/ viernes 12 de agosto de 2022

En 10 años, Zacatecas podría quedarse sin una gota de agua

Si no se equilibra la recarga con la extracción del agua, en el corto plazo el abatimiento será grave e inevitable

El estado de Zacatecas tiene un déficit de agua por el orden de los 380 millones de metros cúbicos. De 34 acuíferos existentes en la entidad, 21 están sobreexplotados. En una década, Zacatecas podría pasar el umbral de penuria que, señala la Organización Mundial de la Salud (OMS), estaría abajo de los 1 mil metros cúbicos por habitante por año.

Zacatecas tiene reservado un volumen de más de 110 millones de metros cúbicos de aguas superficiales, por un título de concesión por 47.3 millones adicionales que no se han utilizado, y que son parte de la presa Milpillas, un proyecto que inició su construcción, pero que se dejó porque los pobladores fueron azuzados políticamente, con lo que pidieron hasta el triple del valor de los terrenos, y les dijeron que si permitían la realización del proyecto ellos no tendrían agua y sufrirían de inundaciones.

Te puede interesar: Podría suspenderse convenio firmado en 1996 para que NL envíe agua a Tamaulipas

Son 19 acuíferos donde en realidad se tiene disponibilidad de agua, que es por el orden de los 92 millones de metros cúbicos.

La variación de los números se explica porque, al publicarse el Programa Nacional Hídrico 2020- 2024, determina reservar volúmenes para el Derecho Humano al agua, con lo que solamente 13 de ellos quedan con disponibilidad.

DISPONIBILIDAD DEL AGUA SUBTERRÁNEA EN ZACATECAS

Cruz González García, coordinador técnico de la Comisión Nacional del Agua (Conagua) en Zacatecas y presidente de la Asociación Mexicana de Hidráulica en la entidad, explicó que el estado de Zacatecas cuenta con 34 acuíferos, de los cuales 19 tienen disponibilidad y los 15 restantes se encuentran ya con déficit.

De los acuíferos con mayor sobreexplotación en el Estado está el de Calera, Chupaderos y el Aguanaval.

Se tiene un déficit de agua en todo el estado de 380 millones de metros cúbicos.

Donde más consumo de agua se tiene es en el uso agrícola. En el estado, el agua subterránea representa 1 mil 033 millones de metros cúbicos destinados para la agricultura, contra 117 millones que se destinan la utilización público urbano.

El empleo industrial solamente utiliza 68 millones de metros cúbicos. Todo el estado se encuentra en veda, la más antigua es del 16 de mayo de 1960 y la más reciente es del 05 de agosto de 1988.

Si no se equilibra la recarga con la extracción del agua, en el corto plazo el abatimiento será grave e inevitable y hará inviable la actividad agrícola.

La reducción de extracción del agua recuperará los niveles de bombeo en zonas críticas, lo que representa un ahorro en la en los costos de extracción y en los subsidios.

Existe una clara relación entre los cultivos de menor rentabilidad con la sobreexplotación.

AGUAS SUPERFICIALES

En el estado de Zacatecas se tiene un título de concesión por 47.3 millones adicionales que no se han utilizado, hay 52.3 millones adicionales en volúmenes para uso público urbano en proceso de inscripción, publicados en el Diario Oficial de la de la Federación del 6 de junio de del 2018, se reservan 10.8 millones de la cuenca del río Santiago para uso público.

Entonces, en total se tiene reservado un volumen de más de 110 millones de metros cúbicos para Zacatecas.

El volumen de aguas subterráneas que se tienen actualmente es similar a ese, entonces, se tiene reservado el doble de aguas superficiales para complementar el agua subterránea que se tiene asignada.

UNA PRESA “FANTASMA”

El Gobierno del Estado de Zacatecas presentó en el año 2017 como solución al problema del agua la construcción de un sistema que constaba de la presa Milpillas y un acueducto para el traslado del agua desde el municiío de Jiménez del Teúl hasta Guadalupe, Zacatecas.

El proyecto constaba de una presa de almacenamiento con capacidad para 70 hectómetros cúbicos de agua y 89 metros de altura. Además, un acueducto que serviría como línea de conducción de 166 kilómetros.

Esto generaría 1.3 metros cúbicos por segundo, que sería reforzado por tres plantas de bombeo y potabilizadoras.

Para llevar a cabo el proyecto, se requería la compra de terrenos y pago de indemnizaciones. El proyecto integral era por el orden de los 3 mil 500 millones de pesos que se iba a dar en presupuestos multianuales.

Esto resolvería el problema de escasez de agua de los municipios de Fresnillo, Enrique Estrada, Calera, Zacatecas y Guadalupe, la zona de mayor población en el estado, con aguas superficiales, lo que permitiría la recarga de los mantos acuíferos, en su mayoría sobreexplotados.

El proyecto estaba previsto a concluirse en 2024 y el costo total estimado subiría hasta los 6 mil 930 millones de pesos.

En el Presupuesto de Egresos de la Federación para el año 2018 se autorizaron 169.7 millones de pesos, y empezaron los trabajos en el vaso de la presa. Para diciembre de ese año se había reportado un avance del 0.12 por ciento del proyecto total.

En la licitación inicial de la obra se inscribieron 19 empresas, de las cuales seis fueron descalificadas en la primera etapa, mientras las cinco propuestas finales quedaron debajo del presupuesto base. El fallo fue favorable a Materiales y Construcciones Camino Real, una empresa que meses después se supo que estaba inhabilitada.

Los trabajos se previeron a iniciar el 31 de julio de 2018 y debían concluir el 5 de enero de 2019, con una inversión inicial de 49 millones de pesos.

Sin embargo, al tratar las adquisiciones de la propiedad colectiva de los ejidos de Atotonilco, Estancia de Guadalupe y El Potrero, los habitantes se negaron, bloquearon caminos y retuvieron a los operadores de la maquinaria. El Gobierno del Estado decidió detener el proyecto.

El Gobierno Federal, a través de la Comisión Nacional del Agua (Conagua) decidió retener el recurso destinado al proyecto, 130 millones de pesos, que se quedaron en la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, que los destinó a proyectos de otras entidades.

A final de cuentas, solo fueron ejercidos en esta obra 3 millones de pesos. En el Presupuesto federal de 2019 se contemplaba la cantidad de 504 millones de pesos para esta obra, pero nunca se ejercieron.

El presidente Andrés Manuel López Obrador acudió a un evento a Zacatecas a finales de 2018, donde pidió que si había inconformidad de los pobladores, adheridos a la organización REMA, se hiciera una consulta popular respecto al tema, anunció a partir del cual el entonces gobernador Alejandro Tello dejó de lado el proyecto.

En el lugar de construcción quedaron abandonados y en resguardo por un año 43 toneladas de cemento y varilla.

PANORAMA DEL SERVICIO PÚBLICO URBANO

Benjamín de León Mojarro, vicepresidente de la Asociación Mexicana Hidráulica, indicó que en los municipios de Guadalupe, Zacatecas, Morelos y Vetagrande, se distribuyen diariamente 77 millones de litros de agua por una línea de conducción de 4 mil 800 kilómetros de tuberías.

De esa agua, regresan 55 millones de litros a la red de alcantarillado y se conducen a las plantas de tratamiento.

Ese volumen de agua se extrae y se distribuye a través de ocho sistemas existentes que se distribuyen en los cuatro municipios, de manera particular el sistema “Benito Juárez”.

El reto de los organismos operadores a nivel nacional, y puede ser mundial, es la seguridad hídrica.

Zacatecas, según el último plan hídrico nacional, es una de las regiones más vulnerables por el agotamiento de las aguas subterráneas y la afectación de por sequías, hay una recurrencia que siempre ha estado presente.

Ante ello, la Comisión Nacional del Agua (Conagua) emitió una asignación de 47 millones 300 mil metros cúbicos al año para el Gobierno del Estado, para uso exclusivo de agua potable.

Esta asignación se registró a través de un sistema que se conoce como Milpillas, el cual consiste en una presa de almacenamiento y un acueducto de 163 kilómetros de longitud con obras complementarias, pero el avance de los estudios de pre factibilidad, factibilidad y proyectos ejecutivos permitió que las obras de este sistema quedaran en la cartera de proyectos de la unidad de inversiones de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público.

La seguridad hídrica no solamente se asegura con la disponibilidad, también con las condiciones de la infraestructura.

Hay varias regiones del país que padecen este problema, aguas duras con altas concentraciones de carbonatos, de calcio y magnesio, que, al paso del tiempo, obstruyen las tuberías e impiden que el agua llegue a los hogares.

ESTRÉS HÍDRICO

Hay un indicador del estrés hídrico que es el volumen por habitante y por año, y algo importante es que entre 1970 y 2015 se pasó de 2 mil 280 a 1 mil 373 metros cúbicos por habitante y por año y, para la próxima década, según esta previsión, podría Zacatecas estar en el umbral de penuria que señala la Organización Mundial de la Salud (OMS), abajo de los 1 mil metros cúbicos por habitante y por año.

El volumen de los 77 millones de metros cúbicos que se distribuyen diariamente no es suficiente, se necesitaría un 50 por ciento adicional.

Ese déficit es el que obliga a tener una distribución por rotación en las colonias. Hay 610 colonias que se abastecen diariamente, mediante rotación, y se tienen 480 donde se entregue el agua de tres a cuatro días a la semana. Pero se tiene una zona crítica que alimenta el sistema “Benito Juárez”, donde solamente se entrega agua dos días a la semana, en días variables.

Entre la zona donde se ubican los pozos, los rebombeos y el tanque que proporciona el agua por gravedad a los hogares, hay 25 kilómetros de distancia, y tiene que subir 460 metros, y en esa presurización con frecuencia ocurren rupturas de tuberías.

En época de estiaje, en litros por habitante y por día, crece un 20 por ciento el consumo. El Instituto de Recursos Mundiales informó que Zacatecas es uno de los 10 estados de la República en crisis. Se encuentra en el lugar 9 de la lista en el país, con un puntaje de 4.63, siendo 5 el puntaje máximo.

Según información del Plan de Desarrollo Integral de los Servicios de Agua Potable Zacatecas, se establece que cada año disminuye de uno a tres metros el nivel de profundidad de los pozos que hay en el estado.

Según estudios de la Comisión Nacional del Agua (Conagua), hay algunos sitios del territorio donde pudiera obtenerse el líquido, pero se tienen niveles de arsénico que sobrepasan los estándares nacionales.

LA ZONA CONURBADA

La zona conurbada de Zacatecas capital y Guadalupe, presenta un déficit de agua de 218 litros por segundo. La zona conurbada de Zacatecas capital y Guadalupe, es la más afectada por el problema del agua.

En 1990, había 54 mil 351 tomas de agua y se tenía una población de 190 mil 228 habitantes. Ya se contaba con el sistema La Joya, Bañuelos y Benito Juárez.

Al 2022, se tienen 121 mil 427 tomas, es decir, creció más del 100 por ciento, y los habitantes crecieron a 360 mil.

En 1990 se tenía una capacidad de 915 litros por segundo de agua, y para el 2022, se tiene menos agua, un total de 893 litros por segundo. Se tiene un déficit de 218 litros por segundo.

En la actualidad se tiene una red de distribución con un 65 por ciento de su red deteriorada, por años, se tienen redes de agua que nunca se cambiaron, son las mismas de hace 50 años, desde que se estableció la red.

En la actualidad, se tienen 65 pozos como fuentes activas y se tienen 11 pozos inactivos, que ya hay que volver a perforar y relocalizar.

En la actual administración se tienen dos nuevos pozos perforados, uno en la comunidad de Cieneguillas, que dio una caudal de 6 pulgadas, y otro en “Benito Juárez” de 8 pulgadas.

Se tienen 650 colonias con contrato para el abastecimiento y la proveeduría de agua, pero se tienen 220 colonias irregulares, que tienen tomas de agua clandestina, que tienen irregularidades.

SERVICIO

  • Las autoridades estatales han clasificado el servicio como bueno, regular e irregular.
  • El servicio bueno es aquel que recibe agua todos los días, pero en diferentes horarios.
  • El regular recibe agua solo tres días a la semana. En el irregular se reciben de 8 a 36 horas de servicio por semana.

ZONAS PROBLEMÁTICAS

Las zonas más con mayor carencia de agua es donde está la mayor población, la zona conurbada.

De las colonias que presentan muchas fugas y donde urge la reparación, está la colonia “Lázaro Cárdenas”, que en un año y medio tuvo 154 reparaciones de fuga. Posteriormente, está la colonia “Minera”, la “Alma Obrera”, todas ellas de la capital del estado.

Sigue “Lomas de Bernárdez” en Guadalupe, la “Francisco E. García” en la capital, “El Dorado”, en Guadalupe; “Sierra de Álica” en Zacatecas; la colonia “Tecnológica” y “Lomas del Consuelo” en Guadalupe y “La Victoria”, en la capital.

Estas son las colonias con mayor urgencia en la reparación de sus líneas.

Las colonias críticas son prácticamente las mismas, la colonia “Minera”, “Lázaro Cárdenas”, la “Alma Obrera”, que necesitan rehabilitación de su línea principal, para lo que se necesita una bolsa de 150 millones de pesos para su atención.

Se tiene un crecimiento histórico año con año, de más de 2 mil 500 tomas nuevas al año.

PLAN HÍDRICO

Ante los problemas, el gobernador David Monreal Ávila señaló que está haciendo un plan hídrico que incluye cosecha de agua, perforación para el agua, líneas de conducción, manejo y cuidado del agua, acciones preventivas.

En cuanto al pago del servicio, que es barato en comparación con otros estados de la República, se tiene una buena cultura en el pago, en lo general, a pesar de la irregularidad del servicio.

Se tiene en promedio el 80 por ciento de toda la población y de todas las colonias que hacen su pago oportuno del servicio.

De todo lo que está regular en las tomas de agua potable, se tiene detectada morosidad de alrededor de 7 mil 431 tomas, que ha disminuido mucho al través de los años, ya que se llegó a tener una morosidad de más de 30 mil usuarios.

En cuanto al costo de agua, señaló que en la tarifa para el servicio Doméstico 1 es de 86 pesos por mes, el Doméstico 2 es de 145 pesos; y el más alto, el industrial, es de 454 pesos.

AGUA TRATADA

En lo que se refiere a agua tratada de calidad, al cumplir con las normas sanitarias marcadas, se produce un caudal de aproximadamente 480 litros por segundo.

Se han realizado proyectos de intercambio y venta de agua tratada que se vienen impulsando e involucrando a las dependencias estatales y federales.

La finalidad es reusar las aguas servidas tratadas y, con ello, bajar los niveles de demanda de agua potable y evitar la sobreexplotación de los mantos acuíferos y, por ende, el abatimiento de las fuentes de abastecimiento.

Se han impulsado y concretizado convenios con uniones ejidales, con la Secretaría de Economía, para dotar a la zona industrial de Guadalupe y la venta de pipas de agua tratada para zonas verdes en fraccionamientos.

JIAPAZ

La facturación de la Junta Intermunicipal de Agua Potabe y Alcantarillado de Zacatecas (JIAPAZ), que concentra a los municipios de Zacatecas, Guadalupe, Morelos y Vetagrande, representa menos del 50 por ciento de la producción.

Esto es, por cada litro que se produce no se contabilizan más de la mitad, lo que puede ser por un 30 por ciento de pérdidas físicas y un 25 por ciento por cuestiones de submedición y clandestinidad.

LA ÚNICA SOLUCIÓN

Benjamín de León Mojarro explicó que el sistema Milpillas es una necesidad del sentido, primeramente, porque es el único sitio en el estado con disponibilidad de agua superficial, y la reserva, la asignación, que ya está de parte de la Comisión Nacional del Agua da mucha seguridad de que, en el momento que se logre ese proyecto, se va a mejorar de manera considerable el suministro de agua, además de qué se mejoraría el volumen, pero también la calidad del agua, porque como es superficial, no viene cargada de sales, ni carbonatos, ni de calcio, ni de magnesio, ni silicatos.

De agua superficial es la única fuente con disponibilidad considerable. Hay algunos otros sitios, pero con volúmenes limitados reducidos.

Como recomendación de la Asociación Mexicana de Hidráulica es que no se vaya, de ninguna manera, a desistir de ese proyecto.

De continuar sin cambios, para 2040 va a crecer la población y las fuentes subterráneas van a ser incapaces.

El agotamiento que hay en el acuífero Chupaderos obliga a que cada año se dejen de operar cuatro pozos en ese acuífero por abatimiento y necesita recurrir a nuevos pozos, pero de la misma fuente, o sea, del mismo acuífero. Y eso significa que es cuestión de tiempo para que se vuelvan a agotar.

Por eso es que el proyecto de Milpillas, de agua superficial, es la única solución para Zacatecas.

TECNIFICACIÓN DEL CAMPO

La tecnificación del campo, prácticamente, se ha dado por las unidades de riego en el distrito de riego, y ya más del 50 por ciento de la superficie está tecnificada en unidades de riego.

En las presas más del 50 por ciento también ya está tecnificado. En los pozos agrícolas la tecnificación debe rondar, más o menos, el 60 por ciento, entonces ya se lleva un avance significativo.

➡️ Suscríbete a nuestro Newsletter y recibe las notas más relevantes en tu correo

Si se ahorra el 10 por ciento del agua que actualmente se utiliza en el campo, se tendrá para abastecer al 100 por ciento de la población otra vez.

El estado de Zacatecas tiene un déficit de agua por el orden de los 380 millones de metros cúbicos. De 34 acuíferos existentes en la entidad, 21 están sobreexplotados. En una década, Zacatecas podría pasar el umbral de penuria que, señala la Organización Mundial de la Salud (OMS), estaría abajo de los 1 mil metros cúbicos por habitante por año.

Zacatecas tiene reservado un volumen de más de 110 millones de metros cúbicos de aguas superficiales, por un título de concesión por 47.3 millones adicionales que no se han utilizado, y que son parte de la presa Milpillas, un proyecto que inició su construcción, pero que se dejó porque los pobladores fueron azuzados políticamente, con lo que pidieron hasta el triple del valor de los terrenos, y les dijeron que si permitían la realización del proyecto ellos no tendrían agua y sufrirían de inundaciones.

Te puede interesar: Podría suspenderse convenio firmado en 1996 para que NL envíe agua a Tamaulipas

Son 19 acuíferos donde en realidad se tiene disponibilidad de agua, que es por el orden de los 92 millones de metros cúbicos.

La variación de los números se explica porque, al publicarse el Programa Nacional Hídrico 2020- 2024, determina reservar volúmenes para el Derecho Humano al agua, con lo que solamente 13 de ellos quedan con disponibilidad.

DISPONIBILIDAD DEL AGUA SUBTERRÁNEA EN ZACATECAS

Cruz González García, coordinador técnico de la Comisión Nacional del Agua (Conagua) en Zacatecas y presidente de la Asociación Mexicana de Hidráulica en la entidad, explicó que el estado de Zacatecas cuenta con 34 acuíferos, de los cuales 19 tienen disponibilidad y los 15 restantes se encuentran ya con déficit.

De los acuíferos con mayor sobreexplotación en el Estado está el de Calera, Chupaderos y el Aguanaval.

Se tiene un déficit de agua en todo el estado de 380 millones de metros cúbicos.

Donde más consumo de agua se tiene es en el uso agrícola. En el estado, el agua subterránea representa 1 mil 033 millones de metros cúbicos destinados para la agricultura, contra 117 millones que se destinan la utilización público urbano.

El empleo industrial solamente utiliza 68 millones de metros cúbicos. Todo el estado se encuentra en veda, la más antigua es del 16 de mayo de 1960 y la más reciente es del 05 de agosto de 1988.

Si no se equilibra la recarga con la extracción del agua, en el corto plazo el abatimiento será grave e inevitable y hará inviable la actividad agrícola.

La reducción de extracción del agua recuperará los niveles de bombeo en zonas críticas, lo que representa un ahorro en la en los costos de extracción y en los subsidios.

Existe una clara relación entre los cultivos de menor rentabilidad con la sobreexplotación.

AGUAS SUPERFICIALES

En el estado de Zacatecas se tiene un título de concesión por 47.3 millones adicionales que no se han utilizado, hay 52.3 millones adicionales en volúmenes para uso público urbano en proceso de inscripción, publicados en el Diario Oficial de la de la Federación del 6 de junio de del 2018, se reservan 10.8 millones de la cuenca del río Santiago para uso público.

Entonces, en total se tiene reservado un volumen de más de 110 millones de metros cúbicos para Zacatecas.

El volumen de aguas subterráneas que se tienen actualmente es similar a ese, entonces, se tiene reservado el doble de aguas superficiales para complementar el agua subterránea que se tiene asignada.

UNA PRESA “FANTASMA”

El Gobierno del Estado de Zacatecas presentó en el año 2017 como solución al problema del agua la construcción de un sistema que constaba de la presa Milpillas y un acueducto para el traslado del agua desde el municiío de Jiménez del Teúl hasta Guadalupe, Zacatecas.

El proyecto constaba de una presa de almacenamiento con capacidad para 70 hectómetros cúbicos de agua y 89 metros de altura. Además, un acueducto que serviría como línea de conducción de 166 kilómetros.

Esto generaría 1.3 metros cúbicos por segundo, que sería reforzado por tres plantas de bombeo y potabilizadoras.

Para llevar a cabo el proyecto, se requería la compra de terrenos y pago de indemnizaciones. El proyecto integral era por el orden de los 3 mil 500 millones de pesos que se iba a dar en presupuestos multianuales.

Esto resolvería el problema de escasez de agua de los municipios de Fresnillo, Enrique Estrada, Calera, Zacatecas y Guadalupe, la zona de mayor población en el estado, con aguas superficiales, lo que permitiría la recarga de los mantos acuíferos, en su mayoría sobreexplotados.

El proyecto estaba previsto a concluirse en 2024 y el costo total estimado subiría hasta los 6 mil 930 millones de pesos.

En el Presupuesto de Egresos de la Federación para el año 2018 se autorizaron 169.7 millones de pesos, y empezaron los trabajos en el vaso de la presa. Para diciembre de ese año se había reportado un avance del 0.12 por ciento del proyecto total.

En la licitación inicial de la obra se inscribieron 19 empresas, de las cuales seis fueron descalificadas en la primera etapa, mientras las cinco propuestas finales quedaron debajo del presupuesto base. El fallo fue favorable a Materiales y Construcciones Camino Real, una empresa que meses después se supo que estaba inhabilitada.

Los trabajos se previeron a iniciar el 31 de julio de 2018 y debían concluir el 5 de enero de 2019, con una inversión inicial de 49 millones de pesos.

Sin embargo, al tratar las adquisiciones de la propiedad colectiva de los ejidos de Atotonilco, Estancia de Guadalupe y El Potrero, los habitantes se negaron, bloquearon caminos y retuvieron a los operadores de la maquinaria. El Gobierno del Estado decidió detener el proyecto.

El Gobierno Federal, a través de la Comisión Nacional del Agua (Conagua) decidió retener el recurso destinado al proyecto, 130 millones de pesos, que se quedaron en la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, que los destinó a proyectos de otras entidades.

A final de cuentas, solo fueron ejercidos en esta obra 3 millones de pesos. En el Presupuesto federal de 2019 se contemplaba la cantidad de 504 millones de pesos para esta obra, pero nunca se ejercieron.

El presidente Andrés Manuel López Obrador acudió a un evento a Zacatecas a finales de 2018, donde pidió que si había inconformidad de los pobladores, adheridos a la organización REMA, se hiciera una consulta popular respecto al tema, anunció a partir del cual el entonces gobernador Alejandro Tello dejó de lado el proyecto.

En el lugar de construcción quedaron abandonados y en resguardo por un año 43 toneladas de cemento y varilla.

PANORAMA DEL SERVICIO PÚBLICO URBANO

Benjamín de León Mojarro, vicepresidente de la Asociación Mexicana Hidráulica, indicó que en los municipios de Guadalupe, Zacatecas, Morelos y Vetagrande, se distribuyen diariamente 77 millones de litros de agua por una línea de conducción de 4 mil 800 kilómetros de tuberías.

De esa agua, regresan 55 millones de litros a la red de alcantarillado y se conducen a las plantas de tratamiento.

Ese volumen de agua se extrae y se distribuye a través de ocho sistemas existentes que se distribuyen en los cuatro municipios, de manera particular el sistema “Benito Juárez”.

El reto de los organismos operadores a nivel nacional, y puede ser mundial, es la seguridad hídrica.

Zacatecas, según el último plan hídrico nacional, es una de las regiones más vulnerables por el agotamiento de las aguas subterráneas y la afectación de por sequías, hay una recurrencia que siempre ha estado presente.

Ante ello, la Comisión Nacional del Agua (Conagua) emitió una asignación de 47 millones 300 mil metros cúbicos al año para el Gobierno del Estado, para uso exclusivo de agua potable.

Esta asignación se registró a través de un sistema que se conoce como Milpillas, el cual consiste en una presa de almacenamiento y un acueducto de 163 kilómetros de longitud con obras complementarias, pero el avance de los estudios de pre factibilidad, factibilidad y proyectos ejecutivos permitió que las obras de este sistema quedaran en la cartera de proyectos de la unidad de inversiones de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público.

La seguridad hídrica no solamente se asegura con la disponibilidad, también con las condiciones de la infraestructura.

Hay varias regiones del país que padecen este problema, aguas duras con altas concentraciones de carbonatos, de calcio y magnesio, que, al paso del tiempo, obstruyen las tuberías e impiden que el agua llegue a los hogares.

ESTRÉS HÍDRICO

Hay un indicador del estrés hídrico que es el volumen por habitante y por año, y algo importante es que entre 1970 y 2015 se pasó de 2 mil 280 a 1 mil 373 metros cúbicos por habitante y por año y, para la próxima década, según esta previsión, podría Zacatecas estar en el umbral de penuria que señala la Organización Mundial de la Salud (OMS), abajo de los 1 mil metros cúbicos por habitante y por año.

El volumen de los 77 millones de metros cúbicos que se distribuyen diariamente no es suficiente, se necesitaría un 50 por ciento adicional.

Ese déficit es el que obliga a tener una distribución por rotación en las colonias. Hay 610 colonias que se abastecen diariamente, mediante rotación, y se tienen 480 donde se entregue el agua de tres a cuatro días a la semana. Pero se tiene una zona crítica que alimenta el sistema “Benito Juárez”, donde solamente se entrega agua dos días a la semana, en días variables.

Entre la zona donde se ubican los pozos, los rebombeos y el tanque que proporciona el agua por gravedad a los hogares, hay 25 kilómetros de distancia, y tiene que subir 460 metros, y en esa presurización con frecuencia ocurren rupturas de tuberías.

En época de estiaje, en litros por habitante y por día, crece un 20 por ciento el consumo. El Instituto de Recursos Mundiales informó que Zacatecas es uno de los 10 estados de la República en crisis. Se encuentra en el lugar 9 de la lista en el país, con un puntaje de 4.63, siendo 5 el puntaje máximo.

Según información del Plan de Desarrollo Integral de los Servicios de Agua Potable Zacatecas, se establece que cada año disminuye de uno a tres metros el nivel de profundidad de los pozos que hay en el estado.

Según estudios de la Comisión Nacional del Agua (Conagua), hay algunos sitios del territorio donde pudiera obtenerse el líquido, pero se tienen niveles de arsénico que sobrepasan los estándares nacionales.

LA ZONA CONURBADA

La zona conurbada de Zacatecas capital y Guadalupe, presenta un déficit de agua de 218 litros por segundo. La zona conurbada de Zacatecas capital y Guadalupe, es la más afectada por el problema del agua.

En 1990, había 54 mil 351 tomas de agua y se tenía una población de 190 mil 228 habitantes. Ya se contaba con el sistema La Joya, Bañuelos y Benito Juárez.

Al 2022, se tienen 121 mil 427 tomas, es decir, creció más del 100 por ciento, y los habitantes crecieron a 360 mil.

En 1990 se tenía una capacidad de 915 litros por segundo de agua, y para el 2022, se tiene menos agua, un total de 893 litros por segundo. Se tiene un déficit de 218 litros por segundo.

En la actualidad se tiene una red de distribución con un 65 por ciento de su red deteriorada, por años, se tienen redes de agua que nunca se cambiaron, son las mismas de hace 50 años, desde que se estableció la red.

En la actualidad, se tienen 65 pozos como fuentes activas y se tienen 11 pozos inactivos, que ya hay que volver a perforar y relocalizar.

En la actual administración se tienen dos nuevos pozos perforados, uno en la comunidad de Cieneguillas, que dio una caudal de 6 pulgadas, y otro en “Benito Juárez” de 8 pulgadas.

Se tienen 650 colonias con contrato para el abastecimiento y la proveeduría de agua, pero se tienen 220 colonias irregulares, que tienen tomas de agua clandestina, que tienen irregularidades.

SERVICIO

  • Las autoridades estatales han clasificado el servicio como bueno, regular e irregular.
  • El servicio bueno es aquel que recibe agua todos los días, pero en diferentes horarios.
  • El regular recibe agua solo tres días a la semana. En el irregular se reciben de 8 a 36 horas de servicio por semana.

ZONAS PROBLEMÁTICAS

Las zonas más con mayor carencia de agua es donde está la mayor población, la zona conurbada.

De las colonias que presentan muchas fugas y donde urge la reparación, está la colonia “Lázaro Cárdenas”, que en un año y medio tuvo 154 reparaciones de fuga. Posteriormente, está la colonia “Minera”, la “Alma Obrera”, todas ellas de la capital del estado.

Sigue “Lomas de Bernárdez” en Guadalupe, la “Francisco E. García” en la capital, “El Dorado”, en Guadalupe; “Sierra de Álica” en Zacatecas; la colonia “Tecnológica” y “Lomas del Consuelo” en Guadalupe y “La Victoria”, en la capital.

Estas son las colonias con mayor urgencia en la reparación de sus líneas.

Las colonias críticas son prácticamente las mismas, la colonia “Minera”, “Lázaro Cárdenas”, la “Alma Obrera”, que necesitan rehabilitación de su línea principal, para lo que se necesita una bolsa de 150 millones de pesos para su atención.

Se tiene un crecimiento histórico año con año, de más de 2 mil 500 tomas nuevas al año.

PLAN HÍDRICO

Ante los problemas, el gobernador David Monreal Ávila señaló que está haciendo un plan hídrico que incluye cosecha de agua, perforación para el agua, líneas de conducción, manejo y cuidado del agua, acciones preventivas.

En cuanto al pago del servicio, que es barato en comparación con otros estados de la República, se tiene una buena cultura en el pago, en lo general, a pesar de la irregularidad del servicio.

Se tiene en promedio el 80 por ciento de toda la población y de todas las colonias que hacen su pago oportuno del servicio.

De todo lo que está regular en las tomas de agua potable, se tiene detectada morosidad de alrededor de 7 mil 431 tomas, que ha disminuido mucho al través de los años, ya que se llegó a tener una morosidad de más de 30 mil usuarios.

En cuanto al costo de agua, señaló que en la tarifa para el servicio Doméstico 1 es de 86 pesos por mes, el Doméstico 2 es de 145 pesos; y el más alto, el industrial, es de 454 pesos.

AGUA TRATADA

En lo que se refiere a agua tratada de calidad, al cumplir con las normas sanitarias marcadas, se produce un caudal de aproximadamente 480 litros por segundo.

Se han realizado proyectos de intercambio y venta de agua tratada que se vienen impulsando e involucrando a las dependencias estatales y federales.

La finalidad es reusar las aguas servidas tratadas y, con ello, bajar los niveles de demanda de agua potable y evitar la sobreexplotación de los mantos acuíferos y, por ende, el abatimiento de las fuentes de abastecimiento.

Se han impulsado y concretizado convenios con uniones ejidales, con la Secretaría de Economía, para dotar a la zona industrial de Guadalupe y la venta de pipas de agua tratada para zonas verdes en fraccionamientos.

JIAPAZ

La facturación de la Junta Intermunicipal de Agua Potabe y Alcantarillado de Zacatecas (JIAPAZ), que concentra a los municipios de Zacatecas, Guadalupe, Morelos y Vetagrande, representa menos del 50 por ciento de la producción.

Esto es, por cada litro que se produce no se contabilizan más de la mitad, lo que puede ser por un 30 por ciento de pérdidas físicas y un 25 por ciento por cuestiones de submedición y clandestinidad.

LA ÚNICA SOLUCIÓN

Benjamín de León Mojarro explicó que el sistema Milpillas es una necesidad del sentido, primeramente, porque es el único sitio en el estado con disponibilidad de agua superficial, y la reserva, la asignación, que ya está de parte de la Comisión Nacional del Agua da mucha seguridad de que, en el momento que se logre ese proyecto, se va a mejorar de manera considerable el suministro de agua, además de qué se mejoraría el volumen, pero también la calidad del agua, porque como es superficial, no viene cargada de sales, ni carbonatos, ni de calcio, ni de magnesio, ni silicatos.

De agua superficial es la única fuente con disponibilidad considerable. Hay algunos otros sitios, pero con volúmenes limitados reducidos.

Como recomendación de la Asociación Mexicana de Hidráulica es que no se vaya, de ninguna manera, a desistir de ese proyecto.

De continuar sin cambios, para 2040 va a crecer la población y las fuentes subterráneas van a ser incapaces.

El agotamiento que hay en el acuífero Chupaderos obliga a que cada año se dejen de operar cuatro pozos en ese acuífero por abatimiento y necesita recurrir a nuevos pozos, pero de la misma fuente, o sea, del mismo acuífero. Y eso significa que es cuestión de tiempo para que se vuelvan a agotar.

Por eso es que el proyecto de Milpillas, de agua superficial, es la única solución para Zacatecas.

TECNIFICACIÓN DEL CAMPO

La tecnificación del campo, prácticamente, se ha dado por las unidades de riego en el distrito de riego, y ya más del 50 por ciento de la superficie está tecnificada en unidades de riego.

En las presas más del 50 por ciento también ya está tecnificado. En los pozos agrícolas la tecnificación debe rondar, más o menos, el 60 por ciento, entonces ya se lleva un avance significativo.

➡️ Suscríbete a nuestro Newsletter y recibe las notas más relevantes en tu correo

Si se ahorra el 10 por ciento del agua que actualmente se utiliza en el campo, se tendrá para abastecer al 100 por ciento de la población otra vez.

Elecciones 2024

Acusaciones de corrupción protagonizan segundo debate CDMX

Taboada relacionó a Brugada con el “Señor de las Ligas” y la morenista insiste en ligarlo con el Cartel Inmobiliario

Finanzas

Coparmex pide no tocar ahorro de vivienda de cuentas inactivas

El Pleno de la Cámara de Diputados discutirá este lunes el dictamen que propone crear un Fondo de Pensiones para el Bienestar, el cual piensa financiarse con los recursos de las cuentas inactivas de personas de 70 años o más que no hayan retirado sus recursos en el Infonavit y de la Afore

CDMX

CDMX sufre inundaciones en las calles y el Metro por las lluvias

Varios puntos de la CDMX se vieron severamente afectados por la lluvia de este domingo

Elecciones 2024

Capturan a presunto asesino de candidato del PAN a la alcaldía de Ciudad Mante, Tamaulipas

Será puesto a disposición de la autoridad jurisdiccional correspondiente que determinará su situación jurídica

CDMX

Balacera afuera del Hospital Balbuena deja al menos un muerto

Presuntamente una mujer resultó lesionada durante el ataque; los responsables se dieron a la fuga

Sociedad

Más de 50 heridos por volcadura de autobús en Nuevo León

Al parecer, el chofer del autobús perdió el control al dormitar y la unidad terminó volcada