/ sábado 5 de septiembre de 2020

Educación por televisión

La educación es un derecho humano que nos permite ejercer otros derechos. Querido lector, me trato de explicar: una persona que sabe leer y escribir se habilita para leer novelas, ensayos, historia o cualquier obra escrita. La persona que sabe sumar y restar puede hacer cuentas, lo que a la larga le permitiría hacer negocios. La educación nos permite participar en las cosas de la República de manera informada, suena, se lee exagerado pero así es, la educación tiene que ver con la conformación de la República Mexicana. Así las cosas, se dice que la educación es un derecho habilitante, ya que, nos auxilia en el ejercicio de otros derechos.

Durante la pandemia de Covid-19, el Estado mexicano ha decidido continuar a toda costa la educación en México. Nada ha podido pausar o detener los ciclos escolares. Por ello, ahora las clases se imparten en televisión y a través de internet. Lo anterior supone tres cosas: que las familias tienen acceso a un televisor, que tienen internet y, lo más importante, que hay un padre o una madre que puede estar con los niños y niñas ese tiempo en lugar de salir a trabajar. Pues resulta que muchísimas familias no tienen un televisor, que pocas de ellas tienen internet y, lo más grave, los padres y las madres tienen que salir a buscar el pan en esta crisis económica y no existe la oportunidad para dar seguimiento a la educación. El razonamiento es trágico: la educación o la comida.

El Estado mexicano debe apoyar a las madres y padres que están en la disyuntiva de educación o comida. El Estado mexicano debe complementar las habilidades de los docentes para poder dar clases por televisión y por internet. El Estado mexicano debe generar acciones complementarias para otorgar una educación de calidad. La educación como derecho habilitante es fundamental para el futuro de México.

Se necesitan apoyos a la economía en general y apoyo a las madres y padres que tienen que estar presentes en las clases de sus hijos. Se necesitan créditos accesibles para computadoras y un internet gratuito. Ojalá el Estado mexicano se haga cargo de estos temas. No se trata de que los alumnos acrediten o reprueben. El asunto versa sobre el futuro de como se construirá nuestro país.

Doctor en Derecho

@jangulonobara

La educación es un derecho humano que nos permite ejercer otros derechos. Querido lector, me trato de explicar: una persona que sabe leer y escribir se habilita para leer novelas, ensayos, historia o cualquier obra escrita. La persona que sabe sumar y restar puede hacer cuentas, lo que a la larga le permitiría hacer negocios. La educación nos permite participar en las cosas de la República de manera informada, suena, se lee exagerado pero así es, la educación tiene que ver con la conformación de la República Mexicana. Así las cosas, se dice que la educación es un derecho habilitante, ya que, nos auxilia en el ejercicio de otros derechos.

Durante la pandemia de Covid-19, el Estado mexicano ha decidido continuar a toda costa la educación en México. Nada ha podido pausar o detener los ciclos escolares. Por ello, ahora las clases se imparten en televisión y a través de internet. Lo anterior supone tres cosas: que las familias tienen acceso a un televisor, que tienen internet y, lo más importante, que hay un padre o una madre que puede estar con los niños y niñas ese tiempo en lugar de salir a trabajar. Pues resulta que muchísimas familias no tienen un televisor, que pocas de ellas tienen internet y, lo más grave, los padres y las madres tienen que salir a buscar el pan en esta crisis económica y no existe la oportunidad para dar seguimiento a la educación. El razonamiento es trágico: la educación o la comida.

El Estado mexicano debe apoyar a las madres y padres que están en la disyuntiva de educación o comida. El Estado mexicano debe complementar las habilidades de los docentes para poder dar clases por televisión y por internet. El Estado mexicano debe generar acciones complementarias para otorgar una educación de calidad. La educación como derecho habilitante es fundamental para el futuro de México.

Se necesitan apoyos a la economía en general y apoyo a las madres y padres que tienen que estar presentes en las clases de sus hijos. Se necesitan créditos accesibles para computadoras y un internet gratuito. Ojalá el Estado mexicano se haga cargo de estos temas. No se trata de que los alumnos acrediten o reprueben. El asunto versa sobre el futuro de como se construirá nuestro país.

Doctor en Derecho

@jangulonobara