/ viernes 18 de noviembre de 2022

Renuncian al menos mil 200 trabajadores de Twitter; Musk llama a ingenieros a presentarse

El dueño de Twitter pidió que cualquier empleado que desarrolle códigos de software se presente en la oficina de la compañía en San Francisco

Al menos mil 200 trabajadores de Twitter renunciaron el jueves, lo que afecta a equipos clave, informó el diario The New York Times, luego que tomaran la palabra a Elon Musk, dueño de la red social desde hace tres semanas, y se fueron en lugar de quedarse para darlo todo "incondicionalmente".

Cientos de empleados, en su mayoría ingenieros, respondieron "no" al ultimátum del nuevo jefe, quien les había dado a elegir entre trabajar incansablemente "para construir un Twitter 2.0 revolucionario" o irse con tres meses de salario.

La mitad de los 7 mil 500 empleados del grupo californiano fueron despedidos hace dos semanas y otros 700 ya habían dimitido en el verano boreal, incluso antes de estar seguros de que la operación de compra-venta se concretaría.

Ante ello, Elon Musk envió un correo electrónico al personal de Twitter el viernes pidiendo que cualquier empleado que desarrolle códigos de software se presente en el décimo piso de la oficina de la compañía en San Francisco

"Habrá breves entrevistas técnicas que me permitirán comprender mejor la operación tecnológica de Twitter", escribió Musk en el correo, que fue facilitado a la agencia Reuters.

El multimillonario dijo: "Les agradecería que viajen a San Francisco para una reunión en persona", y agregó que estaría en la sede de Twitter en San Francisco hasta la medianoche y regresaría el sábado por la mañana.

Musk ordenó a los empleados que le enviaran por correo electrónico un resumen de lo que su código de software ha "logrado" en los últimos seis meses, "junto con hasta 10 capturas de pantalla de las líneas de códigos más destacadas".

Añadió que intentaría hablar con los empleados remotos por video. Musk también dijo que solo las personas que no pueden llegar físicamente a la sede de la empresa o tienen una emergencia familiar estarían excusadas.

Se avecina una tormenta

"Mis amigos se han ido, se avecina una tormenta y no hay ningún incentivo económico. ¿Qué harías? ¿Sacrificarías el tiempo que pasas con tus hijos durante las vacaciones por promesas vagas y la oportunidad de hacerte rico? ¿Más rico?", expresó Peter Clowes, ingeniero informático y director en Twitter y "superviviente de los despidos", según su perfil de Linkedin.

Como muchos otros empleados del grupo californiano, detalló sus dudas y los motivos de su elección, explicando que no "odiaba a Elon Musk", que entendía algunas de sus decisiones y que quería "ver triunfar a Twitter".

Pero solo "tres ingenieros de los 75" de su equipo han sobrevivido.

"Si me hubiera quedado, habría estado de servicio casi constantemente, con muy poco apoyo, por un período indefinido en sistemas informáticos complejos en los que no tengo experiencia", señaló. Además, "no se ha compartido ninguna visión con nosotros. Ningún plan quinquenal como en Tesla. (…) Es una pura prueba de lealtad".

¿Qué debería hacer Twitter ahora?

Luego de la renuncia masiva de cientos de trabajadores de Twitter, Elon Musk ha publicado una serie de tuits mofándose de la situación y preguntando cuál debería ser el siguiente paso de la plataforma.

“¿Qué debería hacer Twitter a continuación?”, publicó el magnate a través de su perfil en la mañana de este viernes.

Posteriormente, a las 12:31 horas hizo un pequeño hilo reiterando que la nueva política de la red social está basada en la libertad de expresión, al tiempo que buscará minimizar los tuits de odio.

“La nueva política de Twitter es la libertad de expresión, pero no la libertad de alcance. Los tuits negativos/de odio se reducirán al máximo y se desmonetizarán, por lo que no habrá anuncios ni otros ingresos para Twitter”, afirmó.

Detalló que no se encontrarán los tuits con esta intención, a menos que se busquen específicamente. “Lo cual no es diferente del resto de internet”, detalló.

Previo a este tuit, Elon Musk también subió una imagen de la princesa Leia, de Star Wars, que hace referencia a cuando ella solicita la ayuda del jedi Obi-Wan para derrocar al imperio encabezado por Darth Vader.

“Ayúdanos, Ligma Johnson, son nuestra única esperanza”, se lee en la publicación hecha por el dueño de Twitter, refiriéndose a Rahul Ligma y Daniel Johnson, un par de bromistas que se tomaron una foto saliendo de las oficinas de la empresa tras el recorte de personal.

|| Con información de Miguel Ángel Enástigue, Reuters y AFP ||

Al menos mil 200 trabajadores de Twitter renunciaron el jueves, lo que afecta a equipos clave, informó el diario The New York Times, luego que tomaran la palabra a Elon Musk, dueño de la red social desde hace tres semanas, y se fueron en lugar de quedarse para darlo todo "incondicionalmente".

Cientos de empleados, en su mayoría ingenieros, respondieron "no" al ultimátum del nuevo jefe, quien les había dado a elegir entre trabajar incansablemente "para construir un Twitter 2.0 revolucionario" o irse con tres meses de salario.

La mitad de los 7 mil 500 empleados del grupo californiano fueron despedidos hace dos semanas y otros 700 ya habían dimitido en el verano boreal, incluso antes de estar seguros de que la operación de compra-venta se concretaría.

Ante ello, Elon Musk envió un correo electrónico al personal de Twitter el viernes pidiendo que cualquier empleado que desarrolle códigos de software se presente en el décimo piso de la oficina de la compañía en San Francisco

"Habrá breves entrevistas técnicas que me permitirán comprender mejor la operación tecnológica de Twitter", escribió Musk en el correo, que fue facilitado a la agencia Reuters.

El multimillonario dijo: "Les agradecería que viajen a San Francisco para una reunión en persona", y agregó que estaría en la sede de Twitter en San Francisco hasta la medianoche y regresaría el sábado por la mañana.

Musk ordenó a los empleados que le enviaran por correo electrónico un resumen de lo que su código de software ha "logrado" en los últimos seis meses, "junto con hasta 10 capturas de pantalla de las líneas de códigos más destacadas".

Añadió que intentaría hablar con los empleados remotos por video. Musk también dijo que solo las personas que no pueden llegar físicamente a la sede de la empresa o tienen una emergencia familiar estarían excusadas.

Se avecina una tormenta

"Mis amigos se han ido, se avecina una tormenta y no hay ningún incentivo económico. ¿Qué harías? ¿Sacrificarías el tiempo que pasas con tus hijos durante las vacaciones por promesas vagas y la oportunidad de hacerte rico? ¿Más rico?", expresó Peter Clowes, ingeniero informático y director en Twitter y "superviviente de los despidos", según su perfil de Linkedin.

Como muchos otros empleados del grupo californiano, detalló sus dudas y los motivos de su elección, explicando que no "odiaba a Elon Musk", que entendía algunas de sus decisiones y que quería "ver triunfar a Twitter".

Pero solo "tres ingenieros de los 75" de su equipo han sobrevivido.

"Si me hubiera quedado, habría estado de servicio casi constantemente, con muy poco apoyo, por un período indefinido en sistemas informáticos complejos en los que no tengo experiencia", señaló. Además, "no se ha compartido ninguna visión con nosotros. Ningún plan quinquenal como en Tesla. (…) Es una pura prueba de lealtad".

¿Qué debería hacer Twitter ahora?

Luego de la renuncia masiva de cientos de trabajadores de Twitter, Elon Musk ha publicado una serie de tuits mofándose de la situación y preguntando cuál debería ser el siguiente paso de la plataforma.

“¿Qué debería hacer Twitter a continuación?”, publicó el magnate a través de su perfil en la mañana de este viernes.

Posteriormente, a las 12:31 horas hizo un pequeño hilo reiterando que la nueva política de la red social está basada en la libertad de expresión, al tiempo que buscará minimizar los tuits de odio.

“La nueva política de Twitter es la libertad de expresión, pero no la libertad de alcance. Los tuits negativos/de odio se reducirán al máximo y se desmonetizarán, por lo que no habrá anuncios ni otros ingresos para Twitter”, afirmó.

Detalló que no se encontrarán los tuits con esta intención, a menos que se busquen específicamente. “Lo cual no es diferente del resto de internet”, detalló.

Previo a este tuit, Elon Musk también subió una imagen de la princesa Leia, de Star Wars, que hace referencia a cuando ella solicita la ayuda del jedi Obi-Wan para derrocar al imperio encabezado por Darth Vader.

“Ayúdanos, Ligma Johnson, son nuestra única esperanza”, se lee en la publicación hecha por el dueño de Twitter, refiriéndose a Rahul Ligma y Daniel Johnson, un par de bromistas que se tomaron una foto saliendo de las oficinas de la empresa tras el recorte de personal.

|| Con información de Miguel Ángel Enástigue, Reuters y AFP ||

Metrópoli

Incendio consume oficinas en avenida Patriotismo, alcaldía Miguel Hidalgo

El incendio se originó en una estación eléctrica de la colonia Escandón

Finanzas

Aeroméxico suspende los vuelos entre CDMX y Ecuador; esto puedes hacer

Desde abril, cuando México rompió relaciones diplomáticas con Ecuador, Aeroméxico disminuyó el número de vuelos que salían a ese país

Sociedad

CNTE toma plazas comerciales en Oaxaca

Los maestros de la Sección 22 realizará una consulta con sus líderes y el 28 de mayo definirán qué acciones siguen en su movimiento

Finanzas

Tasa de desocupación alcanza el nivel más bajo desde que hay registro

En el primer trimestre la tasa de desocupación alcanzó un nivel de 2.54 %, de acuerdo con el Inegi

Mundo

Las imágenes son horribles, dice la ONU sobre ataque de Israel a campo de desplazados en Gaza

Volker Türk, el jefe de Derechos Humanos de la ONU, pidió que Israel cumpla con la orden de la Corte Internacional de Justicia y que detenga su ofensiva militar en Gaza

CDMX

La Comar ya no se mudará a la Anzures y busca otras opciones

Desde el domingo, vecinos de la colonia Verónica Anzures realizaron una protesta para que la Comar no mude a esa zona sus oficinas de atención a migrantes