/ viernes 25 de agosto de 2023

Charles Messier: en su deseo de perseguir cometas, creó una enorme colección de objetos celestes

La pasión del astrónomo francés Charles Messier lo llevó a incluso tener, por algunos siglos, una constelación con su nombre

"Salpicados de grandes y pequeños luminares lo mismo que la galaxia, cuya blancura extendida entre los polos del mundo hacen dudar a los más sabios".

Dante. Paraiso, canto XlV


Durante el siglo XVIII surgió en Francia un astrónomo conocido como el Cazador de Cometas, Charles Messier, quien vino a este mundo el 26 de junio de 1730 en Badonviller, departamento de Meurthe-et-Moselle, y quien dejó de existir el 12 de abril de 1817 en París, a la edad de 86 años.

Messier, cuyo placer consistía en observar cometas, fue un infatigable buscador de estos periódicos visitantes. Sufrió a menudo desengaños y fracasos, ya que una gran cantidad de estorbosos objetos estelares interrumpían su búsqueda de cometas.

Observando por telescopio, los cúmulos, las nebulosas y las galaxias aparecen como pequeños nubarrones, tal y como se observan los cometas. Al notar días después que no se movían, se hacía obvio que no era un cometa, habiendo perdido varias noches de observación.

Meses después al regresar a observar la misma región del cielo, caía de nuevo en la trampa de seguir uno de estos estorbos. Decidió entonces listarlos para que en el futuro supiera de inmediato si era o no un cometa.

En total, Messier descubrió 21 cometas, casi todos de poca importancia.

El catálogo de estorbos en el cielo de Messier

Para finales de 1758 los astrónomos esperaban el regreso de un cometa, pronosticado décadas antes por Edmund Halley, de ser cierto, los cometas resultarían ser periódicos. El 28 de agosto de 1758, hace 265 años, mientras Messier esperaba al cometa que a la postre se llamaría Cometa Halley, observó otro cometo, el De la Nux, y detectó un objeto que pensó era un cometa, pero resultó no serlo. Lo catalogó como M1, hoy sabemos que es el remanente de una supernova. Dio inicio a su catálogo de estorbos.

En 1771, Messier hizo público los primeros 45 objetos, según la memoria Histoire De L'académie Royale Des Sciences. En 1780 publicó una lista adicional en Connaissance Des Temps, que comprende del objeto 46 al 68. Y en 1784 en la misma revista publicó del objeto 69 hasta el 103.

En 1786, su gran amigo, el astrónomo francés Pierre Méchain, publicó en Berliner Astronomisches Jahrbuch los objetos del 104 al 109.

Pierre Méchain. | Gráfico: Observatoire de Paris. 1882

El catálogo designa a los objetos con una M de Messier, seguido de un número, así M13 o Messier 13 es el Cúmulo en Hércules, M51 la galaxia del Remolino, M57 la Nebulosa del Anillo, M56 un cúmulo globular y M81 y M82 dos hermosas galaxias en la Osa Mayor.

Las galaxias M81 y M82 en la Osa Mayor. | Foto: Kees Scherer

El Catálogo Messier ha tenido algunos objetos controvertidos, como M40, ya que es solo una estrella doble. M91 estuvo perdido y se pensaba que no existía hasta que se comprendió cómo lo catalogó Messier y se redescubrió en 1969. M102 fue considerada como 101 duplicada, pero ahora se piensa que en realidad era la galaxia NGC 5866 y M73 consiste es solo cuatro estrellas.

Objetos Messier: Foto: NASA / Hubble

Décadas después e incluso en el siglo XX, estudiando notas de Messier y Méchain, el catálogo se amplió hasta los 110 objetos conocidos en la actualidad.

Los 110 objetos del catálogo Messir. | Gráfico: Michael A. Phillips

El catálogo Messier es el catálogo que todo aficionado a la astronomía debe conocer, ya que agrupa a los objetos más hermosos del firmamento que están al alcance de los telescopios, incluso algunos objetos se observan a simple vista, como M42 la Nebulosa de Orión, M45 las Pléyades y desde lugares obscuros, M31 la Galaxia de Andrómeda.

Objetos Messier. | Foto: NASA / Hubble

Homenaje a Messier

En vida, Messier obtuvo el reconocimiento de varias asociaciones científicas, como la Academia de Berlin, la de San Petersburgo y la de Ciencias de Francia.

En 1791 la Academia Nacional introduce el Sistema Métrico, Messier y Méchain, forman parte de la Commission Sur La Mesure De La Terre (Comisión para la Medición de la Tierra), que se dio a la tarea de medir el Meridiano de París y la base de Barcelona a Dunkerque, trabajo que fue de gran beneficio para la geografía, la astronomía y la ciencia en general.

Durante algunos siglos, como queda constatado en el Atlas de Flamsteed, aparece la Constelación de Messier, introducida por J. J. Lalande. Dicha agrupación estelar fue formada con estrellas de las constelaciones de Cefeo, Cassiopeia y Camelopardalis.

En la década del 20 del siglo pasado, los astrónomos ajustaron el firmamento a 88 constelaciones, en donde muchas se eliminaron, entre ellas la de Messier.

En 1887 el astrónomo William H. Pickering incluyó en el mapa de la Luna el nombre del astrónomo francés, nombró a un cráter doble: Messier A y Messier B, ubicados en Mare Fecunditatis.

El asteroide 7359 lleva el nombre de Messier, y en Chile, un canal es nombrado en su honor.

Charles Messier el gran "cazador de cometas" no pasó a la historia de la Astronomía por los cometas, sino por su lista de estorbos, que no le permitían descubrir a los hermosos astros con cola.

El catálogo Messier da al banderazo para el Maratón Messier, un evento mundial en donde los astrónomos aficionados deben observar los 110 objetos Messier en una sola noche.

(Extracto del artículo: Charles Messier). german@astropuebla.org

"Salpicados de grandes y pequeños luminares lo mismo que la galaxia, cuya blancura extendida entre los polos del mundo hacen dudar a los más sabios".

Dante. Paraiso, canto XlV


Durante el siglo XVIII surgió en Francia un astrónomo conocido como el Cazador de Cometas, Charles Messier, quien vino a este mundo el 26 de junio de 1730 en Badonviller, departamento de Meurthe-et-Moselle, y quien dejó de existir el 12 de abril de 1817 en París, a la edad de 86 años.

Messier, cuyo placer consistía en observar cometas, fue un infatigable buscador de estos periódicos visitantes. Sufrió a menudo desengaños y fracasos, ya que una gran cantidad de estorbosos objetos estelares interrumpían su búsqueda de cometas.

Observando por telescopio, los cúmulos, las nebulosas y las galaxias aparecen como pequeños nubarrones, tal y como se observan los cometas. Al notar días después que no se movían, se hacía obvio que no era un cometa, habiendo perdido varias noches de observación.

Meses después al regresar a observar la misma región del cielo, caía de nuevo en la trampa de seguir uno de estos estorbos. Decidió entonces listarlos para que en el futuro supiera de inmediato si era o no un cometa.

En total, Messier descubrió 21 cometas, casi todos de poca importancia.

El catálogo de estorbos en el cielo de Messier

Para finales de 1758 los astrónomos esperaban el regreso de un cometa, pronosticado décadas antes por Edmund Halley, de ser cierto, los cometas resultarían ser periódicos. El 28 de agosto de 1758, hace 265 años, mientras Messier esperaba al cometa que a la postre se llamaría Cometa Halley, observó otro cometo, el De la Nux, y detectó un objeto que pensó era un cometa, pero resultó no serlo. Lo catalogó como M1, hoy sabemos que es el remanente de una supernova. Dio inicio a su catálogo de estorbos.

En 1771, Messier hizo público los primeros 45 objetos, según la memoria Histoire De L'académie Royale Des Sciences. En 1780 publicó una lista adicional en Connaissance Des Temps, que comprende del objeto 46 al 68. Y en 1784 en la misma revista publicó del objeto 69 hasta el 103.

En 1786, su gran amigo, el astrónomo francés Pierre Méchain, publicó en Berliner Astronomisches Jahrbuch los objetos del 104 al 109.

Pierre Méchain. | Gráfico: Observatoire de Paris. 1882

El catálogo designa a los objetos con una M de Messier, seguido de un número, así M13 o Messier 13 es el Cúmulo en Hércules, M51 la galaxia del Remolino, M57 la Nebulosa del Anillo, M56 un cúmulo globular y M81 y M82 dos hermosas galaxias en la Osa Mayor.

Las galaxias M81 y M82 en la Osa Mayor. | Foto: Kees Scherer

El Catálogo Messier ha tenido algunos objetos controvertidos, como M40, ya que es solo una estrella doble. M91 estuvo perdido y se pensaba que no existía hasta que se comprendió cómo lo catalogó Messier y se redescubrió en 1969. M102 fue considerada como 101 duplicada, pero ahora se piensa que en realidad era la galaxia NGC 5866 y M73 consiste es solo cuatro estrellas.

Objetos Messier: Foto: NASA / Hubble

Décadas después e incluso en el siglo XX, estudiando notas de Messier y Méchain, el catálogo se amplió hasta los 110 objetos conocidos en la actualidad.

Los 110 objetos del catálogo Messir. | Gráfico: Michael A. Phillips

El catálogo Messier es el catálogo que todo aficionado a la astronomía debe conocer, ya que agrupa a los objetos más hermosos del firmamento que están al alcance de los telescopios, incluso algunos objetos se observan a simple vista, como M42 la Nebulosa de Orión, M45 las Pléyades y desde lugares obscuros, M31 la Galaxia de Andrómeda.

Objetos Messier. | Foto: NASA / Hubble

Homenaje a Messier

En vida, Messier obtuvo el reconocimiento de varias asociaciones científicas, como la Academia de Berlin, la de San Petersburgo y la de Ciencias de Francia.

En 1791 la Academia Nacional introduce el Sistema Métrico, Messier y Méchain, forman parte de la Commission Sur La Mesure De La Terre (Comisión para la Medición de la Tierra), que se dio a la tarea de medir el Meridiano de París y la base de Barcelona a Dunkerque, trabajo que fue de gran beneficio para la geografía, la astronomía y la ciencia en general.

Durante algunos siglos, como queda constatado en el Atlas de Flamsteed, aparece la Constelación de Messier, introducida por J. J. Lalande. Dicha agrupación estelar fue formada con estrellas de las constelaciones de Cefeo, Cassiopeia y Camelopardalis.

En la década del 20 del siglo pasado, los astrónomos ajustaron el firmamento a 88 constelaciones, en donde muchas se eliminaron, entre ellas la de Messier.

En 1887 el astrónomo William H. Pickering incluyó en el mapa de la Luna el nombre del astrónomo francés, nombró a un cráter doble: Messier A y Messier B, ubicados en Mare Fecunditatis.

El asteroide 7359 lleva el nombre de Messier, y en Chile, un canal es nombrado en su honor.

Charles Messier el gran "cazador de cometas" no pasó a la historia de la Astronomía por los cometas, sino por su lista de estorbos, que no le permitían descubrir a los hermosos astros con cola.

El catálogo Messier da al banderazo para el Maratón Messier, un evento mundial en donde los astrónomos aficionados deben observar los 110 objetos Messier en una sola noche.

(Extracto del artículo: Charles Messier). german@astropuebla.org

Elecciones 2024

Acusaciones de corrupción protagonizan segundo debate CDMX

Taboada relacionó a Brugada con el “Señor de las Ligas” y la morenista insiste en ligarlo con el Cartel Inmobiliario

Finanzas

Coparmex pide no tocar ahorro de vivienda de cuentas inactivas

El Pleno de la Cámara de Diputados discutirá este lunes el dictamen que propone crear un Fondo de Pensiones para el Bienestar, el cual piensa financiarse con los recursos de las cuentas inactivas de personas de 70 años o más que no hayan retirado sus recursos en el Infonavit y de la Afore

CDMX

CDMX sufre inundaciones en las calles y el Metro por las lluvias

Varios puntos de la CDMX se vieron severamente afectados por la lluvia de este domingo

Elecciones 2024

Capturan a presunto asesino de candidato del PAN a la alcaldía de Ciudad Mante, Tamaulipas

Será puesto a disposición de la autoridad jurisdiccional correspondiente que determinará su situación jurídica

CDMX

Balacera afuera del Hospital Balbuena deja al menos un muerto

Presuntamente una mujer resultó lesionada durante el ataque; los responsables se dieron a la fuga

Sociedad

Más de 50 heridos por volcadura de autobús en Nuevo León

Al parecer, el chofer del autobús perdió el control al dormitar y la unidad terminó volcada