/ jueves 5 de octubre de 2023

Gobierno de México recupera activos de empresas de García Luna por 2.5 millones de dólares

La recuperación se logra tras ganar la demanda que interpuso la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) en cortes de Florida

El gobierno de México recuperó activos de la empresa Delta Integrator ligada al exsecretario de Seguridad, Genaro García Luna, y su esposa Linda Cristina Pereyra, los cuales están valuados en poco más de 2.5 millones de dólares y que se encontraban en Estados Unidos.

La Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) de la Secretaría de Hacienda informó que, después de dos años, el gobierno mexicano obtuvo ayer una resolución favorable de una jueza estadounidense, quien ordenó a las autoridades de ese país devolver los activos reclamados por México.

Lee también: García Luna siguió en la AFI gracias a Vicente Fox

Los bienes de Delta Integrator tendrán que ser enviados a suelo mexicano en un lapso no mayor de 10 días, los cuales ascienden a un millón 968 mil 250 dólares, derivado de tres inmuebles.

Asimismo, la jueza Liza Walsh ordenó hacer lo mismo con 555 mil 800 dólares más que se desprenden del valor de un departamento ubicado en Miami, Florida, el cual aún no era liquidado por el exfuncionario y su esposa.

Juicio de García Luna en Nueva York. Foto: Reuters

De acuerdo con la UIF, dichos activos forman parte de la demanda civil interpuesta por el organismo, aún en la gestión del hoy extitular Santiago Nieto, en la que se reclama la devolución de más de 600 millones de dólares con los que García Luna y Linda Cristina Pereyra adquirieron bienes en Estados Unidos.

Te recomendamos: Colaboradores de García Luna dirigen órganos internos de control con la 4T

Sin embargo, la administración de López Obrador asegura que los recursos son procedentes “de la trama corrupta organizada por ambos contra el gobierno de México” mientras éste se desempeñó como funcionario federal.

“La anterior es una primera recuperación de activos en Florida, productos de actos de corrupción de la banda que organizó García Luna y que operó durante más de diez años, durante los sexenios de Vicente Fox, Felipe Calderón y Enrique Peña Nieto. Los recursos repatriados serán destinados de conformidad con las leyes vigentes en beneficio del pueblo de México”, agregó la UIF en un comunicado.

El 9 de febrero de este año, Pablo Gómez, titular de la UIF, denunció que García Luna "tejió una red de corrupción y lavado de dinero para beneficio personal y de sus socios cercanos", quienes "se llevaron todo el dinero a Miami".

Según expuso el funcionario federal, García Luna y “un conglomerado empresarial familiar” obtuvieron 30 contratos con varios organismos de seguridad pública en México, a partir de los cuales extrajeron recursos públicos.

Dentro de la lista de bienes comprados con esos recursos, señaló, se encuentran propiedades por valor de más de 17 millones de dólares y 42 vehículos de lujo de marcas como Fiat, Ferrari, Rolls Royce, Maserati y Lamborghini.

“Es una lista todavía parcial, es producto de una serie de investigaciones completamente comprobadas que se han realizado, porque con el dinero que se robaban compraban cosas con el propósito de mantener el dinero en situación de lavado”, aseguró entonces.

Esta acusación es una de las tres que mantiene abiertas la Fiscalía General de la República (FGR) en contra de Genaro García Luna, las cuales son respecto a un presunto daño al erario causado en la construcción y operación de diversos penales federales y su presunta participación en el caso conocido como “Rápido y Furioso”.


El gobierno de México recuperó activos de la empresa Delta Integrator ligada al exsecretario de Seguridad, Genaro García Luna, y su esposa Linda Cristina Pereyra, los cuales están valuados en poco más de 2.5 millones de dólares y que se encontraban en Estados Unidos.

La Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) de la Secretaría de Hacienda informó que, después de dos años, el gobierno mexicano obtuvo ayer una resolución favorable de una jueza estadounidense, quien ordenó a las autoridades de ese país devolver los activos reclamados por México.

Lee también: García Luna siguió en la AFI gracias a Vicente Fox

Los bienes de Delta Integrator tendrán que ser enviados a suelo mexicano en un lapso no mayor de 10 días, los cuales ascienden a un millón 968 mil 250 dólares, derivado de tres inmuebles.

Asimismo, la jueza Liza Walsh ordenó hacer lo mismo con 555 mil 800 dólares más que se desprenden del valor de un departamento ubicado en Miami, Florida, el cual aún no era liquidado por el exfuncionario y su esposa.

Juicio de García Luna en Nueva York. Foto: Reuters

De acuerdo con la UIF, dichos activos forman parte de la demanda civil interpuesta por el organismo, aún en la gestión del hoy extitular Santiago Nieto, en la que se reclama la devolución de más de 600 millones de dólares con los que García Luna y Linda Cristina Pereyra adquirieron bienes en Estados Unidos.

Te recomendamos: Colaboradores de García Luna dirigen órganos internos de control con la 4T

Sin embargo, la administración de López Obrador asegura que los recursos son procedentes “de la trama corrupta organizada por ambos contra el gobierno de México” mientras éste se desempeñó como funcionario federal.

“La anterior es una primera recuperación de activos en Florida, productos de actos de corrupción de la banda que organizó García Luna y que operó durante más de diez años, durante los sexenios de Vicente Fox, Felipe Calderón y Enrique Peña Nieto. Los recursos repatriados serán destinados de conformidad con las leyes vigentes en beneficio del pueblo de México”, agregó la UIF en un comunicado.

El 9 de febrero de este año, Pablo Gómez, titular de la UIF, denunció que García Luna "tejió una red de corrupción y lavado de dinero para beneficio personal y de sus socios cercanos", quienes "se llevaron todo el dinero a Miami".

Según expuso el funcionario federal, García Luna y “un conglomerado empresarial familiar” obtuvieron 30 contratos con varios organismos de seguridad pública en México, a partir de los cuales extrajeron recursos públicos.

Dentro de la lista de bienes comprados con esos recursos, señaló, se encuentran propiedades por valor de más de 17 millones de dólares y 42 vehículos de lujo de marcas como Fiat, Ferrari, Rolls Royce, Maserati y Lamborghini.

“Es una lista todavía parcial, es producto de una serie de investigaciones completamente comprobadas que se han realizado, porque con el dinero que se robaban compraban cosas con el propósito de mantener el dinero en situación de lavado”, aseguró entonces.

Esta acusación es una de las tres que mantiene abiertas la Fiscalía General de la República (FGR) en contra de Genaro García Luna, las cuales son respecto a un presunto daño al erario causado en la construcción y operación de diversos penales federales y su presunta participación en el caso conocido como “Rápido y Furioso”.


CDMX

Cierran tres tomas clandestinas causantes del olor a combustible en la GAM

Las labores de limpieza de registros de drenaje continuará, para eliminar el olor a combustible de las 3 colonias afectadas

República

Muere un policía y tres presuntos delincuentes en tiroteo en Matamoros, Tamaulipas

Los hechos de violencia ocurrieron durante la tarde de este domingo 23 de junio en el norte de la entidad

Política

Sheinbaum promete consolidar a la GN con reforma constitucional en octubre

Durante la inauguración de nuevas instalaciones de la GN en Oaxaca, Claudia Sheinbaum, virtual presidenta electa, destacó el papel de la institución desde su conformación

Sociedad

Hallan sin vida a desplazado de Tila que estaba desaparecido

La familia de José Rodrigo Martínez, una de las personas desplazadas del municipio de Tila, fue hallado sin vida con signos de tortura en un basurero

República

‘El Chore’, integrante de Los Chapitos, muere en enfrentamiento en Sinaloa

Se trata de quien era el jefe de plaza de la región del nuevo municipio, considerado por las autoridades como un hombre violento

México

Fiscales alertan a la SCJN sobre riesgos ante posible desaparición de la prisión preventiva oficiosa

La FGR subrayó que se pondría en riesgo a "testigos y servidores públicos que intervienen en cada caso”