valle de México

Bloquean la autopista Lechería-Texcoco; protestan por falta de agua

El bloqueo es en ambos sentidos; en el lugar se encuentran vecinos de Ecatepec que exigen el suministro de agua potable